Overblog
Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
El polvorín

CX36 - OTRA PRUEBA MÁS DE LA INFAMIA DEL DELATOR PARAGUAYO‏

6 Julio 2011 , Escrito por El polvorín Etiquetado en #Politica

36

OTRA PRUEBA MÁS DE LA INFAMIA DEL DELATOR PARAGUAYO VÍCTOR BÁEZ MOSQUEIRA, EN DECLARACIÓN PÚBLICA ENVIADA AL DIARIO PATRIA, ÓRGANO OFICIAL DE LA DICTADURA
EL DELATOR DE LA POLICÍA DE STROSSNER Y ACTUAL LÍDER DE LA CONFEDERACIÓN SINDICAL DE LAS AMÉRICAS CSA, VÍCTOR BÁEZ MOSQUEIRA RECURRE PARA SU DEFENSA A OTROS POLICÍAS DE LA DICTADURA STRONISTA, ALCIBÍADES GONZÁLEZ DEL VALLE Y RECONOCE QUE COLABORABA CON LA DICTADURA PARAGUAYA…PERO UN POQUITO.

Sandra Barón entrevista al abogado paraguayo Ruben Lisboa. Jueves 30 de junio de 2011. “Víctor Báez Mosqueira empezó a desligarse supuestamente de la OPM y de otra organización, enviando esta carta al diario Patria.
Nunca, no recuerdo que nunca nadie haya enviado una carta al diario Patria, una aclaración sobre todo perteneciendo a sindicato u organizaciones políticas. Fue la primera vez que se hace esa aclaración tratando de deslindar y tanto es así que cuando habla del sindicalismo libre es el…. Y cuando habla de la civilización, es la civilización occidental y cristiana que tiene todas las características del anticomunismo.
Es decir, esto se publica el sábado 7 de mayo. El día 9 de mayo, él se presenta ante el secretario del Ministerio del Interior, que era el ministerio que ejercía la absoluta represión contra el pueblo paraguayo; a mostrar que él estaba afiliado a un partido político que no tenía  absolutamente nada que ver con los que estábamos siendo atacados por el diario Patria. Y esa misma tarde él viaja a Panamá.
Y nosotros, el día 11 de mayo somos todos detenidos y trasladados al Departamento de Investigación donde varios fuimos todos torturados”

 

Sandra Barón: Buenas tardes oyentes de la 36, querida familia Centenario. Ustedes cada vez que escuchan a nuestro querido Aníbal Sampayo con esa canción tan sentida, tan preciosa, dedicada al mariscal Solano López, al pueblo de Paraguay, ya se deben estar imaginando que viene Sandra nuevamente con este tema que nos vemos en la obligación de retomar.
Es el caso del secretario general de la Confederación Sindical de las Américas (CSA), la ex CIOLS – ORIT, central sindical norteamericana que agrupa a casi cincuenta millones de trabajadores de nuestro continente. Estamos hablando nuevamente del paraguayo Víctor Báez Mosqueira.
Este personaje, como ya se lo hemos demostrado, figura en más de 250 folios de los “Archivos del Terror” informando a la policía de Stroessner sobre las actividades de sus colegas y compatriotas; y recibiendo dinero de centrales del exterior.
Nosotros conocimos a Víctor Báez Mosqueira, hace poco, en la oportunidad que visitara nuestro país para respaldar al gobierno del Frente Amplio y del PIT - CNT ante un reclamo empresarial. Lo primero que hicimos fue informarnos a cerca de quién era este señor  paraguayo que figuraba en más de doscientos folios del “Archivo del Terror”, y lo primero que encontramos fueron algunos artículos escritos por el periodista sueco Dick Emanuelsson, que lo cuestionaban duramente.
En la supuesta conferencia de prensa, nuestra compañera Adriana D’Ambrosio –que fue la que participó a cubrirla- pretendió entrevistar al supuesto dirigente sindical Víctor Báez Mosqueira y cunado le mencionó que su nombre figuraba en los Archivos del Terror”, Báez Mosqueira cortó su pretendida conferencia de prensa y junto al dirigente bancario uruguayo que lo acompañaba, se retiraron, emprendieron rauda y veloz retirada.
Entonces nos vimos en la necesidad de recurrir a otros colegas paraguayos para saber quién era este señor que representaba a cincuenta millones de trabajadores, a pesar de figurar en los “Archivos del Terror” informando a la policía secreta de Stroessner.
De esta manera conocimos, vía telefónica, a dos personas que nos brindaros datos, materiales de prensa y documentos, entre ellos debo destacar la copia autentificada por escribanos de los 250 folios de los “Archivos del Terror” que los tenemos aquí y que hemos transcripto algunos de ellos, algunos hemos incluso pasado en la Radio en nuestros Editoriales.  También nos proporcionaron materiales de prensa de la época de la dictadura de Stroessner.
Tanto Báez Mosqueira como el periodista sueco han recurrido a sus amigos: a sindicatos, a intelectuales, a páginas web, a redes de Internet, etc. -que quizás muchos de ustedes han visto y no entiendan porque esto también circula de aquí para allá - donde se quiere mostrar a la Radio como empeñada en una campaña política contra Báez Mosqueira y de paso, contra Emanuelsson.
Nosotros debemos decirle a nuestra querida audiencia de la 36, que de nuestra parte no existe ninguna campaña, ni tenemos ningún interés en perjudicar moralmente a ninguna persona en especial. Sólo, que estamos convencidos de que es increíble y totalmente disparatado, que un individuo que fue informante de la policía paraguaya de Stroessner y está documentado en los “Archivos del Terror” -de manera que no es una sospecha nuestra ni de nadie, están los documentos, tenemos los 250 folios de la policía secreta de la dictadura de Stroessner, la mas larga de América Latina donde lo sindican como tal-  sea en la actualidad representante de cincuenta millones de trabajadores y viva cómodamente en San Pablo, juntando dinero.
Pero además, y esto es lo más triste y lo más peligroso, participando en los procesos políticos y sociales de nuestro continente. Porque este señor, Víctor Báez Mosqueira viaja a todos los países de Latinoamérica y se entrevista con gobernantes y dirigentes sindicales, sea en Venezuela, en la época del golpe de Estado contra Hugo Chávez –que también lo mencionamos- cuando la entonces ORIT de Báez Mosqueira estaba allí donde estaba Fedecámaras contribuyendo al golpe contra Chávez; en Honduras en la actualidad; a un congreso de trabajadores en Chile hace poco; a la Argentina, donde hay una carta firmada por decenas de sindicatos respaldándolo por “los ataques” de la 36; o a Uruguay, donde ofrece su apoyo al gobierno del Frente Amplio y del PIT CNT, porque vino a eso, a respaldarlos.
Colateralmente, apareció el periodista sueco Dick Emanuelsson, con quien no tenemos ningún problema particular, porque cualquier persona es libre de elegir su camino sin necesidad de explicarle nada a nadie. Solamente que a nosotros nos llamó la atención   y así lo dijimos, que después de haber escrito lo que escribió contra Víctor Báez Mosqueira –tenemos el periódico noruego, nos los tradujo una persona que maneja el idioma noruego y es así, lo que decía Dick Emanuelsson era contundente, la presencia de Víctor Báez Mosqueira en los “Archivos del Terror”- y ahora, después de haber escrito eso, ahora lo mencionara a Báez Mosqueira como su amigo, su hermano, sin que mediara previamente una aclaración, una autocrítica de Emanuelsson diciendo que todo lo que escribió era falso o que no tenía asidero. Esa aclaración nunca la vimos.
Ahora, saca un extenso artículo para defenderlo, para limpiarlo, pero nosotros nunca antes vimos uno, como si vimos los documentos que lo sindican como delator de la dictadura de Stroessner, que son folios de los “Archivos del Terror”.
Por suerte lo que queríamos saber nosotros ya lo hemos comprobado, ya tenemos aquí los 250 folios de los Archivos del Terror, el diario noruego, otros diarios de la dictadura de Stroessner, en fin, infinidad de materiales. Pero lo contundente, repito, son esos 250 expedientes de los “Archivos del Terror” de Paraguay, que por suerte fue recuperado, no como aquí…
Pero bueno, lo que queríamos saber fue comprobado.
Además, el propio Víctor Báez Mosqueira lo acepta y posteriormente, también lo acepta el propio Emanuelsson, en una última entrevista que le mencionábamos recién. Porque lo único que queríamos saber es si Báez Mosqueira aparecía o no en los “Archivos del Terror” y si era o no un informante de la policía. Y en esta última entrevista, ambos lo reconocen. Por más que quieran achicar la cosa, porque dicen como que Mosqueira era informante pero además era informado; o que figura en casi 250 folios más o menos, o que Mosqueira utilizaba la política del iceberg… informando de algunas cosas y otras no… Esas cosas las dicen Dick Emanuelsson y Báez Mosqueira hoy en la entrevista que nos mandaron el audio, son sus voces…
O por ejemplo, que Víctor Báez Mosqueira supone que aparece en tantos folios porque la policía de Stroessner no tenía mucho par informar y entonces inventaba cosas contra él…
Ahora en realidad a nosotros no nos interesa tanto la opinión de Báez Mosqueira ni la de Emanuelsson, que sigue su defensa. Lo que ahora nos asombra a nosotros como medio de comunicación y como mujer de partido, como partido que somos también; es que al mundo le resbale esto, que los sindicatos latinoamericanos en lugar de preguntarse de cuestionarse cómo estos individuos están al frente del movimiento sindical, se solidaricen con él. Sindicatos de países han sufrido en carne propia la desaparición, la persecución y la muerte de tantos luchadores sociales.
Pero bueno, cada cual decide.
Nosotros nos vemos obligados a seguir este caso porque todo esto se está difundiendo nuevamente en las redes de Internet, porque solamente se publican las respuestas y las afirmaciones de Víctor Báez Mosqueira y Dick Emanuelsson. De este último no nos vamos a ocupar ahora sino más adelante.
Báez Mosqueira está en los Archivos del Terror. Y alguna cosa que otra informaba, nos quedó clarísimo. De otras era informado, a veces iba ala embajada de los Estados Unidos y eso es verdad porque lo reconoce.
Hoy nuevamente vamos a conversar con un amigo paraguayo, con el Dr. Ruben Lisboa, que lo escucharon hace unos días acá y que conoce muy bien a Báez Mosqueira, que nos va a seguir aclarando alguna faceta más de este dirigente que ha escalado tan alto –como él mismo lo dice-  en la montaña del poder.
Vamos a recordarle a los oyentes que el Dr. Ruben Lisboa, es Relator del Área de Derechos Humanos del Jurado de Enjuiciamiento de Magistrados, Asesor Jurídico del Movimiento Nacional de Víctimas de la Dictadura stronista, Asesor Jurídico de la Comisión de Verdad y Justicia, proyectista de la prórroga del período de 24 meses de Comisión de Verdad y Justicia para profundizar investigaciones, miembro de la Comisión de Redacción del Protocolo Facultativo contra la Tortura, Asesor Jurídico del Sindicato de la Secretaría de la Niñez y la Adolescencia, Profesor de Derechos Humanos de la Segunda Generación y Derecho Laboral, es miembro del Frente de Integración Gremial de Abogados, miembro de la CONADE organismo de derechos humanos cuya presidencia la ejerce en este momento el profesor Luis Alfonso Rex, en anteriores períodos fue secretario de relaciones internacionales del Sindicato de Empleados del Banco do Brasil, secretario de relaciones internacionales de FETRABAN (Federación de Trabajadores Bancarios), representante de la federación ante el MIT en el período 1973 y 1989.
Ruben Lisboa Lescano es economista, abogado, tiene una maestría en Ciencias Políticas, fue detenido y torturado en mayo de 1983 cuando acudía a su lugar de trabajo en el Banco do Brasil, posteriormente fue enviado a la cárcel pública y, en compañía de otros presos políticos, para recuperar su libertad realizaron 39 días de huelga de hambre.
Su padre es Ruben Lisboa López, que fue licenciado en Filosofía e Historia, guardia marina, combativo en la revolución de 1947 contra el poder fascista que se instaló en Paraguay, fue preso y exiliado en varias oportunidades por la dictadura de Alfredo Strossner.
Su madre se llama Presentación Lescano, fue presa y torturada en el año 1962 durante la dictadura estronista, después de ser torturada salvajemente, cuando la creyeron muerta la tiraron en un cementerio en la ciudad argentina de Clorinda y una emisora de Colonia, Uruguay, denunció el hecho. De esa manera lograron salvar la vida de la madre de Ruben Bernardo Lisboa Lescano. 
Lo tenemos en línea, buenas tardes Dr. Lisboa.

