Overblog
Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
El polvorín

URUGUAY - Dispositivo especial para proteger y camuflar a Leon Panetta, el torturador estadounidense (por si va Irma Leites)

9 Octubre 2012 , Escrito por El polvorín Etiquetado en #Politica

PUBLICADO EN CARAS&CARETAS EL VIERNES 5 DE OCTUBRE DE 2012


“Guerra fría” de OEA en Punta del Este a 50 años de expulsión de Cuba

La Doctrina de la Seguridad Continental

Conferencia de Ministros de Defensa sesiona en Uruguay entre el 7 y el 10 de octubre. Estados Unidos quiere otorgar poder hemisférico a la Junta Interamericana de Defensa. Procura crear bases regionales para “situaciones de desastre”. La UNASUR, en minoría, puede bloquear pretensión norteamericana. Discusión sobre seguridad y defensa enfrentará concepciones estratégicas. Se reclamará zona de paz no nuclear en Atlántico Sur y soberanía Argentina sobre Malvinas.

ROGER RODRIGUEZ / rogerrodriguez@adinet.com.uy

La próxima semana, en los mismos días en que se cumplen cuarenta y cinco años de la ejecución de Ernesto Che Guevara y en la misma ciudad en la que medio siglo atrás se expulsó a Cuba de la Organización de Estados Americanos (OEA), la X Conferencia de Ministros de Defensa de las Américas (CMDA) puede definir una nueva ecuación militar hemisférica en la que Estados Unidos pretende imponer una remozada “Doctrina de la Seguridad Regional” que rechazan la mayoría de los gobiernos de la Unión de Naciones Suramericanas (UNASUR).
No hubo intencionalidad en la definición de la fecha, ni se pretendió plasmar ninguna alegoría al elegir Punta del Este como sede de la reunión del principal organismo continental de políticas de defensa: sencillamente, explicaron fuentes gubernamentales, se fijaron los días del encuentro por la agenda de disponibilidad que tenían las instalaciones del Hotel Conrad Resort & Casino para recibir en sus 294 habitaciones un contingente de más de 500 delegados militares y civiles de los 28 países que aseguraron su participación en la reunión.
Sin embargo, las sombras de la “Guerra Fría” que con aquella expulsión cubana se instaló en América (luego de fracasar un intento de invasión norteamericano a la isla y después de impulsarse la Alianza para el Progreso en la misma Punta del Este y en presencia del propio Che Guevara), estarán sobrevolando los debates de una reunión en la que puede delinearse un nuevo Sistema Interamericano de Defensa y establecerse conceptos de seguridad regional que pueden marcar el futuro geopolítico del Atlántico Sur y de las fuerzas armadas de la región.
La presencia de más de 130 delegados estadounidenses (sin contar “agregados” diplomáticos que llegaron al país en las últimas semanas) parece confirmar la gran expectativa que Estados Unidos tiene en esta décima reunión ministerial, que promete ser una de las más trascendentes desde que el foro de “intercambio de experiencias” en Defensa fue creado, con la presencia del entonces medioambientalista vicepresidente Al Gore, en la turística población de Williamsburg, Estado de Virginia, durante el verano norteño de 1995.

