Overblog
Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
El polvorín

URUGUAY - “ANCAP TRANSFIRIÓ A ALUR CASI LA MITAD DE SU VALOR PATRIMONIAL” Y LO “PAGAN LOS URUGUAYOS A TRAVÉS DE LA COMPRA DE COMBUSTIBLES”

15 Julio 2013 , Escrito por El polvorín Etiquetado en #Politica

diablo sendic
Lo denunció el diputado Pablo Abdala en CX36 el miércoles 10 de julio de 2013

El Diputado de la Corriente de Acción Renovadora, del Partido Nacional, Pablo Abdala, manifestó su preocupación por las cifras manejadas en una respuesta a su pedido de informes, que realizó ANCAP donde se constata que desde 2006 Ancap le dio préstamos, avales y garantías a ALUR por US$ 685,5 millones. Horas después, Leonardo De León, director de ALUR, aseguró en la prensa que esos datos son “falsos”.
CX36, Radio Centenario, se contactó con el legislador para conocer de primera mano la situación.  A continuación transcribimos dicha nota.

 

 

Diego Martínez: Estamos en contacto telefónico con el diputado Pablo Abdala a quien le damos los buenos días. Bienvenido a los micrófonos de la 36.
Pablo Abdala: Hola, muy buenos días, mucho gusto.

 

DM: Lo convocamos porque Usted realizó un Pedido de Informes para determinar los aportes de ANCAP a ALUR, que se estima alcanzan los 685,5 millones de dólares. Ahora, Leonardo De León, director de ALUR, salió al cruce y dijo que esos datos son “falsos”. ¿Los datos que Usted manejó son oficiales?  Y por otro lado ¿cómo tomó la respuesta de De León?
PA: Mire, en primer lugar la respuesta del señor De León –que la tomo como de ALUR- a mi me dejó tranquilo y preocupado a la vez. Tranquilo porque confirma todo lo que yo dije, y ahora le voy a explicar porqué; y preocupado porque evidentemente la situación que confirma es bastante preocupante en cuanto al grado de exposición que ANCAP y que el país tiene con relación a este negocio por las cifras que están en juego.
Todo esto empezó desde el inicio de esta inversión, en ALUR en el año 2006, hemos venido siguiendo este tema a través de distintas convocatorias al Parlamento, en su momento al ministro Daniel Martínez, reiteradamente al Presidente de ANCAP, Raúl Sendic, y es un tema que siempre nos ha interesado.
El último antecedente es un Pedido de Informes, que nosotros formulamos con fecha 10 de setiembre, donde hicimos dos preguntas. La primera referida a una última operación que se concretó prácticamente en la primavera del año pasado, en setiembre de 2012 que implicó  el otorgamiento de un aval por 147 millones de dólares para la inversión en la nueva planta de etanol en Paysandú. Nosotros preguntamos sobre esa operación que características tuvo, en fin, pedimos información sobre eso.
Aprovechando que estábamos haciendo un Pedido de Informes, agregamos una segunda pregunta donde simplemente y se la leo textualmente, preguntaos: “Cuántos préstamos, avales y garantías, ha otorgado ANCAP a ALUR hasta la fecha y por qué montos”. 
Y para sorpresa nuestra, porque no siempre se nos han contestado los Pedidos de Informes y cuando a nuestro juicio están dirigidos a temas polémicos o están reclaman información que pueden generar la sensación de que hay algunas inconsistencias en la gestión o en la administración; para sorpresa nuestra sin embargo, en este caso se nos respondió en forma exhaustiva. Tengo esta respuesta al Pedido de Informes que son ocho páginas a disposición de quien quiera verlo y tenerlo. Allí, en una relación muy circunstanciada, resolución por resolución del Directorio de ANCAP, desde el 2006 para aquí, se nos indican todos los aportes por concepto de capitalización, de avales que se otorgaron, de fianzas, de condonaciones de deuda, de préstamos que realizó a lo largo de todos estos años ANCAP a ALUR para sostener este negocio.
Y el resultado si uno suma, es una operación aritmética, cada una de estas cifras –obviamente con criterio no incluimos en esa suma las cifras que están repetidas, por ejemplo cuando se trata de un aval que cancela otro crédito o un préstamo que cancela una deuda anterior no la sumamos dos veces- pero haciendo el análisis realista, de los recursos que se comprometieron -no estoy hablando sólo de dinero efectivo, sino también de compromisos bancarios, avales bancarios, fianzas solidarias- allí llegamos a la cifra de 685 millones de dólares.
El señor De León ayer pretendió contestar esto, y repito, a mi juicio lo confirmó, porque él hablo de que en realidad las cifras verdaderas indican 127 millones de aportes iniciales; 212 millones de avales a los efectos de financiar determinadas inversiones y a efectos de atender necesidades de Caja, porque es notorio que ALUR tiene dificultades desde el punto de vista del flujo financiero porque ANCAP ha debido asistirla permanentemente; habló de 65 millones de avales también por necesidades de Caja que se otorgaron del 2010 para acá; y reconoció también los 147 millones de dólares de la planta de etanol que en el mes de setiembre, ANCAP también resolvió garantizar.
Todo eso da un total de 551 millones de dólares, es decir no es la misma cifra que nosotros habíamos manejado pero se aproxima bastante.
¿Y sabe como se resuelve la diferencia?
De la siguiente manera:
No mencionó De León 80 millones de dólares más que están en la respuesta de ANCAP al Pedido de Informes, y que son una serie de avales y fianzas que se otorgaron el año pasado con la banca privada, el Banco Santander y otras instituciones de plaza; y después resulta que ALUR le termina contestando a la propia ANCAP, De León le termina contestando a ANCAP; porque dice que los 14% millones de dólares del año 2007 por concepto de capitalización que ANCAP me dice a mi que es en dólares, él dice que es en pesos.
Pero bueno, yo me manejo con la información que me proporcionan.
De todos  modos, más allá de ese detalle, Usted podrá ver que las cifras que manejamos –por lo menos conceptualmente- se acercan a la realidad de las cosas. Después podremos discutir si está bien o mal, si se justifica o no, cuál es la tasa de retorno, en qué momento la sociedad o ANCAP puede llegar a recuperar esos dineros o eventualmente si no los va a recuperar nunca, esa es otra discusión. A mi lo que me pareció interesante, porque eso tiene que ver con la mejor información de la población, fue haber obtenido esta información y ponerla a conocimiento público, como corresponde en un sistema de libertades, de democracia y de transparencia como es el que se supone que es en el que estamos nosotros inmersos.