Ruben Lisboa: Buenas tardes Sandra, para vos y a toda la audiencia que te sigue en Uruguay y en otros países porque sabemos que como nosotros, hay muchísima gente que sigue la emisión de la radio por Internet.

 

Sandra Barón: Muchas gracias. ¿Cómo está Paraguay en estos momentos? Contale a la audiencia de la 36 en pocas palabras como está todo por allí.

Ruben Lisboa: Bueno, recientemente estuvo el presidente del Uruguay, Mujica por una reunión del Mercosur aquí en Paraguay. Se habían hecho algunas reuniones de los presidentes que llegaron hasta Paraguay, que en realidad estuvo la presidente de Brasil, el presidente Mujica y el presidente de Ecuador, Correa. Y bueno, nosotros en realidad también estamos transitando los duros pasos post dictadura con algunos tropiezos y también algunos avances.
En realidad los tropiezos son más que los avances, a veces, pero yo creo que son propios de esos momentos tan difíciles que viven los pueblos y que tienen que ir enderezándose de apoco y llegar a esos tiempos que anhelamos todos, de justicia social, donde las clases no entren en pugna porque se ha construido una sociedad solidaria, fraterna, socialista. Y bueno, hacia ese rumbo queremos irnos, pero siempre se presentan estas piedras que se nos presentan en el camino y que no nos dejan avanzar porque efectivamente, confunden un poco o mucho a los trabajadores, a la opinión pública, a todos.
Pero a mi nunca me confundió Víctor Báez Mosqueira –a quien nos estamos refiriendo- por lo tanto, me parece bueno aclarar, me parece bueno que podamos debatir, me parece bueno que la verdad asome aunque algunos hoy no lo quieran reconocer.
Probablemente en el tiempo irán cambiando de opinión, y aunque no lo hagan, es nuestra obligación aclarar el comportamiento de este tipo de personas que ayudaron precisamente a que la dictadura se con solide. Porque las dictaduras no se consolidan solas, las dictaduras tienen mucha colaboración de este tipo de personas que han colaborado estrechamente, que han dado el mayor sustento posible para que estas sobrevivan tantos años.
Nosotros tuvimos la desgracia de tener treinta y cinco años de una dictadura que nos aplastó, que nos humilló como pueblo, que torturó, que mató, que hizo desapariciones forzadas y él fue cómplice de este régimen cruel al cual fuimos sometidos los paraguayos y en otros países también,  muchos compatriotas latinoamericanos y de otras latitudes también. Porque el Operativo Cóndor no es una ficción, fue una realidad, y la dictadura paraguaya fue parte también de ese operativo, la dictadura paraguaya creo que fue una de las que más aportó a ese operativo.
Y bueno, a esta dictadura fue Báez Mosqueira con quien colaboró.

