Overblog
Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
El polvorín

Ocupación masiva de mineros autoempleados en carreta interoceánica Brasil-Perú

4 Septiembre 2010 , Escrito por El polvorín Etiquetado en #Politica

 A lo largo de décadas de pésimos gobiernos en el Perú, la gente migraba a Lima y a las ciudades más importantes para buscar trabajo, ahora la cosa se ha invertido y los peruanos desesperanzados aguijoneados por la “fiebre del oro” se internan en la selva para tentar suerte con el dorado metal.

 

Luis Alfaro Lozano, jefe del Servicio de Áreas Naturales Protegidas  (SERNANP) denuncia: “Hoy debemos reclamar públicamente la pasividad actualmente de quienes tienen responsabilidad y expresar nuestro temor de que esta pérdida de interés se deba a algún acuerdo con mineros ilegales, comerciantes y moto taxistas para “dejar hacer y dejar pasar”.

 

 

Informalidad, ilegalidad y autoempleo minero en la Zona de Amortiguamiento de Areas Nacionales Protegidas pone en serio riesgo la conservación en el Perú. Es conocido que existen yacimientos mineros en las márgenes de los ríos y quebradas que se encuentran dentro de la Reserva de Tambopata, donde prospera un grave problema ilegal – social que pone en peligro los objetivos de conservación en la tierra de los Incas.

 

SIN EMBARGO ALAN GARCÍA DICE QUE AL PERÚ LE FALTA UNA NADERÍA PARA SER UN PAÍS DESARROLLADO Y QUE LOS OJOS DEL MUNDO ESTUDIAN LA ECONOMIA PERUANA PARA REMEDARLA

 

            

DEVASTACIÓN DE LOS BOSQUES: NO MENOS DE 150,000 MINEROS INFORMALES Y NO MENOS DE UN MILLÓN DE PERUANOS VIVEN DEL AUTOEMPLEO MINERO

                    

LA DIMENSIÓN DEL PROBLEMA VA EMPAREJADA CON LA DIMENSIÓN DE LA AUSENCIA DEL ESTADO EN EL PERÚ PROFUNDO

 EL HUMALISMO Y TODOS LOS QUE HAN HINCADO LOS CLAVOS EN LA CARRERA ELECTORAL PUGNAN AHORA POR LOS VOTOS DE ESE MILLÓN DE PERSONAS QUE VIVE ALREDEDOR DEL AUTOEMPLEO MINERO

No existen estadísticas oficiales sobre la cantidad de mineros informales en Perú. Aunque el ministro Brack habla de 100,000, según otras estimaciones llegarían a 150,000. Según datos del ministerio de Energía y Minas (MEM), el 70% de la minería artesanal de oro es informal. La minería artesanal informal que inicialmente se desarrolló en el sur del país, en Madre de Dios, Arequipa, Ayacucho y Puno, progresivamente se ha extendido al norte hacia Cerro de Pasco, Piura, La Libertad y Cajamarca.

Solo en la Región Pasco existen miles de mineros informales que trabajan con sus familias completas en unas 345 minas artesanales. En Cajamarca, en el cerro Algamarca, Cajabamba, existen más de 4,000 mineros informales que extraen oro de más de 60 pozas de procesamiento. En Puno, en varias comunidades campesinas como Putinas y Sandia, se extraen informalmente toneladas de oro, pero allí solo se observa pobreza y violencia. También se registran extracciones ilegales de oro en el Cusco y Loreto, además de cobre en Arequipa, hierro en Lambayeque, carbón en La Libertad y Ancash, plata y zinc en Pasco y hasta uranio en Puno (en el distrito de Macusani), lo cual, según el Instituto de Investigación para la Energía y Desarrollo (Iedes), podría producir no solo contaminación química, sino también radiactiva.

MINISTERIO DEL AMBIENTE SE DECLARA INCAPAZ DE CONTROLAR AVALANCHA DE MINEROS AUTOEMPLEADOS

 “El ministro del Ambiente, Antonio Brack, el 5 de diciembre pasado en una entrevista a la agencia de noticias EFE, durante una visita oficial a Reino Unido, manifestó que la minería informal es un problema ambiental “gravísimo” pero que era “imposible” terminar con esa lacra. Sin embargo, a pesar de su pesimismo, la minería informal por su explosivo crecimiento y los efectos negativos que origina, debería ser urgentemente contrarrestada.

