Overblog
Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
El polvorín

El Frío no mata; eso es mentira !!

16 Agosto 2010 , Escrito por El polvorín Etiquetado en #Politica

 

 

 

 

 

 

 

por: José Luis Vázquez
 

Ya son más de 100 los muertos que ha dejado este invierno en cinco países de América del Sur en solo 15 dias. Intemperie, indigencia y calefactores defectuosos son las principales “causas” de los decesos. Eso es lo que nos dicen.

En realidad la causa de muerte es “LA POBREZA”. Ricos, y gente de dinero, no ha muerto ni uno solo por el frío.

Si analizamos en un tiempo más prolongado podemos decir que los muertos por estas mismas causas son cientos y hasta miles. No es el frío, es la pobreza. No son los calefactores defectuosos, es la pobreza. No son las enfermedades respiratorias, es la pobreza. No son la mala alimentación o poca e inadecuada alimentación; es la falta de alimentación. O sea, es la pobreza.

La gente no elige qué comer. Come lo que puede, cuando puede.

La gente no elige comprar electrodomésticos calefaccionen su hogar. Algunos ni siquiera hogar tienen. Loza radiante ni hablar, no saben ni siquiera lo que es.

La gente no tiene calefacción en invierno y tampoco aire acondicionado en el verano.

 En el invierno la gente pobre latinoamericana no tiene confortables estufas a leña o gas. La gente se calienta con energía muchas veces “sustraída” de los cables públicos de Alta Tensión y construyen artefactos eléctricos rudimentarios que producen calor porque no tienen dinero y son pobres. Es la cruda y maldita pobreza.

De esa forma mueren muchísimos durante los crudos inviernos donde muchos ranchos se prenden fuego con niños y viejos dentro.

La gente se muere de enfermedades respiratorias porque no tiene cobertura de salud adecuada. No se atienden su salud en años. Algunos (con suerte) en toda su vida han visto un puto médico.

Comer bien, tener un techo, tener ropa adecuada y una maldita estufa no necesariamente son lujos para una persona. Para una familia. Sin embargo en todos estos países ni siquiera logran tener una sola, todos ellos.

Nosotros los invitamos a analizar la noticia cuando un informativo diga que una persona murió “de frío” y la estudien. Seguramente se trata de un niño mal alimentado, mal arropado y que viven en condiciones infrahumanas. De lo contrario será un anciano que vive en la indigencia, a la intemperie.

Un muerto de frío por una enfermedad respiratoria es porque, además de la mala alimentación y condiciones de vida, intemperie más indigencia, le han provocado que no tenga ninguna cobertura de salud y tampoco una mínima atención.

Nunca verá a un Rico, a un senador o diputado, Ministro o Presidente morir de frío. Los que mueren de frío, en realidad mueren “DE POBREZA” DE TRISTEZA, DE SOLEDAD, de muchas cosas. Pero el frío no mata. Mata la pobreza y la indiferencia de quienes deben atender esas cosas.

DIAGNÓSTICO OFICIAL

La composición de la sangre también cambia con el frío. El corazón tiene que trabajar con más fuerza para bombear la sangre a través de los vasos contraídos mientras que los cambios en la concentración sanguínea aumentan el riesgo de coágulos y de los problemas que provocan.

En condiciones extremas ocurre la hipotermia, cuando la temperatura corporal cae debajo de los 35º C y el organismo no puede generar el calor necesario para garantizar el mantenimiento adecuado de las funciones fisiológicas.

La temperatura corporal normal es de 37º C y una caída de dos grados, aunque no parezca mucho, puede ser peligrosa y mortal.

Proceso gradual

El síntoma inicial del trastorno son los temblores involuntarios. La persona todavía es capaz de caminar y hablar pero comienza a perder las capacidades motrizes complejas y al mismo tiempo ocurre un estrechamiento de los vasos sanguíneos en manos y pies.

A medida que la temperatura cae debajo de los 34º C se inicia un temblor violento, deterioro de consciencia, pérdida de coordinación motriz, especialmente en las manos, dificultad para hablar y confusión.