 

Sandra Barón: Bien Lisboa. Nosotros lo que queríamos contigo hoy es aclarar algunas cosas de un artículo que saca el periodista Dick Emanuelsson, haciendo una defensa de este ‘piragüé’ como le dicen ustedes en Paraguay a los delatores, Víctor Báez Mosqueira.

(Escuche la entrevista de Dick Emanuelsson a Víctor Báez Mosqueira en
http://www.box.net/shared/a2e9ekgit2cpbn2qscia)

Yo tengo acá sobre la mesa la trascripción de la entrevista que le hace Dick Emanuelsson a Víctor Báez Mosqueira y hay algunas cosas que nos confirma lo que hemos dicho hasta ahora en la propia entrevista, cosa que nos causó sorpresa, pero bueno, las vamos a ir viendo contigo y hay cosas que queremos que tu aclares.
En una parte de la entrevista Báez Mosqueira dice:

“En primer lugar, a fines de 1992 se descubrió el “Archivo del Terror” y en agosto de 1993 es que aparece mi nombre en alguno o en muchos folios. Es una suerte que los archivos sean públicos hoy porque el que quiera mirarlos va a ver en primer lugar que la gran mayoría de los informes que aparecen de un Comisario de la policía militar stronista son publicaciones que fueron hechas en los periódicos.
Y las otras, unas pocas, donde yo supuestamente aparezco informando sobre algunas actividades de algunas personas, ya fueron aclaradas con esas mismas personas”
No se que le parece, pero aquí Báez Mosqueira reconoce que está en los “Archivos del terror”, primera cosa y segunda cosa, reconoce que informaba de las actividades sindicales y políticas de algunas personas.
¿Qué puedes reflexionar al respecto?

Ruben Lisboa: Bueno Sandra, yo estuve en el gremio bancario, fui dirigente sindical. A mi jamás la policía se me acercó a preguntar sobre alguna actividad sindical que yo desarrollaba. Nunca. Yo no creo, la policía no se acerca a alguien que no tenga confianza a preguntarle determinadas cosas.
Es más, cuando la policía intentaba introducirse en alguna reunión,  yo inmediatamente me paraba, sea asamblea, sea debate lo que sea, yo me paraba y lo denunciaba al policía allí presente. Nunca, por lo menos cuando yo estuve presente, jamás permití que la policía esté presente en ese lugar, yo inmediatamente lo denunciaba.
Yo no puedo decir que él hiciera eso. Al contrario, ahora con la lectura de estos documentos, lo único que demuestra es que el tenía una estrecha relación con la policía e informaba.
Eso que dice que uno informaba nomás a la policía no es cierto. Es mentira. Porque solamente a él, no conozco a otro dirigente sindical en el Paraguay que haya aparecido en el “Archivo del Terror” que haya tenido esa relación tan estrecha con la policía. Es el único, Sandra, y acá existen muchos dirigentes sindicales. Excepto, seguramente, algunos dirigentes sindicales que eran del riñón de la dictadura que habrán informado, pero en el “Archivo del Terror” quien dice ser que se opuso a la dictadura se pasaba informándole a la dictadura.
Entonces, lo que él dice para su defensa es muy poca defensa. Al contrario, lo único que hace es confirmar lo que todo lo que por lo menos una parte de la gente que accedió a los archivos, tiene casi la certeza de que él se pasó informando a la policía cuantas veces así lo pudo.
A mí nunca se me acercó la policía. Jamás. Salvo para ponerme preso y apuntarme a la cabeza en una de las calles más céntricas de la capital.

 

Sandra Barón: Acá dice también, en la entrevista de Dick Emanuelsson a Víctor Báez Mosqueira:

“Pero también hay otra parte que figura y que es muy importante, yo aparezco también en la gran mayoría de los folios como informado por la Policía, o sea que la policía informaba sobre mis actividades a los superiores suyos de la Policía de la dictadura.
Entonces, allí nos encontramos con la primera contradicción. ¿Era yo informante o era informado? O sea, si alguien es informante no puede aparecer como informado.”

Esta supuesta contradicción es falsa, esto lo decimos nosotros. Pero es obvio que la policía informa a su superioridad lo que Báez Mosqueira le cuenta y donde lo incluye a él mismo como si fuera un funcionario de la policía.

 
Ruben Lisboa: Pero si dentro de las policías de las dictaduras, lo pasos que da cada elemento de la dictadura son informados. Y, de acuerdo a los informes, él era uno más de la policía, porque  los informes eran como partes policiales en los cuales él estaba incluido.
Por lo tanto, lo que supuestamente se informaba sobre su persona eran como cosas cotidianas de la policía, yo lo entiendo así porque no veo que otro dirigente sindical haya tenido tanta y tan estrecha relación, y como la policía accedió a tanta información sobre las actividades que desarrollamos nosotros. Solamente a través de él. Él daba los informes, era el único que podía informar. Él no fue informado nunca, fue un estrecho colaborador del a dictadura.
Yo tengo aparte de esos informes de los “Archivos del Terror”, hay cientos de elementos que uno puede ir a recurrir para demostrar como él ha actuado en la época de la dictadura. No me cabe ninguna duda de que él fue un colaborador. Y no tan solo un colaborador, sino que dentro del movimiento sindical que se oponía la dictadura de Stroessner; él fue el informante, el fue el mayor colaborador que tuvo esa dictadura.
Todo lo que él pueda decir tratando de desacreditar lo que se dice o los documentos  que existen, no tiene ningún valor porque está escrito. Es la prueba más contundente que puede existir. Los hechos son totalmente demostrables., ¿Qué más podemos decir? ¿Qué más podemos agregar?

Sandra Barón: Además nosotros queremos desgranar esto porque acá hay otra cosa que dice Víctor Báez Mosqueira, que dice que esto es un caso de persecución política, cosa que no es cierta porque los artículos de Dick Emanuelsson son en principio cuestionadores de la actividad de Báez Mosqueira. No es cierto que esto es una persecución política.

 

Ruben Lisboa: ¿Quién puede perseguir políticamente a Víctor Báez? ¿Por qué perseguir políticamente a Víctor Báez? Si ninguno de nosotros participamos en ninguna actividad política en la cual se desarrolla él, ni tampoco tenemos debates, discusiones, o diferencias ideológicas porque yo también escuché que esto es una venganza política… Y yo no tengo ninguna coincidencia ideológica no la tuve en el pasado no la tengo ahora y menos la voy a tener en el futuro, ¿de qué venganza política está hablando? Mi actividad política está totalmente al margen de lo que Víctor Báez pueda desarrollar en forma personal.
El único objetivo de esto es decir la verdad. Y también que Víctor Báez no mezcle más  a la gente en su deseo de querer blanquear su situación, que ya no se va a poder blanquear. Los documentos son demasiado contundentes.

