Overblog
Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
El polvorín

Paraná: Explotación sexual: el show debe continuar

8 Octubre 2010 , Escrito por El polvorín Etiquetado en #Politica


Por Amadeo Marrapodi.

Uno de los motivos por los cuales hace un año se eligió a Paraná como sede del XXV Encuentro Nacional de Mujeres es el territorio liberado que tienen los explotadores sexuales para su desempeño, sobre todo en el corredor de la ruta nacional 14, sin desmerecer el resto de la provincia, que ha pasado de ser lugar de paso a lugar de “ablande” de mujeres. Hoy tenemos varios procesados y un condenado por la aplicación de la Ley 26.364, y en reiterados operativos se han rescatado a varias víctimas de este flagelo. Pero la situación está lejos de ser controlada, ya que ni siquiera algunas de las “whiskerías” investigadas son clausuradas. Aquí dos ejemplos.

La Justicia Federal procesó a tres individuos por el delito de trata de personas que se investiga tras el allanamiento y rescate de dos mujeres (una menor y otra mayor de edad) en locales denominados whiskerías, de Chajarí. Los imputados permanecen bajo prisión preventiva, pero dos de los tres “comercios” investigados siguen abiertos a todo público, bajo la gestión de otros dueños, pese a la orden de clausura del Procurador General de la Nación, Esteban Righi. Además, una investigación periodística premiada señala a uno de los prostíbulos, Tekila, como “casa de inicio” o de “ablande”, instancia previa a la esclavitud sexual.

El martes, el defensor de los acusados, Edelmiro Díaz Vélez, solicitó su desprocesamiento, excarcelación y la nulidad del procedimiento mediante un recurso de Casación ante la Cámara Federal de Apelaciones. Por su parte, el fiscal general Ricardo Álvarez pidió al Tribunal que rechace tal solicitud.

El jueves 14, el Tribunal integrado por Gustavo Ibáñez, Daniel Alonso y Cintia Gómez dará a conocer la sentencia.

RESCATE Y REAPERTURA

El 21 de enero de este año, la Policía de Chajarí allanó la whiskería Tekila, ubicada a la vera de la ruta nacional 14, y rescató a dos mujeres víctimas de explotación sexual, una de ellas menor de edad, con 16 años. Con motivo de la investigación también se incluyeron en la causa a los locales El Portal y La Farola, y se detuvo a tres personas: la pareja José Antonio Romero y Nélida Guadalupe Insaurralde, y la brasileña Natividade Izildinha. Luego, el juez federal de primera instancia de Concepción del Uruguay, Guillermo Quadrini, los procesó.

Desde entonces, la causa siguió su trámite, mientras dos de los tres boliches continuaron funcionando, incluso bajo la misma denominación. Según informó el jefe de la comisaría de Chajarí, Fabio Noya, El Portal está cerrado pero Tekila y La Farola cambiaron de dueños y permanecen abiertos. Con esta realidad se incumple con la resolución del Procurador General de la Nación, Esteban Righi, quien instruyó a todos los fiscales federales y nacionales del país a que insten la clausura de prostíbulos que sean investigados por trata de personas y esclavitud sexual.

En este sentido, el defensor Díaz Vélez en su pedido de excarcelación de los procesados en la causa argumentó, entre otras cosas, que debieron vender o cerrar sus comercios con el cual mantenían a sus familias. Ante la puesta en conocimiento del posible funcionamiento de dichos locales, la respuesta del fiscal Álvarez fue que ordenará las medidas necesarias para que dichos locales sean clausurados.

Además, la Procuración General de la Nación instó a los fiscales a pedir el decomiso de los inmuebles donde se cometen los delitos e investigar otros tipos de hechos de índole sexual, como la facilitación, promoción y explotación de la prostitución con la colaboración de las autoridades locales, pero “tomando los recaudos del caso para evitar filtración de información”.

TEKILA: “CASA DE INICIO” O “ABLANDE”

Desde hace tiempo que se viene denunciando que Entre Ríos pasó a ser de zona de transporte de personas para la esclavitud sexual a zona de “ablande” de mujeres para obligarlas a ejercer la prostitución, principalmente en el corredor de la ruta nacional 14.

Así lo vienen demostrando algunos allanamientos de whiskerías que se realizaron en las últimas semanas, pero además grafica esta realidad una investigación de la periodista Elisabet Contrera (premiada por el Proyecto CEDAW Argentina del Instituto Interamericano de Derechos Humanos, la asociación civil Artemisa Comunicación, y la Facultad de Ciencias Jurídicas y Sociales de la Universidad Nacional de la Plata).

En la misma, Contrera relata el caso de una víctima oriunda de Chaco que fue “reclutada” en Tekila, donde “no la esperaban cadenas, ni mordazas, golpes ni violaciones, como ocurre con las jóvenes que son secuestradas por las redes de trata (...) Ella, al igual que sus compañeras de habitación, tenía la libertad para entrar y salir del lugar cuando quisieran”. Y cita a la especialista Viviana Camino: “Esta es la base de las casas de inicio. No hay coerción física. Las chicas se mueven con libertad. Ellas creen que pueden entrar y salir, pero luego se dan cuenta que están condicionadas, controladas por los proxenetas”. (Ver más y mejor
acá)

CAUSA “PICHI” SANDER

En agosto se realizó el primer juicio por Trata de Personas en Entre Ríos. El Tribunal Oral Federal de Paraná, presidido por Lilia Carnero, condenó a Roberto Pichi Sander, propietario del prostíbulo Las Mil y Una Noches, de Villaguay, a cuatro años de prisión por la explotación sexual de una menor de 16 años, oriunda de Formosa, descubierta tras un allanamiento en 2008.

El condenado, mediante su defensor Rafael Briceño, apeló la sentencia ante la Cámara Nacional de Casación. Lo propio hizo la representante del Ministerio Público Fiscal, Marina Herbel, porque el fallo estableció el decomiso sólo del auto de Sander, en el que trasladó a la víctima desde Formosa hasta Entre Ríos, pero no del inmueble donde funcionaba el prostíbulo.

www.riobravo.com.ar

Escucha este texto

 

Tomado de Voz Entrerriana

Compartir este post

Comentar este post