Espacio Socialista, no importa quien o quienes estan detras, se busca la mejor calidad de vida para el ser humano, en defensa de la Tierra, Flora y Fauna.

Tuesday 21 september 2010 2 21 /09 /Set /2010 22:18
  
 
 
En Brasil, Argentina, Paraguay y Uruguay, el fenómeno podría provocar precipitaciones por debajo del promedio para la primavera y el verano australes, aunque el déficit no alcanzaría la intensidad de años anteriores.
  
En Bolivia y Perú, por el contrario, se pueden producir lluvias torrenciales
  
Si demora mucho en empezar a llover, los brasileños tendríamos problemas en términos de oferta al exterior y una baja en comparación con la buena zafra de granos de 2009-2010
  
Los científicos brasileños prevén que para setiembre-octubre-noviembre llueva menos que el promedio para esa época, especialmente en los estados sureños de Rio Grande do Sul (fronterizo con Uruguay), Santa Catarina y Paraná.
 

Fenómeno de ‘La Niña’ amenaza con traer sequía a países del Mercosur

Expertos aseguran que afectará los rendimientos de la producción agropecuaria.
 
SAO PAULO 21 Sep 2010 - "La Niña afecta a una normalidad" y explica que el volumen de lluvia sea menor a la media para esta época de sequía en Brasil, señaló la meteoróloga Ester Regina Ito, del Centro de Previsión del Tiempo de Brasil (CPTEC/INPE).

La Niña es un fenómeno inverso al de El Niño, que se caracteriza por una elevación de las temperaturas en la superficie del mar en los sectores central y oriental del Pacífico y genera habitualmente períodos de sequía en Sudamérica.

La sequía está afectando principalmente al sector ganadero brasileño y, junto a una fuerte demanda, impulsa los precios de la arroba de carne (medida equivalente a 11,5 kg) que subieron 16,5% desde mayo, según el Centro de Estudios de Agropecuarios de la Universidad de Sao Paulo (CEPEA).

En el caso de los granos, recién la pasada semana se liberaron los suelos para la próxima zafra, aunque algunas siembras -particularmente la de maíz- vienen con retraso por la falta de agua.

"Todavía estamos muy en el inicio del período de cultivo en Brasil. Aunque si la sequía se prolonga en 15 o 20 días más, sí se pueden tener efectos más expresivos", explicó Lucilio Rogerio Alves, investigador del CEPEA.

"Si demora mucho en empezar a llover tendríamos problemas en términos de oferta (al exterior) o una baja en comparación con la buena zafra de granos de 2009-2010", precisó Alves, quien descartó problemas en el abastecimiento local.

Los científicos brasileños prevén que para setiembre-octubre-noviembre llueva menos que el promedio para esa época, especialmente en los estados sureños de Rio Grande do Sul (fronterizo con Uruguay), Santa Catarina y Paraná.

Hasta ahora, el oficial Instituto Brasileño de Geografía y Estadística (IBGE) prevé para 2010 la mayor cosecha de granos de la Historia del país, con 146,4 millones de toneladas (+9% sobre 2009). Brasil lidera las exportaciones mundiales de carne bovina y es el segundo vendedor de soja en grano.

FENOMENO DE LA NIÑA 2010-2011 EN LA AMÉRICA AUSTRAL

En Brasil, Argentina, Paraguay y Uruguay, el fenómeno podría provocar precipitaciones por debajo del promedio para la primavera y el verano australes, aunque, según los especialistas, el déficit no alcanzaría la intensidad de años anteriores en los que "La Niña" golpeó a la región.

En Argentina, aunque las precipitaciones deberían ser inferiores al promedio histórico, no se espera una sequía como la que en 2008-2009 golpeó a la producción agropecuaria, según Eduardo Sierra, de la Universidad de Buenos Aires.       

"Así como el 2009-2010 fue 'Niño' por gran cantidad de lluvias desde setiembre a marzo, el 2010-2011 será a la inversa. Uno no tiene la certeza de cómo y cuánto va a llover, pero se avecina una primavera con lluvias por debajo de lo normal, un diciembre con menos precipitaciones y un enero y febrero complicado", anticipó de su lado Guillermo Cavallero, del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA). En Argentina, las dos últimas campañas de trigo soportaron graves sequías. Sin embargo, este año, el retraso del fenómeno climático podría favorecer el desarrollo del cereal en el ciclo 2010-2011, que alcanzaría una cosecha superior a 10 millones de toneladas, según los especialistas.

