Overblog
Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
El polvorín

JUICIO EN LOS ANGELES: 9,000 millones de barriles de desechos tóxicos regó OXY en territorio amazónico Ashuar

13 Mayo 2010 , Escrito por El polvorín Etiquetado en #Politica

 
9,000 millones de barriles de desechos tóxicos regó OXY en territorio amazónico Ashuar
 
 

 

Indigenas Achuar litigan en EEUU contra Occidental Petroleum por contaminar la Amazonía

Según la ONG de defensa medioambiental EarthRights Internacional, el pueblo indígena achuar corre el peligro de desaparecer en Perú por las actividades de exploración y extracción de petróleo de la compañía estadounidense Occidental Petroleum, más conocida como Oxy.

El pasado mes de mayo esta ONG presentó en nombre de esta comunidad indígena en Estados Unidos una demanda contra la petrolera por supuesta contaminación del Amazonas, en representación de un grupo de 25 indígenas achuares que acusan a la firma de contaminar los ríos y la tierra de su comunidad durante más de 30 años.

Los detalles de esta demanda están incluidos en el informe ‘Un legado de daño’, elaborado conjuntamente por las ONGs ‘Racimos de Ungurahui’ y ‘Amazon Watch’. En él se acusa a la petrolera de violar las leyes peruanas y las estadounidenses en materia de medio ambiente.

Según el documento, tras 30 años de operaciones en el territorio indígena achuar en la amazonía peruana, esta empresa petrolera multinacional “realizó prácticas destructivas que contaminaron severamente ecosistemas únicos y sensibles”, y que tuvieron como resultado “impactos profundos sobre los derechos y la salud de las comunidades que residen en el área”.

Según estas ONG, y ya con la empresa sucesora, Pluspetrol, los abusos de los derechos humanos y del medio ambiente “continúan con toda su furia”. “Hoy, las comunidades achuares  viven con el legado de daño de Oxy: una contaminación extrema de sus tierras y sus vías fluviales, un trastorno en su capacidad de pescar, cazar y sembrar cultivos, y problemas de salud persistentes, entre ellos el envenenamiento generalizado por el plomo y el cadmio”, defiende el informe.

 

El pueblo indígena achuar ha vivido en la amazonía nordeste peruana desde hace miles de años. Los bosques y los ríos les han abastecido de todas sus necesidades de subsistencia, además de ocupar un papel primordial en sus sistemas de creencias tradicionales y su cosmología. Esta relación simbiótica se ha basado siempre en el respeto profundo por su medio ambiente físico y sus tierras ancestrales.

Pero eso cambió dramáticamente en 1971 cuando Oxy firmó un contrato con el Gobierno peruano para poder hacer exploraciones en búsqueda de petróleo en su territorio, después de que una prueba preliminar demostrara la existencia de reservas importantes.

Oxy empezó a explorar y extraer el petróleo de la cuenca del Río Corrientes en una región remota designada como el ‘Lote 1AB’ que había sido habitado por el pueblo achuar desde siempre. Se inició la producción en gran escala en 1975, y se convirtió en el complejo terrestre de campos petroleros más grande de Perú produciendo aproximadamente el 42 por ciento del petróleo en el país.

Durante los años que Oxy ha estado presente en la región de Corrientes, la compañía construyó una infraestructura masiva de apoyo que incluía aeropuertos, helipuertos y refinerías. En sus años de mayor auge produjo aproximadamente 115.000 barriles de petróleo cada día.

Mientras, según la ONG, “las actividades de Oxy estuvieron muy lejos de cumplir las normas aceptadas por la industria en todos los aspectos de sus operaciones, porque la empresa vertió grandes cantidades de aguas contaminadas en los ríos locales, almacenó los residuos incorrectamente y causó daños importantes a la salud y al medio ambiente del pueblo achuar, y del bosque húmedo que antes fue ancestral”. En 2000,  Oxy vendió su concesión a Pluspetrol, una empresa argentina que continúa utilizando los sistemas y la infraestructura que fueron diseñados y establecidos por  Oxy.

Según las investigaciones de estas ONG, los testimonios de personas con experiencias de primera mano y los Informes del gobierno peruano, “ Oxy utilizó a sabiendas prácticas obsoletas en la cuenca del río, usó métodos que fueron prohibidos en Estados Unidos desde hace tiempo y que violaban las leyes peruanas, y continuó con el uso de esas prácticas durante tres décadas”.

Años y años de contaminación

Según sus datos,  Oxy vertió un promedio de 850.000 barriles diarios de subproductos tóxicos petroleros derivados del proceso de extracción directamente en los ríos utilizados por los ‘Achuar’ para beber, bañarse, lavar y pescar. La cantidad llegó aproximadamente a 9.000 millones de barriles en el transcurso de estos 30 años de operaciones.

Asimismo, Oxy utilizó pozos de tierra para almacenar los líquidos de las perforaciones, el petróleo crudo y los subproductos del crudo. Estos pozos cavados directamente en la tierra, estaban abiertos, no forrados y sin barreras de protección. Muchas veces se derramaron en el suelo y en las aguas de la superficie y se filtraron en el suelo y en el agua subterránea.

Así, un importante número de niños de las cinco comunidades achuares  que viven en la zona muestran actualmente concentraciones altas de plomo en la sangre, y a su juicio, “la única fuente probable de este envenenamiento por plomo es la contaminación que proviene de la producción del petróleo”. Los peces y la caza, así como la productividad agrícola para las comunidades que residen en la zona ha hecho además que actualmente los achuar tengan que viajar largas distancias y regresen a sus casas con menos alimentos y de menor calidad que en el pasado, cuando podían cazar y pescar en las cercanías.

