Overblog
Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
El polvorín

Narcoeconomía arraigada en México

25 Noviembre 2010 , Escrito por El polvorín Etiquetado en #Politica

 
 
 

Toda la economía informal misma que ya representa el 50% o más del PIB en México,  se alimenta de artículos vinculados a las drogas o bien robados, clonados, o de contrabando, lo que da origen al lavado de dinero, aseguró el presidente de la ONG “México Unido contra la Delincuencia “MUCD”, Eduardo Gallo y Tello.

 
En entrevista con LAVERDAD REVISTA POLITICA, el Contador  PúblicoEduardo Gallo y Tello, quien por su profesión y experiencia personal,  sabe de lo que habla, puesto que detuvo por sus propios medios a los secuestradores y homicidas de su hija la profesora Paola Gallo, mencionó que la narcoeconomía en México crece y  se fortalece por artículos  y transacciones financieras que no son de procedencia legal,  por lo que es urgente darles seguimiento.
 

Acotó que toda esta anarquía contribuyendo al engrosamiento  y fortalecimiento de este fenómeno, la narcoeconomía, “pero esto  no pueden ser nuestro consuelo ni mucho menos”.

“Un análisis de organizaciones estadounidenses, puesto que no tenemos una cifra confiable en México, señala que en  los últimos diez años han migrado  más de 700,000 ejecutivos de alto nivel, quienes ya tienen sus familias allá, del “otro lado”; ahora bien los empresarios, sus patrones, pues también es lógico que pueden estar allá y aquí, pero lo que si es un hecho, es que en la frontera norte,  se ha desplomado el número de maquiladoras  a causa de la inseguridad.
 

En cuanto a la generación de empleos, señaló que la narcoeconomía representa fuente de ingresos de miles de personas: los de los sicarios, cultivadores, transportistas, narcomenudistas, etc., pero perjudica otras actividades que se ven mermadas por la falta de inversiones,  exceso de violencia, falta de seguridad, etc., por lo que ya no son cientos sino miles de empresas que han cerrado sus puertas y se han ido a otros países.

En este sentido acotó,: “la polémica siempre se va ha dar,  evidentemente son temas difíciles para las autoridades , pero si no se les da a las cosas por su nombre, nunca vamos a dar con las soluciones que requerimos como sociedad.
 

Ejemplo de ello es el concepto de narcoterrorismo:  “con revisar el artículo 139 del Código Penal Federal, donde se da la descripción del tipo de delito llamado terrorismo, donde el hecho ocurrido en Ciudad Juárez donde explotó un vehiculo  activado a control remoto con un saldo de cuatro personas muertas y una decena de heridos, efectivamente fue un acto terrorista que está vinculado al narco, al margen de lo que quieran llamarle”, subrayó.

En nuestro País, reconoció, hay una economía que se genera al margen de los cultivos legales,  es decir se deriva de los cultivos ilegales, de la fabricación y tráfico de substancias prohibidas, estas actividades generan miles de empleos, cierta derrama en la economía, “pero el hecho de que eso ocurra, no puede ser ni por mucho, ser un estímulo para pensar que eso puede resolver algún problema económico del país, al contrario, lo que estamos viviendo hoy  es un infierno que está generado porque hay ese tipo de actividades ilícitas”, recalcó.

Sobre los presuntos responsables de que  la violencia haya llegado a niveles actuales y de que nuestro país prácticamente sea un narcoestado, señaló que “culpables encontraríamos demasiados, los hay en el sector público, en la sociedad civil, porque ninguno hemos hecho el trabajo que nos correspondía, ni los ciudadanos hemos hecho presión para que las autoridades actúen, ni ellas lo han hecho, llámese federales, estatales o municipales; entonces  buscar culpables a estas alturas es ocioso, mejor deberíamos de buscar  repartir las cargas de responsabilidad y mejorar el País y sacarlo del problema en que se encuentra”.

 
    
 
Que la delincuencia se elevó y con ello la narcoeconomía si  duda –agregó-, y creció fundamentalmente por dos cuestiones:  “una de ellas por el dinero que deja la ilegalidad, llámese tráfico de drogas, indocumentados, de prostitución, pederastia, secuestro, tráfico de armas, de oro o joyas, pues son recursos muy significativos de decenas de miles de dólares que evidentemente es un atractivo para los delincuentes y en segundo lugar, también generan la capacidad económica para sobornar a autoridades penales, policíacas, de aduanas, etc., mismas que se dejaron corromper”.
 

