Overblog
Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
El polvorín

Argentina: Armar la causa

22 Noviembre 2010 , Escrito por El polvorín Etiquetado en #Politica

 

armar-la-causa.jpg

Los asesinos P. Díaz y Favale el 15 de octubre antes de entrar a River

 

Cuando CF dijo que “algunos buscaban un muerto”, refiriéndose al asesinato de Mariano, ya había una decisión de ningunear la movilización popular. El Ejecutivo había decidido en vida de NK manipular el reclamo.

 

El programa 6,7, 8 “paladín de la libertad de prensa” y de la vigencia de la ley de medios, tardó ¡5 horas! en urdir una coartada y concluyó involucrando al padrino político de NK en el armado de la patota criminal. Así salieron varios denunciando a un cajero del Cabezón en vías de jubilarse.

 

Para ingresar a la causa el gobierno usó un afiliado justicialista, patota de un intendente, que estuvo en el grupo que tiró a matar y fue convertido en testigo protegido (TP). El TP “A” -“así figura en el expediente judicial” (Clarín 27/10/10)-, permitió al gobierno meterse por la ventana en la causa para direccionarla.

 

El TP”A” fue llevado a la fiscalia por Alack ¡Ministro de Justicia! (La Nación). El Ministro autorizó el ingreso del “arrepentido” al sistema de protección que por ley sólo está previsto para casos de narcotráfico, trata de personas y secuestro. Alack responde a Aníbal F. quien dijo a C5N que la cana en Barracas hizo lo correcto: “No es un lugar que se pueda llegar con móviles policiales” 

 

De esta manera el 21/10se puso en marcha un operativo político/judicial para introducir al TP “que estuvo el día del crimen en el bando de la UF” (La Nación).

 

La presencia del TP “A” muestra al desnudo que la patota es parte del funcionariado público: Informa Clarín 7/11/10 que El Ministro de Justicia tiene a Cristian Camillieri (barrabrava de Gimnasia y Esgrima), el Ministro Baldomero Fernández barras de Racing e Independiente, el Secretario de Comercio a Ariel Pugliese, Javier Miranda (barras bravas de Chacarita), un campeón de boxing y a “Joe” jefe de la barra de River. Macri puso de jefe seguridad a Marcelo Rochetti abogado de barras de Boca, el Intendente Pereyra en Varela tiene a Darío Fariña y a Favale.

 

Los recursos públicos están al servicio de patoteros y ejecutivos de esta siniestra política: el ex vocero de Taselli, Fernando Hantus que se fue en 2007, sigue cobrando salario en el Roca aunque es hoy Secretario de Gobierno del Intendente Granados, de Ezeiza a cargo de Intercargo en Aeropuerto que emplea a varios sicarios (Infosur diario 21/11)

 

Los Intendentes armaron un ejército parapolicial cuyo léxico los distingue, el Testigo A indica “Los zurdos estaban a 200 metros” (Clarín 27/10/10). Mientras, los asesinos de la UF bajaban del terraplén al grito de “son piqueteros mugrientos” (Videos C5N).

 

¿Qué tal con los demócratas? ¿Sobre estas conexiones de grupos parapoliciales expuestas a la luz del día no hay ninguna investigación que abrir?

 

Está claro que el Procurador General de la Nación, Esteban Riggi, quien debería instruir a los fiscales es un hombre de Pedraza y la burocracia sindical. ¿Pero la Corte Suprema de Justicia? Los progresistas como Zafaroni y Argibay ¿no entienden esto como una incubadora de nazis?

 

¿Por qué los K, que recibieron a Blumber y no a la familia ni a los compañeros de Mariano, han sido tan veloces para “encaminar la causa”?

 

¿Era necesario meter un descompuesto que participó del crimen para aclararlo y desentrañar las ramificaciones en todos los ministerios de la Nación, la Secretaria de Transporte, Benito Roggio, Emepa, Cirigliano (UGOFE) y los gremios de La Fraternidad, Unión Ferroviaria y Señaleros?

 

Los testigos presenciales que esclarecerían todo son más de 300, los 230 manifestantes más los 120 de la patota. También decenas de trabajadores de esos 500 metros que van de Coronel Bosch y Pedro de Luján a Luzuriaga. Estuvieron agarrados a la reja de la Empresa Sullair Argentina, ubicada en Santa Maria y Luján dos docenas de trabajadores que miraron como la patota desde arriba de los rieles apedreaban a manifestantes, mientras la guardia de infantería baleaba con goma a los de abajo. Esos trabajadores vieron que codo a codo con la patota estaba la Guardia de Infantería y sus jefes, vieron como circulaban los patrulleros que el punterazo Aníbal Fernández dice no podían llegar. Allí estaban también dos carros hidrantes.

 

En Santa Elena y Luján estaba la parrilla al paso con 3 que atendían y observaron todo lo que sucedió. En Lujan 2590 está Sertec, cuyo personal debería declarar. En Luján 2645 hay una terminal de Chevallier con mucha gente filmada por C5N, incluso cuando suena el primer disparo de la patota y se asustan.

 

Sumando los testigos -hay más gente que la que presenció el asesinato de Kennedy-, el operativo judicial es sencillo: en lugar de darle crédito al TP trucho, hay que ir a las empresas incluida UGOFE, pedir el listado de personal del día 20 e interrogar a cada uno de ellos que hacían entre las 12 hs. y las 14 hs y que vieron, entrevistar a los parrilleros, a dos empleados de limpieza que hacen declaraciones en videos. A las pica boletos de Estación Constitución por donde pasaron “el boxeador” Fernández y Gabriel Sánchez, mostrando las armas que llevaban.

 

Que E. Montenegro, Gerente de relaciones Institucionales de UGOFE, declarara que “la presencia de los 120 empleados había sido acordada por la empresa” (UGOFE) www.diariolibre.info, involucra incriminar a Benito Roggio, Emepa y Cirigliano como organizadores de la emboscada, junto a La Fraternidad y Unión Ferroviaria.

 

El poder político tiene las pruebas para esclarecer el asesinato de Mariano:

 

1) Varias filmaciones de los servicios y de C5N, Fotografías de Clarín y de los celulares de los manifestantes. Fotos: a) de Díaz con Favale en el acto de Moyano y CF que acredita vínculo anterior a la emboscada, b) del jefe de calle que acompañó la movilización en GBA.

2) Reportajes: a) de Pablo Díaz asumiendo la justicia por mano propia, b) de los ejecutivos de UGOFE.

3) La nómina de 120 trabajadores organizados por UGOFE, LF y UF

4) Los negocios con los salarios de tercerizados.

5) El saqueo al tesoro público vía compra del material perimido, adquirido en España, Portugal y China.

6) Las comunicaciones telefónicas entre “el gallego” Fernández y P. Díaz y de la policía y otros servicios represivos que hacen zona liberada.

 

Con el “arrepentido” se metió una pieza maestra para reducir el caso entregando algún peón de la red criminal. Así se pretende justificar el silencio oficial respecto de los grandes personajes responsables del asesinato de Mariano.

 

La causa de Mariano pone al desnudo la impunidad de los pilares podridos que sostienen al Estado.

 

Basta de encubrimiento.

 

lisandromartinez47@yahoo.com.ar

Compartir este post

Comentar este post