Overblog
Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
El polvorín

UN GRANO DE MAIZ - RECTIFICAR: MÁS SOCIALISMO

10 Octubre 2012 , Escrito por El polvorín Etiquetado en #Politica

9.10.12quijote

RECTIFICAR: MÁS SOCIALISMO


Conocidos los resultados principales de las elecciones del 7 de octubre tenemos material para analizar el nuevo paisaje político y los retos para la Revolución Bolivariana.
Lo primero es felicitar y felicitarnos por el triunfo electoral, que significa la posibilidad de que siga viva la Revolución , de dirimir las fuertes contradicciones que la habitan, de avanzar hacia más Socialismo, o sucumbir en las ilusiones socialdemócratas de un mundo con explotación pero armónico.
Esa pugna es el signo principal del futuro, determinará el destino de esta sociedad, en otras palabras: la Revolución se ganó la oportunidad de ¡rectificar! de profundizar el Socialismo, de abandonar los coqueteos con clases, sistemas de explotación y con sus expresiones políticas. Lo hace o perece en las miasmas del pasado de donde quiso liberarse.
Los resultados, aunque incompletos, nos dicen que la distancia entre Revolución y Restauración se acortan en lugar de profundizarse: de un 26% de diferencia en las elecciones presidenciales del 2006 pasamos a un lánguido 10%. Perdimos casi 20% de nuestra votación, los análisis preliminares indican que los perdimos en los sectores pobres y sin aumentar la votación en los sectores de clase media.
¿Por qué la mengua? La respuesta reside en la esencia del Socialismo, sin comprenderla estamos destinados al fracaso: el Socialismo tiene como esencia al amor, a la relación fraterna, al sentido de pertenencia a la sociedad. El capitalismo tiene como esencia al egoísmo, a las soluciones individuales. Ese es el fundamento de la batalla, el egoísmo enfrentado en feroz lucha contra el amor, y hacia allí deben ir dirigidos nuestros esfuerzos.
De aquí se desprenden dos rectificaciones: corregir la calidad y el destino del mensaje. La base social natural de la Revolución son los excluidos, los obreros, los barrios, las fábricas. Por eso el mensaje debe descansar fundamentalmente en el espíritu, en el alma, en la pasión y en el sentimiento amoroso, no en las clases privilegiadas, no en la recompensa material que transforma al hombre en un mercenario fácil presa de promesas y ofrecimientos del capitalismo.
Nuestra política debe ir dirigida a elevar la visión de la masa pobre, desde lo mezquino de su entorno hasta la visión universal de la Patria Humana. Sólo así podrá dar justo valor a las circunstancias de su vida, no tomarán decisiones de importancia universal influidos por factores locales, un hueco, un apagón. Por mezquindades no lanzarán por los albañales de la historia a la oportunidad revolucionaria.
Es urgente integrar a la sociedad en un tejido social nacional que soporte la Conciencia del Deber Social para acabar con el aislamiento de formas organizativas  que hoy son fuente de egoísmo.
Otra rectificación urgente es adquirir una cultura de la discusión entre revolucionarios. Una Revolución que no discute muere. Es necesario dotar al pueblo humilde de las herramientas y conocimientos necesarios para que participe de manera creativa en la construcción de la teoría y la práctica revolucionaria. El estudio, la discusión, deben ser las tareas principales de la sociedad. La ignorancia es contrarrevolucionaria.
¡Viva Chávez!

Compartir este post

Comentar este post