Overblog
Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
El polvorín

Abogados de Posada Carriles intentan eliminar pruebas de actividad terrorista de su cliente

20 Noviembre 2010 , Escrito por El polvorín Etiquetado en #Politica

 

Luis Posada Carriles durante una marcha celebrada en Miami. Foto: Reuters

Luis Posada Carriles durante una marcha celebrada en Miami. Foto: Reuters

 

La defensa del terrorista Luis Posada Carriles solicitó a la jueza que lleva el caso que rechace la presentación en el juicio de las pruebas sobre la participación del cubano en los atentados con bombas en 1997 en Cuba.

En una moción presentada ante la jueza Kathleen Cardone y a la que accedió Efe, los abogados argumentan que el Gobierno incumplió la orden judicial que establecía mostrar antes del 1 de diciembre de 2009 las pruebas obtenidas en Cuba sobre la participación de Posada Carriles en aquellos atentados.

Las pruebas, según la moción, fueron entregadas a los abogados once meses después de la fecha prevista en unos archivos electrónicos, muchos de ellos imposibles de abrir y leer porque estaban corrompidos.

Posada Carriles, de 82 años, se enfrenta a un proceso penal por mentir a funcionarios del Servicio de Inmigración de EE.UU. en su solicitud de ciudadanía y petición de asilo político en 2006. El gobierno de EEUU ha hecho caso omiso a la solicitud de extradición a Venezuela de este prófugo de la justicia, acusado de haber planificado la voladura de un avión civil cubano que costó la vida a 73 personas.

Ahora los abogados intentan agarrarse de un tecnicismo legal para eliminar pruebas clave del carácter terrorista del cliente: “La fiscalía actuó de mala fe”, sostiene la defensa en la moción entregada a la jueza.

Según los abogados de Posada Carriles, la fiscalía se negó a entregar esas pruebas con lo que no tendrán tiempo suficiente para revisar los documentos a tiempo para el juicio fijado el próximo 10 de enero en el tribunal federal de El Paso (Texas).

Posada Carriles está acusado de mentir a las autoridades migratorias norteamericanas al asegurar durante su proceso de naturalización que había entrado al país en 2005 como indocumentado por el corredor Matamoros (México) y Brownsville (Texas).

Sin embargo, el Gobierno de EE.UU. sostiene que tiene pruebas de que el cubano ingresó vía marítima a bordo de una embarcación llamada “Santrina”, que lo trasladó desde Isla Mujeres (México) a Miami (Florida).

Posada Carriles ya se enfrentó en 2007 a un juicio por estas acusaciones en el tribunal de El Paso, pero la jueza Cardone rechazó los cargos al argumentar que la fiscalía actuó de mala fe con el terrorista, al someterlo a las entrevistas que son parte del proceso de naturalización, aún sabiendo que no cumplía los requisitos. Posada vive desde entonces libre en las calles de Miami, participando activamente en actos públicos e incitando a la violencia.

La fiscalía apeló el caso ante la Corte de Apelaciones del V Distrito en Nueva Orleans (Luisiana), que en 2008 revirtió la decisión de la jueza y ordenó que se juzgara nuevamente al terrorista.

En abril de 2009, la fiscalía estableció nuevos cargos a Posada, acusándolo además de haber mentido en el proceso de asilo político ocurrido también en El Paso, al decir que no participó en los atentados en Cuba de 1997 y que se cobraron la vida del turista italiano Fabio Di Celmo.

La estrategia de la Fiscalía ha sido dilatar hasta el infinito la trama legal por cargos menores, para impedir que Posada Carriles, quien ha amenazado con contar detalles de su experiencia en la CIA por 25 años, sea juzgado severamente por sus crímenes y cumpla sus amenazas.

La fiscalía intenta presentar como prueba de que Posada mintió, una entrevista publicada por el diario The New York Times de la periodista Ann Louise Bardach, en la que Posada Carriles reconoció haber participado en aquel atentado.

La jueza deberá responder en los próximos días a la petición de la defensa del terrorista en torno a si elimina esas pruebas del proceso penal o bien otorga una nueva prórroga para el juicio que ya ha sido pospuesto en dos ocasiones. En cualquier caso, Posada Carriles se mantendría en libertad.

(Con información de EFE/ Cubadebate)

Compartir este post

Comentar este post