ESAS MALAS JUNTAS…
En aquella localidad  y en un mundo en el que había hecho implosión la Unión Soviética, los ministros de Defensa de la OEA sólo pudieron acordar seis principios básicos durante su desconfiado debate sobre el futuro de las fuerzas armadas: preservar las democracias, destacar el rol militar y su subordinación a la autoridad civil, la ley y los derechos humanos, exigirse trasparencia sobre los gastos militares, resolver los conflictos por la negociación y propiciar la participación voluntaria en misiones de paz y lucha contra el “narcoterrorismo”.
Los sucesivos encuentros en Bariloche (1996), Cartagena (1998), Manaos (2000), Santiago (2002), Quito (2004), Managua (2006), Banff (2008) y Santa Cruz de la Sierra (2010) fueron ampliando una agenda que ya habla de democracia, paz, seguridad, solidaridad, cooperación, modernización, prácticas interculturales, perspectivas de género, derecho internacional humanitario, formación de civiles en defensa y otros conceptos que fueron haciéndose moda;  pero diecisiete años después, el bloque norteamericano pretende llegar a otras definiciones…
Desde la reunión celebrada en Canadá en 2008, Estados Unidos y sus aliados del Commonwealth (13 países que alguna vez pertenecieron al imperio británico), se han propuesto designar a la Junta Interamericana de Defensa (JID), con sede en Washington, como la Secretaría Permanente de la CMDA, lo que implicaría el relanzamiento de un organismo que fue pilar en la confrontación bipolar del siglo pasado. El tema no fue integrado a la agenda oficial (llegó tarde) de Punta del Este, pero sería introducido por alguno de los participantes.
La jerarquización de la JID en el Sistema Interamericano de Defensa, ya tiene el apoyo del Consejo de Seguridad Hemisférica de OEA y hasta del propio secretario general, el chileno José Miguel Insulza, habría cedido a la presión de Estados Unidos que procura asegurar su dominio continental y mira con preocupación la coordinación en el escenario de la UNASUR, donde surgen eficientes el Consejo Sudamericano de Defensa y el Centro de Estudios Estratégicos de la Defensa (que preside en Buenos Aires el ex comandante Ángel Bertolotti y tuvo un rol destacado en el rencuentro de Colombia con Ecuador y Venezuela).



UNIÓN O LA FUERZA…
La discusión de fondo implica al rol y protagonismo que pueden llegar a tener las fuerzas armadas en todo el continente bajo la estrategia de una incidente Junta Interamericana de Defensa. El bloque liderado por Estados Unidos propicia que los militares puedan intervenir en temas vinculados a la seguridad de los Estados (incluyendo drogas, terrorismo, etc.) y los países de la UNASUR consideran que la participación militar contra el delito internacional solo es aceptable en casos de excepción como el sufrido por Brasil en sus fronteras.
La unidad que puede lograr la UNASUR en Punta del Este aparece como uno de los ejes políticos de la Conferencia. Estados Unidos le habría ofrecido la hegemonía regional a Brasil para lograr su apoyo (ello incluye la sede de una base regional en su territorio y bajo su mando) y propiciaría que Chile asuma la presidencia de la propia JID, desplazando a Canadá. También Perú aparece presionado por el rol de presidente pro témpore que asumirá una vez que finalice la reunión en Uruguay y comience a preparar el próximo encuentro en Lima.
La batalla teórica del debate se dará con la definición de los conceptos de Seguridad y Defensa, donde se prevé que surjan tres bloques. Estados Unidos y sus aliados, jugados a una contradicción entre lo que proponen y lo que hacen en sus países (donde la seguridad interna y la defensa externa esta bien delimitada); los países centroamericanos y del Caribe que tienen Guardias Nacionales que cumplen la doble función; y el grupo de UNASUR que pretende crear un Consejo Sudamericano de Seguridad y seguir cortando ataduras con el sistema de OEA.
La pulseada también se dará en el escenario de una comisión sobre biodiversidad y medioambiente, en la que durante el encuentro en la boliviana Santa Cruz de la Sierra se propuso crear un sistema de intercambio sobre las capacidades militares para atender casos de emergencia ante desastres naturales. Estados Unidos propuso crear diez bases regionales (un viejo sueño de dominación) y los países sudamericanos entienden que los militares solo deben aportar su logística y trabajo luego que los gobiernos tomen decisiones políticas.



