Overblog
Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
El polvorín

URUGUAY - APUNTEN CONTRA CRISTINA

10 Abril 2013 , Escrito por El polvorín Etiquetado en #Politica

MENSAJE DE LA 36

36

 

 

APUNTEN CONTRA CRISTINA

 

Libro cuenta “Los amores de Cristina”

 

MUJICA PRESIDENTE MÁS POBRE DEL MUNDO, EN EL PAÍS MÁS CARO DEL MUNDO

 

¿A QUIEN LE HACE LOS MANDADOS MUJICA?

 

“Él no tuvo problemas con Argentina, tuvo problemas con el tuerto Kirchner, que era bastante baboso. Dios lo tenga en la gloria”.

El efecto del “cero kilo”: menos tránsito en los puentes y 400 desocupados.

 

El presidente Mujica volvió a hablar de las Instrucciones del Año XIII y aprovechó para hablar nuevamente contra los argentinos

 

“Las ideas agrarias no se repiten ni se calcan” época tas época, puesto que “las condiciones de productividad cambian enormemente  con los años”

 

 

 

Los grandes medios de comunicación que circulan masivamente en nuestro país, prensa oral, escrita y televisiva, muchos de ellos de propiedad de argentinos, llevan varios días ininterrumpidos tratando de levantar a Mujica y hundir a la Presidenta Cristina Fernández de Kirchner.

Se trata de una verdadera campaña política de desprestigio de la mandataria argentina, valiéndose y a partir de las irrespetuosas y agraviantes declaraciones del Presidente uruguayo José Mujica. Para ello recurren a la supuesta imagen de ser Mujica, “el Presidente más pobre del mundo”, y del rechazo por otra parte que la mandataria argentina ha sabido granjearse entre la oligarquía, las clases altas de su país, y los grandes medios de prensa.

 

Dice por ejemplo en otros grandes medios del mundo el influyente New York Times, que con sus esfuerzos por legalizar la marihuana, el matrimonio entre parejas del mismo sexo, el derecho al aborto y promover el uso de la biomasa como fuente de energía renovable, bajo la presidencia de José Mujica Uruguay ha llegado a ser el país más liberal de América Latina.

 

Hoy, Simón Romero del New York Times dedica la sección “Perfil del sábado” al antiguo líder guerrillero que en un momento encabezó la lista de enemigos de la junta militar y hoy ocupa la presidencia de la nación sudamericana.

 

José Mujica de 77 años de edad se distingue por la austeridad con que vive, dice el Times.

 

En vez del lujoso palacio presidencial de Suárez y Reyes, con un equipo de servidumbre de 42 personas, Mujica vive donde siempre ha vivido: en una humilde finca desde donde él y su esposa cultivan crisantemos para vender en los mercados locales.

 

Se moviliza en un volkswagen modelo 1987, agrega el Times. “Nunca se pone corbata y dona cerca del 90% de su salario en su mayoría a un programa para ampliar la vivienda a los pobres”.

 

Pepe Mujica, casado con Lucía Topolansky, antigua guerrillera y hoy senadora de la república, vive con US$800 mensuales.

 

La idea es que el presidente sea un vecino más, señala Mujica.

 

Dice el Times que Uruguay es una de las naciones menos violentas, con mayor seguridad y menos desigualdades sociales del continente.   

 

Estos grandes medios, utilizan los dichos de Mujica para atacar directamente al Gobierno de Fernández, y las medidas de tipo popular que aunque insuficientes resultan siendo mucho más “progresistas” que las que han definido a ambos gobiernos del Frente Amplio de neto corte neoliberal y favorables a los monopolios extranjeros y organismos de crédito y el imperialismo norteamericano.  

 

Quiérase o no en el mundo de hoy, los gobiernos de Néstor Kirchner y Cristina Fernández de Kirchner, terminan siendo un problema para el capitalismo y los imperialistas. Aunque sea un problema menor, pero no deja de ser un  problema. Y las personas conscientes deben saber los “matices en política”, por que quienes no sepan ver estas variantes terminaran sin saber nada de política. Aquí la tragedia es muy evidente y clara, y no la verán quienes no quieran verla.

 

Mientras que Mujica proviene de ser un dirigente histórico de una de las guerrillas más trascendentes de América Latina, con una trayectoria revolucionaria y un enorme prestigio ganado en las décadas de los años sesenta y setenta. En cambio Cristina Fernández de Kirchner, ha sido criticada públicamente por sus raíces y su acrecentado patrimonio y ahora se agrega un libro del escritor Franco Linder donde trata de denigrar mucho más la vida personal de la dirigente argentina.   

 

El diario Clarín perteneciente a la oligarquía más rancia de la Argentina ha hecho punta en esta verdadera campaña de desprestigio contra el matrimonio Kirchner a publicado una nota sobre este libelo de la siguiente manera: “Mito o realidad, podría calificarse como el relato K menos deseado: acaba de publicarse un libro que repasa los supuestos romances de la presidenta Cristina Kirchner. En el libro se cuentan anécdotas que revelan la relación de la mandataria con funcionarios de Gobierno, como el vicepresidente Amado Boudou y el viceministro de Economía, Axel Kicillof. El jefe de política de la revista Noticias, Franco Lindner, es el autor de este polémico trabajo periodístico, “Los amores de Cristina”, que se acaba de presentar.