En Uruguay en tanto, la Dirección Nacional de Meteorología alertó sobre la llegada de una "fuerte sequía" que se prolongaría durante la primavera y verano, y cuyos efectos se sentirán hasta el próximo invierno. Ya a fines de agosto, el ministro de Ganadería, Agricultura y Pesca, Tabaré Aguerre, demostró preocupación ante la consolidación de "La Niña" en el Pacífico central.              

"Eso no quiere decir necesariamente que va a ocurrir una sequía en el próximo verano pero sí hay una probabilidad más alta de que tengamos un déficit hídrico", explicó, por lo que anunció medidas para respaldar fundamentalmente a los pequeños productores, en particular ganaderos.

"La Niña" vaticina un año difícil para el agro paraguayo, advirtió a Edgar Mayeregger, coordinador de la unidad de riesgos del Ministerio de Agricultura y Ganadería. Sin embargo, según el funcionario, Paraguay tiene la ventaja de que la siembra coincide con las precipitaciones de octubre, infalibles aún con el fenómeno climático. "Con las lluvias de octubre y enero se pueden amortiguar bastante los efectos negativos del evento", explicó.

---------

El episodio de El Niño que comenzó en junio de 2009, se instaló bien en el Pacífico tropical para diciembre de ese mismo año y se mantuvo definido el primer trimestre de 2010, lo que tuvo consecuencias en las condiciones climáticas de muchas regiones del mundo, ya que en algunas de ellas sus efectos suelen continuar durante la fase de disipación del fenómeno. Durante el período comprendido entre marzo y mayo de 2010, el episodio de El Niño se disipó hasta llegar a unas condiciones casi neutras en todo el Pacífico tropical. En estos momentos se considera poco probable que se produzca una rápida transición a un episodio de La Niña.

Consejo de la Organización Meteorológica Mundial

"Aun en las regiones que generalmente se ven muy afectadas por El Niño, las evaluaciones de los riesgos climáticos no deben basarse únicamente en las predicciones relativas a El Niño o La Niña ya que numerosas condiciones climáticas extremas se dan independientemente de esos fenómenos, por lo que los usuarios deberían consultar previsiones regionales y nacionales sobre la evolución probable del clima que estén más adaptadas a sus necesidades y que tengan en cuenta, no sólo los importantes sistemas mundiales de El Niño y La Niña, sino también los sistemas climáticos regionales. Son los respectivos Servicios Meteorológicos e Hidrológicos Nacionales y las instituciones regionales especializadas en el clima los que les facilitarán unas proyecciones climáticas más específicas y actualizadas regularmente."

                        

"El fenómeno de El Niño no es un fenómeno nuevo, su observación se viene realizando, cuando menos, desde 1850. Para entonces ya se habían detectado como disminuía las poblaciones de peces y aves marinas, dicho fenómeno se presentaba en forma notoria hacia finales de año (entre diciembre y enero), lo que provocó que los habitantes de las costas del pacífico sudamericano conocieran como el fenómeno "del Niño Dios", pues rondaba hacia las fechas de la navidad cristiana. En la actualidad simple y sencillamente lo conocemos como "El Niño". Posteriores investigaciones permitieron conocer como las corrientes marítimas y los vientos del Océano Pacifico estaban involucrados en este fenómeno." Las condiciones del océano y atmosféricas en el Pacífico tienen tendencia a fluctuar entre El Niño (calentamiento) y una disminución de la temperatura en el Pacífico tropical, conocido como La Niña.  Las fluctuaciones son bastante irregulares, pero tienen la tendencia de aparecer entre cada tres a seis años.  Una fase más intensa de cada suceso puede durar un año aproximadamente

                                                

En el ámbito regional, las repercusiones del "Fenómeno El Niño" pueden ser importantes.  En América Central, "El Niño" trae lluvias excesivas a lo largo de las costas del Caribe, mientras que las costas del Pacífico se mantendrán secas.  Las lluvias aumentan en las costas del Ecuador, al norte del Perú y las zonas del sur de Chile.  En  Ecuador, Perú y Bolivia, habrá sequías en las zonas montañosas y de los Andes, lo que significa un retiro de los glaciares, con los cambios ulteriores en la disponibilidad de agua y en la biodiversidad local.  En Colombia, Venezuela y Guayana, las precipitaciones tendrán tendencia a disminuir, provocando sequías en el noreste brasilero.  En Argentina, Paraguay y Uruguay, las lluvias aumentarán y habrá una subida en las temperaturas en la zona sur del Brasil.

¿CÓMO AFECTA LA NIÑA EN EL CLIMA DE CHILE?