 

Sandra Barón: Lisboa, tengo en mis manos un ejemplar del diario Patria del sábado 7 de mayo de 1983, plena dictadura de Stroessner, donde hay una carta dirigida al director del diario de Víctor Báez Mosqueira. Dice lo siguiente:

clip_image002_0024.jpg

 

“Asunción, 6 de mayo de 1983.
Sr. Director Permanente del Diario Patria  
Sr. Ezequiel González Alsina
Presente:

De nuestra consideración:
El deber de información y de clarificación ante el diario Patria, de su dirección y ante sus lectores, nos obliga a dirigirnos a Usted en representación de la Federación de Trabajadores Bancarios del Paraguay (FETRABAN), con motivo de una colaboración aparecida bajo el título “Partido Comunista: PLAN SUBVERSIVO DEVELADO” que apareció en la pagina 7 del expresado diario del 3 de los corrientes, con la abreviatura AZ como firmante de la misma.
clip_image004_0005.jpgEn realidad el “COMITÉ DE SOLIDARIDAD INTERSINDICAL” no es un organismo de asistencia permanente, ha funcionado en dos ocasiones al solo efecto de afrontar problemas específicos. No tiene tampoco una organización con autoridades constituidas y mandos legítimos.
Cuadro de texto: El firmante de la nota que responde Báez Mosqueira es Aldo Zucolillo (AZ) en la foto con Stroessner.La FETRABAN por su carácter federativo de sindicato de los empleados bancarios no puede salirse de los marcos democráticos más exigentes que constituyen su esencia indudable a través de su ya larga historia activa.
Por tanto, debemos repudiar claramente cualquier intento de la O.P.M. u otra organización partidaria o patronal de comprometer a la FETRABAN y a sus entes federados en cuestiones de orden político partidario o patronal por ser extraño a las finalidades sindicales por su misma naturaleza.
Asimismo, como asociado de organizaciones internacionales de trabajadores, Confederación Americana de Bancarios y Federación Internacional de Empleados y Técnicos; y en relaciones  con la Confederación Paraguaya de Trabajadores de nuestro país nos mantenemos exigentemente en el plano que repudia todo totalitarismo de cualquier orientación como contrario a la conducción y naturaleza de los sindicatos de trabajadores de conducción democrática.
La lealtad de los principios del sindicalismo libre, universalmente aceptado en nuestro tiempo y civilización, no será empañada por la FETRABAN ni en ocasiones transitorias como las que se citan en la colaboración de AZ.
Ruego a esa dirección de dar publicidad a esta nota, le saludamos con toda consideración

VICTOR BAEZ MOSQUEIRA
Secretario General

HERNAN BONNIN
Secretario de Relaciones”

Hasta aquí la carta.
Primero que nada, Lisboa, ¿qué era el diario Patria?

Ruben Lisboa: Bueno Sandra, el diario Patria era el órgano de prensa de la dictadura. Era el órgano en el que se publicitaban todas las operaciones represivas que desarrollaba la dictadura para justificar ante la población  todas las violaciones a los derechos humanos que se cometían.
Y a nosotros, cuando se publica esta carta, ya desde el 23 de abril de 1983 este órgano de la dictadura nos empezó a perseguir inmisericordemente  a través de sus páginas, y cuando en una oportunidad se refirió a FETRABAN, lo se porque yo también era parte de la FETRABAN; Víctor Báez Mosqueira empezó a desligarse supuestamente de la OPM y de otra organización, enviando esta carta al diario Patria.
Nunca, no recuerdo que nunca nadie haya enviado una carta al diario Patria, una aclaración sobre todo perteneciendo a sindicato u organizaciones políticas. Fue la primera vez que se hace esa aclaración tratando de deslindar y tanto es así que cuando habla del sindicalismo libre es el…. Y cuando habla de la civilización, es la civilización occidental y cristiana que tiene todas las características del anticomunismo.
Es decir, esto se publica el sábado 7 de mayo. El día 9 de mayo, él se presenta ante el secretario del Ministerio del Interior, que era el ministerio que ejercía la absoluta represión contra el pueblo paraguayo; a mostrar que él estaba afiliado a un partido político que no tenía  absolutamente nada que ver con los que estábamos siendo atacados por el diario Patria. Y esa misma tarde él viaja a Panamá.
Y nosotros, el día 11 de mayo somos todos detenidos y trasladados al Departamento de Investigación donde varios fuimos todos torturados.
El diario Patria era el órgano represivo de la dictadura. Era el órgano por el cual se publicitaban todas las masacres y los actos de gobierno de aquella dictadura contra la gente que se oponía  esa dictadura.
Así que él lo que hizo con esa publicación fue decirle a la dictadura: “Yo estoy haciendo lo que vos me estas indicando, son estos los que se están portando mal”.

 

Sandra Barón: Si. Vamos a decir Lisboa que la OPM fue una organización guerrillera en Paraguay.
Quiero decirle y a la audiencia en general, que todo este tema  nos ha permitido conocer muchas cosas de Paraguay que sinceramente no sabíamos, desde que hay un Partido Comunista que desde que terminó la dictadura de Stroessner aún sigue siendo clandestino que es algo verdaderamente increíble, hasta la existencia de esta organización guerrillera que no actuaba sola y que junto a otros compañeros actuó directamente contra la dictadura de Stroessner.

 

Ruben Lisboa: Es más, Sandra, en el año 1976 hubo una brutal represión contra estos compañeros, hasta hoy muchos de aquellos compañeros están desaparecidos y otros fueron asesinados. Otros de estos compañeros se instalan a raíz de esto en México y publican las actividades que íbamos desarrollando dentro de Paraguay. Tenían un diario llamado “Síntesis” en el cual ellos publicaron en extenso una entrevista que me hicieron a mí en el diario ABC Color, sin citar la fuente, pero yo jamás desacredité a esos compañeros por no haber citado la fuente, jamás. Al contrario, el día que fui a declarar ante el Juez presenté como una prueba el original de esa entrevista, sin repudiar jamás a estos compañeros, que bueno, tuvieron otros métodos para luchar contra la dictadura. Yo nunca, creo que nadie haya repudiado la metodología que cada uno decidió para enfrentar esa dictadura.
Ahora, Víctor Báez recurrió. Perfecto. Esta es una de las pruebas más contundentes de cómo él no solo informaba a la dictadura sino que se solidarizaba con la dictadura ya en aquella época.

Sandra Barón: Acá menciona también al Comité de Solidaridad Intersindical...

Ruben Lisboa: Claro, en realidad nosotros –como había muchos grupos que querían colaborar con nosotros en la lucha obrera- este Comité de Solidaridad Intersindical formó el grupo que llamamos GRECO -Grupo de Estudiantes, Campesinos y Obreros- que apoyaban todas las luchas obreras y tan es así, que yo perteneciendo a ese grupo, a los GRECO, un sábado a la mañana en la calle Palma –una de las más céntricas del Paraguay y los sábados es peatonal- repartiendo volantes en solidaridad con trabajadores despedidos de una fábrica, haciendo esa denuncia entre los peatones de esa calle, mantuvimos una escaramuza con policías de civil, de la Policía stronista. Y bueno, fui detenido un 14 de febrero de aquella época.
A estos grupos también él los desconocía, hasta la solidaridad que se les brindaba a los compañeros de distintas fábricas, él los desconocía mediante este comunicado que firmaba.
Es más. Él acá dice que tiene relaciones con la Confederación Paraguaya de Trabajadores, yo que recuerde nunca la FETRABAN tuvo relación orgánica con la Confederación Paraguaya de Trabajadores, pero como esta Confederación era un apéndice de la dictadura, él no tuvo mejor idea que -a través de esta nota- establecer un vínculo, pero nunca consultó a los trabajadores bancarios si estaban de acuerdo en establecer ese vínculo.
Es decir, él no tan sólo fue un gran informante de la dictadura, lo que se acredita con los folios que salen del “Archivo del Terror”, sino con esta nota que sale en el diario Patria, del 7 de mayo de 1983, él públicamente demuestra como colaboró con la dictadura también siendo secretario general de la FETRABAN.
Así que él ya no puede... No se, probablemente va a venir nuevamente el periodista sueco a desmentir la nota...