 

El libro fue definido por la editorial Planeta, como "la primera investigación periodística que se interna en el mundo menos explorado de la Presidenta, el de sus pasiones. Y describe, a la vez, a una protagonista compleja y humana. Cristina es también la heredera de una fortuna que no llega a calcular, la que organiza careos y exige explicaciones a los colaboradores y empresarios que supone que eran socios de su marido. Es la jefa que gobierna en soledad, se desvela por las noches y sufre el difícil legado del ex presidente”.

Esta vez recordó cómo los argentinos le quitaron apoyo a Artigas, por ser este “republicano definido, por pedir la independencia, por ser federal, por querer que cada provincia mantuviera su autonomía con su gobierno, por sus ideas sociales definidas a favor de los más postergados permanentemente”.

 

Mujica en cambio carece de adversarios adentro y afuera del país.

Ha sido apoyado y aplaudido en primer lugar por el imperio norteamericano, invitado insistentemente por la embajadora de Estados Unidos en nuestro país a visitar Washington. El mandatario uruguayo es un gato desdentado, reconvertido de guerrillero a filósofo liberal, que ha cambiado su forma de pensar y actuar. Ya no lucha por los grandes cambios estructurales la revolución, la liberación nacional y el socialismo. Ahora sus propuestas son contra el consumismo, y otras reivindicaciones a las cuales casi nadie se opone, ni de derecha ni de izquierda.

Mujica ha sido muy ponderado por su modesta forma de vivir con 800 dólares al mes con esposa Lucía Topolansky. Lo que no se destaca tanto en la prensa ni se dice,  que los uruguayos en general deben vivir con mucho mesón que eso. Ya que el salario mínimo de los uruguayos ronda en los 400 dólares mensuales y hay un millón de personas que no pasa los 500 dólares de ingreso mensual. Uruguay es uno de los países más caros del mundo, aunque cueste creerlo. Tiene por ejemplo el tercer lugar detrás de Israel e Inglaterra, en el costo de los combustibles. El transporte capitalino cuesta más de un dólar el boleto urbano. Los alimentos, la ropa, la salud, el estudio, todo tiene un costo superior no solamente en la región sino en Europa y el resto del mundo. Por tanto para ser fieles a la realidad y no mentir, debiera decirse por parte de los grandes medios de comunicación que hoy hacen campaña contra el Gobierno de Cristina Fernández de Kirchner y a favor de Mujica, que “Mujica es el Presidente más pobre del mundo en el país gobernado por el más caro del mundo”.  

 

Representantes holandeses lo han propuesto para Premio Novel de la Paz por su propuesta de legalizar el consumo de marihuana.

Mujica le presenta a los uruguayos al Presidente brasilero Luís Ignacio Lula da Silva, como ejemplo de mandatario y de proyecto político para nuestro país al tiempo que el ex mandatario es investigado por acusaciones de su mano derecha en prisión por el mayor escándalo de corrupción llamado “el mensalao”, una operación por la cual se le pagaban lo votos en el Parlamento a los partidos aliados.

 

Hoy en su audición radial por las emisoras del Sodre, propiedad del Estado, el presidente José Muijca volvió a insistir hoy en la importancia de las Instrucciones del Año XIII.

 

Según él, ese “formidable documento” marcó “la independencia total de España”, así como “la recomendación de una definición de organización republicana para todo el Río de la Plata”, idea “francamente revolucionaria” que “incluía una nítida separación de poderes”. Además, destacó que a través de las Instrucciones del Año XIII, se planteó la “idea de confederación”, es decir, “la idea clara de que cada provincia” posea “su gobierno autónomo” y, recordó que, si bien había “un gobierno general”, el mismo se encargaba de “las cuestiones comunes” pero “con una clarísima definición de independencia acordada”.

 

Así, Mujica recordó como Artigas perdió el apoyo de la inteligencia porteña y buena parte de los letrados de la época por “ser republicano definido, por pedir la independencia, por ser federal, por querer que cada provincia mantuviera su autonomía con su gobierno, por sus ideas sociales definidas a favor de los más postergados permanentemente”.

 

“Vale la pena que los uruguayos se internen en este tiempo, en las Instrucciones del Año XIII y el tiempo que las rodean”, volvió a instar el presidente.

 

Además, Mujica contó que “los reglamentos de tierra y de aduana terminan completando lo que es el pensamiento primigenio de la época”.

 

“Me parece justo recordar que la idea de unidad latinoamericana que en su momento levantó Bolívar, es también de carácter confederado. Bolivar concibe a América como un conjunto de repúblicas o estados confederados desde el punto de vista de esa confederación, salta a la vista la coincidencia de Artigas con Bolivar y esto va a quedar sembrado en la historia del Río de la Plata”, siendo “la causa larvada, permanente y sistemática del conjunto de guerras civiles que rodean la historia de la República Argentina”, dijo.