Cada ciertos años se presentan condiciones oceánicas frías en el Pacífico ecuatorial y costas del norte de Chile, Perú, Ecuador y Colombia, manifestando la presencia de un Fenómeno La Niña asociado a procesos intensos de surgencia (afloración hacia la superficie de aguas frías y profundas por causa del viento). Esto provoca que las condiciones de temperatura del aire sean más frías, entre 1 y 2 ºC por debajo del promedio en la costa norte de Chile, durante el período en que La Niña presenta su máxima intensidad. La parte sur y austral de Chile, no experimenta grandes cambios desde el punto de vista térmico. La precipitación es el elemento climático más afectado. En el país, desde la VIII región (Los Angeles) al norte, aparece un déficit de lluvias importante que predomina gran parte del año. Específicamente, la región central de Chile, entre la V y la VII Región, ha experimentado una disminución de la pluviometría de hasta un 79%, con consecuencias catastróficas en algunos sectores económicos del país, tales como el sector agrícola (secano costero), ganadero, energético (disminución de recursos hidroeléctricos) y minero.

¿PORQUE LAS LLUVIAS DISMINUYEN EN CHILE DURANTE LA NIÑA?

En presencia de un evento La Niña, el anticiclón subtropical del Pacífico suroriental, se intensifica aún más, aumentando su área de acción más al sur de lo normal e impidiendo el normal desplazamiento de los sistemas frontales que provienen de la región oeste del Pacífico. Esta condición atmosférica disminuye la frecuencia de bandas nubosas frontales hacia la zona central y norte y además inhibe el normal desarrollo de la nubosidad de los frentes, que son imprescindibles para la generación de la precipitación. Los anticiclones subtropicales, se caracterizan por tener una gran extensión en la vertical (15-20 km) y horizontal (1000-3000 km) y poseer una estabilidad atmosférica que impide la formación de nubes de origen frontal que causan las precipitaciones.

 

Fenómeno La Niña e Inundaciones en Bolivia el 2008
   

 


Hay $us 27,5 millones para las emergencias

Riadas. El Ejecutivo dispuso un fondo de US$ 12,5 millones del BM y otro de US$ 15 millones del BID para atender a los damnificados. La Prefectura cruceña otorgó US$ 6 millones en maquinaria para caminos.

Debido al fenómeno climático conocido como La Niña, las lluvias permanentes afectaron al departamento de Santa Cruz, en enero de 2008, las precipitaciones pluviales fueron de 300 litros por metro cuadrado, siendo que la media para el mes era de 150 litros por metro cuadrado. 


Las inundaciones afectaron a unas 35.000 familias, dos tercios de las cuales viven en la región oriental de Santa Cruz, la más extensa del país, y en la central de Cochabamba.

       

Desarrollo del fenómeno de la Niña

Este fenómenode se desarrolla cuando la fase positiva de la Oscilación del Sur, alcanza niveles significativos y se prolonga por varios meses como por ejemplo en 1973, 1988, 1998, y se caracteriza entre otras por las siguientes condiciones, las cuales son opuestas a las de los episodios El Niño:

  • Disminuye la presión del nivel del mar en la región de Oceanía, y un aumento de la misma en el Pacífico tropical y subtropical junto a las costas de América del Sur y América Central; lo que provoca el aumento de la diferencia de presión que existe entre ambos extremos del Pacífico ecuatorial.
  • Los vientos alisos se intensifican, provocando que las aguas profundas relativamente más frías a lo largo del Pacífico ecuatorial, queden en la superficie.
  • Los vientos alisios anormalmente intensos, ejercen un mayor efecto de arrastre sobre la superficie del océano, aumentando la diferencia de nivel del mar entre ambos extremos del Pacífico ecuatorial. Con ello el nivel del mar disminuye en las costas de Colombia, Ecuador, Perú y norte de Chile y aumenta en Oceanía.
  • Como resultado de la aparición de aguas relativamente frías a lo largo del Ecuador, la temperatura superficial del mar disminuye por debajo del valor medio climatológico. Esto constituye la evidencia más directa de la presencia del fenómeno La Niña. Sin embargo las máximas anomalías térmicas negativas son menores a las que se registran durante El Niño.
  • Durante los eventos de La Niña las aguas calientes en el Pacífico ecuatorial, se concentran en la región junto a Oceanía y es sobre esta región, donde se desarrolla la nubosidad y la precipitación más intensa.

