Overblog
Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
El polvorín

Uruguay - Bella Unión: Sangra la piedra...

8 Febrero 2011 , Escrito por El polvorín Etiquetado en #Politica

Bella Unión, algunos yuyos persistentes que siguen pidiendo por nuestra tierra, cultura y autonomía
 NdeR : Al cumplirse el quinto  aniversario de la primera ocupación de tierra realizada en Bella Unión, el 15 de enero de 2006,  por trabajadores organizados y pequeños productores, reunidos en Colonia España, esta bueno recordar,pero con la necesidad  de reafirmar,  que "la tierra, el agua y las semillas estén  al servicio de los pueblos, y no de los especuladores" por eso esta nota  excelente:

SANGRA LA PIEDRA

Cuando tenga la tierra... / La tendrán los que luchan / Los obreros los mineros
Sangra la piedra el canto rodado sangra
Sangra  piel, tierra sangra
Sangran las manos, sangran las pupilas
Sangran las ausencias los tilos sangran
Corren los ríos de sangre rumbo al surco...
Corren...
¿Alcanza para vivir o morir? ¿Donde muere la sangre?
¿Cómo muere la sangre?
Sangran las  piedras. Sangran rotas y partidas en el camino
Deserción de sueños quebrados en el camino.
Pájaros que deben retornar.
Manos con hondas que han de volver

 Este capitalismo que mantiene el latifundio cada vez más atroz, porque le suma el monocultivo y las minas a cielo abierto, afectando sin remedio las vías hídricas propias de todo este territorio, de manera simultanea  devasta también la esperanza, pateando cada vez más lejos los proyectos sociales fínales.

Han partido hasta los canto rodado, hasta las piedras sangran...en nuestro norte. Y entre el surco de las cañas se marchita la esperanza, podemos ver a fogueados luchadores reducidos a propósitos tan acotados que van perdiendo la perspectiva de clase, porque el sistema de alguna manera nos vence cuando no se expanden los sueños de esa sociedad de la tierra y la libertad. ¿Podemos volver a hablar de ese todo liberador que aunque sea errante y complejo es nuestra sangre, es nuestra sabia social? ¿O ya la herida infligida por las desconfianzas no lo permite? ¿O será que los fines individuales nos pesan más que los colectivos?

Crece la caña crece...en unos meses se hará la zafra, pero no crece la organización ni la unidad de los peludos y sus familias.

Hoy las contradicciones que más pesan son las broncas, los recelos, de las desigualdades entre el asalariado directo, al que ALUR le paga un sueldo mínimo porque se ha endeudado y se le queda con la cosecha y entre el que trabaja por su cuenta unas hectáreas de tierra y los que directamente dependen de un patrón y sienten ajena esta realidad. El vínculo latifundio trabajador rural se diversifica lo que no quiere decir que se elimine la explotación pero modifica el lugar desde el cual se mira. Ocupada la tierra, expropiada al latifundio, el asunto es si la puedo poner a producir de manera independiente y sin convertirme en patrón...el asunto es que si no nos valemos de manera independiente o nos vemos obligados a buscar patrón.

Sea a través de un mecanismo prestatario de salvataje o de subsistencia. Al principio para concretar la producción, paso siguiente mantenerla, luego ya estoy en el mecanismo de sujeción estatal-bancaria.

Aunque en verdad el que tiene la tierra no la tiene ella pertenece a los que les "debe". Los préstamos que han tenido que ir pidiendo (porque no ha podido producir con autarquía), porque solo con la fuerza de trabajo propia y la tierra pelada no hay proyecto.

Tal vez compañeros acá haya que  pararse entre los surcos y repensar los ideales. 

Vivimos un proceso simultáneo pero divergente. Y si esa divergencia se convierte en mayor distancia entre cañero y cañero no sirve para los cañeros en su conjunto. Entonces sirve a la estrategia de dominación.

Por un lado hay logros: algunos peludos a partir de las experiencias de Plaza España, Colonia R. Sendic, Placeres, Mandiyú han accedido a la tierra, en forma desigual.  Se empezó así y así se han ido desarrollando las experiencias: diferenciadas.