LA “POSICIÓN PAÍS”
En el marco de la preparación de la reunión en Punta del Este, civiles y militares uruguayos debieron acordar “posiciones país” que requirieron agitadas reuniones en las que no siempre hubo consensos. Las Fuerzas Armadas uruguayas, a 27 años de la salida democrática siguen manteniendo la misma formación que en los años de la dictadura ya que no se han cambiado ni sus planes de estudio ni sus docentes, por lo que surge un claro alineamiento con las posiciones estratégicas norteamericanas, explicaron fuentes del gobierno.
Fuentes militares señalaron a Caras y Caretas que los estudios que las fuerzas armadas uruguayas realizan en sus distintos centros de capacitación han formado en algunos temas estratégicos y de alianzas opiniones diferentes a las del gobierno. Esto habría ocurrido en el seno del Estado Mayor de la Defensa (ESMADE), en el Centro de Altos Estudios Nacionales (CALEN) y el Instituto Militar de Estudios Superiores (IMES). Sin embargo, aseguraron que conocida la posición oficial los técnicos militares se alinearon a la decisión del poder político.
Los voceros políticos, por su parte, subrayaron la posición oficial del Estado uruguayo respecto a organismos de la OEA que mantienen un enfoque geopolítico del hemisferio que quedó anclado en los años de la guerra fría y nada tienen que ver con un mundo global y multipolar. “Es un enfoque geopolítico superado que responde a los intereses de Estados Unidos en una época determinada y no coincide con ideas estratégicas que hoy se impulsan desde la UNASUR”, dijo uno de los informantes.
La fuente explicó que los países sudamericanos pertenecen hoy a dos sistemas de Defensa, el tradicional hemisférico y el sudamericano creado desde los acuerdos de 2011. En la discusión interamericana, Uruguay y los otros países del Sur tendrán que defender la concepción regional. Será clave, para eso, que no dividan posiciones ya que con diez votos de la UNASUR se bloquearía toda resolución que los otros países pretendan imponer cuando requieren de una mayoría de dos tercios y solo 28 países estarían participando de la reunión.

ATLÁNTICO DE PAZ
El bloque sudamericano tendrá que exigirse consensos en otros dos temas claves que se tratarán en esta X Conferencia de Defensa donde esta previsto analizar el futuro de las misiones de paz para Naciones Unidas (donde se prevé llegar a operar bajo el “Capítulo 7”, es decir “imponiendo” militarmente la paz en zonas de conflicto) y la situación del Atlántico Sur (que incluye el tema de la soberanía Argentina sobre las islas Malvinas).
En el tema del Atlántico (donde también se postula declararlo zona de paz y prohibido el uso de armamento nuclear), no se llegó a un acuerdo durante una reunión preparatoria celebrada en abril último. Canadá y un grupo de islas caribeñas, también impidieron un consenso favorable a los reclamos territoriales de Argentina, que tampoco había logrado apoyo en otra reunión de los estados ribereños al océano que integran la Zona de Paz y Cooperación del Atlántico Sur (Zopacas) dependiente de Naciones Unidas.
Las fuentes de Caras y Caretas consideraron que el tema Malvinas será muy delicado y probablemente se propicie una fórmula en la que se divida el tema en dos puntos: uno referente a la pacificación del Atlántico Sur y otro para que las Malvinas se mantengan como un reclamo de soberanía permanente hasta que la ONU adopte una decisión definitiva.  El punto será de gran sensibilidad para la delegación argentina que viene mostrando una conducta agresiva en su política exterior.
Los voceros uruguayos –militares y civiles- coincidieron en el papel de “tejedor” que deberá cumplir la delegación local para limar asperezas entre participantes, suavizar el discurso de algunas delegaciones visitantes (Bolivia suele tener posiciones extremas) e incluso dentro de las misiones extranjeras (Brasil trae divergencias entre la postura militar y las indicaciones dadas desde Itamarati). El desempeño de los anfitriones también marcará el protagonismo diplomático de Uruguay que en 2012 volverá a ocupar la presidencia del Mercosur.

 Política de defensa para el hemisferio occidental (ver pdf)

El Che Guevara aún en Punta del Este presente







 


. Leon Panetta llegó al Uruguay . Del encuentro participará el secretario de Defensa estadounidense, Leon Panetta



Arribo al Uruguay. A partir de este momento el suelo uruguayo es escenario de guerra .
 Uruguay con Huidobro "un socio clave"

Este domingo acordó con Uruguay actualizar su acuerdo bilateral de cooperación en defensa, firmado en 1953, para adaptarlo al contexto actual. “Este acuerdo modernizará el marco para una futura cooperación en defensa entre Estados Unidos y Uruguay”, anunció el secretario de prensa del Pentágono, George Little, tras un encuentro entre Panetta y el ministro de Defensa uruguayo Eleuterio Fernández Huidobro.
 Little añadió que “Estados Unidos ve a Uruguay como un socio en defensa clave en Sudamérica”. 



