Overblog
Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
El polvorín

En EEUU se da una visión incompleta de Cuba‏

8 Enero 2012 , Escrito por El polvorín Etiquetado en #Politica

Tracey Eaton

6 Enero 2012 en Iroel Sánchez

Tracey Eaton

Tracey Eaton

Tracey Eaton es un periodista norteamericano que gestiona el Cuba Money Project, dedicado a informar sobre los programas que financia el gobierno norteamericano “para la democracia” en  la Isla con los que se busca crear una falsa oposición a la Revolución cubana como parte de una cruzada que dura más de 50 años.

Eaton ha estado realizando entrevistas en Cuba a varias personas, entre ellas al editor de La pupila insomne, y en reciprocidad, accedió a ser entrevistado para nuestro blog. Estas son las respuestas que dio por correo electrónico a las preguntas que le envié.

Iroel Sánchez: ¿Quién es Tracey Eaton y por qué decidió bloguear?

Tracey Eaton: He sido periodista desde 1983. Fui a Cuba por primera vez en 1994. En ese momento, yo era un corresponsal de The Dallas Morning News en la Ciudad de México.

En 2000, el gobierno cubano dio el permiso al diario para abrir una oficina en La Habana y fui nombrado jefe de la oficina.

En 2004, el Morning News y muchos otros periódicos estadounidenses se vieron obligados a recortar sus presupuestos. El periódico vio la oficina de Cuba como un lujo. También quería concentrarse mas en las noticias locales. Así que los editores anunciaron el cierre de la oficina en 2004 y regresé a los Estados Unidos a principios de 2005.

Comencé a trabajar como periodista independiente en 2008. Quería aprender más sobre los blogs. Decidí que la mejor manera de hacerlo era crear un blog, así que empecé un sitio llamado Along the Malecón.

I.S: ¿Qué es Cuba Money Project?

T.E: Empecé el Cuba Money Project en diciembre de 2010. Se trata de una iniciativa de periodismo de investigación con sede en Florida. La misión del sitio web es convertirse en una fuente principal de información, análisis y opinión sobre los programas financiados por el gobierno de EE.UU. en Cuba.

La preocupación del proyecto es la transparencia y la rendición de cuentas del gobierno de EE.UU.. Se busca una mayor comprensión de:

  • El flujo de dinero de los contribuyentes estadounidenses a Cuba.
  • Si los programas financiados por los EE.UU. en Cuba son eficaces.
  • Si las agencias del gobierno de EE.UU. y las organizaciones que reciben fondos son responsables ante los contribuyentes.
  • Los retos que los blogueros, los disidentes y otros activistas enfrentan en Cuba.

IS:¿El sacar a la luz información incómoda sobre el uso que EE.UU. da al dinero de sus contribuyentes para impulsar un “cambio de régimen” en Cuba le ha traído problemas? ¿Particularmente, qué experiencias ha vivido con los sectores más a la derecha del llamado exilio cubano?

TE: Algunos exiliados cubanos apoyan mi trabajo. Otros creen que es una pérdida de tiempo y dinero para investigar los programas de EE.UU. en Cuba.

Está claro que Cuba es un asunto polarizado. Pero no quiero tomar partido. Mi objetivo es hablar con una amplia gama de personas e informar sus puntos de vista con precisión y objetividad.

Me doy cuenta de que en el gran esquema de cosas, el gasto del gobierno de EE.UU. para estos programas es mínimo. Por cada millón que el gobierno estadounidense gasta, sólo $5,60 se destina a estos programas en Cuba, según muestran las cifras del presupuesto. Es una suma ínfima. Pero el dinero es importante en vista del contexto histórico de las relaciones de EE.UU. con Cuba. Funcionarios de EE.UU. han estado tratando de influir en el gobierno de Fidel Castro por más de 50 años. Los programas para la democracia son una continuación de aquella cruzada.

La Agencia de EE.UU. para el Desarrollo Internacional, o USAID por sus siglas en inglés, administra la mayor parte de los fondos de la democracia en Cuba.