Sandra Barón: Bueno pero acá tenemos tantos materiales que ya es una Sección Paraguay, con los 250 expedientes de los “Archivos del Terror”, fotografías, fotocopias, documentos, diarios como el Patria, que salía en Asunción...

Ruben Lisboa: Hoy está desaparecido ese diario, Patria hoy ya no sale, era el vocero de la dictadura no era posible seguir sosteniéndolo.

 

Sandra Barón: Y viendo todos estos documentos me acuerdo de lo que me dice un amigo, que cuando uno ve un animal de cuatro patas, que mueve la cola y ladra, no es necesario ponerle un cartel para decir que es un perro... Y creo que viendo todos estos materiales, documentos, no necesitamos que nadie nos venga decir que este hombre era un delator de la dictadura de Stroessner, lo tenemos confirmado.
Pero, como decía Fidel Castro, a veces parece que el mundo se cayera cuando uno dice una verdad, como sino valiera la pena que eso pase antes que vivir en la mentira.
Y para seguir aclarando esto, te quiero mencionar la parte de la entrevista de Dick Emanuelsson a Víctor Báez Mosqueira donde él habla de tu mamá, que tu también nos habías hablado de tu mamá y nosotros también tenemos uno de los “Archivos del Terror” donde tu Víctor Báez Mosqueira habla de tu mamá.
Pero vamos al texto y a lo que dice Víctor Báez Mosqueira:

“Pero ahora aparece el señor Ruben Lisboa desmintiendo que él haya desmentido que yo era informante y desmintiendo que su mamá haya desmentido que yo era informante.Entonces, te adjunto los documentos donde claramente uno de ellos donde se filma a la madre, donde ella hace un descargo y confirma justamente lo que yo digo. Que esa señora entró clandestinamente al Paraguay, que se quedó en Paraguay durante tres o cuatro meses, que yo sabía su paradero y que incluso le ofrecí asistencia y ella pudo salir sin ningún problema, nuevamente en forma clandestina del país. Y eso yo invito a la gente a que lo vea.”

Y bueno, ahí ponen un audio, un video de tu mamá y ponen una trascripción de una entrevista de Radio Ñanduty que el audio no lo tenemos, entonces no sabemos que tanta fidelidad puede tener; pero nos gustaría que  aclares este tema que sale en esta entrevista, donde dicen que tu madre fue a un acto de solidaridad con Víctor Báez Mosqueira, que desmiente todo esto.

 

Ruben Lisboa: Bueno, yo también miré el audio y lo que percibí a través de mi sentido auditivo es que mi mamá nunca desmintió aquel encuentro que hubo en Buenos Aires y ese encuentro fue transcripto en los “Archivos del Terror”.
Mi mamá no podía entrar al Paraguay por lo tanto no podía informar, así que el único que estuvo con mi madre conversando fue Víctor Báez. Por lo tanto el único que pudo haber informado de eso es Víctor Báez. Y eso está confirmado por mi madre, está confirmado por él, es decir no hay ninguna duda de que él informó de ese encuentro con mi mamá a la policía que fue en el año 84, en 86 perdón.
A partir de eso, él dice que en el año 87 vino mi madre acá. Yo estuve consultando con mi hermano, que tengo un hermano menor, le pregunté si él recuerda que en el año 87 haya estado mi madre acá en el año 1987 y ninguno de los dos lo recordamos.
Pero si nos acordamos que yo me fui a buscar a mi mamá en el año 1979 al lugar llamado Tres Fronteras, y entró clandestina aquí al Paraguay. Es cierto. Pero quienes sabíamos de esa entrada clandestina éramos mi hermano y yo, Víctor Báez Mosqueira nunca estuvo.
Ahora, si mi mamá en el año 1987 le tuvo una extraordinaria confianza y vino y se puso en manos de él, bueno... Pero dice que yo estuve y yo no estuve nunca en el año 87 con él trayéndola a mi mamá ni nada que se le parezca.
Ella vino en el año 1979; entró en el mes de marzo y se fue en el mes de setiembre. Y vivió con nosotros en el lugar llamado Remanso Castillo de Mariano Roque Alonso. Jamás, jamás yo voy a permitir que después de la publicación de esas notas en el diario Patria, yo voy a traerle a mi mamá con ese colaborador de la dictadura, yo en esa época ya tenía mis sospechas de que era colaborador de la dictadura. Pero nunca Sandra, jamás lo voy a hacer.
Lo que pasa es que Víctor Báez y el periodista sueco se están enrollando en sus propias mentiras, porque si vos te acordás en la primera entrevista él hace sus descargos y dice que le dio casa y comida a mi mamá, ahora cambió. Ahora dice que él sabía nomás donde estaba.
Como también dijo que él fue y rescató a un compatriota campesino y después resulta que no era así, que era de otra manera. Quiere decir que cada vez van cambiando sus versiones.
En cuanto a la entrevista en Radio Ñanduty, es cierto que yo estuve en esa entrevista, pero nunca con Víctor Báez. Después de la aparición de los “Archivos del Terror” yo con Víctor Báez nunca más, nunca más porque me indignó tanto que nunca más quise ni hablar con él. Salvo que yo he querido hablar con el públicamente para debatir sobre estas cuestiones; él que tanto es apegado a los debates ahora no quiere debatir.  
Yo si fui a Radio Ñanduty, en compañía de Alan Flores, a quien él hoy le critica; pero fue Alan Flores, Jorge Alvarengue y Abel Amarilla, un muchacho que ya lo asesinaron. Me fui con ellos a Radio Ñanduty en donde yo lo único que dije fue que todo hecho existió pero que no coincidían las horas, pero el hecho en sí existió. Eso fue todo.
¿Por qué me fui? Porque vinieron y nos dijeron a mi mamá y a mí que el sindicalismo paraguayo iba a ser muy perjudicado. Entonces le dije a mamá: ‘porque no te vas y ves lo que puedes decir sin desmentir el hecho’ y ella me dijo ‘yo no me quiero ir’.
Por eso, le dije ‘yo voy a ir’. Y me fui. Me fui con estos compañeros a decir que el hecho existió, no desmentimos lo que surgió de los “Archivos del Terror”.
Y yo me fui a ver en estos días, a ver si estaba la grabación y ya no la tienen. Por lo tanto lo que Víctor Báez reproduce con su amigo sueco, no tiene ningún valor porque yo no hablo con Víctor Báez ni tengo ganas de sentarme a conversar y menos en esa época cuando estábamos sumamente indignados por todos estos hechos.
Víctor Báez no tiene ningún escrúpulo, se pasa mintiendo, quiere acomodar las cosas para que le convengan en esta situación.
¿Qué es lo que tiene que hacer él? Es lisa y llanamente reconocer, como ya lo está haciendo, y decir: ‘acá me pongo a disposición de los compañeros, de los 55 millones de compañeros trabajadores para que juzguen mi conducta’.
Yo no tengo ganas de crucificarlo políticamente como él dice, el que se crucificó políticamente fue él. Nadie lo llevó del brazo y le dijo: ‘vení a informar a la policía de investigaciones de la dictadura stronista sobre lo que están haciendo estos compatriotas’. Nadie lo llevó.
Aparte se pasa mintiendo. Y yo, cuantas veces mienta, cuantas veces lo voy a enfrentar, porque de todos estos hechos conozco perfectamente. A mi él no me va a engatusar como engatusa a otras personas, donde él lleva, arrea, a mucha gente para supuestamente solidarizarse con él. Él engañó a mucha gente, le engañó diciendo que eran informes pequeños y sin importancia… ¿Pequeños y sin importancia? Yo no se que es pequeño y sin importancia para él…

Sandra Barón: Perdona que te interrumpa, pero acá, en una parte de la entrevista Víctor Báez dice:
“Le decíamos a la Policía lo que estaba arriba, era la política del iceberg, lo que estaba por arriba, pero escondíamos mucho más de lo que decíamos.”
Él aquí está reconociendo que colaboraba con la Policía!