 

Según recordó el mandatario, “llevó muchísimo tiempo para que la idea federal se impusiera en la Argentina, bastante recortada y sin poderse sacar de encima la primacía de Buenos Aires como definió Don José Artigas”.

 

“Todo esto es francamente revolucionario en la época que lo plantea Artigas”, repitió. “Pero, a poco andar, esta revolución que fue abrazada por todos, tuvo la característica en sus bases de ser la clarísima orientación popular del gobierno” del prócer, “en la Banda Oriental y donde tenga incidencia, en lo que va a ser la Liga Federal”, expresó.

 

Mujica recordó que “por allí”, en una famosa misiva se dijo: “No hay que invertir el orden de la Justicia. Mirar por los infelices y no desampararlos sin más delitos que su miseria. Olvidemos esa maldita costumbre de los engrandecimientos que nacen de la cuna”.

 

“Esta frase define el tono del gobierno de Artigas”, recalcó. “Y, como decía un viejo autor uruguayo, gobernar es elegir decisiones que favorecen a uno y perjudican a otros”.

 

De esta forma, Mujica aseguró que “no cabe duda que el carácter popular de las orientaciones artiguistas, van a empezar a mellar el apoyo de parte de una clase social, fuerte, los criollos fuertes y, si bien en el primer momento hay un formidable apoyo al artiguismo, en el correr del tiempo, este carácter popular de las medidas de Artigas, lo van soldando hacia abajo y va perdiendo apoyo hacia la pirámide de poder de la sociedad”. 

 

Recordó las “ideas agrarias de Artigas, ajustadas al momento y a su tiempo” y aseguró que “los famosos repartos de tierra que impulsó el artiguismo” se situaban bajo “los parámetros de la época”.

 

“Esto va a levantar una enorme resistencia de los sectores acomodados que le van a ir quitando apoyo a Artigas, mientras que sectores analfabetos lo van a apoyar cada vez mas”, dijo.

 

En tanto, aseguró que “las ideas agrarias no se repiten ni se calcan” época tas época, puesto que “las condiciones de productividad cambian enormemente  con los años”.

 

“Las medidas artiguistas no tienen parangón”, finalizó.

 

Por ser uno de los países más caros del mundo los uruguayos que viven en ambas fronteras llevan una vida más aliviada por que compran todos los productos para la mesa familiar, cargan combustible y adquieren repuestos, gas licuado, alcohol etc del otro lado de la frontera, Se trate de las fronteras con Brasil, Chuy, Barra de Melo, Rivera, Artigas, o del lado Argentino, Paysandú, Salto y Fray Bentos.

Miles de familias subsisten en todos esos departamentos del contrabando de comida, ropa, electrodomésticos, combustibles, etc. Claro que de alguna manera esta actividad de transportar a través de los puentes y pasos de fronteras “el bagallo” diario, perjudica a su vez al comercio uruguayo limítrofe el cual al disminuir el turismo argentino y barrilero hacia nuestro país deben protestar necesariamente por el tráfico ilegal de mercadería más barata.

Hay lugares donde hay ferias enteras de productos de contrabando, inclusive con nombres muy creativos tales como en Salto, donde lo bautizaron “bagashoping”.

 

Ahora se prohíbe el transporte de mercadería del lado argentino. El efecto del “cero kilo”: menos tránsito en los puentes y 400 desocupados.

 

Durante el primer día de la medida el tránsito hacia Argentina se redujo a la mitad,

 

“No se puede traer nada de Colón”, le comenta una señora a otra mientras recorre las góndolas del Super Star, uno de los supermercados más grandes del centro de Paysandú. “Nada, nada”, responde la otra, que repasa los precios como si los viera por primera vez.

 

Ayer empezó a regir la medida comunicada el viernes por la Dirección Nacional de Aduanas que prohíbe el ingreso al país de mercaderías para quienes permanecen menos de 24 horas en Argentina. La medida repercutió en las góndolas de los supermercados, a uno y otro lado del Río Uruguay, en el cruce de frontera, donde se redujo el tránsito, y en el bolsillo de los bagayeros, que ayer se quedaron de este lado del río, con las bolsas vacías.

 

El Centro Comercial e Industrial de Paysandú se reunió en asamblea y expresó su malestar con el creciente contrabando que castiga a los comercios locales. El cambio monetario favorable con Argentina hizo que muchos sanduceros, sin distinción de poder adquisitivo, cruzaran el puente hasta Colón para hacer su surtido semanal. La Dirección Nacional de Aduanas respondió con la nueva medida, que no dejó conformes ni al Centro Comercial ni a los bagayeros.

 

“La medida que tomó la Aduana fue la solución más antipática. Vos no podés pedirle a la gente que no cruce”, dijo al diario El Observador el presidente del centro comercial, Alfredo Dolce. “La gente piensa que fue una medida que pidió el centro comercial, cuando no fue así”, agregó Dolce, quien explicó que “la solución es otra”.