LAVADO DE DINERO

 

Eduardo Gallo, quien como empresario gastó todos sus recursos para detener a los malhechores que atentaron contra su hija, ante la negligencia de las autoridades policíacas, precisó que  “de hecho si se observan en México hay miles de transacciones que se hacen en efectivo y que no es necesario hacerlas de esta manera, puesto que  los grandes capitales no se manejan en efectivo, se manejan en trasferencias bancarias, electrónicas, con tarjetas de crédito o cartas de crédito que no habría necesidad de hacerlas, sin embargo se realizan”.

Pero hay muchas otras que no se investigan, resaltó,  que podrían demostrar quienes están involucrados en el lavado de dinero, en otras actividades ilícitas. ”Hay casos  que se roban trailers con materias primas específicas y que las utilizan muy pocas industrias y nadie les da rastreo a esos productos, lo mismo ocurre en la piratería ya sea de audio o video, etc.  Y nadie  les da seguimiento”, recalcó.

No se sabe qué esta sucediendo con el dinero, precisó,  no se sabe de donde está viniendo ni a donde va. Hay muchas actividades que son propicias para evadir al fisco,  no se hace el rastreo de bienes raíces, sobre todo cuando se enajenan terrenos ejidales, en donde no hay gravamen por tratarse de esas tierras.

“Así la Costa Maya, la Costa de la Península de Baja California, Puerto Peñasco,  todos los litorales y grandes centros urbanos, tienen operaciones en divisas o valores que  se inflaron de una manera brutal y habría que investigar de dónde provienen esos recursos. Quien los compró y qué hizo con ese dinero, quién los vendió; hay operaciones multimillonarias de blanqueo de dinero que nunca se han rastreado”.

De manera tajante resaltó: “la ley del Impuesto Sobre la Renta (ISR), prevé la figura de enriquecimiento ilícito o inexplicable y con base en eso o la presuntiva de ingresos, con eso se pudieran establecerse impuestos omitidos, sino los recargos y sanciones en contra de estos evasores y lavadores , quienes han adquirido bienes muy significativos y que resulta que no han pagado impuestos en sus declaraciones en los últimos diez años y que de la noche a la mañana aparecen comprando una propiedad en varios millones de dólares”.

Asimismo dijo que Hacienda tiene los elementos humanos, legales y técnico para hacerlo, pero nunca por alguna razón no se fiscalizan estas operaciones, con miras para saber cómo se están blanqueando estos capitales en esas zonas de extralujo.

Estos personajes-acotó- se han manejado en la impunidad, porque durante años no han presentado declaraciones y lo siguen haciendo y ya de repente  salen que compraron una propiedad en varios millones de dólares, entonces lo importante es saber de dónde surgieron y si no hay una explicación razonable, la legislación fiscal establece y considera que hubo una evasión fiscal, misma que genera impuestos, recargos y sanciones, entonces les decomisan el capital a menos que demuestren que sí lo obtuvieron legalmente y si no lo demuestran, se les debe de quitar y castigar.

Asimismo dijo “te recuerdo por ejemplo los 205 millones de dólares al chino Zhenli Ye Gon, lo que nos pusimos a discutir los mexicanos y las autoridades que si era efedrina , anfetaminas y que era un narco, pero si llega a demostrar que no lo era, como ya ocurrió en Estados Unidos, ya pasó el tiempo en que podrían acreditarle un delito fiscal, es decir tres años; pero si desde un principio de hubiesen ido por ese delito, independientemente de que le probaran  o no que era droga lo que importaba y que se dedicaba efectivamente al narcotráfico, ese capital hubiera quedado más que firme a favor del fisco, pero si la libra, es decir que resulte  inocente se la va a tener que devolver ese dinero.

Por si fuera poco, reiteró, como siempre hay que devolver lo asegurado, lo decomisado, pero lo más grave es que ese dinero ya se gastó. Por eso es imperdonable que se cometan ese tipo de errores por parte de nuestras autoridades.

Dijo  por último que una nueva página se escribe en su vida al estar al frente de ese organismo MUCD y que espera que la sociedad también participe para hacer de México un País mejor.

SOMOS NARCOESTADO

Por su parte el académico de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la UNAM, Julio César Guerrero, quien imparte la cátedra de Seguridad Pública, además de que es asesor de diversas organizaciones civiles, señaló que actualmente la narcoeconomía  representa más del 60 por ciento del PIB en el País.

Reconoció que hay pueblos enteros en diversos estados que dependen de esta actividad, como ejemplo Teloloapan, Guerrero, zona gomera, donde incluso los niños de cinco a siete años, declaran abiertamente que cuando crezcan serán narcos, traerán su 'cuerno de chivo' al hombre y comprarán su 'troca', pues eso para ellos, es la única forma de progreso: el cultivo y explotación de la heroína.