 

DM: Diputado, quizás esto debería responderlo De León, pero ¿no se supone que ALUR debería ser un proyecto recaudador y no que genere tanta erogación del Estado?
PA: Son cifras muy importantes para lo que representa la Economía uruguaya y para lo que representa la economía de ANCAP. Fíjese que ANCAP es una empresa que factura tres mil millones de dólares por año, estamos hablando de 600 casi 700 millones de dólares   de exposición. Es una cifra muy elevada desde el punto de vista patrimonial que es bastante menor, porque el valor patrimonial de ANCAP es la mitad de lo que factura anualmente, estamos hablando de 1.500 millones de dólares aproximadamente, que es lo que surge de sus balances. Estamos hablando sólo de recursos expuestos o comprometidos en esta inversión de más de 650 millones de dólares, eso para que se tenga una idea del tenor de las cifras que estamos hablando, que obviamente van a la cuenta general de ANCAP.
Es cierto que no todo es dinero en efectivo, pero más de la mitad lo es, lo demás de cualquier manera tiene valor contable, valor financiero, porque representa la utilización del crédito que la empresa tiene y eso tiene un costo en términos económicos, que a la larga se termina conjugando en la cuenta final de ANCAP.  Y obviamente repercute –a nuestro juicio- en el resultado que los uruguayos por una vía o por otra, terminamos subsidiando o sosteniendo esta operación.
Y obviamente los uruguayos sostenemos esto a través de la actividad más rentable que tiene ANCAP que es la venta de combustibles.

 

DM: ¿Esto tiene que ver con que las autoridades de ANCAP y ALUR en algún momento hayan sido las mismas?
PA: No lo sé. Evidentemente la presencia, la impronta, del presidente de ANCAP en todo este desarrollo, el sello de Raúl Sendic en esta inversión desde su mismo inicio me parece que es inconfundible. Yo no quiero entraren polémicas referidas a la historia política o a toda la mitología de esa expresión política y social que se dio en el extremo norte del  país, porque además soy muy respetuoso de eso. Y si el argumento es que aquí hay una necesidad social, o que el propósito es, porque muchas veces cuando nosotros hemos hechos cuestionamientos se nos dice que aquí hay que ver el valor social o el objetivo social que se persigue. Yo no soy insensible al objetivo social.
Ahora, si el propósito es dar una respuesta a la comunidad de Bella Unión, ¿esta era la forma más eficiente de hacerlo? O en todo caso con una parte bastante menor de todos estos recursos que se han destinado, no hubiéramos eventualmente obtenido resultados más favorables, pensando en salidas o soluciones económicas distintas.
Porque creo que está demostrado que la plantación de caña de azúcar lamentablemente en el Uruguay no es una actividad rentable, nosotros tenemos un problema de productividad incuestionable. Brasil que es competitivo en la producción de caña de azúcar produce el doble o más del doble por hectárea de lo que producimos nosotros.
En Bella Unión, con las condiciones más favorables, nunca se han superado las 70 toneladas por hectárea; en Brasil en las zonas donde se produce menos se producen más de 100. Y esa es una diferencia competitiva, a la que hay que agregarle un tema de escala, porque obviamente es un tema de escala el volumen de nuestra producción es muy escaso y no alcanza a licuar los costos, que pesa sobre los resultados.
Y déjeme  decirle algo más. Yo también  me pregunto si realmente el objetivo social, que se dice perseguir con esta inversión, está cumplido. Porque  yo no veo realmente…
 

