Overblog
Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
El polvorín

No llores por internet argentina

30 Julio 2010 , Escrito por El polvorín Etiquetado en #Politica

  
Jueves, 29 de Julio de 2010 00:12

 

arbolesfond1“Lo siento, querido Scalabrini Ortiz. El hombre que está solo ya no espera. Ahora chatea”
(aforismo implicado)



“La Rioja: venden a extranjeros 200 mil hectáreas que incluyen áreas protegidas Las compraron por Internet. Está en juego el destino de cientos de familias, recursos naturales, escuelas y caminos. Quieren impedir la operación. Por allí pasa el Camino del Inca. En Vichina está Laguna Brava, una reserva natural declarada sitio protegido por sus recursos naturales. El secretario de Tierras y Hábitat Social de La Rioja, Ariel Puy Soria, informó hoy que se negó la inscripción en el Registro de la Propiedad Inmueble a 200 mil hectáreas que fueron vendidas en forma ilegal a extranjeros, en el departamento riojano de Vinchina.
Puy Soria destacó que “no se inscribirán escrituras que no cumplan con el marco legal nacional y provincial vigente” y sostuvo que la superficie que fue vendida ilegalmente fue declarada zona de “procesamiento”.
Puy Soria remarcó que en la superficie en cuestión se encuentran comprometidos caminos rurales, recursos naturales, escuelas y sobre todo la vida de cientos de pobladores que desarrollan sus actividades agrícola-ganaderas desde hace generaciones.
El funcionario explicó que “es una zona de frontera, lo que pone en alerta y peligro la seguridad nacional” y agregó que “la posición de la provincia es contundente y clara en defender los intereses de los verdaderos poseedores de la tierra”.
Explicó que las tierras fueron adquiridas por un estudio de abogados de la localidad de Chilecito en un remate a muy bajo precio y posteriormente vendidas a capitales extranjeros en una suma que supera el millón de dólares.(.) añadió que “se tiene que dejar de vender a La Rioja por Internet”. (.) El Gobierno nacional ayudará para que las provincias cuenten con los fondos necesarios para transformar lo que se llamaba antiguamente hijuelas, en escrituras reales”.
(Los Andes-on line 26-07-2010)