Para los comerciantes, la solución al problema de fondo, el desfasaje de los precios de los productos en Colón y Paysandú es que se establezca “un trato diferencial para una situación diferencial”. Un supermercado que está en zona fronteriza con Argentina no pasa por la misma situación que uno que está en Montevideo, explica Dolce.

 

Por ello, debería aplicarse “exoneración de impuestos a los comercios para que los precios bajen”. Además, según el presidente del centro comercial, habría que acompañar esa medida de una campaña publicitaria que recuerde que la compra de productos en Uruguay genera divisas para el Estado que se destinan a financiar la educación y la salud de la población.

 

La respuesta de Dolce se produjo en la tarde de ayer, mientras un grupo de 40 bolseros se reunía a las afueras del paso fronterizo para compartir su desazón y pensar en una solución colectiva.

 

Juan Pereyra tiene 38 años y trabaja desde hace dos décadas de bolsero. Cruza a pie el puente internacional cada día a las 7 de la mañana a buscar comestibles a Colón y regresa dos horas más tarde con la bolsa llena, para vender las mercancías en las calles sanduceras, golpeando casa por casa la puerta de sus clientes.

 

En la mañana de ayer fue hasta el puente, pero no cruzó. Un aduanero le entregó un papelito que decía: “La Administración de Aduana de Paysandú comunica a la población en general que por decisión de la Dirección Nacional de Aduanas a partir del lunes 8 de abril aplicará CERO KILO en las compras de régimen de tráfico fronterizo procedente de la República Argentina”. Y allí se quedó, afuera de la aduana, a compartir su desazón con otros bagayeros que contaron su bronca.  

 

“Es la necesidad que tenemos: queremos trabajar”, dijo Pereyra, que pronto se convirtió en la voz cantante de los bolseros, como se autodenominan. “Andamos trabajando para criar a nuestros hijos”, agregó.

Juan tiene cuatro: uno de tres meses, otro de dos años, otro de tres, y la mayor de 15. Fue canillita y también trabajó en la Intendencia de Paysandú. Pero ha sobrevivido la mayor parte de su vida trayendo mercadería desde Colón. Dice que en cada viaje gana $ 180. 

 

A diferencia de Juan, muchos bolseros cruzan en moto. Pero más allá de las formas, todos comparten el rencor. “Ahora nos morimos todos nosotros”, dijo Juan.  Una protesta similar se planteó en Salto, desde donde los bagayeros cruzan hasta Concordia para “hacer la diaria”.

 

Si bien no es un trabajo formal, el grupo reunido ayer debajo del puente Internacional coincidía en que unas 400 familias carenciadas viven en Paysandú del contrabando. La mayoría recorre las calles, pero otros tienen puestos en ferias. En Paysandú hay dos: una frente a la terminal de ómnibus y otra en la calle Cerrito.

 

Susana Soria, una bolsera que ayer de mañana recorría las calles vendiendo camisas traídas de Argentina, planteó su malestar.  “Nos cortaron los brazos”, dijo. Además de contrabandear ropa, su hijo trae comestibles desde Colón.

 

Los bolseros señalan al Centro Comercial e Industrial de Paysandú, a las autoridades nacionales y a “los ricos” de la ciudad como las responsables de su desamparo. En cuanto a estos últimos, plantean que “no tienen necesidades, pero cruzan a buscar el surtido igual”, según Juan.

 

Dolce reconoce que “el contrabando no es un tema de clases sociales, sino de presupuesto”. Si un surtido que cuesta $ 4.000 en Paysandú, se consigue por $ 1.000 en Colón, a tan solo cinco kilómetros de distancia, es lógico que las personas crucen, sin importar su poder adquisitivo, agregó Dolce.

 

El miércoles pasaron por el  puente Internacional hacia Argentina 3.325 personas. El jueves, 3.354. El viernes, cuando en Paysandú corrió como reguero de pólvora la noticia de que se aplicaría la medida Cero Kilo desde el lunes, 3.670. Bagayeros, comerciantes y aduaneros contaron que ese día hubo colas de hasta tres kilómetros para cruzar el puente. Los supermercados de Colón estuvieron abiertos hasta las 3 de la mañana. Era el último surtido antes de que empezara a regir la restricción. Es que los fines de semana está prohibido ingresar mercadería desde hace mucho tiempo.

 

Hasta el mediodía del lunes, habían pasado 591 personas por los controles migratorios de Paysandú, la mitad de los que pasan habitualmente, informaron funcionarios. “Esto es un desierto”, dijo un policía de Prefectura acostumbrado a ver largas colas de uruguayos que esperaban para llenar el tanque de combustible, lo que se sigue permitiendo, y comprar ropa y comestibles. l

 

En Colón, una misma familia es la propietaria del supermercado Rincón del Sanducero y de la estación de servicios YPF, que queda a metros del puente Internacional, donde los uruguayos llenan el tanque de combustible. A diferencia de los supermercados de Paysandú, Rincón del Sanducero se mostraba ayer vacío de clientes.