Alta traición, al pueblo uruguayo y latinoamericano (la foto que aún no salió en los diarios uruguayos)

(foto de defense.gov.us)



JULISSA REYNOSO
EMBAJADORA DE ESTADOS UNIDOS EN URUGUAY
La presencia del Secretario de Defensa de mi país, León Panetta, quien preside la delegación de los Estados Unidos de América en la X Conferencia de Ministros de Defensa de las Américas, será una oportunidad única, no sólo para encontrarse con sus colegas de la región sino también para dialogar directamente con las autoridades de Uruguay sobre proyectos conjuntos, avanzar en los mismos y alcanzar acuerdos que beneficien a nuestros países.
La conferencia de Ministros de Defensa de las Américas, que se inicia hoy en Punta del Este, se consolidó a partir de la Primera Cumbre de las Américas, de 1995, con el objetivo de generar una instancia de debate para los países del hemisferio occidental, con el propósito de incrementar la colaboración en las áreas de seguridad y defensa. También incluye temas de carácter regional, subregional y bilateral y es actualmente la principal instancia de reunión del sector defensa en el hemisferio occidental.
Nuestros pueblos esperan también que la región progrese en un clima de paz, armonía e integración regional, subregional y hemisférica. Hemos enfrentado y seguimos enfrentando graves problemas, pero la paz entre nosotros no ha sido uno de ellos.
La cooperación de nuestras naciones en los esfuerzos de paz multilaterales que se realizan en distintas regiones del planeta ha aumentado sustantivamente en los últimos años. Y deseo destacar el rol especialmente significativo de Uruguay en la importancia de esas misiones de paz.
Esas operaciones son oportunidades únicas, donde no sólo se aporta a la paz y a la seguridad internacional -que ya sería una razón suficiente- sino que además suministran a las respectivas Fuerzas Armadas la posibilidad de modernizarse y ejercitarse en la cooperación internacional con Fuerzas Armadas más desarrolladas profesionalmente.
Al respecto, los Estados Unidos apoyaron la renovación del Centro de Entrenamiento en la Escuela Nacional de Operaciones de Paz Uruguay, y asimismo habremos de apoyar la instalación de un laboratorio para la enseñanza de inglés para los uruguayos que participarán en futuras misiones.
Nos une ya una relación por demás estrecha con Uruguay en materia de asistencia humanitaria, la que se ha incrementado considerablemente en los últimos años hasta alcanzar varios millones de dólares. A través de esa asistencia se han concretado proyectos como la clínica y el centro juvenil de Santa Catalina, el centro deportivo para niños con discapacidad en la ciudad de Salto y once centros de emergencia, totalmente equipados, en distintos departamentos del interior.
Los Estados Unidos se congratulan de tener la oportunidad de construir con Uruguay una relación de defensa basada en la mutua confianza y el respeto, avanzada en los últimos años durante los Diálogos Estratégicos. Más allá de que cada país tenga sus perspectivas para enfrentar los desafíos que enfrenta el hemisferio en el área de la defensa.
Estoy segura que esta nueva reunión nos permitirá demostrar las enormes capacidades que tiene la cooperación regional para enfrentar en conjunto y de manera multilateral y participativa los problemas que puedan surgir en nuestro hemisferio.
Deseo entonces felicitar a Uruguay por su papel siempre destacado de liderazgo internacional, y por su gentil disposición a ser sede de esta conferencia tan importante, que, sin duda alguna, será por demás productiva y exitosa.
El País Digital 8 de octubre 2012


Política de defensa para el hemisferio occidental (ver pdf)


 
Punta del Este en estado de guerra

Dispositivo especial para proteger y camuflar a Leon Panetta, el torturador estadounidense

Por si viene Irma Leites
perrito
Los tigres nuevos
por si vienen con aviones
tres Pucará con nafta
El peligro de que les cuelguen bombas 
Tres Pucará que tambien vuelan
Un helicóptero y paracaídas



BATALLÓN DE INFANTERÍA Nº 12 DE ROCHA PRESENTE EN LA CUMBRE DE MINISTROS DE LAS AMÉRICAS

Teniente Coronel, Antonio Olano.