(APe).- Evidentemente, hay dos argentinas. La real, la mediática y la virtual. Perdón: parece que son tres. Mientras nos deleitábamos con los festejos de 200 años de gobierno patrio, abogados leguleyos de chilecito vendían en dólares lo que habían comprado en australes. O en pesos. Lo mesmo da. Debo aclarar que no entiendo que es “zona de procesamiento”. Lo último que dio en llamarse Proceso, fue una cacería nocturna y diurna contra los habitantes de estas tierras. No queda claro como se llegó a vender, aún en forma ilegal, lo que ahora se decide no inscribir. Naturalmente, es una estafa, que no debe ser fácil concretar sin algún tipo de guiño, mueca, signo gutural, dedos cruzados, o lo que sea, para esos advenedizos abogados. Si vender tierra en una maceta no es fácil, cuesta creer que una operación por 200.000 hectáreas salga de un modesto estudio de Chilecito. Por suerte laguna Brava es sitio protegido, de lo contrario podríamos suponer que está en grave peligro. No me parece relevante que sea zona de frontera y mucho menos que se apele, una vez más, al reaccionario concepto de la seguridad nacional. Doctrina que permitió justificar el asesinato de compañeras y compañeros, ayer nomás. En todo caso, la idea de frontera nacional, incluso de estado nación, ha sido demolida hace décadas, ya que cuando hablamos de globalización, justamente hablamos de internacionalismo capitalista, o sea, de imperialismo. Sea: corporaciones transnacionales como la IBM, y el Vaticano, para poner algunos ejemplos. La única frontera a la cual respetan son ocasionales episodios de default, solucionados casi siempre a costo y costas de quienes los padecen, y nunca de quienes los ocasionan. No deja de ser interesante la decisión de dejar de vender una provincia por Internet, sin aclarar que tampoco se venderá por oca postal. Pero nunca se sabe. La vida te da sorpresas y todavía no entendemos bien de que forma se parará la minería a culo abierto (lo de cielo abierto me parece demasiado generoso, demasiado onda salvador gaviota cuando estamos hablando de destructor buitre) porque si de la oposición nada bueno puede esperarse, del ejecutivo que hace dos años vetó la ley de protección de los glaciares, tampoco. Digo: que tampoco puede esperarse nada bueno, y quizá algo tan malo como la privatización de YPF que el gobernador y la senadora por la provincia petrolera de Santa Cruz, años antes de ser “los Kirchner”, aprobaron. Lo que resulta difícil de aceptar es que la posición de la provincia de La Rioja sea contundente en estos temas. Algo pasó camino al foro que las hectáreas se vendieron, y no creo que si alguien coloca algún millón de dólares por tierras feraces, se quede tranquilo escuchando las expresiones de un gobierno provincial que se percató del latrocinio cuando éste intentó pasar a la legalidad. Si la ley siempre acompaña a la realidad pero desde lejanas retaguardias, debo sospechar, por viejo, por psiquiatra y por vizcacha, que otras felonías análogas han transcurrido mientras nos deleitamos con Fuerza Bruta, el Mundial, y las deliciosas peleas entre la Mole Moli y Ricardo Fort, el mismo que echa trabajadoras embarazadas de su fábrica de chocolate, que no es justamente la de Willie Wonka. Recurrir a la remanida metáfora del iceberg me parece insoportable. Pero deberé soportarlo, porque recurro a ella. Aunque dudo, jactancia de intelectual, si es la punta del iceberg o la base de un pozo. Pozo ciego, naturalmente. Cuando algo se filtra del entramado laberíntico de la cultura represora, estemos seguro que hay más, mucho mas que las apariencias, aunque en este caso, no engañan. No deja de extrañar, aunque más que extraño sea siniestro, que se puedan rematar doscientas mil hectáreas, con pobladores, escuelas, caminos, recursos naturales, y la operación siga alegremente su curso hasta que, justo el 29, llega a una escribanía. ¿Qué falló en la operatoria? ¿Cuántos involucrados habrá además de los leguleyos de Chilecito? ¿Habrá sido un correo spam? ¿Se le cayó el antivirus? ¿Habrá sido una operación planificada desde el Google Earth y pagada en “pagomiscuentas.com”? Me alivian, aunque no demasiado, las palabras del funcionario: “se tiene que dejar de vender a La Rioja por Internet”. Algunos de los presentes me informaron, que esas palabras fueron rubricadas con un rotundo: ¡carajo! a lo que alguno agregó: punto com. La peor parte de este grotesco, que alarmados por la audacia de la operatoria via Internet, el gobierno nacional y su par provincial arbitrarán todos los medios, supongo que solamente los legales, para que los pobladores tengan escrituras reales, en vez de las denominadas hijuelas. O sea: alabados los abogados de chilecito, bienaventurados los capitales extranjeros, los cuales por su infinita codicia han permitido que algunos se aflojen el moño y salgan de la virtualidad de la “hijuela” para pasar a la realidad real de la escritura. Vamos a decirlo en los términos que pueda entender cualquiera, incluso un funcionario: ¿podemos suponer que los pobladores estaban a merced de esta maniobra, porque las tierras no estaban legalmente adjudicadas a ellos, que en realidad el estado provincial los tenía en calidad de “okupas”, y que a pesar de la declamatoria de que son los “verdaderos” (faltó decir reales) poseedores de la tierra, no tenían ni tienen, un mísero paper que lo acredite? Varias generaciones de ilegalidad consentida, pobladores originarios que son sometidos a un inquilinato de facto por décadas, despropósitos y genocidios blandos contra todos los pueblos que están en nuestros orígenes. Pero insisto: la cultura represora no solo necesita doblegar y someter: también necesita humillar. Estos pueblos mancillados no tienen ni siquiera la ocasión de resistir al represor con lanza, facón, o boleadoras. De pelear con el coraje de los que defienden la tierra de sus ancestros y de sus hijos. Los reducen a ser vendidos en un container virtual. Deberían aprender sistemas operativos de Windows y suscribirse a una banda ancha con buena velocidad de bajada, para resistir con un teclado y un mouse la barbarie depredadora de los piratas capitalistas que algunos llaman inversores. No creo que las millones de netbooks repartidas recientemente permitan organizar la resistencia de los “nativos”. Si alguna vez Deolindo Bittel en un discurso de campaña entre “liberaciòn y dependencia” eligió dependencia (acto fallido o no según la óptica del análisis), es evidente en la actualidad que instaurado el tabú de toda forma de violencia revolucionaria, solo cabe resistir con páginas del tipo www.noalsaqueo.com, a través de las guerrillas virtuales de Facebook, consignas que olviden el “que se vayan todos” para suplicar que “se les caiga el sistema a todos” y sostener que la revolución permanente necesita clonarse en una queja on line. Que gracias a la banda ancha puede durar setenta veces siete y mas también. Es posible que los originarios ni siquiera habrán leído la noticia en los andes on line. Al menos, estoy seguro que en su mansedumbre, tristeza, soledad, sufrimiento, nos están haciendo a nosotros, los orgullosos descendientes de los colonizadores, una terrible advertencia: no llores por internet Argentina.

 

Tomado de Agencia de Noticias de Niñez y Juventud Pelota de Trapo (APE)

Compartir este post

Comentar este post