Debajo de los 32º C, los síntomas pueden ser mortales porque el cuerpo no es capaz ya de mantener una respuesta para generar calor, es decir ya no están presentes los escalofríos o temblores.

"Uno de los efectos del envejecimiento es que tu cuerpo es menos capaz de regular la temperatura. Esto los hace menos capaces de juzgar si tienen frío o calor"

Cuando la temperatura corporal llega a los 30º C, que por lo general ocurre con la exposición prolongada al frío, de días o semanas, la persona aunque viva, ha dejado de moverse. Su respiración es irregular y errática, ha perdido la conciencia y el corazón es vulnerable a arritmias letales.

¿Cómo medir la hipotermia?

El temblor corporal es uno de varios síntomas que pueden utilizarse para evaluar el riesgo de hipotermia. Si una persona es capaz de dejar de temblar, su hipotermia es leve. Pero si no puede detener los temblores de forma voluntaria, está en riesgo de hipotermia moderada o severa.

Otra prueba para evaluar el riesgo es observar las funciones cerebrales pidiendo a la persona que cuente hacia atrás a partir de 100 en múltiples de diez. Este tipo de agilidad mental se pierde cuando la temperatura comienza a disminuir.

Y un signo de hipotermia severa es la pérdida del pulso en la muñeca, que resulta por la falta de circulación.

LA HIPOTERMIA NO SOLO OCURRE EN EL EXTERIOR

Los bebés, niños, personas mayores y aquéllos cuyos sistemas inmunes están comprometidos a causa de otras enfermedades pueden fácilmente sufrir hipotermia dentro de sus hogares.

Pero quizás los más vulnerables son los ancianos.

Son más susceptibles

Fisiológicamente, los vasos sanguíneos de estas personas son más susceptibles a la coagulación y -debido a que la mayoría son jubilados o pensionistas o desempleados- es más probable que sus finanzas no les permitan subir gastos excesivos para calentarse.

Además, como a menudo, en estas sociedades capitalistas (muchas con Progresistas en el gobierno) están aislados socialmente puede ser difícil detectar si sufren algún problema.

La hipotermia severa requiere atención médica urgente.

Pero los consejos básicos para evitarla es detener la pérdida de calor, preservar el calor corporal que tenga la persona y ofrecerle contacto corporal para ayudarle a generar más calor.

Es necesario también colocarle capas adicionales de ropa, reemplazar las prendas mojadas, asegurar que el ambiente esté lo más caliente posible y ofrecerle líquidos calientes.

Los expertos afirman que es clave mantener la temperatura de nuestros hogares entre 18ºC y 21ºC.

La hipotermia puede ser un riesgo cuando la temperatura en nuestra casa es menor a los 5ºC, pero si pasamos más de dos horas a 12ºC esto provocará un aumento en la presión arterial, lo cual a su vez incrementa el riesgo de un infarto o derrame cerebral.

 

De los cinco países azotados por una ola de frío inusual, Argentina parece ser el que está sufriendo con más fuerza su rigor.

El número de fallecidos por hipotermia llegó a 13 en un solo domingo.

En lo que va de la estación invernal,  casi 40 personas han muerto debido a artefactos o instalaciones de calefacción en mal estado.

BEBES Y ANCIANOS

Según el último conteo, 20 personas han fallecido de hipotermia, en Bolivia, país cuya región oriental, de clima cálido subtropical, es la que ha resultado más afectada por las bajas temperaturas. Entre ellas, se registran las muertes de dos bebés.

Brasil, un país no necesariamente asociado con temperaturas bajo cero, registró la muerte de al menos nueve personas en el sur del territorio, la mayoría de ellas debido a la falta de techo y abrigo.

El estado de Santa Catarina, limítrofe con Argentina, vio descensos de temperatura a casi 8 grados bajo cero.

En Paraguay, falleció de hipotermia un anciano de 80 años, lo que elevó la cifra de fallecidos a cinco. Uruguay reporta 5 muertos por la misma razón.

En Chile, el frío cobró la vida de dos personas en la capital, Santiago, donde los termómetros han caído a 2 grados bajo cero.

EL FRIO PERUANO

En Perú, la palabra "friaje" alude a las temperaturas extremas que tienen lugar, cada año, y el país andino está acostumbrado a ellas.

