Overblog
Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
El polvorín

“Bancos crean dinero de la nada”: Reporte de Viena del prof de economía Franz Hörmann

17 Octubre 2010 , Escrito por El polvorín Etiquetado en #Politica

Daniela Rom 13. October 2010 http://derstandard.at/1285200656759/derStandardat-Interview-Banken-erfinden-Geld-aus-Luft

 

Artikelbild: "Es gibt ein systemisches Betrugsmodell einer Institution, der in unserem Wirtschaftssystem das Monopol zur Geldschöpfung über Kredite eingeräumt wird", meint Franz Hörmann. - Foto: Franz Hörmann

Por qué el sistema financiero es un modelo de fraude, el rol de las hojas de balance y por qué el colapso final es inminente: experto en economía vienés Franz Hörmann

Para Franz Hörmann, Profesor del Economics University de Viena, la era de bancos y dinero terminó. Un cambio de paradigma, tanto en la economía como la sociedad entera es inevitable. En una entrevista con Der Standard, explica por qué alegremente podemos ignorar a los bancos, por qué el Mercado libre es una “máquina de producir burbujas para que las élites las abuse” y por qué el sistema entero colapsará en los próximos 3 años.

der Standard.at: Asume que la sociedad y la economía van a cambiar completamente en los próximos pocos años. ¿Llegó el sistema al final de su utilidad?

Franz Hörmann: Definitivamente y en todos los ascpectos.. Es porque se basa en modelos legales y económicos que se trazan a la Roma antigua. El sistema de interés data al Segundo milenio antes de Cristo; los libros de doble entrada, al siglo XV. Y no hay área en la sociedad y la ciencia en que aún se tome en serio métodos tan arcaicos. Pero sirven para mantener poderosas y ricas a las élites de nuestra sociedad, y es la razón de que nada cambie.

der Standard.at: ¿Cambiará esta crisis nuestro modo de pensar?

Hörmann: Pienso que sí. Esta crisis actual viene de los bancos. Ellos inventan dinero como parte del proceso de crear crédito. Pero si se hace dinero de la nada, y luego se le pasa a otros mientras se le añade interés a algo que no existe, y también los respalda con bienes físicos, esto es en realidad un modelo para la expropiación si el modelo social sale mal. Es también la razón por las reglas de secreto bancario. Los bancos no están en posición de revelar de dónde viene el interés de ahorros, contratos de ahorro sobre propiedades, y cosas por el estilo, y así muestran que todo esto es en realidad un complejo timo piramidal o juego ponzi.

Esta repentina expansión del suministro de plata llegó con los libros de doble entrada. Si se compra algo usando dinero, entonces el dinero de hecho cambia de dueño. El vendedor lo recibe, y el comprador tiene el objeto. A partir de ahí, el objeto ya no se puede evaluar en términos monetarios, si se toma una perspectiva teórica. Aún así, estas sumas de dinero se ponen en las hojas de balance.

der Standard.at: ¿Es un error confiar en los bancos y el sistema financiero?

Hörmann: La confianza ha sido sistemáticamente abusada por los bancos estos últimos años. Hay un modelo de fraude sistemático en una institución que ha recibido monopolio para crear dinero a través del crédito en nuestro sistema económico. Siempre que la gente vaya con su propio capital a los bancos para su seguridad, y que ellos creen dinero de la nada que sirva como medio de intercambio, tenemos un problema. El capital no es dinero: es una unidad de conteo. El lado active de una hoja de balance se calcula según ciertas reglas u otras, y luego las deudas se restan. Si tengo un madero de 3 metros de largo y le corto 2 metros, no quedo con una pieza de un metro: tengo una diferencia. Si quiero una pieza de un metro, entonces tender que cortar la pieza de 2 metros. En términos económicos, esto significa que tengo que liquidar los bienes para conseguir el dinero. Pero las compañías del mundo de hoy están demasiado quebradas para sacar gran valor de una liquidación. Además, una nación no necesita realmente endeudarse. Viendo un estado como la suma de todos sus flujos monetarios -¿con quién está endeudado? Un estado debería hacer su propio dinero -de un modo simple y democrático.

der Standard.at : ¿Qué hay de paquetes de rescate como el caso de Grecia?

Hörmann: Los países europeos no salvaron necesariamente a Grecia, sino a su propia banca, y principalmente a los bancos alemanes, que han dado cantidades absurdas de crédito en este caso. El modo en que esto se encadena también es ridículos, si considera lo siguiente: el estado se endeuda con bancos, para pagar el interés de las deudas que tiene con bancos, o para salvar al banco al que le debe dinero. Ya nadie entiende quién le debe a quién, ni lo que son de hecho las deudas.

der Standard.at : ¿Cree que la relevancia del sistema bancario, el “demasadiado grande para caer y los paquetes de rescate -son sólo puro auto interés?

