Overblog
Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
El polvorín

Baltasar Garzón: "El último exiliado del franquismo".

17 Mayo 2010 , Escrito por El polvorín Etiquetado en #Politica

    Madrid, ESPAÑA 16 may (ABI).-

La derecha española ganó una implacable batalla contra el juez Baltasar Garzón que fue suspendido como magistrado por el Consejo del Poder Judicial. La decisión se adoptó al estar acusado Garzón por haber intentado investigar las desapariciones de 130.047 personas durante la dictadura franquista.

    Un informe firmado por el corresponsal del diario argentino Clarín en España, Juan Carlos Algarañaz, sostiene que algunas declaraciones a favor de Garzón comparan los hechos ocurridos con el intento de golpe de estado del 23 de febrero de 1981 cuando los ultras militares asaltaron a balazos el parlamento. "La diferencia es que, esta vez, no fallaron", señala una de las declaraciones.

    Agrega que el juez instructor del Tribunal Supremo, Luciano Varela, decidió que el famoso magistrado fuera sometido a juicio oral por el delito de prevaricato o sea dictar a sabiendas una resolución contraria a derecho.

    Según organizaciones de ultraderecha que se presentaron como querellantes particulares, Garzón sabía que no podía investigar los crímenes del régimen franquista ya que carecía de competencia.

    Estas decisiones han provocado enérgicas declaraciones de protesta y repudio así como manifestaciones que tuvieron lugar frente al edificio la Audiencia Nacional.

    Garzón, de 54 años, recibió la noticia de la suspensión y se retiró con lágrimas en los ojos. A su salida fue ovacionado por centenares de personas. El juez abrazó a varios de quienes lo esperaban al grito de "¡Qué vergüenza!", acompañado de su esposa, Rosario Molina quien se presentó para estar a su lado en unas horas realmente amargas para el magistrado y para la democracia española.

    El Fiscal de la Corte Penal Internacional de La Haya, el argentino Luis Moreno Campos, había invitado a Garzón para que se trasladara durante unos meses para colaborar en la instrucción de algunos casos de gran importancia. Sin embargo, el Consejo decidió aplazar la decisión sobre Garzón, "el último exiliado del franquismo".

    Varios miembros de las corrientes progresistas del Consejo, que están en minoría frente a los conservadores, trataron de que se considerara una autorización para la comisión permanente urgente en La Haya. Pero, como denunció algún medio de comunicación, la mayoría del Poder Judicial decidió "ensañarse" contra el magistrado y se aplazo el trámite.

    Era casi inimaginable para quienes siguieron de cerca los Procesos de Madrid contra los crímenes de las dictaduras argentina y chilena que el magistrado que logró meter preso a Pinochet en Londres, se alejara tan bruscamente de las funciones que ha cumplido con rigor durante 22 años.

    Garzón consiguió que los más altos tribunales españoles consagraron por su iniciativa los principios de Justicia universal.

    El magistrado tuvo también una intervención muy destacada contra el terrorismo de estado español protagonizado por la banda de hampones de los GAL.

    También actuó con eficacia contra el narcotráfico, la corrupción protagonizada por varias personalidades políticas, como el caso Gürtel que ha afectado al Partido Popular.

    Uno de los aspectos más destacados de las declaraciones de repudio por la suspensión de Garzón es la de quienes la han comparado con el golpe del 23 de febrero de 1981 protagonizado por ultras militares como el teniente coronel Antonio Tejero que asalto a balazos la Cámara de Diputados.

    "Es un día de amargura. Hoy estoy muy triste por Baltasar y por nuestra democracia, que está sufriendo los mayores golpes desde que se instauró. Este es un golpe similar al del 23-F. Treinta y cinco años después de la muerte del dictador, la extrema derecha ha conquistado una victoria". Así lo declaró Carlos Jiménez Villarejo, ex Fiscal Anticorrupción.

    Y no fue el único. Una de las grandes actrices españolas, Aitana Sánchez-Gijón, afirmó: "Es lo más grave que ha pasado en la democracia desde el intento del golpe de estado del 23-F, con la diferencia de que esto sí ha prosperado".

    Pedro Almodovar, señaló que "como ciudadano lego en procedimientos que rigen la justicia en España, el hecho de que aparten del ejercicio de su profesión al juez Garzón, o cualquier otro juez, por pretender enjuiciar los crímenes de la dictadura franquista, me provoca una desasosegante desconfianza en nuestro sistema judicial".

    El Premio Nobel de Literatura, José Saramago, dijo que "las lágrimas del Juez Garzón hoy son mis lágrimas. Hace años, un mediodía, conocí una noticia que fue una de las mayores alegrías de mi vida: el procesamiento de Pinochet. Este mediodía he recibido otra noticia, ésta de las más tristes y desesperanzadas: que quien se atrevió con los dictadores ha sido apartado de la magistratura por sus pares".

Redcentral/acl                      ABI

Compartir este post

Comentar este post