Organizaciones de EE.UU. que reciben el dinero no siempre lo gastan de manera responsable, las auditorías lo han mostrado.

Algunos legisladores, entre ellos el senador John Kerry, demócrata por Massachusetts, han tenido preguntas y preocupaciones acerca de la efectividad de los programas.

Investigadores del U.S. Government Accountability Office en 2006, 2007 y 2008 fueron críticos de los programas por la democracia.

USAID no publica informes detallados que muestren cómo gasta los fondos por la democracia. Tampoco lo hace el Departamento de Estado.

Los funcionarios del gobierno pueden decir que $1 millón fue entregado a un contratista privado, pero poco se sabe acerca de si el dinero llegó a Cuba. Subcontratistas que reciben fondos por lo general no se identifican. Esta falta de transparencia persiste a pesar de la promesa del presidente Barack Obama para crear un gobierno más abierto.

Mi proyecto de periodismo aboga por una mayor apertura y rendición de cuentas en el gobierno de EE.UU.. No estoy tratando de identificar a los disidentes individuales que aceptan los fondos.

IS: ¿Qué percepción tiene usted de la información que circula en los grandes medios de Estados Unidos sobre Cuba?

T.E: Los grandes medios de comunicación de los EE.UU. dan una visión incompleta de Cuba. Muchos quieren ir a Cuba pero no tienen fondos para los viajes, o no tienen el permiso del gobierno cubano. Afortunadamente, la Internet está llena de sitios web y blogs sobre Cuba. Ofrecen una amplia variedad de información sobre todo desde el ballet y el boxeo, el béisbol y la agricultura. Creo que es posible aprender mucho acerca de Cuba sin depender de los grandes medios de comunicación.

I.S: Cuba Money Project sacó a la luz la realización de un evento para la ciberguerra contra Cuba en Panamá a mediados de 2011. Usted viajó al hotel donde iba a efectuarse y comprobó que el llamado Think Cuba desapareció misteriosamente sin dejar rastro ¿Qué opinión le merece tal desenlace?

T.E: La cumbre {think} Cuba iba a tener lugar en el Inter Continental Miramar Panamá hotel el 25-29 de abril en 2011.

Fui al hotel esa semana para tratar de obtener más información sobre el evento, pero los empleados del hotel me dijeron que no sabían nada al respecto. Un empleado me dijo el 28 de abril: “Es muy extraño. La gente ha estado preguntando por el evento durante toda la semana.”

El sitio web de {think} Cuba describió el evento como:  “Una cumbre élite de líderes de movimientos para apoyar el activismo cubano y fortalecer sus habilidades individuales, ya que forman un consorcio unidos por el desarrollo positivo de Cuba y de nuestro mundo.”

La organizadora del evento, Stephanie Rudat, fue catalogada como  co-fundadora de la Alianza de Movimientos de la Juventud, que recibió $225.690 dólares en fondos del Departamento de Estado para reunir a un grupo de activistas y empresarios en la ciudad de México el 14-16 de octubre en 2009.

Rudat no respondió a mi solicitud para que revelera si su organización habia recibido fondos del gobierno de EE.UU. para pagar - o ayudar a pagar - la cumbre {think} Cuba. No está claro para mi cuándo o dónde tuvo lugar el evento. Colaboradores del evento publicaron tweets a mediados de abril que parecían mostrar que el evento estaba en marcha, pero quizás en ese momento no eran más que la selección de los participantes.

Ciertamente, es posible que la cumbre procediera de acuerdo al plan en el Intercontinental, y les dijeran a los empleados del hotel que no hablaran sobre el evento. O la reunión podría haber sido trasladada a otro lugar.

“¿Quién sabe?”, Reinaldo Calviac, embajador de Cuba en Panamá, me dijo: “Hasta ahora ha sido un evento clandestino”.

(Tomado del blog La pupila insomne)

Compartir este post

Comentar este post