Ruben Lisboa: En efecto Sandra, él está reconociendo su estrecha vinculación con la policía. Y qué es lo importante y qué no… él lo determinó, no nosotros.
Y bueno, yo considero que fue una traición, fue una delación, él es un delator de la policía y eso lo va a llevar siempre consigo. Yo no voy a discutir la veracidad o no, porque él mismo dice que fue informante.
Por lo visto la entrevista que tuvo con mi mamá en Buenos Aires no era importante, entonces volvió y la informó. Es tan poco sustentable la posición de los delatores que por sus propios dichos uno vuelve a reconfirmar una y otra vez que él fue un informante de la policía y un estrecho colaborador de la dictadura a partir de la publicación del diario Patria del 7 de mayo de 1983.
Es más, él defiende a la dictadura porque si uno se fija, en la lectura de los documentos no hay ninguna crítica a la dictadura, absolutamente nada. Es más, nosotros éramos los repudiados según esa nota del diario.

 

Sandra Barón: Vale tener presente que Víctor Báez Mosqueira informaba de esta manera a la policía, mientras se estaba deteniendo, torturando, asesinando y despareciendo a militante sociales y políticos paraguayos. Hay que ver en que marco él actuaba como informante y publicaba notas en el diario Patria.
En una parte de esa entrevista señala:
“Aquí nadie puede acusarme de haber hecho una delación, ni una sola porque ahí están los testigos que firmando por CODELUCHA, la madre de Ruben Lisboa, la propia declaración de Ruben Lisboa el 8 de agosto de 1993 y por supuesto, puedo ofrecer muchas pruebas más.”
¿Qué nos puede decir sobre esta organización CODELUCHA? Más allá que ya nos aclaraste lo de tu mamá y lo de tu aclaración

Ruben Lisboa: Creo que cualquier persona puede simpatizar o no conmigo. Yo no tengo ninguna antipatía personal con ellos, son compañeros que estuvieron enfrentando a la dictadura, me solidarizo con ellos y creo que tienen el derecho a criticarme si así lo creen. Pero lo que no puedo es debatir con ellos, por la sencilla razón que ellos ni estuvieron en la situación que nosotros atravesamos, ni pasaron estas situaciones particulares donde Víctor Báez fue un colaborador estrecho de la dictadura.
Si ellos le quieren defender mañana a Pastor Coronel, el temible jefe de Investigación de la Policía, yo no puedo decirles que no lo defiendan. Son ellos quienes deciden a quien defender.
Ahora, lo que no van a poder defender los de CODELUCHA ni Emanuelsson ni nadie es a Báez Mosqueira, porque existen los hechos que confirman que él fue un informante, un delator de la policía, un colaborador estrecho de la dictadura estronista.

 

 

Sandra Barón: Bueno, y esto es para nuestra audiencia, nosotros tenemos acá en el Parlamento un hombre que fue dirigente de los trabajadores bancarios, que estuvo preso y que fue el responsable de que no se aprobara una modificación a la Ley de Impunidad. Se llama Víctor Semproni, es del MPP, es del Frente Amplio, y votó a favor de los militares torturadores de la dictadura uruguaya. Entonces, estas cosas a nosotros no nos pueden asombrar. Que haya gente que cambie, que la creíamos de una manera y hoy nos enteramos que en realidad es de otra, a nosotros no nos asombra porque lo vivimos.
Lisboa, dice más adelante Báez Mosqueira:

“Si Lisboa está negando que yo formé parte de la misión de rescate de Bernardo Torales, del cerco policial, que lo sacamos del cerco policial y lo llevamos a esconder a Asunción, ahí también está el testimonio de Bernardo Torales.”
Porque en este artículo que hace Dick Emanuelsson, extenso artículo que le llevó bastante tiempo prepararlo parece, sale una carta hablando bien de Víctor Báez de esta persona,  Bernardo Torales.

 

Ruben Lisboa: Bueno, Sandra, yo escuché también esa entrevista. Él dice que nosotros formamos un ‘grupo comando’, yo jamás formaría un grupo comando con Víctor Báez, nunca, ni en broma. Si lo conoces a profundidad, verás que Víctor Báez no está en condiciones de tirar ni una naranja, porque se asusta. En esa época que yo lo conocí, todos teníamos miedo pero él nunca superó ese miedo.
Hoy, como te dije en otra oportunidad, estoy muy contento de que haya superado su problema cardíaco. Porque en aquella época cada vez que surgía algún problema con la policía represiva, él ya tenía su problema cardíaco y no se presentaba. Así que… grupo comando con él no armaría jamás.
En cuanto a lo otro, yo desconozco, digo claramente que él en un primer momento en la primer entrevista él dijo que se fue, rescató a bernardo Torales, lo trajo y  lo tuvo en su casa. Eso lo desmentí. Yo dije que recuerdo a Elisa Bordón, que tenía un Honda Civic, color bordó, y yo me iba en un Daihatsu 120i, color bordó, y Jaime Jiménez se iba en un auto verde agua que era un escarabajo. El único entre todos que conocía el lugar en la compañía Cimbrón era yo, porque siempre me he reunido con ellos, ahí había muchos compañeros de las Ligas Agrarias desaparecidos, y al cual Víctor Báez jamás llegó, nunca. No tiene idea Víctor Báez por donde queda la compañía Cimbrón. Yo sí tengo idea por donde se entra, por donde se sale, cuáles son los atajos, sé hacia donde debo ir.
Todo conocía. Así que ningún grupo comando formé yo con Víctor Báez.
Y me ratifico: a quienes yo recuerdo son a Elisa Bordón, dueña del auto, y Jaime Giménez. Si después Elisa Bordón dice que lo subió con ella, que ella actuó de chofer, etc. bueno a mi no me consta.

 

Sandra Barón: Y ya que la menciona, Emanuelsson dice acá que
“Elisa Isabel Bordón envió a mí, a ti y a mis compatriotas en Montevideo, un correo electrónico para desmentir y contrarrestar esa campaña tanto de Ruben Lisboa como de la Radio 36 en Montevideo.”
Te pregunto, ¿quién es Elisa Bordón? 

 