El Batallón de Infantería, Mecanizado, Nº 12, General Leonardo Olivera, participa de la décima conferencia de Ministros de Defensa de las Américas que se desarrolla en la ciudad de Punta del Este.-
La misión consiste en el desplazamiento de sus medios blindados para integrar las operaciones de seguridad que se realizará en el lugar del evento.-
En ese sentido, se comenzó el pasado sábado el movimiento de los efectivos militares de las unidades, siguiendo otras operaciones con el patrullaje de frontera y controles de rutas en las áreas que convergen hacia donde se lleva a cabo la cumbre.-
También, hay otras representaciones del ejército uruguayo que están movilizadas, concentrándose en el aeropuerto de Laguna del Sauce, tal como: la artillería antiaérea, la compañía antiterrorista de paracaidistas del Batallón Nº 14, centros de comunicaciones y otras delegaciones que se suman al blindaje de seguridad que genera un acontecimiento de esta naturaleza.-
En este marco se integran estas operaciones de seguridad, donde se suman otras agencias.-
Si bien está involucrado todo el ejército nacional en sus respectivas zonas de acción, no hay dudas que la frontera es un punto clave y que le corresponde a la unidad militar con asiento en la capital rochense.-
Desde este lugar se desplegó una sección de fusiles mecanizados, con cuatro vehículos blindados, diversos elementos logísticos, un camión taller y un vehículo liviano para hacer los desplazamientos en las zonas urbanas, se informó.-
“Se trata de un evento internacional con gran repercusión, con una participación importante de periodistas”, indicó el Jefe del Batallón, Nº 12, Teniente Coronel, Antonio Olano, agregando que la participación para Rocha es importante por lo que significa la experiencia y la responsabilidad, tratándose de una operación importante que se asume como tal.-
Cabe señalar, que el material blindado con que se trasladó la delegación militar fue recibido en diciembre 2011 e inmediatamente se ha estado capacitando al personal.-
La tripulación está compuesta por un jefe de carro, tirador, conductor y a su vez la presencia de los fusileros, toda esa integración ha sido el trabajo de instrucción de todo el año, quedando en condiciones de llevar adelante la mencionada operación, se explicó.-
Estará presente el secretario de Defensa de Estados Unidos, Leon Panetta, participando en la X Conferencia de Ministros de Defensa de América, que se cumple en la ciudad de Punta del Este en el hotel Conrad.
Para esta conferencia se han dispuesto severas medidas de seguridad que comprenderán un área de exclusión en torno a la sede del evento.
En estas sesiones se estudiará "una propuesta para coordinar la asistencia humanitaria en caso de desastres naturales".


Declaración para los Ministros de Defensa 


Carta para la Reunión de Ministros de Defensa que comienza este lunes en Uruguay.
Estimados compañeros y compañeras: aquí esta la carta para la Reunión de Ministros de Defensa que comienza este lunes en Uruguay. Es hora de comenzar a difundirla ampliamente, especialmente en los medios de comunicación, para hacer conocer nuestros puntos de vistas. La pueden subir a los sitios web de sus organizaciones, etc. Si llegan otras firmas las incorporaremos después en el sitio de la Campaña www.fuerabases.org
Muchas gracias a todos quienes firmaron, consiguieron otras firmas, a Raúl que la pasó al inglés. 
En solidaridad,
Pablo Ruiz
SOAW, Campaña América Latina y el Caribe, una región de paz: Fuera las bases militares extranjeras

Las organizaciones y movimientos sociales de las Américas a los Ministros de Defensa