Aunque hace poco la nueva propietaria, Pluspetrol, se comprometió a cambiar sus prácticas, hasta la fecha “no se han producido estos cambios”, mientras siguen violándose los derechos fundamentales de este pueblo.

Exigencias a la petrolera

Las tres ONG urgen a Occidental Petroleum Corporation a que realice “inmediatamente” las labores necesarias de limpieza con respecto a la contaminación en la cuenca del Río Corrientes, y que trabaje con Pluspetrol y el Gobierno peruano para asegurar el cumplimiento de sus propias leyes ambientales y de derechos indígenas.

A esto se une la petición de asistencia médica a las comunidades afectadas por envenenamiento por cadmio y plomo, proveer de indemnización financiera a las miles de víctimas achuares que han sufrido daños y establecer nuevas prácticas para sus operaciones continuas y futuras, tanto en Perú como en otros países en los que opera.


Ecologistas refregando petróleo en la puerta de la OXY, comp protesta, mientras dicurre juicio en Los Angeles.

Más información pinchando aquí.

www.portalforestal.com/informacion/desarrollo-sostenible/4715-la-petrolera-oxy-pone-en-peligro-a-los-indigenas-achuar-de-peru.

 

Indigenous Achuar Face Off Against Occidental Petroleum in Amazon Pollution Case

On March 3, 2010, EarthRights International (ERI) argued to the Ninth Circuit Court of Appeals that the landmark environmental and public health case brought by indigenous Peruvian Achuar and the U.S. NGO Amazon Watch against Los Angeles-based oil giant Occidental Petroleum (Oxy), Maynas Carijano v. Occidental Petroleum, should be litigated in Los Angeles, where Oxy is headquartered.  The case challenges Oxy’s 30 year-old legacy of massive pollution in the northeastern Peruvian Amazon, and the appeals court will be deciding whether the oil giant will face suit in its own hometown or whether the case will move to Peru. 

ERI’s Legal Director, Marco Simons, argued the appeal for the Achuar and Amazon Watch, telling the court that the Achuar came to Los Angeles after Oxy pulled out of Peru, leaving its contamination behind, and that Oxy should have no problem defending a suit in its own backyard.  Judges on the three-judge Ninth Circuit panel expressed skepticism of Oxy’s motives for attempting to move the case to Peru under the doctrine of forum non conveniens (“inconvenient forum”), and asked numerous probing questions of Oxy’s counsel.  “This is highly unusual, for a firm that’s headquartered here, decision-makers here, lawyers here, documents and witnesses here, to make this kind of a forum non conveniens motion,” said Judge Kim McLane Wardlaw.  (Listen to an audio recording of the argument.)

 

Although the Achuar came to the United States because they believed that Oxy’s home was the most appropriate place to seek justice, ERI will assist them in pursuing their claims wherever they need to do so.  Lily la Torre, the Peruvian indigenous rights lawyer who has been the Achuar’s legal advisor for many years, noted, “The plaintiffs are fully prepared to litigate this case, here in the U.S., or in Peru, and Oxy will be held liable for their decades of toxic contamination and for causing the Achuar people so much harm and suffering.” 

Oxy’s environmental practices in Peru’s Corrientes River Basin, where the Achuar live, were extensively documented in the 2007 report, A Legacy of Harm: Occidental Petroleum in Indigenous Territory in the Peruvian Amazon, which ERI co-authored with Racimos de Ungurahui and Amazon Watch.  The report found that Oxy’s contamination of the Achuar’s pristine rainforest environment has led to an epidemic of heavy metal poisoning, include lead and cadmium poisoning, among the Achuar.  Other main findings of the report, which are now allegations in the lawsuit, include: 

  • Oxy dumped over nine billion barrels of “formation waters,” a toxic oil byproduct, directly into rivers and streams used by the Achuar for drinking, bathing, washing, and fishing – an average of 850,000 barrels per day.
  • Oxy used earthen pits, prohibited by U.S. standards, to store drilling fluids, crude oil, and crude by-products. These pits, dug directly into the ground, were open, unlined, and routinely overflowed onto the ground and into surface waters, leaching into the surrounding soil and groundwater.
  • Oxy’s inadequate infrastructure and poor maintenance led to numerous oil spills directly into the environment.
  • Oxy violated several international rights norms – including several in the American Convention on Human Rights and the International Convention on Civil and Political Rights – in its actions on Achuar territory, including the right to life, the right to health, the right to a healthy environment, and indigenous people’s rights.
  • Oxy violated Peru’s General Water Law and General Health Law, as well as environmental statutes meant to be applied in the hydrocarbon sector.

Moving the case to Peru may not serve Oxy’s interests. “When Chevron was sued for similar toxic pollution in the Amazon, they succeeded in moving the case to Ecuador,” said Atossa Soltani, Executive Director of Amazon Watch.  “Now Chevron has a $27 billion damages claim in the Ecuadorian court in a decision that is likely to go against the company in the coming months. A similar protracted litigation may well afflict Oxy if the case moves to Peru.” 

The Achuar case, Maynas Carijano v. Occidental Petroleum, No. CV-07-5068, was filed in May 2007.  In April of 2008, Judge Philip Gutierrez of the U.S. District Court for the Central District of California ruled that the case is more appropriately heard in Peru under the legal doctrine of forum non conveniens.  Along with ERI, the plaintiffs are represented by the Los Angeles firm Schonbrun DeSimone Seplow Harris & Hoffman LLP and San Francisco lawyer Natalie Bridgeman. A decision from the Ninth Circuit Court of Appeals is likely to be issued in late 2010 or 2011.

http://www.earthrights.org/legal/indigenous-achuar-face-against-occidental-petroleum-amazon-pollution-case 

Compartir este post

Comentar este post