 

En Paysandú, los bolseros discutían ayer qué hacer. “¿Si hablamos con algún abogado para ver si esta medida es legal?”, proponía Jorge Burnes. Teniendo en cuenta que la restricción rige para las personas que cruzan la frontera en ambas direcciones en menos de 24 horas, Laura Gómez propuso: “Dormimos allá y venimos al otro día”. “Claro, acampamos”, contestó otro. En Salto, se vivió una situación similar. Antonio Filippi, bagayero de esa ciudad, dijo al portal de noticias local 10 minutos que la decisión de la aduana “afecta a los pequeños bagayeros, que son el sustento de sus familias”. En declaraciones que recogió Subrayado, Filippi agregó: “Cerca de 5.000 personas son afectadas directamente por esta medida, entre trabajadores y familiares. Queremos una solución rápida para nuestro planteo; nosotros vivimos el día a día”.

Guía del “cero kilo” con Argentina.

 

Probablemente ya nadie recuerde la campaña electoral de Mujica cuando prometía mejorar las relaciones con Argentina muy deterioradas durante el Gobierno, de Tabaré Vázquez.

 

El domingo 28 de febrero de 2010, publicaban los medios de prensa uruguayos y argentinos que: el presidente electo de Uruguay, José Mujica, sostuvo hoy que no considera a la Argentina como un país extranjero y anticipó que habrá de “profundizar” y “proyectar aún un mayor acercamiento”, porque “así debe ser por razones geográficas e históricas”. 

 

Mujica mantuvo este mediodía en el Palacio Legislativo, acompañado por el vicepresidente electo, Danilo Astori, un encuentro con la prensa extranjera y local que está acreditada para cubrir las alternativas del traspaso de mando presidencial que se concretará mañana.

“Argentina es un país al que me cuesta considerar extranjero”, dijo Mujica al referirse a la Argentina durante el contacto con los medios. “Esto es así porque los uruguayos no nos sentimos extranjeros en Argentina y viceversa”, añadió.

 

Sostuvo ha a partir de su asunción “vamos a iniciar un período de franco acercamiento y confraternización, si es que puede ser aún mayor, con Argentina y esto tiene que ser así, por razones geográficas, pero también históricas”.

 

Al hacer mención al conflicto que mantienen ambos países por la instalación en Fray Bentos de una planta elaboradora de pasta celulosa, Mujica señaló que “de nuestra parte existe la mejor buena voluntad de solucionar el problema. Y si no se puede solucionar el tema de la pastera, que al menos quede circunscrito a eso y no afecte el resto de los temas que nos incumben”.

 

“Tenemos con Argentina muchos temas que resolver y sobre los cuales debemos trabajar. Hay que manejar el tema de la celulosa, porque si no se puede hacer celulosa sin contaminar, entonces habrá que decirle adiós al papel y no creo que el mundo esté preparado para eso”, dijo.

 

Afirmó que “creo que se puede hacer celulosa sin agredir al medio ambiente, vamos a tener que lidiar con estos problemas, porque el problema del medio ambiente no es solamente la celulosa y aún no me he reunido con la presidenta Cristina Fernández de Kirchner, pero lo haremos seguramente muy pronto para conversar sobre todo esto”.

 

José Mujica se refirió también al Mercosur y su proyección futura, destacando que “el Mercosur está fallando, porque los otros latinoamericanos no se quieren meter de cabeza en el Mercosur. Y si esto sucede, es porque algo estamos haciendo mal”.

 

“Hemos compuesto una formidable familia que pretende juntarse y a veces lo logra, señaló, pero es necesario trabajar sobre aspectos que hacen a la integración y a la relación con otros bloques que nos permitan crecer, por ejemplo con la creación de organismo arbitrales que garanticen el funcionamiento”.

 

Agregó que “Argentina y Brasil están llamados a cumplir un papel fundamental en la integración y en la relación con los otros bloques, como el europeo, por ejemplo”.

 

“Pero aclaró en América Latina hay un margen de unidad superior al de Europa, porque tenemos valores comunes, más allá de algunas pequeñas diferencias y eso nos va a permitir avanzar aún más en esa integración”.

 

En ese sentido el vicepresidente electo, Danilo Astori, expresó que “el proyecto de integración es imprescindible y trabajaremos con paciencia y dedicación para superar esta etapa”. Astori se refirió además al acontecimiento de mañana, señalando que “está culminando una primera etapa de la izquierda uruguaya con el gobierno de Tabaré Vásquez e iniciamos una segunda etapa que nos va a permitir profundizar y consolidar los cambios iniciados”.

 

El martes 1 de junio de 2010, en su espacio radial de M24, el presidente José Mujica resaltó la importancia de las relaciones con los países de la región desde el punto de vista energético y comercial. Se detuvo especialmente en las relaciones bilaterales con Argentina, a un día de su reunión con la presidenta Cristina Fernández, aunque no aludió directamente al corte de los puentes.