      Nombre-copia-37.jpg

Fases por las que pasa el fenómeno de La Niña

Este fenómeno que aparece por primera vez en la literatura científica a finales de 1989, se divide en cuatro fases:

1. El Preludio al fenómeno La Niña.- es la terminación del fenómeno El Niño (Oscilación del Sur)

2. El Inicio del fenómeno La Niña que se caracteriza por:
a) Un fortalecimiento de los vientos alisios que se encuentran en la zona de convergencia intertropical, asi como un desplazamiento más temprano de esta hacia el norte de sus posición habitual.
b)Aumento de la convención en el océano pacifico, al oeste del meridiano de 180°, donde la temperatura del agua superficial del océano sube temperatura habitual (28 y 29°C).

3. El Desarrollo del Fenómeno se identifica por:
a)Un debilitamiento de la corriente contra ecuatorial, ocasionando que las aguas cálidas proveniente de las costas asiáticas, afecten poco las aguas del pacifico de América.
b)Una ampliación de los afloramientos marinos, que se producen como consecuencias de la intensificación de los vientos alisios.
c)El fortalecimiento de la corriente ecuatorial del sur, especialmente cerca del ecuador, arrastrando aguas frías que disminuyen las temperaturas del pacifico tropical oriental y central.
d)Una mayor cercanía de la termoclina( región donde hay un rápido descenso en la temperatura)a las superficie del mar en el pacifico tropical, lo que favorece la permanencia de especies marinas que encuentran sus alimentos durante periodo largos.

4. La Maduración.- es el final del evento La Niña, y ocurre después de que la intensidad de los vientos alisios ha regresado a su estado normal.

Duración y frecuencia con que aparece el fenómeno de La Niña

El fenómeno la Niña puede durar de 9 meses a 3 años, y según su intensidad se clasifica en débil, moderado y fuerte.

El fenómeno la Niña es más fuerte mientras menor es su duración, y su mayor impacto en las condiciones meteorológicas se observa en los primeros 6 meses de vida del fenómeno.

Por lo general comienza desde mediados de año, alcanza su intensidad máxima a finales y se disipa a mediados del año siguiente.

Este fenómeno se presenta con menos frecuencia que el niño y se dice que ocurre por periodo de 3 a 7 años.

Detección del Fenómeno de La Niña

El Programa Mundial de Investigación Climática de la OMM a través del Programa de Océanos Tropicales y la atmósfera mundial, monitorea el Océano Pacifico Tropical utilizando Boyas fijas, Boyas a la deriva, Mareógrafos , Batí termógrafos y Satélites, los cuales generan información para conocer las condiciones actuales de este, y alimentar los modelos para la predicción del futuro comportamiento y características de la niña.

Consecuencias de La Niña al clima global

*En los trópicos, las variaciones son radicalmente opuestas a las ocasionadas por El Niño.

*En el continente americano, las temperaturas del aire de la estación invernal, se tornan más calientes de lo normal en el Sudeste y más frías que lo normal en el Noreste.

*En América del Sur, predominan condiciones más secas y más frescas que lo normal sobre El Ecuador y Perú; así como condiciones más húmedas que lo normal en el Noreste de Brasil.

*En América Central, se presentan condiciones relativamente más húmedas que lo normal, principalmente sobre las zonas costeras del mar Caribe.

*En México, provoca lluvias excesivas en el centro y sur del país, sequías y lluvias en el norte de México, e inviernos con marcada ausencia de lluvias.

Tanto este Fenómeno de La Niña como El Niño, son variaciones normales en las temperaturas de la superficie del mar, que han existido desde hace millares de años y que continuarán existiendo, sin que el hombre puede interferir.

 

 

EL NIÑO/OSCILACION SUR (ENSO por sus siglas en inglés) DISCUSION DIAGNOSTICA
emitido por
CENTRO DE PREDICCIONES CLIMATICAS/NCEP/NWS
Traducción cortesía de: WFO SAN JUAN, PUERTO RICO
9 de septiembre de 2010
 

Estado de Alerta de ENSO: Advertencia de La Niña

 
 

Sinopsis: Se anticipa que La Niña se mantenga hasta el invierno en el Hemisferio Norte 2010-11.

La Niña se fortaleció en agosto del 2010, a medida que las anomalías negativas de la temperatura de la superficie del océano ecuatorial (SST por sus siglas en inglés) alcanzaron por lo menos -1oC a través de la mayoría del océano Pacífico ecuatorial a finales del mes de agosto (Fig. 1). Todos los índices de El Niño disminuyeron a valores entre -1.3oC y -1.8oC a finales de agosto. (Fig.2). Consistente con esta evolución, el contenido calórico de la subsuperficie del océano (temperatura promedio en los 300m superiores del océano, Fig.3) continuó reflejando enfriamiento adicional de las aguas de la subsuperficie al este de la line de la fecha límite (Fig.4). Además hubo un aumento en la convección sobre Indonesia, mientras permaneciendo suprimida sobre el Pacífico ecuatorial occidental y central (Fig. 5). El patrón estaba asociado con la continuación de los vientos alisios del este fortalecidos en los niveles bajos y las anomalías en los vientos del oeste en los niveles altos sobre el Pacífico ecuatorial occidental y central. Colectivamente, estas anomalías oceánicas y atmosféricas reflejan el desarrollo y el fortalecimiento de La Niña.