Ruben Lisboa: Yo la verdad que la conozco como una chica que tenía inquietudes sociales, que era mi vecina porque vivía no muy lejos de mi casa; pero no entiendo, nunca supe las relaciones que tenían con Víctor Báez ni tampoco me interesan mucho, son cosas de ellos.  Supongo que por cuestiones afectivas puede defender a Víctor Báez, y me parece bien, no tengo nada que decir. Pero me parece que no tiene mucho sustento lo de Elisa Bordón porque ella está en las generales de la ley, no voy a entrar a discutir ni voy a hacer ningún otro desarrollo de esta relación porque no me corresponde.
Lo malo es que se utilicen otro tipo de relacionamientos para intentar justificar ciertas y determinadas cosas.
Ahora, me vuelvo a ratificar en lo que te dije: Fue el auto de Elisa Bordón, Honda Civic color bordó; Ruben Lisboa en un Daihatsu 120i, color bordó, y Jaime Jiménez en escarabajo color verde agua. De los tres el único que conocía la Compañía Cimbrón y todos los lugares donde estaban los compañeros de las Ligas Agrarias era yo, porque siempre estaba con ellos. Yo no se porque Bernardo Torales se esmera en decir tal o cual cosa, allá él, él también sabrá. Espero que alguna vez me comente para saber –por lo menos- cuáles eran sus motivaciones y por ahí lo puedo entender. Pero yo trabajé mucho tiempo con esas organizaciones campesinas y Víctor Báez jamás lo hizo.
Es más, si vos te das cuenta, verás como fue cambiando, primero Bernardo Torales fue a su casa supuestamente, ahora ya se le trajo a una casa en Asunción. Y es mentira. Vino a mi departamento y estuvo conmigo, y Víctor Báez lo sabe.
A Bernardo Torales yo lo escondí en Asunción en el Edificio Brasil en el 9º piso, él estuvo en mi departamento escondido durante el período en el que fue perseguido.
Y para demostrarte que ellos no conocen a profundidad nada, ellos dicen que la policía los rodeó, y no fue la policía fueron las fuerzas militares las que los rodeó. Y ellos dicen que fue el hijo de Bernardo Torales el que le visó. No es cierto. Fue el hermano y la hermana de Bernardo Torales la que me avisó a mí y yo tomé  la determinación de hacer ese rescate. Y lo hicimos un domingo a la noche. 
Así que Víctor Báez cuando va construir su historia, tiene que construirla con cierto grado de credibilidad y sobre todo con las personas que estuvieron ahí. Y él por lo menos no me consta. Como tampoco me consta, que él nombra a una persona de nombre Ernesto Héisecke, yo lo conozco y a mi tampoco me consta que Ernesto Héisecke estuviera allí.
Te vuelvo a repetir estuvimos sólo esas personas que te nombre y yo jamás formé ningún grupo comando con Víctor Báez. Jamás lo he hecho.

Sandra Barón: Lisboa algunas cosas más porque se nos va el tiempo, pero hay cosas que yo quiero mencionar. Dice Báez Mosqueira:
“Radio 36 si quisiera recurrir a la fuente podría recurrir directamente a los propios noruegos, pero evidentemente la cuestión no es esa. O sea, no hay un interés de Radio 36 de investigar realmente el asunto, la cuestión es declararme sencillamente culpable.”
Sí, Víctor Báez Mosqueira, es culpable.
Pero vamos ala fuente, que reclama, que es este diario noruego, Nytid –que quiere decir algo así como tiempos modernos, de Noruega- que publicó un artículo titulado “POLÍTICA NORUEGA EN LOS ARCHIVOS DEL TERROR” del periodista Harald Eraker

 

clip_image007_0002.jpg

, dice:
“9 agosto 1988, a menos de un año de la caída de la dictadura, Grethe Fossli de la LO noruega, le escribe una carta a Victor Baez.
La carta termina en los "archivos del terror" de la policía secreta paraguaya.- triste, dice Fossli.
La carta, que fue escrita en nombre de la AIS (comité internacional de apoyo de los trabajadores), trataba sobre 200.000 coronas que habían sido dadas para apoyar a los miembros desocupados de la organización del país MIT. Victor Baez era director de la MIT y fue acusado entonces de ser agetne de la policía secreta paraguaya. Grethe Fossli era secretaria de AIS y secretaria de organización de Comercio y Oficina de Noruega, y es hoy representante parlamentaria del Akershus Arbeiderparti (partido de los trabajadores de Akershus).
- El que yo esté en los archivos de la policía secreta no es tan sorprendente, ya que yo visité a los sindicatos en el país durante la dictadura. Pero que la carta que yo mandé haya terminado en los archivos de la policía es peor. Esto es una cosa triste, no me gusta, dice Fossli a Ny Tid (la revist que publica la nota).
En la carta Grethe Fossli dice que el utrikesdepartamentet noruego ha concedido 250.000 coronas para la reconstrucción de la prensa sindical en Paraguay.
Pero Fossli también está preocupada: En la carta a Baez ella expresa su preocupación por no haber recibido ninguna confirmación por las 200.000 coronas que fueron enviadas en el mes de marzo.
-La carta estaba en los archivos del CPT, dice Victor Baez cuando le pregunte sobre la autenticidad de la carta, cuánto dinero llegó de Noruega y de Suecia y por qué esa información terminó en los archivos de la policía secreta.
-A mediados de los 80 llegó dinero de FFI, que fue coordinado por una persona de nombre Fernando Serrano. Él está muerto desde hace diez años, dice Baez.
Pero Baez confirma que otro dinero noruego pasó a través de él a un proyecto de una estación de radio crítica al régimen.
- Era dinero para que los camaradas pudieran aguantar, después de que el régimen había cerrado la emisora. Yo creo que se trataba de unos 200 dólares por día, dice él.
Sin embargo Baez tiene dificultades para recordar proyectos y apoyo económico de Suecia, solamente que éstos eran coordinados por Fernando Serrano.
- Cuando yo era secretario general en la asociación de bancarios recibimos apoyo del sindicato bancario sueco y de su dirigente Rolf Blom, agrega él. FIET, el sindicato internacional de empleados del comercio, también envió dinero a los sindicatos en Paraguay y también el sindicato sueco (handelstjenestemannsforbundet) de empleados del comercio envió dinero.
- ¿Se concretó la construcción de  algún órgano de prensa sindical?
- Sí claro, publicamos el “Prensa Sindical”.
- En Paraguay florecieron los rumores de que el dinero pago fue utilizado por los dirigentes para necesidades personales. Pero ninguno de estos rumores fue confirmado.
El nombre de Grethe Fossli se encuentra también en otros lugares de los “archivos del terror”, entre otros en una lista de invitados al festejo del 1 de mayo de 1986. Allí participó ella junto al ahora fallecido Eibar Trulsen, antiguo colega de la sección internacional de la LO.
- Esto no fue así. Yo no estuve en Paraguay festejando el 1 de mayo como se asevera. Sin embargo, yo estuve en el país visitando los sindicatos durante una semana, en noviembre de 1986, dice Fossli.”
Hasta aquí parte de la nota, en la que en definitiva esta dirigente sindical noruega dice que es muy triste que algo que ella le envió a Víctor Báez Mosqueira terminara en los “Archivos del Terror”. Esto es una entrevista que publicó este diario noruego y le comento a los oyentes que la mandamos a traducir con una persona que domina el idioma noruego. La mandamos traducir y la vamos a publicar.
No se si quieres decir algo sobre esto Ruben Lisboa.

 

Ruben Lisboa: Bueno, lo único que quiero decir es que todos esos hechos confirman lo que nosotros estamos diciendo. Una carta no puede aparecer en los “Archivos del Terror” sola, si se la hubieran secuestrado él lo hubiera denunciado, pero se nota que él entregó esa carta a la propia dictadura, por eso no denunció.
Yo creo que es muy difícil rebatir todos los documentos que están en los “Archivos del Terror” y los que no están también. Porque lo pintan a Víctor Báez Mosqueira de cuerpo entero, que es un delator, un colaborador de la dictadura y también un gran mentiroso.

 

 

Sandra Barón: Para terminar quiero leer otro tramo de lo que dice Víctor Báez Mosqueira, que es muy interesante:
“Yo lo que sospecho es que por toda la actividad que hacía la oposición en este momento que estaba toda unida contra la dictadura, los policías tenían mucho trabajo y muchas veces yo creo que inventaban informes, los inventaban para justificarse ante sus jefes.”