En ocasión de la X Conferencia de Ministros de Defensa de las Américas, que se llevará a cabo en Punta del Este entre el 8 y el 10 de octubre próximos, queremos señalar lo siguiente: 
En abril de este año, reunidos en Cartagena, Colombia, en la Cumbre de los Pueblos paralela a la Cumbre de las Américas, manifestamos nuestra preocupación por el aumento de la presencia militar de Estados Unidos en la región, situación que amenaza la soberanía de todos nuestros pueblos y el derecho a la paz que deben garantizar los Estados. 
En esta ocasión, las organizaciones y movimientos sociales de las Américas solicitamos a los gobiernos su compromiso proactivo en la desmilitarización del continente, lo cual implica, entre otras acciones: 
●        la eliminación de las bases militares extranjeras del continente y el retiro de las tropas extranjeras que usan bases nacionales;
●        la cancelación de los ejercicios militares conjuntos que se realizan según la doctrina y bajo la dirección del Pentágono;
●        el cierre de la Escuela de las Américas, WHINSEC - Instituto de Cooperación para la Seguridad de las Américas;
●        el cese del patrullaje de la IV Flota de la Marina estadounidense, a las costas y red fluvial de América Latina;
●      el fin definitivo de la respuesta militar a la “guerra contra las drogas”,  lo cual causa anualmente miles de muertes -especialmente en Colombia, México y América Central-, y su reemplazo por una política pública integral, multilateral y con énfasis en las medidas de salud pública. 
Asimismo, urgimos a los Estados a revertir la tendencia a militarizar funciones del Estado que no competen a la Defensa y por ende al ámbito militar. Los Estados democráticos de Derecho tienen agencias especializadas e idóneas, de carácter civil,  para la atención humanitaria ante catástrofes naturales, el control de las migraciones o de las políticas de seguridad ciudadana.
Recordamos que las Fuerzas Armadas han sido concebidas y articuladas para la eventualidad de conflictos que involucran a otras naciones  y para eventuales enfrentamientos bélicos.
Ninguna de las situaciones mencionadas previamente pone en riesgo la soberanía nacional, por lo cual no hay razón alguna para que una institución estatal no preparada para ello, sustituya o complemente la atención en ámbitos de otras instituciones que sí han sido especialmente diseñadas e implementadas para hacerlo.
Rechazamos la política que, impulsada por EEUU, van adoptando algunos países, de  involucrar a las Fuerzas Armadas en asuntos de seguridad interna bajo el pretexto de las "nuevas amenazas", subsumiendo en este concepto fenómenos disímiles como el narcotráfico, la protesta social, la resistencia a la instalación de megaproyectos de infraestructura o a la extensión del agronegocio como modelo de desarrollo hegemónico. Los asuntos de seguridad interna son ámbitos de absoluta competencia de la Policía, por cuanto deben permanecer bajo su órbita,  con estricto control y apego al respeto de los derechos humanos. Ni las  Fuerzas  Armadas, ni la Policía deben ser usadas por los gobiernos para reprimir la protesta social. 
También enfatizamos muy especialmente la necesidad de revertir el aumento del gasto militar, muchas veces alentado por la presencia y la concreción de convenios de cooperación con Estados Unidos; diversas experiencias nacionales demuestran que el gasto público dedicado a lo militar, va en desmedro de los gastos sociales. Por lo anterior, creemos que la Cumbre de los Ministros de Defensa es una excelente ocasión para avanzar en una agenda hacia la desmilitarización de nuestro continente, en función de convertir a las Américas en un territorio de paz.  
Llamamos a los gobiernos a continuar y profundizar el apoyo social y económico a la República de Haití y a concretar el retiro total de las tropas de la MINUSTAH para el próximo período. La seguridad es un elemento multidimensional que debe materializarse en la perspectiva integral de los derechos humanos, por cuanto la ayuda a Haití no debe ser de carácter militar.