La mayoría de los modelos predicen que La Niña continuará hasta principios del 2011 (Fig. 6). Sin embargo, existe un desacuerdo entre los modelos sobre la eventual fortaleza de La Niña. Basado en las observaciones actuales y los modelos, se anticipa que las anomalías de las temperaturas de la superficie (SST por sus siglas en inglés) en la región del Niño-3.4 persistan cerca de su fortaleza actual o que se fortalezcan hasta el invierno, lo cual sería consistente con la evolución histórica de La Niña. Por lo tanto, es bien posible que el pico de la fortaleza de este evento sea por lo menos moderada (promedio de 3 meses entre -1oC a -1.4oC en el Niño-3.4).

Los impactos anticipados de La Niña durante septiembre-noviembre 2010 incluyen convección suprimida sobre el Pacífico ecuatorial tropical, y aumento de convección sobre Indonesia. La transición hacia el otoño del Hemisferio Norte significa que La Niña comenzara a tener más influencia en el tiempo y clima de los Estados Unidos. Estos impactos incluyen un aumento en la probabilidad de precipitación sobre el promedio en el noroeste de los Estados Unidos, y precipitación bajo el promedio en el suroeste y en sectores medios y bajos del Valle de Mississippi y del Valle de Tennessee. También, La Niña puede contribuir al aumento en la actividad de huracanes en el Atlántico debido a la disminución en los vientos cortantes verticales sobre el Mar Caribe y el Océano Atlántico tropical (mire la actualización del 5 de Agosto de las perspectivas de NOAA sobre la temporada de huracanes del Atlántico), y a que la actividad de huracanes esté suprimida a través del centro y este del Pacifico Norte tropical.

Esta discusión es un esfuerzo consolidado de la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica (NOAA por sus siglas en inglés), el Servicio Nacional de Meteorología de NOAA y sus instituciones afiliadas. Las condiciones oceánicas y atmosféricas son actualizadas semanalmente en la página de Internet del Centro de Predicciones Climáticas
(Condiciones_actuales_de_El_Niño/La_Niña_y_Discusión_de_Expertos). Los Pronósticos sobre la evolución de El Niño/La Niña son actualizados mensualmente en la sección Foro_de_Pronóstico del Boletín de Diagnóstico Climático del Centro de Predicciones Climáticas (CPC por sus siglas en inglés). La próxima Discusión Diagnóstico de ENSO está programada para el 7 de octubre de 2010. Para recibir una notificación por e-mail cuando las Discusiones Mensuales de Diagnóstico ENSO sean publicadas, por favor envíe un mensaje por e-mail a: ncep.list.enso-update@noaa.gov

 

Centro de Predicción del Clima
Centros Nacionales de Predicción Ambiental
NOAA / Servicio Nacional del Tiempo

http://www.cpc.noaa.gov/products/analysis_monitoring/enso_advisory/ensodisc_Sp.html

 

Escribió para El Polvorin Blog Malcolm Allison
Por El polvorín - Publicado en: Politica - Comunidad: POLITICA Y PSICOLOGIA
Escribir un comentario - Ver los 0 comentarios
Volver a la página principal

Envianos articulos, criticas, o sugerencias a:  escribinosalpolvorin@hotmail.com


Todo el material de El Polvorín puede ser usado y copiado .

 

 

“Reproduzca esta información, hágala circular por los medios a su alcance: a mano, a máquina, a mimeógrafo, oralmente. Mande copias a sus amigos: nueve de cada diez las estarán esperando. Millones quieren ser informados. El terror se basa en la incomunicación. Rompa el aislamiento. Vuelva a sentir la satisfacción moral de un acto de libertad. Derrote el terror. Haga circular esta información”.
Rodolfo Walsh

 

El polvorín
http://elpolvorin.over-blog.es/
http://elpolvorinenvideo.over-blog.es/

Presentación

 
Crear un blog en OverBlog - Contacto - C.G.U - Remuneración por el programa "Gana con tu Blog" - Reportar un abuso - Artículos más comentados