DM: le iba a preguntar eso, justamente, a dónde van esos 650 millones de dólares, porque lo que nos dice la gente de Artigas, cañeros y pequeños productores, es que ha sido un fracaso el proyecto sucro alcoholero de ALUR.
PA: Bueno, esa duda es la que yo también me planteo. No soy artiguense ni vivo en Bella Unión, estamos muy lejos de Bella Unión, obviamente deberíamos estar más cerca; pero lo que me cuenta la gente de allí, lo que me transmite el Diputado de mi Partido, lo que a veces recogemos por la visita de la UTAA (Unión de Trabajadores Azucareros de Artigas), que nos ha visitado a la Comisión de Legislación de Trabajo, y lo que recogemos de los medios de comunicación; es que los supuestos destinatarios de todo este esfuerzo no están satisfechos con los resultados. Los cañeros, los pequeños productores, se quejan de que no tienen márgenes de ganancia suficiente, de que con lo que reciben de este negocio no alcanzan a cubrir sus costos y por lo tanto no tienen una rentabilidad para el auto sustento, el suyo y el de su familia….
Advierto si que por supuesto, quienes trabajan en el ingenio industrial, quienes son empleados de la fábrica, tienen si una condición más favorable y me alegro por ellos, no se trata de pasarle factura a nadie. Pero si el propósito era ayudar a toda la comunidad, no soy yo quien para hacer un balance, pero advierto o recojo señales muy claras en el sentido de que la conformidad  no es completa y total.

 

DM: Si bien son Cajas distintas, se está tratando el Presupuesto Nacional en el Parlamento y esto forma parte de las cuentas de una empresa pública como es ANCAP; pero todo es administrado por el mismo administrador podemos decir. ¿Esto puede generar debate en torno a los reclamos de educación y Salud que hasta el propio gobierno reconoció que le faltan recursos para satisfacer las necesidades? ¿Esto no pone en tela de juicio la administración general del Estado?
PA: Yo creo que en algún punto de la discusión es que las cuentas del Estado termina siendo una sola, se llame ANEP, ANCAP, Ministerio de Economía y Finanzas, Administración Central o  gobiernos departamentales. El gobierno siempre se encarga de separar con mucho sentido preventivo el Presupuesto estrictamente Nacional de lo que concierne a la Administración Central y a los organismos del Artículo 220, entre ellos los organismos de la Enseñanza; de las Empresas Públicas. Pero las Empresas Públicas terminan aportando al resultado global, porque pagan impuestos, porque hacen transferencia de recursos a Renta Generales, que ésta puede utilizar en los más diversos fines –entre ellos la Educación y la Salud- por lo tanto me parece que todo forma de la misma discusión.
Podemos distinguir si, entre gastos corrientes o inversiones extraordinarias, acá no estaríamos dentro del gasto corriente porque son avales y  aportes que se concretan por única vez. Pero sin embargo se van sumando a lo largo de los años y terminan generando esta bola de nieve de 680 millones de dólares, que no tengo dudas que termina impactando en  las cuentas generales del país.
Creo que eso forma parte de un debate profundo que tendríamos que dar en cuanto a qué tipo de Empresas Públicas queremos y para qué las queremos. Es decir, las Empresas Públicas no son barriles sin fondo, cuando hacen malos negocios se perjudican a sí mismas pero sin dudas, terminan perjudicando al país.

 

DM: ¿Habrá algún tipo de consecuencias por esto, algún llamado a Sala?
PA: Si, sin dudas. Nosotros vamos a generar una nueva convocatoria, una más, porque nos hemos dedicado a esto de forma muy comprometida desde que todo esto empezó y creo que corresponde ahora actualizar estos datos.
Debo agradecerle a ANCAP porque es la primera vez que logramos que se nos envíe una relación como yo decía, circunstanciada y completa de cada una de las decisiones que se tomaron dese el punto de vista económico y financiero con relación a ALUR, porque hasta ahora la información era muy fragmentaria y por lo tanto siempre estaba en discusión. Me acuerdo cuando interpelé al ministro Daniel Martínez y al presidente de ANCAP, Raúl Sendic, en el período pasado, nosotros ya sosteníamos que en el año 2008 se habían superado los 100 millones de dólares y teníamos esa discusión si esa era la cifra o no. Me parece que ahora ya no tenemos esa discusión, podemos discutir si algún aval está de más o está de menos, pero el grueso de la información lo acaba de confirmar De León que es sin duda conceptualmente y casi numéricamente el que nosotros difundimos.

 

DM: Diputado, le agradezco este contacto y esperamos alguna nueva información sobre este tema.
PA: Con mucho gusto, a las órdenes, gracias a Ustedes.

Compartir este post

Comentar este post