 

En ese sentido, resaltó las acciones del ex presidente Tabaré Vázquez respecto a las relaciones con el vecino país. “Cualquiera que tenga un poquito de memoria, no muy lejana, tendría que darse cuenta que hace tiempo, aún mucho antes de asumir la presidencia, que tratamos gota a gota de mejorar la ruptura de las relaciones del Uruguay con la Argentina”, dijo

 

“Nuestro compañero, presidente Vázquez, hizo lo que tenía que hacer y otra cosa no podría haber hecho, y nosotros lo respaldamos, y lo hizo no por él sino como una forma de suscribir y defender la dignidad del país. Pero el tiempo pasa y los problemas se fueron amontonando y acumulando” manifestó Mujica.

 

“Darle la espalda a la región significaría la peor aventura del futuro de Uruguay. Pero hay que reconocer que caminamos todos o de lo contrario el costo lo pagan los más débiles o los más chicos”, dijo Mujica.

 

Mujica explicó que en la agenda de mañana los equipos de ministros de ambos países trataran diversos temas y que, si bien no pretenden que se resuelva todo, sí esperan avanzar positivamente y seguir trabajando sobre esos puntos.

 

El mandatario destacó que entre los objetivos estratégicos se encuentran, a modo de nervio central, la conveniencia económica y social de las grandes mayorías que trabajan en el país; por lo que se adoptará una táctica adecuada a estos objetivos.

 

Entre los contenidos de la reunión se tratará la navegación del Río Uruguay, en especial haciendo referencia al puerto “creciente y floreciente” de Nueva Palmira. “Necesitamos mejorar la navegación, la profundidad de ciertos canales que permitan cargar a tope grandes buques”, explicó.

 

La reunión se hará en medio de un clima que “no cayó del cielo, no es hijo de la casualidad ni de los dioses”, dijo el presidente, explicando que hace un tiempo era impensable que un equipo de ministros de ambos países se reúna a discutir estos temas.

 

“Reconozcamos de una vez que nos resulta estratégica la relación con la República Argentina, más allá de sus gobiernos” dijo el presidente, aludiendo a que, por encima de las dificultades, el país persigue objetivos concretos a favor del trabajo de la gente y no se puede, ni se debe, renunciar a ellos.

 

“No podemos seguir en la vacilación externa: o nos aseguramos gas y hacemos una central combinada, que pueda funcionar eventualmente con combustible, pero si queda despejado habrá que ir a un proyecto de venta de electricidad producida a carbón en Río Grande o en Uruguay. En un sentido u otro hay variable, pero no se puede esperar hasta el infinito para tomar una decisión o la otra, hay que despejar los caminos ahora”, dijo el mandatario en relación a la energía, haciendo alusión a que el consumo de energía eléctrica aumenta con el paso de los años y se corren peligros con las eventuales sequías.

 

Mujica pidió a los uruguayos que no se dejen impactar y tengan en vista la importancia de las relaciones con argentina para poder construir. “De esa tabla enorme de problemas debemos tratar de solucionar jerárquicamente aquellos que son más importantes, gravitantes cronológicamente”.

 

“Hoy tenemos posibilidad de recibir gas boliviano por Argentina pero se necesita voluntad política para que eso sea posible a un precio razonable” expuso el presidente y aclaró que “vale la pena” lucha por tratar de bajar el precio, de manera que las industrias uruguayas que utilicen el gas como fuente de energía puedan bajar sus costos.

 

“Hay que mirar hacia delante y ver si podemos asegurarnos una proporción mucho mayor de lo que consumimos hoy, una disponibilidad segura que nos permita establecer una central eléctrica que vamos a necesitar” reveló Mujica.

 

“No tenemos asegurado tocar el cielo con la mano, vamos andando, pero hemos salido del inmovilismo, no dejamos las pilchas por el camino, tenemos la seguridad de que estamos defendiendo el interés del Uruguay y de los uruguayos, por eso tenemos que recordar que los países no se mudan” dijo para rematar José Mujica.

 

En cambio en junio 6 de 2013 en una entrevista Mujica calificó a Néstor Kirchner de “difícil” y por supuesto de “tuerto”.

 

En el reportaje, que se realizó el 18 de marzo último pero fue publicado hoy, el presidente uruguayo volvió a calificar al ex presidente como “tuerto”.

 

Tras el escándalo que desataron las palabras del mandatario de Uruguay, José Mujica, sobre Cristina Kirchner y sobre el fallecido Néstor Kirchner, a quienes se refirió como “terca” y “tuerto”, se revelaron más dichos de “El Pepe” sobre el ex presidente argentino.

 

Esta vez no fue por un descuido de micrófono. El presidente uruguayo José Mujica se refirió al ex presidente argentino Néstor Kirchner como “tuerto” y como “baboso”, pero en este caso en una entrevista grabada para el estreno de una revista que se publicó hoy en Uruguay.

 

En una entrevista con la revista mensual “Lento”, del matutino “La Diaria”, Mujica habló en extenso sobre el peronismo y las relaciones políticas en el Río de la Plata.

 

Consultado sobre cómo haría Tabaré Vázquez para mantener una buena relación con Argentina si vuelve a ser presidente a partir de marzo de 2015, Mujica respondió: “Él no tuvo problemas con Argentina, tuvo problemas con el tuerto Kirchner, que era bastante baboso. Dios lo tenga en la gloria”.