Otras localidades son  Iguala,  Arcelia, Ciudad Altamirano,  en Guerrero por decir algo, agregó, así como Apatzingán, Ciudad Hidalgo, la Huacana en Michoacán, dijo; donde al igual que Teloloapan, ahora hay hasta supermercados, bancos, agencias de automóviles y venta de tractores,  e incluso aeropuertos locales para hacer viajes de un lugar a otro, etc.

Incluso mencionó el narco en diversas entidades ya sustituyó al Estado, por ejemplo en Durango; donde se les permite salir y entrar a los presos como en su casa de las cárceles, también si esta mafia no lo permite, no se puede realizar ninguna obra pública o de construcción.

Lo mismo ocurre, apuntó, en Sinaloa, Chihuahua, Sonora, Veracruz, Tamaulipas, en fin, casi en todo el País.

El investigador, quien inaugura como director la Maestría en Medios de Comunicación y Seguridad Pública en la Universidad de la Comunicación, mencionó que mientras el Estado no pueda enfrentar con éxito  problemas sociales básicos: educación, inseguridad, desempleo, falta de vivienda y en si el combate a la pobreza, seguirá esta problemática.

Por si fuera poco, acotó que del 100 por ciento de recursos que genera el narcotráfico en nuestro País, el 80 por ciento se queda en Estados Unidos o bien regresa vía armas, vehículos, insumos para preparar drogas, etc., mientras que en México sólo se queda un 20 por ciento, mismo que dijo, “por cierto se invierte en nuestro País”.

Expuso que el narco en México, si genera empleo y mueve la economía y que la fuga de capitales y la no instalación de nuevas industrias se da por otros motivos, más bien de índole macroeconómico a nivel mundial.

Por eso reiteró, las autoridades durante décadas han sido cómplices silenciosos de estas mafias e incluso ahora están a su servicio, por lo que son ellas quienes permiten que realmente se lleve a cabo una lucha frontal contra este fenómeno, contrariamente a lo que declara Felipe Calderón en su llamada “guerra contra el narco”.

El investigador mencionó que de acuerdo a cifras oficiales, en nuestra narcoeconomía —ingresan al país hasta 29 mil millones de dólares por  concepto de lavado de dinero y narcotráfico.

Asimismo, en el último reporte, Banxico dijo tener reservas por 100 mil 96 millones de dólares y se dispone elevarlas a 120 mil millones en el 2011.

Lo más extraño, destacó que últimamente, en anteriores subastas, Banxico se proveía de dólares por las ventas de petróleo crudo de Pemex, principalmente, pero ahora le llegan las  remesas del narcotráfico.

Por si fuera poco añadió, hasta el momento, este es dinero muerto, porque el 'Calderonismo' es renuente a la realización de obras –como la tan prometida refinería de Hidalgo- y lo atesora para cubrirse de cualquier contingencia. Por lo que pretende pasar a la historia sin devaluaciones, aunque de hecho ya hubo una hace año y medio, al pasar el dólar de diez pesos a casi 13 pesos como está ahora.
 

LA ONU TAMBIÉN OPINA

Por otro lado, expertos internacionales como Edgardo Buscaglia,  Director del Centro Internacional de Desarrollo Leal y Económico en México y reconocido experto en temas del narco por parte de Naciones Unidas, asegura que el 65 por ciento de los sectores económicos en México tienen una influencia de narcotraficantes.

La mafia del narcotráfico y el crimen organizado en México está impregnando cada vez más a la economía formal e informal del país, al punto que llegan a influir de una u otra manera en más de la mitad de los sectores económicos.

Por si fuera poco, se observa la contratación de personas para diversas labores ilegales vinculadas al narco, desde actividades campesinas hasta las de informantes.

"Unos 500.000 campesinos están vinculados directamente al crimen organizado, mediante la producción de marihuana y amapola, el transporte y todo lo relacionado al narcotráfico", señaló Samuel González Ruiz, ex director hace una década de la Unidad contra la Delincuencia Organizada (UEDO) de la PGR.

En su oportunidad Raúl Benítez , investigador de la UNAM, consideró también que el narco ha creado un nuevo tejido social basado de la exportación de drogas a Estados Unidos desde ciudades fronterizas como Reynosa, Nuevo Laredo, Tijuana y Ciudad Juárez.

"Se ha generado una base social de apoyo al narco, sobre todo en los jóvenes, que participan activamente en las actividades del narco en el norte del País como sicarios o exportadores".

Los narcotraficantes han incursionado, en algunos casos, como 'La Familia Michoacana' o 'Los Zetas', en otras actividades, como el uso de la extorsión o la venta de mercancía pirata, lo cual también genera ingresos a una parte de la población.