Hörmann: El Demansiado Grande para Caer es un modelo de negocios. Hay prueba de que los bancos intentan hacerlo a propósito, al absorber a otros bancos. Hay enormes cantidades de nexos entre el mundo financiero y la política. De hecho, no se puede tomar en serio un gobierno que consiste de empleados actuales o pasados del sistema financiero. Ha habido un acto de valor, y fue nacionalizar el capital del Austrian National Bank, haciéndolo independiente de los bancos que ellos –se supone que- controlan.

Pero la política monetaria es del Banco Central Europeo, y no del Austrian National Bank. Los paquetes de rescate bancario son lo más increíblemente risible de todo. Los bancos no se van a salvar. Sólo es un plan a futuro, que la gente ya hoy en día sabe que no funcionará, porque el dinero tiene que venir de los siguientes “presupuestos de austeridad” mediante impuestos, y los ciudadanos tienen que ser ordeñados. Los bancos están sin dinero por todo el globo. Es por eso que podemos alegremente actuar como si ya no existieran.

der Standard.at : ¿Pero todavía están ahí, no?

Hörmann: En cuanto a crédito, se pueden ignorar. En 1969, un arquitecto de EUA ganó un pleito porque no quiso pagar su hipoteca. Argumentó el punto legal de que cuando algo se crea como parte de un préstamo que no existía anteriormente, esto no necesita pagarse de vuelta. En vista de que el dinero aparece solo en el proceso de la creación de crédito, no hay obligación de reembolsar el crédito. En EUA, ya hay movimientos de ciudadanos que dicen a los norteamericanos que deberían unise y no pagar sus créditos.

der Standard.at : Volvamos a las hojas de balance. ¿El problema empieza ahí?

Hörmann: Las grandes sumas usadas en las hojas de balance no son contables. Si alguien compra una casa en 2 millones en vez de uno por negociar mal, ¿tiene esa persona más capital? Y si encuentra alguien que se la compre por 10 millones, ¿es ese entonces el valor del mercado? Es enfermizo.

El Fair Value [contaduría de marco-a-mercado que permite a una compañía anotar el valor de un bien o deuda según el avalúo del mercado del día, o cambios percibidos en las evaluaciones de mercado históricos de valoración] también es modelo de fraude porque se puede abusar al usar el dinero para comprar “hombres de paja”. El Fair Value debería abolisre de una vez por todas. No es nada más que el supuesto “Mercado de Valor ordinario” [Gemeine Wert] que se eliminó de la ley comercial alemana a finales del siglo XIX, porque resultó en enormes números de fraude cuando se trataba de establecer corporaciones. Es un fraude “cobija” de las compañías incorporadas y bancos de nuestro sistema económico. Pero la clase política no lo puede reconocer, porque tendrían que ampararse a conceptos usados por los marxistas en tiempos pasados, y esto sería demasiado embarazoso. Dicho esto, hay que notar, por supuesto, que el socialismo de estado y la economía planeada tampoco podían funcionar, porque eran en realidad regímenes de terror.

der Standard.at Ahora hay más y más voces diciendo, por ejemplo, que el euro va a desaparecer. ¿Necesitamos dinero aún?

Hörmann: Toda moneda desaparecerá, porque técnicamente, ya no pueden funcionar. En mi opinión, esto podría pasar ya en el 2011. Si queremos alcanzar la seguridad de una sociedad sin dinero, tendremos que ener alguna moneda multidimensional durante la transición. Necesitamos varios círculos independientes de cálculo, en forma talvez de cupones especializados electrónicos. Para cubrir las necesitdades básicas de la gente, como vivienda, energía y alimento, etc, se debería hacer un inventario de los recursos disponibles y las necesidades en una tierra. En ese caso, sería necesario dividir los recursos por persona, de modo que se cuide el estándar básico de vida de todos. La comunidad tiene una obligación a velar por los niños, los mayores y los enfermos incondicionalmente, y sin esperar algo a cambio, y todos deben tener acceso al mismo estándar básico de vida, independientemente de su desempeño.

der Standard.at Hablamos de ingreso básico con condiciones.

Hörmann: Exacto. Pero no en dinero, sino en bienes y servicios. Cuando llega a lujos, la sociedad puede entonces decidir -de modo democrático, en qué modo premiar a los individuos o grupos por logros. Por grandes ideas, por ejemplo, o por trabajo especialmente difícil o duro. Estos incentivos manejarían entonces un sistema que motive a la gente, y que sea orientado al desempeño óptimo. Todos hablan de la sociedad de desempeño, pero el ingreso de intereses y acciones no se debe al desempeño o logro, sino que es una remuneración por capital. El dinero, un invento social de todos mosos, no necesita orientarse hacia el mundo material muerto, que fue la manifestación práctica del dinero en los siglos pasados. El dinero mismo sólo tiene una función de información.

der Standard.at Aún tomamos el dinero muy en serio. Las crisis y guerras monetarias dominan los medios.