Con la misma convicción y postura de defensa de la soberanía nacional, la autodeterminación y el respeto a las instituciones de un Estado de Derecho con que rechazamos el golpe de Estado en Honduras, hoy rechazamos el golpe de Estado institucional en Paraguay. Así como llamamos la atención a nuestros Estados sobre la amenaza de reproducción de estas situaciones en otros países de la región, manifestamos que no es suficiente pronunciar el rechazo sino que es fundamental sostenerlo a través de acciones políticas; caso contrario, las situaciones y gobiernos ilegítimos, se naturalizan y terminan legitimándose por parte de la comunidad internacional.
En este sentido, queremos manifestar nuestra profunda preocupación por los hechos que vienen desarrollándose en la hermana República de Argentina; recordamos que la construcción democrática se profundiza en el ámbito del debate, la discusión y la confrontación de ideas y propuestas; no en el uso ilegítimo del poder para desestabilizar el Estado de Derecho. Nuestros países tienen una terrible y triste historia reciente sobre la cual debemos construir Memoria; ni los gobiernos ni los pueblos debemos permitir que vuelvan a ocurrir los horrores del pasado.
Finalmente, instamos a los Estados a prestar especial atención al proceso de diálogo anunciado en Colombia, que conduciría a la solución negociada del conflicto armado que se vive en ese país. La violencia desatada por dicho conflicto ha ocasionado miles de muertes, millones de desplazamientos forzados, graves violaciones a los derechos humanos y se ha convertido en un pretexto para justificar la intervención militar estadounidense en Colombia y en la región entera.  Por eso, su solución es necesaria, bienvenida, y sería un aporte importante a la estabilidad regional, la defensa de la soberanía así como un estimulo para fortalecer la integración regional.
Atentamente,
Adolfo Pérez Esquivel, Premio Nobel de la Paz
Claudio Capuano, titular de la Cátedra Libre de salud y Derechos Humanos de la Facultad de Medicina de la Universidad de Buenos Aires
Ana Criquillion,  Directora Ejecutiva del Fondo Centroamericano de Mujeres (CAWF)
Diana Noy López, psicóloga, Uruguay
Agrupación de Familiares de Ejecutados Políticos (AFEP), Chile
Associação de Favelas de São Jose dos Campos – SP-Brasil.
Alianza Social Continental
Alliance for Global Justice, EEUU
Campaña América Latina y el Caribe, una región de paz: Fuera las bases militares extranjeras
Campaign for Labor Rights, EEUU
Coalición No Bases, Colombia
Corporación de Promoción y Defensa de los Derechos del Pueblo, CODEPU, Chile
Comisión Ética Contra la Tortura (CECT), Chile
Comité Oscar Romero, Chile
COMISEDE, Perú
Comunidad Ecuménica Martín Luther King, Chile
Convergencia de Movimientos de los Pueblos de las Américas-COMPA
Consejo Cívico de Organizaciones Populares e Indígenas de Honduras. COPINH
CTC-VZLA- Venezuela
Fellowship of Reconciliation, EEUU
Grito de los Excluidos/as- Continental
Llamamiento de los 100, Argentina
SERPAJ, América Latina
SERPAJ, Argentina
SERPAJ, Chile
SERPAJ, Paraguay
SERPAJ, Uruguay
Movimiento por la Paz, la Soberanía y la Solidaridad entre los Pueblos (Mopassol), Argentina
Nicaragua Network, EEUU
Nicaragua Center for Community Action (NICCA), EEUU
Observatorio por el Cierre de la Escuela de las Américas (SOAW)
Observatorio de medios en Derechos Humanos - Medios al Derecho / MAD - Colombia
Otros Mundos AC/Chiapas, México
Organización Fraternal Negra de Honduras- OFRANEH.
PAPDA, Haití
Proyecto CEIS - Colectivo de estudios e investigación social - Colombia
Plataforma Interamericana de Derechos Humanos, Democracia y Desarrollo (PIDHDD)

****
La declaración esta disponible en: http://www.fuerabases.org/site/noticias/campana/182-las-organizaciones-y-movimientos-sociales-de-las-americas-a-los-ministros-de-defensa.html
EXTRAIDO DE : EL MUERTO

Compartir este post

Comentar este post