¿Las metas han sido mantenidas y profundizadas?
Después de ocupar ¿el trabajo impresionante que han desarrollado las familias ocupantes tienen las mismas metas?
¿Cuales son los horizontes? ¿Se mira en la misma dirección?
¿Hacia donde mira el sindicato?
¿Su fin estratégico como sindicato vanguardia en el planteo de Tierra pa´ trabajar, está avanzando en estas propuestas o esta maniatado?
¿Cómo conciliar en la interna de los trabajadores de la caña la lucha por las mejoras salariales y condiciones de trabajo y la avanzada de tener algunas tierras para trabajar diferenciado?

Esta experiencia de gestión de trabajadores rurales: ¿Se estancó? ¿El que tiene tierra aún en esas condiciones de dependencia, se autoprotege hoy?

En definitiva la forma concretada para plantar la caña  hoy  cambió de mandamás: pasa a ser Ente del Estado, instituciones tercerizadas, un Ente que presta para fertilizar, para semillas, para el riego y se queda con la plusvalía y se queda con la sangre que cada mañana sale a entregar el cañero.

Otra pregunta que aparece en estos dilemas es: cómo hacer para expandir la experiencia.  ¿Por qué hay trabajadores que no quieren emprender el camino de ocupas? ¿Quieren esos trabajadores pelear por salario y mejores condiciones? ¿Es esto una rémora para el sindicato? ¿O  una realidad a considerar? ¿Cómo se concreta la próxima ocupación?  ¿Las ocupaciones la llevaron adelante aquellos con más agallas? ¿Los que no las hicieron es por qué no las tienen?  Así parecen estar mal formuladas las interrogantes.
En estos términos, seguro no llegamos a la esencia del conflicto.

Daría la impresión que el sindicalismo propuesto carece de respuestas claras. Lo que en principio fue un salto en la lucha, un logro en organización y conciencia, en voluntad de pelea hoy se haya en la encrucijada de crecer o morir. ¿Se soluciona esta situación social sin una reforma agraria? ¿Es posible avanzar sin barrer el latifundio y expulsar a las multinacionales del  monocultivo y los agro tóxicos? ALUR impone el control para el monocultivo: en el campo ocupado una sola siembra, condicionando a ello los préstamos.

¿Hay perspectivas atrapadas entre títulos de propiedad y deudas?
¿Como sobrevive la lucha? 

Sin tiempo sin reloj camina la sequía pintando de ocres los campos, se extiende el monocultivo robándose el agua y los minerales a la tierra
Se extienden las estrategias de disciplinamiento y control.
Debemos ponernos a pensar y a concretar proyectos que no se diluyan en el tiempo que media entre la ocupación de la tierra y la concreción de las cosechas.
Tenemos el deber histórico de trocar esta tristeza de ver  como están desmantelados los proyectos compañeros, los proyectos de la clase. Trocarla con el rearme de la lucha por la socialización de la tierra. Por la abolición del latifundio y  para ello debemos romper con el control que existe entre la adjudicación de la tierra, los préstamos de ALUR y sobre todo revolucionar nuestras cabezas para que la propuesta trascienda e involucre a más peludos y otros trabajadores que aún soportan relaciones esclavas de producción.
Mirando la caña: no dejemos que se desvanezcan las enormes energías de los peludos, en el entramado de esa red que sempiternamente nos tiran encima los explotadores de siempre con total impunidad.
Mirando el sindicato de UTAA, que los compañeros que construyen en el sitio que se incendió la antigua sede cañera, que tantas luchas y sueños albergó, no se puede dejar de sentir que es posible recrear la utopía.
Viendo a los gurises de los cañeros correr por las calles de tierra, jugar entre surcos, vale arriesgar la autocrítica y crítica para avanzar.

Colocarle al presente un faro que nos reúna en una misma dirección.
Viendo las manos, los ojos brillosos de los compañeros es necesario que todos nos pongamos a pensar las salidas. Los descendientes de aquellas gestas nos muestran emocionados y orgullosos el banco  en el que sentaba Raúl  Sendic. La identidad está. La memoria está viva. Hay que potenciarla.

Para armar un conjuro de saberes para luchar mejor porque como cantan los Sin Tierra:
"el que sabe hace ahora, no espera acontecer".

Enero 2011-                                     
IRMA LEITES

postaporteñ@ -

Red Latina Sin Fronteras

Compartir este post

Comentar este post