Overblog
Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
El polvorín

UN GRANO DE MAIZ- ¿COLAPSO DEL METRO, O DE LA CIVILIZACIÓN ?

30 Octubre 2010 , Escrito por El polvorín Etiquetado en #Politica

 

29.10.10

Por Antonio Aponte

quijote.jpg

¿COLAPSO DEL METRO, O DE LA CIVILIZACIÓN ?

El Metro de Caracas ya no es suficiente para resolver el transporte de la megalópolis. Variadas son las soluciones que se ofrecen, desde las demagógicas e irresponsables de ledezma, hasta las cautas del Ministro del Transporte, que recomienda no usarlo. Nosotros pensamos que las dificultades del Metro deben analizarse con más profundidad. Veamos.
La civilización capitalista da claras muestras de inviabilidad: El desequilibrio ecológico, que afecta los ecosistemas, extingue especies, acaba con la armonía de la naturaleza. El cambio climático, que derrite hasta los hielos del Kilimanjaro. Las recurrentes crisis económicas, serían algunas de ellas.
Aquí en Venezuela las dificultades de la civilización capitalista, gracias al gobierno revolucionario, aún se manifiestan atenuadas, sin embargo, emergen de la estructura misma de nuestra sociedad.
Una de esas manifestaciones es la reciente sequía que amenazó con una profunda crisis eléctrica, otra es, sin duda, los problemas del Metro, del transporte, también la inseguridad.
El Metro pasó de transportar 55 millones de pasajeros en el año 83, a casi 500 millones en el 2009. Es fácil percibir que el problema es estructural, la megalópolis capitalista es inviable.
 
La crisis de la civilización capitalista es ineludible, las dificultades se irán agravando, no hay respuesta definitiva dentro del sistema capitalista. Dentro de él sólo se pueden aplicar paliativos, el destino ineludible es el colapso sistémico.
La solución sólo puede ser social, es imprescindible romper el círculo vicioso de satisfacer las necesidades con medidas que profundicen la crisis, es urgente construir otra manera de vivir, de percibir al mundo, de relacionarnos entre nosotros y con la naturaleza.
 
Mientras la sociedad exija consumo demencial no habrá solución, mientras ponerle coto a ese consumo signifique perder el apoyo popular, mientras la política se decida a favor de quien dé más hoy, aunque así nos acerquemos a la debacle final, mientras esta sea la lógica que rige a la sociedad, no habrá futuro ni para el país ni para la humanidad.
Sólo una sociedad capaz de decidir su destino, liberada de la lógica que le impone el capital, podrá sobrevivir, ser ejemplo para el resto de la humanidad. Esa sociedad es la sociedad socialista. Construirla es el reto nuestro.
Es vital avanzar hacia el Socialismo, es un asunto de vida o muerte, o lo hacemos o perecemos, ya no es tiempo de paliativos.
Y caminar hacia el Socialismo significa tomar medidas que cambien radicalmente nuestra manera de vivir, aunque a esas medidas las califiquen algunos como “locura”.
Demostremos que tenemos gobierno y sociedad con la intención de ser diferentes, demos un ejemplo al mundo. Enfrentemos los problemas que nos presenta la crisis del capitalismo con medidas audaces que vayan al centro de los problemas, expliquemos al pueblo su alcance, atrevámonos a romper esquemas y tradiciones, corramos los riesgos de fundar un nuevo mundo. Confiemos que el pueblo entenderá esas medidas. Su discusión nos educará en el Socialismo.
 
¡Chávez es garantía!

28.10.10

A PESAR DE ELLOS, AVANZAMOS

Las elecciones parlamentarias evidenciaron el cambio que se venía generando en el seno de la sociedad. Los avances del proceso producen deslindes, atrás van quedando los que no quieren ir hacia el Socialismo, los que sólo se atreven a pañitos calientes, a tremendismos, a cambios de maquillaje.
Ya vimos lo que pasó con henry falcón y el ppt, terminaron en la mesa de la derecha. El hecho no es casual, se trata del agrupamiento natural de las ideologías. Allá en esa mesa se encuentran los que defienden el capitalismo en cualquiera de sus camuflajes. Están los capitalistas asumidos como julio borges, hasta los avergonzados de última hora.
Se puede decir que los “reformistas-revolucionarios”, esa rara mezcla, sueñan en las noches con la convivencia en la mesa oligarca. Es así porque tienen afinidad ideológica, se atraen mutuamente. En esa dirección se irán todos, esa es su naturaleza.
La Revolución entra en una encrucijada, hay inmensas posibilidades de avanzar, pero también de retroceder, de cometer incomprensiones que nos lleven al pasado. Vivimos época comparable con la Chile de Allende, o los primeros meses de la Revolución Cubana, o del Bolívar de 1830.
El pueblo de Colombia no comprendió la grandeza del Libertador, pecó de crédulo, y Bolívar terminó en San Pedro Alejandrino. En Chile los movimientos revolucionarios no entendieron con suficiente fuerza la necesidad del líder como alma del proceso, y esa debilidad abrió camino a pinochet. El pueblo de Cuba reconoció a Fidel, lo acompañó, y cuando éste renuncia en la crisis de Urrutia, le apoya, lo respalda, y abre las puertas a la Revolución Cubana hasta estos días.
La oligarquía agrupada en la mesa intenta manipular al pueblo humilde y a las filas bolivarianas, quieren que nos comportemos como soldados bisoños, fáciles de desmoralizar. Es impresionante la andanada de desinformación que nos llueve cada día. Es una campaña muy bien diseñada por los tanques pensantes gringos.
Quieren dividirnos, difunden rumores para profundizar grietas, siembran dudas sobre los dirigentes, estimulan debilidades, halagan vanidades, confunden con ideas disolventes, atacan a Chávez por todos los flancos.
A pesar de ellos, vivimos una magnífica oportunidad para seguir adelante: es en las encrucijadas que las revoluciones se mueven, saltan, resuelven la crisis hacia adelante. Esa es la situación de hoy, vivimos la oportunidad de consolidar el camino.
Hoy transitamos momentos estelares para la Revolución , debemos aprovecharlos. Para esto es necesaria mucha disciplina revolucionaria, la que señala los errores, las fallas, reconoce los triunfos, los avances, y nunca por su acción pone en peligro el proceso, sabe que dentro de la Revolución y con Chávez todo, fuera de la Revolución y sin Chávez nada.
Y por sobre todo, en estos momentos de encrucijada, cuando la Revolución, la Patria y la Humanidad más nos necesitan, es indispensable la Fe en el líder. Sentir que San Pedro Alejandrino no puede repetirse, que no podemos dejar que nuevamente abusen de nuestra credulidad, que sería condenarnos a ser cómplices del asesinato de la humanidad.
 
¡Chávez es garantía!

Compartir este post

Comentar este post