Sin embargo, en las últimas semanas han muerto unas 105 personas debido a enfermedades respiratorias, pero no está claro cuántas de ellas murieron a causa del frío.

Las viviendas de diversas localidades de la provincia de Puno, en el sureste del país, fueron afectadas por vientos huracanados. El frío de 23 grados bajo cero continúa causando estragos entre los habitantes de pueblos situados a más de 4.000 metros sobre el nivel del mar.

En lo que va de año más de 400 personas han muerto en Perú a causa de la ola de frío y de la neumonía, según cifras de la Dirección de Epidemología del Ministerio Público. En la capital del Perú el frío golpea más en las zonas pobres y sus pobladores se las ingenian para superar la situación.

La corresponsal de teleSUR en Perú, Yamira Albán, visitó el asentamiento humano Oasis de Pachacutec, donde constató que los pobladores implementan medidas caseras para tratar de palear el frío que se filtra por sus precarias viviendas.

A tempranas horas de la mañana Alicia Rojas, pobladora del sector, prepara un pegamento casero para adherir revistas en los huecos de las paredes de su vivienda por donde se filtra el frío.

Esta madre peruana afirmó a teleSUR que ante este invierno tan fuerte y dada las precarias condiciones de su vivienda, sus hijos están expuestos a sufrir enfermedades respiratorias, "casi siempre es frecuente que tengan gripe, que tengan tos, tanto por mucho frío y que hay acá, que la misma arena, la humedad sube en el cuerpo de los bebes y como son niños paran jugando en la arena, más el frío les entra más rápido".

Aunque a Alicia y a su hermana, Sonia Rojas, les costó tres meses reunir los 120 dólares necesarios para cubrir el costo el cambio de esteras por paneles de madera para las paredes, denuncian que el frío es uno de los muchos problemas que padecen en el asentamiento humano Pachacutec.

"No solamente el frío como le digo es también el mal olor que viene de las lagunas de abajo", denunció Sonia.

Según loas testimonios de los pobladores de la zona, entre los problemas más fuertes que enfrentan se encuentran lagunas de oxidación removidas por los fuertes vientos, no hay posta médica cercana y por ello en faena comunal se construyeron unos módulos para ser usados como consultorios.

Pese al enorme esfuerzo de la comunidad que con sus propias manos y recursos económicos construyeron una infraestructura para poder contar con un servicio de salud que les pudiera, en más de una ocasión, salvar la vida. Sin embargo, según denuncian los pobladores, el Gobierno regional no tomó en cuenta la iniciativa y nunca envió implementos ni personal de salud.

"Aquí en el frío, con el sacrificio de la gente que se ha armado, que la gente también aportó para hacer esto, osea nosotros mismos y de verdad siento bastante indignación, bastante pena que estas maderas poco a poco se vayan malogrando", afirmó para teleSUR Daysi Guzmán, una de las habitantes del sector.

A la pobreza se suman las inclemencias del clima y la indiferencia de las autoridades , pero los miles pobladores del asentamiento humano Oasis de Pachacutec afirman que no esperarán sentados por ayuda y exigen a quienes gobiernan que respondan de la misma manera.


El frío causa la muerte de 250 niños

Las infecciones respiratorias causadas por el intenso frío han provocado la muerte de 250 niños, menores de 5 años, en Perú, de enero a julio de este año, la mayoría en la región sureña de Puno, según un reporte oficial difundido este sábado por la prensa.

Según el ministro peruano de Salud, Oscar Ugarte, se han reportado 64 muertes de niños por neumonía en Puno, lo que representa la cuarta parte de los decesos debido a la enfermedad en el país.

En ese sentido, Ugarte anunció que se han redoblado las acciones de inmunización contra la neumonía e infecciones respiratorias graves en Puno, una región fronteriza con Bolivia que ha registrado temperaturas de hasta 20 grados centígrados bajo cero.

Otras regiones con un alto número de muertes de niños por el frío fueron la selvática de Loreto (25), y las andinas de Huánuco (24) y Cuzco (19).

Compartir este post

Comentar este post