Ruben Lisboa: Y sus jefes también…

Sandra Barón: Uno no puede reírse de esas cosas porque es grave, pero realmente Víctor Báez Mosqueira desprecia mucho a los lectores porque piensa que pueden tragarse ese sapo.
Pero sigue diciendo lo siguiente:
“Esa es la teoría de un respetado periodista Alcibíades González del Valle que también testificó a mi favor y que él personalmente decía eso.”
Yo quiero aclarar y contarle a la audiencia que González del Valle, ese periodista tan respetado que defiende a Víctor Báez Mosqueira no es otro que el ya mencionado Alcibíades González del Valle, que fue policía en la dictadura de Stroessner y que ahora, recientemente, acaba de salir una noticia en el diario ABC de Paraguay del 15 de junio, ustedes lo pueden ver en Internet en www.abc.com.py donde dice:

 

 

“Biografía con estilo novedoso
Alcibiades González Delvalle escribió una nueva biografía sobre Alfredo Stroessner, que aparecerá el domingo, con el ejemplar de ABC Color, en el marco de la Colección Protagonistas de la Historia, de la Editorial El Lector. Lo novedoso de esta propuesta bibliográfica es que el libro está escrito en primera persona, como si fuera el propio Stroessner quien narra su historia.”
O sea, que este defensor de Báez Mosqueira escribe un libro con la biografía de Stroessner en primera persona, como si él fuera el propio Stroessner.

clip_image008_0001.jpg

 

Pero además, algo que también les quiero leer para demostrar porqué afirmamos que es policía, fuimos –como dice Víctor Báez Mosqueira que hay que hacer- a lo que el mismo González del Valle escribe, con el título “Nunca fui policía” y explica lo siguiente:
“(…) Poco tiempo después, en los inicios de los años sesenta, conseguí entrar en el diario El País, luego La Tarde, sección Policiales. Mi tarea cotidiana era acudir a la única fuente existente: el Departamento de Informaciones de la Policía, con oficina en Chile y Presidente Franco. Aquí me reencontré con un compañero de escuela, en San Antonio, Juan Carlos Hermosa, policía de carrera y conocido actor de radioteatro. El Departamento de Informaciones producía un programa radial, creo que dos o tres veces por semana, en el que Hermosa, al final de la audición, leía poemas o glosas poéticas. Un tiempo antes yo había escrito algo similar para Heradio Villalba, en radio Teleco, sobre la calle Iturbe. Recuerdo que el programa se llamaba “15 minutos para el corazón”; los oyentes, felices de que solo durara esos minutos.
Con este antecedente, nada para envanecerse, Hermosa me pidió que le escribiera para su espacio. Así lo hice, pero sin la continuidad requerida porque no estaba obligado a ello. Para que uno asumiera compromisos laborales, había entonces, y lo habrá siempre, un requisito: la retribución monetaria, aunque fuese por escribir adefesios. Fue así como le hablé al jefe del Departamento y director del programa radial, el comisario Abelardo Burgos, quien obtuvo para mí un rubro de oficial segundo. Fue a fines de 1962. Creo que dos años después hubo una vacancia en el rubro de oficial primero, que me fue concedido.”
O sea: no hay dudas, fue policía.
Este amigo, este “periodista respetado” como dice Víctor Báez Mosqueira de su amigo Alcibíades González del Valle , fue policía de Stroessner. Y tenemos también los comprobantes de los decretos, con la firma de Stroessner de los ascensos de este policía:

 

clip_image009_0001.jpg
TRANSCRIPCION DEL DECRETO QUE CONFIRMA QUE ALCIBIADES GONZÁLEZ DELVALLE FUE POLICÍA DE LA DICTADURA STROESSNER

Ministerio del Interior:
Decreto N° 13.125, del 9 de noviembre de 1960, por el que se nombra como Oficial 2° de Orden Público, Tránsito e Investigaciones de la Policía de la Capital, al Señor Alcibíades González Delvalle. Vista: Nota P.E. N° 394 (Exp. N° 2.167/1.067). El Presidente de la República del Paraguay DECRETA: Artículo 1°) Nómbrase Oficial 2° de Orden Público, Tránsito e Investigaciones de la Policía de la Capital, al Señor Alcibíades González Delvalle, con antigüedad del 1° de octubre del año en curso. Firmado: Alfredo Stroessner, Presidente de la República. Firmado: Edgar Insfrán, Ministro del Interior.
Fuente: GACETA OFICIAL N° 107. Páginas 2-3.
Ministerio del Interior:
Decreto N° 24.581, del 7 de septiembre de 1962, por el que se da de baja, se asciende y se nombra Oficiales de la O.P.T.I. (Orden Público, Tránsito e Investigaciones de la Policía de la Capital). Vista: Nota P.E. N° 342 (Exp. N° 1.310/704). El Presidente de la República del Paraguay DECRETA: Artículo 2°) Asciéndese a Oficial 1° de la O.P.T.I. (Orden Público, Tránsito e Investigaciones de la Policía de la Capital) al Señor Alcibíades González Delvalle, con antigüedad del 1° de agosto del año en curso. Firmado: Alfredo Stroessner, Presidente de la República. Firmado: Edgar Insfrán, Ministro del Interior.
Fuente: GACETA OFICIAL N° 107. Páginas 2-3.

Entonces, fíjense ustedes quienes son los defensores de Víctor Báez Mosqueira.
Pero Lisboa, se nos terminó el tiempo, nos pasamos en realidad.

 

Ruben Lisboa: Bueno, Sandra, lo que puedo es agradecerte la atención que tienes para conmigo, de poder aclarar esta situación tan dolorosa para todos nosotros. No hubiéramos querido que sucediera esto pero sucedió y tenemos la obligación de decir la verdad. Y bueno, también la verdad está documentada, vos tenés en tu poder todo lo que escribió Víctor Báez a la dictadura, en órganos de la dictadura, tenés los “Archivos del Terror”, tenés quienes son sus defensores, o sea tenes todo a mano. Así que la verdad, por más que ellos intentes distorsionarla no van a poder hacerlo porque está documentada y estos documentos tienen el valor absoluto de la verdad.
Es muy difícil de rebatir esto y es un trabajo demasiado importante el que están haciendo ustedes para clarificar a los trabajadores sobre quiénes son sus representantes, si ellos finalmente deciden darle su voto de confianza… bueno, allá ellos. Pero ellos tienen a su disposición mirar qué es lo que pasó en este periodo muy cruel y muy difícil que pasó el pueblo paraguayo, en el cual este ciudadano ha colaborado en todos los campos que pudo con esa dictadura.
Así que te agradezco, te felicito y si alguien cree que esta es una venganza política está totalmente equivocado. No hay ninguna venganza política, hay un único objetivo que es conocer la verdad y que esta verdad sea clara y documentada como hoy se está presentando.  

 

Sandra Barón: No, en realidad gracias a vos Ruben Lisboa, mañana vamos a seguir con el tema porque estaremos nuevamente en comunicación con Paraguay y debemos decirle a la audiencia que nosotros también hemos sufrido las consecuencias de estos delatores, que aquí también los hubo y también tenemos compañeros muertos y desaparecidos y por eso también debemos aclarar estas cosas. Siempre con la verdad, le duela a quien le duela.

 

Ruben Lisboa: Antes de terminar Sandra, debo decirte que sentí una profunda pena cuando no se aprobó esa modificación de la Ley de Caducidad en el Uruguay y más profunda pena sabiendo que fue un bancario el que impidió al pueblo uruguayo la posibilidad de conocer la verdad. También mi solidaridad con ustedes, vamos a seguir en esto y esa Ley de Caducidad va a ser revocada y el pueblo uruguayo va a conocer también la verdad.

 

Sandra Barón: Ojala que sea así. Muchas gracias. 

     



--

CX36 Radio Centenario 1.250 AM
Av. 18 de Julio 1357 Ap. 202
Montevideo-Uruguay
 

Compartir este post

Comentar este post