Overblog
Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
El polvorín

¿Cómo actuar ante una redada a inmigrantes sin papeles?

14 Enero 2011 , Escrito por El polvorín Etiquetado en #Politica

Una asociación de juristas ha elaborado un modelo de queja con el que los testigos de las redadas pueden denunciarlas

 

(Olmo González/Flickr)

Las denuncias de organizaciones sociales, el sindicato de policía, fotoperiodistas y ciudadanos que las han presenciado, certifican que las redadas a inmigrantes sin papeles son un hecho consumado en España a pesar de las reiteradas negativas del Gobierno. En periodismohumano ya hemos hablado de esas denuncias y de las recomendaciones que las organizaciones hacen a quienes sean testigos. Ahora, la asociación de juristas Inmigrapenal ha querido hacerlo un poco más fácil elaborando un modelo de queja que puede presentarse en la oficina del Defensor del Pueblo a través de Internet en la campaña UNA queja Y MÁS frente al acoso.

“Queremos que quede constancia y que las personas que quieran denunciar puedan tener un documento a mano que le haga más fácil hacerlo”, asegura Margarita Martínez, de Inmigrapenal. “A la gente no podemos decirle que ponga una denuncia penal, por ejemplo, porque eso requeriría un mayor compromiso. Lo que pedimos es que si les indigna ver un control, denuncien. Los testigos pueden ver actuaciones de la policía que carecen de cobertura legal. No queremos que haga una argumentación jurídica sino relatar los hechos tal y como han sido“. Valorar si se ha cometido una ilegalidad o no, dice, es cosa del Defensor. “Es cierto que estos abusos hace mucho que se vienen produciendo a pesar de las denuncias de numerosas personas y colectivos, que el panorama general induce al desaliento y, además, que todos estamos muy ocupados. Pero presentar una queja lleva muy poco tiempo y resulta urgente y necesario proclamar con cada queja que somos muchos quienes no podemos ni queremos asumir vulneraciones de derechos tan básicos”, argumenta el texto de la campaña.

queja modelo elaborada con las instrucciones de Inmigrapenal


En el mes de marzo, 140 asociaciones presentaron una queja ante el Defensor del Pueblo y ante el Gobierno contra la Circular 1/2010 un documento interno de la Policía que defendía la legalidad de las redadas a inmigrantes y abogaba por “detenciones preventivas” y expulsiones “en la mayor brevedad posible”. En noviembre, la Defensora del Pueblo dio la razón a las organizaciones en algunos aspectos de su denuncia, como que los agentes no pueden llevar a comisaría a un inmigrante que porta el pasaporte aunque no tenga un permiso de residencia en España, “solo puede producirse por falta de documento de identidad, no de documento que acredite la legalidad de la estancia”, aseguraba María Luisa Cava. El policía únicamente puede cogerle los datos a esa persona si va realizar algún trámites para abrirle el expediente de expulsión.

La Defensora del Pueblo no hizo alusión a si son legales o no las redadas y ni a sobre que se estén realizando los controles de identidad en función de los rasgos físicos. Por eso han decidido poner en marcha esta campaña. “Queremos que lleguen el mayor número de quejas posibles para que se pronuncie y dé un toque de atención al Gobierno que refuerce lo que ya hemos dicho las asociaciones”, asegura Margarita Martínez. “Con independencia de la actuación del Defensor del Pueblo, estas quejas podrían servir como prueba de una realidad que el Ministerio del Interior se empeña en negar”, dice el documento de UNA queja Y MÁS frente al acoso.

La forma de realizar controles ha cambiado en los últimos meses. “Las redadas en sentido estricto han disminuido. Ya los policías no llegan tanto con las furgonetas cortan calles e identifican a la gente. Ahora se hace sobre todo con dos policías de paisano que hace controles de identificación de forma más discreta. De una forma u otra se está cometiendo una ilegalidad”, asegura Martínez.  Pero, más allá de la perspectiva jurídica, está la política e ideológica. “No tiene sentido que, en un momento en el que disminuye la presión de la inmigración, se apueste por esta política de acoso al inmigrante irregular porque no es necesario y tiene efectos muy perniciosos. Aparte de incidir en la imagen de la inmigración asociada a la criminalidad, las personas a las que se le pide la documentación cada vez tienen menos confianza en los cuerpos de seguridad. En una sociedad que aspira a ser pluricultural el tema de requerir la documentación a una persona por su perfil ético, aparte de las discrepancias que podamos tener por el trato a la inmigración, tiene otras consecuencias más amplias. Llega un momento en el que la selección étnica de inmigrantes se ha convertido en una forma de racismo”.

El documento en el que Inmigrapenal da instrucciones sobre cómo elaborar la queja puedes conseguirlo aquí (pdf).

 

Tomado de Periodismo Humano

Compartir este post

Comentar este post