 

La entrevista fue realizada el 18 de marzo y en el matutino “la diaria” ya se había publicado un fragmento de la nota, pero no estas expresiones que se conocieron hoy.

 

Mujica dijo que “uno de los aciertos” de Kirchner “fue la pelota que le dio a la gente más joven, el aparato que ayudó a construir”.

 

El presidente del Uruguay explicó que debido a los problemas que tiene con Argentina, decidió apoyarse en Brasil, y eso como forma de mejorar la relación con el gobierno de Cristina Kirchner.

 

“Interesa mucho arreglar las relaciones con Brasil, afinarlas, porque eso me da garantías en parte para incidir en la mejora con Argentina. Trato de ir por el camino más largo porque Argentina es sensible a eso”, dijo Mujica.

 

Durante la nota, Mujica también dijo que “a Uruguay le conviene estar bien con los vecinos” y agregó: “No se puede catalogar de facho ni nada por el estilo al gobierno de Argentina y a veces creo que nos pasamos”.

 

Además afirmó que desde “hace siete años que vienen diciendo que Argentina explota y la verdad es que no explota. Es terca”.

 

“Uno de los aciertos del tipo, se refiere a Néstor Kirchner fue la pelota que le dio a la gente más joven, el aparato que le ayudó a construir”.

 

“No se puede catalogar de facho ni nada por el estilo al gobierno de Argentina, y a veces creo que nos pasamos”.

 

“Él por Tabaré Vázquez no tuvo problemas con Argentina, tuvo problemas con el tuerto Kirchner, que era bastante baboso. Dios lo tenga en la gloria”.

 

“Hay cosas de estilo que uno puede siempre discutir. Pero hace siete años que vienen diciendo que Argentina explota, y la verdad es que no explota. Es terca”.

 

“A Uruguay le conviene estar bien con los vecinos”.

 

“Interesa mucho arreglar las relaciones con Brasil, afinarlas, porque eso me da garantías, en parte, para incidir en la mejora con Argentina. Trato de ir por el camino más largo porque Argentina es sensible a eso”.

 

De los pocos periodistas argentinos que criticaron a Mujica por sus agravios contra el matrimonio Kirchner fue Horacio Verbitski del diario Página 12. 

 

Uruguay es un “estado tapón” y Mujica un “chacarero”.

 

El periodista autodefinido peronista Horacio Verbitsky tildó al presidente de “bufón” y aseguró que la terquedad de CFK es algo que le juega a favor

 

“Bufón”, “ídolo pobre de los ricos porteños” y “chacarero de Rincón del Cerro” son algunos de los adjetivos que Horacio Verbitsky, reconocido periodista kirchernista, utiliza para referirse al presidente José Mujica, en su columna del diario porteño Página 12, luego de las polémicas declaraciones de este sobre la mandataria argentina.

 

“Esta vieja es peor que el tuerto. El tuerto era más político, ésta es terca”, fue la frase de Mujica que el pasado jueves se escuchó por los micrófonos, sin que el mandatario se diera cuenta y que prendieron una luz roja en la ya complicada relación con el gobierno kirchernista.

 

“La fijación de los orientales con esta banda del río Uruguay es una de las más acendradas tradiciones regionales que, de tanto en tanto, eclosiona incontenible y sale por el desagüe de las bañaderas como una inundación o con la fuerza de un exabrupto como un micrófono inadvertido” es la idea con que Verbitsky inicia su columna.  Y continúa: “Este jueves le tocó al ídolo pobre de los ricos porteños, José Mujica”.

 

Pero como ya anunció cancillería argentina, Cristina Fernández no responderá los insultos de Mujica, algo que el periodista kirchernista saludó y explicó así: “No tiene sentido pelearse por una chuscada de un vecino cuya escala le permite cosas que entre pares serían inadmisibles”. “La misma condescendencia tuvo Lula hace unos años, cuando Evo Morales envió al Ejército boliviano a ocupar instalaciones petroleras de empresas brasileñas”, agregó Verbitsky para ejemplificar el caso.

 

Uruguay es un “estado tapón, creado por la diplomacia británica del siglo XIX para impedir la conformación de un bloque poderoso que incluyera a la Argentina y el Brasil”, sostuvo el periodista. Actualmente “oscila entre las posiciones liberales de su vicepresidente Danilo Astori, quien preferiría arrojarse en brazos de Estados Unidos y desentenderse de las engorrosas negociaciones con los vecinos, las de Mujica, quien aún cree en el destino sudamericano del paisito y está dispuesto a tragarse el orgullo cada vez que sea necesario en aras de ese objetivo estratégico”.

 

El periodista argentino también se refirió a la breve e imprecisa declaración con la que al otro día de la metida de pata, Mujica intentó poner paños fríos a la situación: “Nada ni nadie podrá separarnos”, dijo el mandatario. “Ni su propia liviandad, se entiende”, apuntó Verbitsky.