Hörmann: El verdadero escándalo es que todo el sistema de dinero se basa en deuda. Esto significa que la creación de dinero es hasta el 97% en bancos comerciales. Así es cómo las naciones toman crédito. Los bancos centrales hacen esto extendiendo sus hojas de balance. Pero añadir más dígitos a hojas de balance no produce dinero. El banco de estado chino también inventa dinero de la nada, pero es divertido: lo hace sin crear deudas de estado. Así es como deberíamos hacerlo. El expert chino en economía, Wu, dijo en una conferencia en una Universidad de EUA, que a menudo se le pregunta por qué tantas compañías nuevas se fundaron en China. El banco de estado chino daba créditos para iniciar compañías, que no traían interés, y que no debían devolverse. Claro, sólo puede hacerse esto como banco central, si solo se anota en un lado, sin crear deudas al mismo tiempo. Y si dices: ¡Santos cielos! ¿Qué hay de la inflación? Los chinos manejaron esto por medio de regular precios, y lo lograron una vez más. Nadie quiere saber de eso porque va contra el dogma del mercado libre, que son las máquinas de burbujas que las élites abusan.

der Standard.at Es China realmente un modelo a seguir?

Hörmann: Los chinos usan esto bien. Juntan las ventajas de ambos sistemas políticos y claramente son lo bastante flexibles para decir: mantendremos lo que funcionaba bien en nuestro viejo sistema. Y adoptaremos lo que se vea bien en los sistemas capitalistas. Es una forma mixta que también cambia constantemente y que evoluciona. Para la élite en China, es fácil siempre que lo controlen. Si es tan fácil para la población entera, especialmente los trabajadores agrícolas, es otro asunto.

der Standard.at: ¿Cómo ve nuestro sistema económico a futuro?

Hörmann: Siempre que los dueños produzcan algo que los consumidores puedan comprar a cambio de dinero, estaremos en un sistema en que el gobierno, los productores de dinero, tendrán que pagar a los consumidores para comprar. Sólo así los dueños aún sacarán ganancia. Esto es porque nadie podrá ganarse la vida en procesos cada vez más rationados y atomatizados. Sabemos que 10% de la población laboral, entretanto, ya no puede vivir de su salario. En realidad, debería alegrarnos. Al principio de la industrialización, el número de horas laborales ahorradas era la medida para la economía. Y es la unidad económica más significativa, exactamente.

der Standard.at: ¿Quiere un Nuevo orden mundial?

Hörmann: Una globalización –bien entendida- significaría que ya no haya política basada en lugares. Sólo habría un lugar, y sería nuestro planeta Tierra. Y sólo habría una nación, que sería la humanidad. Esta es, por supuesto, diversa y la gente necesita comunicarse con amor y empatía unos con otros. También debemos recoger a los representantes de la tal llamada “Élite” de cada lugar. No deberíamos buscar chivos expiatorios. Porque hay que tomar en cuenta sus miedos sobre lo que van a perder, y decir: uds. perderán algo, pero es sólo dinero de papel o algo que mostrar. Y si cooperan, entonces podemos crear cualquier estándar de vida imaginable, y para la totalidad de la gente. Esto crea seguridad, porque ya no habrá celos.

der Standard.at: ¿A qué plazo ve usted este nuevo orden social?

Hörmann: Tres años. La pregunta es si la humanidad logrará implementar este concepto en 3 años, o si existirá todavía. Tenemos, por supuesto, enormes probleas ecológicos y sociales. En muchos países, estamos a punto de una revolución.

der Standard.at: ¿Habla de la crisis final?

Hörmann: Sí. Sólo la sociedad misma puede decider cómo vivirá la sociedad en el future, y usando el principio de la mayoría. Esto está pasando de modo democrático a través de la creación de redes. Las estructuras de jerarquía no pueden funcionar de un punto de vista de la teoría de la información, porque la gente en la cima de la pirámide no tiene el conocimiento. Niveles intermedios les mienten en permanencia. El método del hombre ordinario en la calle, que trata de protegerse de la vigilancia y el acoso, es bien conocido: mienta a los del poder. Es por eso que numrosos sistemas jerárquicos, sean gobiernos, estados, sistemas educativos o companies –actualmente están colapsando, y la humanidad se está conectando en un nuevo nivel por internet, a través del “cerebro global.” Tienen que aplicar reglas de juego totalmente nuevas, a través del principio de la emergencia.

Artículo original

 

Traducción Claudia Calvo- Costa Rica

 

Nota Anterior

Sorpresa en los medios: economista austriaco explica por qué el sistema bancario se basa en el fraude

 

Compartir este post

Comentar este post