González Ruiz señaló que este fenómeno se observa principalmente en la zonas controladas por  el Cártel del Golfo o bien las manejadas por 'Los Zetas'.

"Allí, venden discos piratas, libros robados, todos artículos de la economía informal", especificó. Según datos oficiales, entre un 40% y un 50% de la economía mexicana es informal.

El experto aseguró que cada vez más los narcotraficantes se apoderan de negocios ilícitos, como la prostitución, por medio de la extorsión o del intercambio de favores por protección y seguridad.

Por el lado legal, los expertos coincidieron en que los cárteles de la droga para cubrirse, penetran en las empresas privadas con el fin de lavar su dinero, lo que redunda en la generación de empleos.

Invierten en casi todo,  en el negocio de la venta de vehículos, en la industria de la construcción, en restaurantes, en el sector turístico, y hasta en la exportación a través de compañías con licencia.

González Ruiz dijo que en algunas zonas, como Sinaloa, Chihuahua, Tamaulipas, Michoacán y Guerrero, "las familias" también brindan a sus miembros cobertura de salud y educación y de hasta Internet.

Por su parte el doctor Jorge Chabat, investigador sobre seguridad nacional, y narcotráfico del Centro de Investigación y Docencia Económicas de México (CIDE), explicó que "desde hace años que el narcotráfico ha penetrado en algunas partes de la sociedad mexicana a través de la creación de empleos directos y de una contribución económica en varias regiones del País".

Expuso que  es difícil medir el impacto directo en la economía,  pero el efecto mayor es indirecto, debido a la contribución económica que este dinero genera a través del consumo de bienes y servicios.

Precisó que en muchas poblaciones, se sabe quiénes son los narcotraficantes y la gente prefiere voltear para otro lado y recibir los beneficios económicos. Para algunas personas, es la única posibilidad de ascenso social, tal y como ya se expuso.

Agregó que en poblados pequeños los narcos contribuyen con la construcción de obras públicas, como iglesias o escuelas. Incluso, algún narco llegó a repartir regalos a los niños en fiestas infantiles y días del Niño, aconsejando que se portaran bien, comentó, tal y como en su momento lo hizo Osiel Cárdenas Guillén.

Para el organismo Transparencia Méxicana,  el crimen organizado está empezando a tener ahora presencia política y que  la fortaleza del crimen organizado radica en su poder económico que le permite corromper instituciones y vincularse con las altas esferas políticas y financieras de un país, por lo que ya no basta con mandar al Ejército a combatirlo o acusarlo penalmente, sino que se requiere minar sus recursos y romper sus redes de lavado de dinero.

Conforme a diversos organismos, se afirma que en el sistema financiero mexicano se lavan alrededor de 30 mil millones de dólares al año, por lo que expertos coincidieron en evitar el lavado de dinero en el país, y que se cumplan a cabalidad los tratados internacionales en la materia, como la Convención Contra la Delincuencia Organizada Transnacional y la Convención de Palermo.

Por tanto, la narcoeconomía no se resuelve sólo con más elementos castrenses en las calles, ni con presupuestos otorgados con carácter discrecional a los Estados, sino con una profesionalización y capacitación de fondo de los cuerpos policíacos, con un trabajo en conjunto y coordinado entre las diferentes dependencias y niveles de gobierno para romper sus estructuras financieras.

Por eso es urgente se apliquen y generen  bases de datos consolidados que permitan obtener información estratégica para traducirla en sistemas de Inteligencia, con la generación de vínculos con al sociedad que reivindiquen la confianza perdida en las autoridades judiciales, con el estudio, análisis y desarticulación de las redes financieras de lavado de dinero, en suma se requiere combatir la delincuencia con inteligencia.

"... ninguno hemos hecho el trabajo que nos correspondía (contra el narcotráfico), ni los ciudadanos hemos hecho presión para que las autoridades actúen, ni ellas lo han hecho, llámese federales, estatales o municipales”: Eduardo Gallo y Tello, presidente de México Unido contra la Delincuencia.

México, Estado 'narco'
 
El investigador Julio César Guerrero, señala que el 60% del PIB proviene de la actividad ilícita
 
 
 
Zonas de narcoeconomía
 

Teloloapan, Guerrero

Iguala, Guerrero

Arcelia, Guerrero

Ciudad Altamirano, Guerrero

Apatzingán, Michoacán

Ciudad Hidalgo, Michoacán

La Huacana, Michaocán

Tijuana, Baja California

Durango

Sinaloa

Chihuahua

Sonora

Veracruz

Tamaulipas

Compartir este post

Comentar este post