 

Pero además de esta visión de Uruguay, para Verbitsky asegura que Cristina tiene “otras razones para su sensato silencio”. Quizás asegura los adjetivos “vieja” y “terca” que le adjudicó Mujica “no le disguste por completo”. “Las gracias del bufón suelen tener verdades inapelables” y “Mujica les llama viejas a todas la mujeres, incluyendo la propia”.

 

“Que Cristina es terca y Kirchner era más político son datos de la realidad que no deberían ofender a nadie, más allá de lo chabacano de la expresión. Más aún, la terquedad es una de las virtudes que le han permitido sortear situaciones adversas ante los dirigentes con menos temple hubieran sucumbido”. Por eso el periodista, afirma: “A su manera, el presidente uruguayo le dedicó un piropo machista”. 

 

Según Verbistky, “esa obstinación” de Cristina “fue decisiva para seguir adelante con un rumbo fijo, sin amedrentarse ni distraerse”. “Quienes dentro del país la quieren menos que Pepe Mujica le llaman a eso ambición de poder. A veces cuesta distinguir si es mayor el odio o la envidia. En cualquier caso, no son buenos materiales para la construcción política”, remata el periodista.

 

Por su parte el ex Presidente uruguayo Julio Máría Sanguinetti señaló: “Mujica es un comentarista de la realidad en vez de un articulador ejecutivo”

El ex presidente uruguayo se refirió a los dichos de Mujica sobre los Kirchner.

 

El ex presidente de la República y referente del Partido Colorado, Julio María Sanguinetti, dijo que el actual mandatario, José Mujica, “es un comentarista de la realidad en vez de un articulador ejecutivo” y sostuvo que la de Uruguay no es una presidencia tradicional. Además, Sanguinetti manifestó que “Mujica es un presidente con muy poca vocación de presidente”.

 

El ex mandatario realizó declaraciones al portal argentino infoabae.com, en la que se le preguntó acerca de la polémica desatada por las expresiones despectivas de Mujica sobre la presidenta argentina, Cristitina Fernández y su marido fallecido, el ex presidente Néstor Kirchner. La semana pasada se filtró una conversación previa a una conferencia de prensa, en la que el presidente uruguayo, sin percatarse de que los micrófonos ya estaban encendidos, dijo: “Esta vieja es peor que el tuerto”.

 

Sanguinetti, quien estuvo en Buenos Aires en una conferencia organizada por la Universidad Católica Argentina, subrayó que el de Mujica “es un episodio desgraciado que debió ya haber tratado de zanjar con una explicación”.

 

En ese sentido, el ex mandatario agregó: “Cuando uno comete un error hay que ofrecer una excusa”.

 

En cuanto a las posibles reacciones futuras tras los dichos, Sanguinetti opinó que la “posibilidad del diálogo que debe haber entre dos gobiernos se disminuye a su mínima expresión”.

 

En realidad desde el vamos Verbitski, le erra en el título de su nota en Página 12.

José Mujica no es ningún chacarero, es sobre todo y principalmente un líder guerrillero del Movimiento de Liberación Nacional Tupamaros. Ahora en ejercicio de la Presidencia de un país aunque pequeño y “tapón”. Un preso de una dictadura durante 14 años, el principal hombre del mayor partido del Uruguay con más de un millón de votos en las últimas elecciones. Con una pequeña chacra en el “Rincón del Cerro”, donde cultiva en un par de invernáculos algunas flores para ser vendidas en ferias de Montevideo. Pero de ahí a chacarero hay un gran trecho, ya que por lo menos en nuestro país, la chacra refiere exclusivamente a hortalizas, frutas y verduras. Mujica planta flores, podría llamársele entonces en todo caso, florista.         

 

José Mujica militó en su juventud en una agrupación en un partido tradicional uruguayo el Partido Nacional (blancos), integrando el equipo de despacho del ministro de Industria y Trabajo, Enrique Erro, designado por el primer Colegiado blanco,  gobierno del Partido Nacional.

Cuando Mujica fue liberado no pocos tupamaros estaban atentos a sus declaraciones políticas. En cambio la sorpresa fue muy grande cuando el primer artículo de dos páginas escrito por Mujica en el semanario del MLN, “Mate Amargo” fue acerca de una plaga del campo llamada “Flor de Alepo”.

Increíblemente aunque parezca mentira Mujica señalaba en ese artículo que esa plaga provenía de la Argentina y había cruzado a través de la frontera y de los puentes con ese país y se había extendido a lo largo de las banquinas de las carreteras.

Ahora Mujica que no es capaz ni de ponerle detracciones al campo, a la soja como hace Cristina, recomienda las Instrucciones del año XIII, pero recuerda que las cosas han cambiado y no tienen vigencia ni actualidad.     

 

MUJICA SE RECUERDA DE LAS INSTRUCCIONES DEL AÑO XII, SOLO PARA RETOMAR SU ATAQUE A LOS ARGENTINOS.

POR SUPUESTO QUE DE INMEDIATO LE QUITA VIGENCIA Y VALIDEZ SI SE TRATA DE LA REFORMA AGRARIA Y LA UNIÓN LATINOAMERICANA. 

 

9 de abril de 2013

www.radio36.com.uy

 

Compartir este post

Comentar este post