Además de manifestar que la minería informal es un problema ambiental “gravísimo” en el Perú, el ministro del Ambiente, Antonio Brack, explicó que 100,000 personas utilizan mercurio y cianuro “sin ningún control” por todo el país para conseguir oro, cuyo precio se ha incrementado como consecuencia de la crisis económica mundial. Pero lo más preocupante es que el ministro consideró “imposible” terminar con esa lacra, porque se necesitaría “un ejército de gente para ir a cada lugar a ver que pasa”.

 El Ministerio del Ambiente -MINAM y el Servicio Nacional de Áreas Naturales Protegidas –SERNANP del Perú, están muy preocupados por lo que viene ocurriendo en los sectores de la carreta interoceánica que une Brasil con Perú (Kms 98, 108 y 117), donde se está produciendo la ocupación masiva de mineros que están instalando una serie de carpas nuevas cerca al eje carretero.

Como es de público conocimiento el MINAM y el SERNANP han venido realizando acciones directas contra el flagelo de la minería ilegal y han venido haciendo un llamado constante para que las autoridades que tienen competencia en esta temática hagan su trabajo. En particular han estado indicando que se inicie una acción concreta, como la destrucción de los accesos que se están habilitando desde hace poco en dicho sector, para llegar al río Malinowski donde pretenden dedicarse a la extracción aurífera.

 

AUTORIDAD SE DECLARA INCAPAZ DE CONTROLAR UN PROBLEMA  QUE VIENE DE ANTIGUO

La “autoridad” aduce que no se puede hacer nada ya que “es un camino que existe hace tiempo”. En el caso del Km 107 por ejemplo este acceso ilegal atraviesa íntegramente una concesión de reforestación y va directamente al rio Manuani, afluente del Malinoswky en la Zona de Amortiguamiento. Esto no hace mas que confirmar que la minería informal avanza en el Parque Nacional Bahuaja Sonene y en la Reserva Nacional de Tambopata

El hecho es que este acceso vía el río Manuani, al Malinoswky, ya se intervino el año pasado con la Dirección Forestal y Fauna, a raíz de la denuncia que hizo el SERNANP.

Esta situación de informalidad e ilegalidad que se da en la Zona de Amortiguamiento  pone en serio riesgo la integridad de la Reserva Nacional de Tambopata, ya es conocido que existen yacimientos mineros en las márgenes de los ríos y quebradas que se encuentran dentro de la Reserva y de seguir imperando la informalidad podría convertirse en problema ilegal – social que podría poner en peligro los objetivos de conservación que tiene el ANP.

Luis Alfaro Lozano, jefe del Servicio Nacional de Áreas Naturales Protegidas  (SERNANP) denuncia: “Hoy debemos reclamar públicamente la pasividad actualmente de personas que tienen responsabilidad en este tema y expresar nuestro temor de que esta pérdida de interés se deba a algún acuerdo con mineros ilegales, comerciantes y moto taxistas para “dejar hacer y dejar pasar”. Estos últimos, con más de 50 asociados, cobran cupos por cada ingreso de vehículos por esta trocha, transportando insumos y pertrechos y que generan ganancias inmensas a esta asociación. El SERNANP por ello seguirá insistiendo para que se realice una pronta intervención en el sector. Hoy advertimos que de igual modo en el Km 98, mineros ilegales y moto taxistas están construyendo otro acceso hacia el río Malinoswky, bajo el argumento que tienen “acuerdos de no agresión” con agricultores y titulares de derechos de aprovechamiento forestal. Así mismo exhortamos a que todos aquellos que puedan contribuir para que se concreten las medidas de defensa de la Zona de Amortiguamiento, lo hagan ya. Debemos de dejar la posición cómoda de darse una vuelta por ahí, mirar lo que está pasando, decir “qué mal que está esto”, y luego exclamar “qué están haciendo el Ministerio del Ambiente y el SERNANP para resolver esta situación inaceptable”.

 

Minería informal avanza en Bahuaja Sonene y Reserva Nacional de Tambopata

27 August 2010 - Según diversos informes, la minería informal no sólo no se habría atenuado sino que su accionar ilegal se ha intensificado en Madre de Dios. Ante ello, la Defensoría del Pueblo no sólo alertó a las autoridades sino que además sugirió coordinar entre sí con el fin de frenar el  deterioro ambiental.

Según un informe del periodista Miguel Gutiérrez, para La República, la Defensoría del Pueblo de Madre de Dios comprobó que, pese a los esfuerzos gubernamentales, el avance incontenible de la actividad minera para la extracción del oro en las zonas de amortiguamiento del Parque Nacional Bahuaja Sonene y de la Reserva Nacional de Tambopata, zonas consideradas como intangibles.

En La República se lee…

Mediante el oficio Nº 158, el representante de la Defensoría del Pueblo de la región, Iván La Negra, solicitó al jefe del Servicio Nacional de Áreas Naturales Protegidas por el Estado (SENARP), Luis Alfaro Lozano, acción efectiva.

“Debe adoptar las acciones necesarias para que, en coordinación con las autoridades competentes, se lleven a cabo las medidas de supervisión y fiscalización que corresponda, a fin de evitar un mayor deterioro ambiental”, indicó.

La inspección de la Defensoría se realizó el pasado 23 de julio, y se realizó en la zona conocida como Nueva Arequipa, situada en el kilómetro 108 de la carretera Interoceánica. También se visitó las zonas de Alto Malinoski y Alto Manhuani, en el kilómetro 117 de la misma vía.


View larger map
 

“La minería salvaje y el Estado”

Hace poco, Alan García utilizó el calificativo de “salvaje” para la actividad minera ilegal en Madre de Dios. Considerando que dicha actividad implica condiciones laborales de explotación, trata de personas, prostitución, evasión tributaria y severísimos impactos ambientales la calificación del Presidente, en principio, no parece descabellada. Preocupa, sin embargo, el hecho de que de sus declaraciones sea posible derivar una cierta demonización de los mineros que puede propiciar la ilusión de que la problemática de la minería informal en Madre de Dios es producto únicamente de la falta de conciencia social y ambiental de quienes extraen oro en esas zonas. El asunto es, en realidad, bastante más complejo.

En primer lugar, muchos de los mineros que trabajan en Madre de Dios provienen de regiones aledañas, varias de las cuales comprenden distritos con altos índices de pobreza extrema y en las que las que, a pesar de la descentralización, la forma del Estado, cuando existente, es precaria. La falta de oportunidades de desarrollo los impele a buscarlas allí donde estas se encuentren disponibles. En segundo lugar, si reciben noticia de que hay oro en el departamento de al lado, aunque implique el sacrificio de migrar y de vivir en condiciones duras, ¿no es acaso una oportunidad? Además, ¿no se vanagloria el gobierno de los grandes ingresos de la minería? ¿Hay afectación social y ambiental? Sí, pero si se aprecia que las grandes empresas salen impunes de las demandas por contaminación ambiental (Doe Run) o por embates contra los derechos humanos (Majaz), no resulta descabellado preguntarse si acaso habría de preocuparse el gobierno por el trabajo que hace un ciudadano pobre en zonas remotas de la selva.

Sin que sean exhaustivos, estos dos puntos ilustran que la problemática de la minería ilegal es más profunda de lo que se puede pensar a partir de las declaraciones del Presidente. Por supuesto, no queremos decir aquí que los mineros no tengan responsabilidad –nada justifica la ruptura de la ley. Lo que intentamos señalar es que no son ellos los únicos deudores para con el Estado de Derecho. Es también responsable el propio Estado por haber históricamente desatendido a las condiciones sociales, políticas y económicas que hicieron que el desorden de esa actividad se desencadene: políticas redistributivas con poca capacidad y consistencia, la promoción a toda costa de la gran minería de parte el sector Energía y Minas, y la excesiva permisividad con las afectaciones sociales y ambientales contribuyen con fijar en el imaginario social una concepción del Estado como una instancia débil.

En ese marco, merece especial aplauso la iniciativa del gobierno –liderada por el ministro Brack– para enfrentar los impactos sociales, económicos y ambientales de la minería ilegal en Madre de Dios. Esperamos que esta medida marque un giro respecto del devenir arriba descrito, y que forje en el gobierno un espíritu de mayor respeto al interés ciudadano y al medioambiente. Y esperamos asimismo que la revisión que está en curso del decreto de urgencia que generó el paro minero no implique tomar marcha atrás, sino que signifique la implementación de medidas sólidas, que trasciendan el carácter temporal y generen efectos permanentes para una ejecución continua del Estado de Derecho con el objeto de mejorar las condiciones de vida de los ciudadanos del país.

La revista PuntoEdu, editada y distribuida por la Pontificia Universidad Católica, ha dedicado buena parte de su más reciente edición a abordar el tema de la minería informal en el país –sobre todo en Madre de Dios-. Se incluye un artículo escrito al alimón por Nino Bariola, investigador de la SPDA, y Ramón Rivero, coordinador de la Oficina regional de Madre de Dios de la SPDA.

Descargar “La minería salvaje y el Estado”

Ir a la página de PuntoEdu

http://www.generaccion.com/usuarios/476/mineria-informal-gravisimo-problema-ambiental

 
Reportó Auxilio Alcalde auxilio.alcalde@gmail.com

Compartir este post

Comentar este post