Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
El polvorín

Uruguay - EL GOBIERNO FRENTEAMPLISTA DESDE LA PROPIA PRESIDENCIA DE LA REPÚBLICA PERSIGUE Y HOSTIGA A SUS FUNCIONARIOS Y DESTITUYE TRABAJADORES SIN OFRECERLES LAS DEBIDAS GARANTÍAS PROCESALES

6 Noviembre 2011 , Escrito por El polvorín Etiquetado en #Politica

Gobierno frenteamplista, gobierno fascista.

El polvorin.


Entrevista a Ana Picabea, Presidenta de AFINPRE, Asociación de Funcionarios del Inciso Presidencia de la República Ana Picabea, de la Asociación de Funcionarios del Inciso Presidencia de la República, AFINPRE, entrevistada por Efraín Chury Iribarne el jueves 3 de noviembre de 2011


Chury:  El gusto de estar con ustedes amigos, sucedemos a quienes estuvieron más temprano realizando los programas de la radio. Seguramente muchos oyentes recuerdan que ayer en los informativos estábamos hablando de temas relacionados con la Asociación de Funcionarios del inciso presidencia de la República, AFINPRE, por una denuncia que se ha hecho efectiva sobre la destitución de dos compañeras funcionarias de la oficina de Planeamiento y Presupuesto, mediante un procedimiento que no contó con las debidas garantías procesales. “Nuestra intención no es entrar en los detalles” dice la declaración, “detalles del procedimiento administrativo que para la mayoría de  la población es desconocido y hasta complejo de entender, sino que deseamos ser lo más claros posibles. No se les brindó las mínimas garantías para poder ejercer su derecho de legítima defensa, tanto es así que nunca fueron notificadas de la culminación del sumario ni del resultado del mismo; tomaron conocimiento recién ahora cuando les notificaron que han sido destituidas. Esto ha sido un claro caso de persecución y hostigamiento. Lo sostenemos ya que durante todo el período que insumió esta persecución ambas concurrieron diariamente al cumplimiento de sus tareas. Un dato importante, las dos compañeras son funcionarias públicas con más de 30 años de servicios, con una foja de servicio donde no figuran observaciones ni sanciones de ninguna índole y con altas calificaciones por su desempeño”.                                                                                                                                                          Naturalmente que es muy interesante y más extensa la declaración pero precisamente Ana Picabea de la Asociación de Funcionarios del inciso presidencia de la República está con nosotros, le damos la bienvenida, el gusto de que estés aquí.

Picabea: Muchas gracias y muy agradecidos por ser recibidos por ustedes.

Chury: Ana, concretamente, a nosotros nos sorprendieron dos puntos. Porque otras veces hemos leído noticias que pasan, dos personas que las sacan y bueno, pero cuando llegamos a la parte que yo recién leí, funcionarias con más de 30 años de servicios con una foja de servicios buenísima, ya nos sorprendió.

Picabea: Y sí, es para sorprenderse. Además una de las compañeras que ha sido destituida era directora de una división de la Oficina de Planeamiento y Presupuesto (OPP), muy respetada por todos los funcionarios compañeros y por  todos los jerarcas en tránsito desde que ella ha sido directora hace ya muchos años, por lo menos cerca de 15 o 18 años que ha sido directora. Es decir que ha trabajado bajo la supervisión de jerarcas de distintos gobiernos y siempre ha tenido una muy buena calificación. Y  aun en momentos cuando se le están imputando determinados supuestos incumplimientos ella seguía siendo bien calificada, teniendo un respeto por su labor y su asesoramiento en los temas que estaban dentro de su área. Por lo tanto cuando aparece la culminación de este sumario que además adolece de muchas faltas, tiene muchas irregularidades, a todo el mundo le sorprendió por la calidad humana, la calidad profesional que tiene esta compañera. Y la otra compañera destituida a su vez también es una funcionaria que nunca tuvo observaciones de ninguna índole. Es una compañera que hace tareas administrativas y que también si uno se fija en su foja de servicio nunca ha tenido ni siquiera una observación y siempre con calificaciones por un muy buen desempeño.

Chury: En otras áreas, cuando hay cambios de gobiernos o cambios políticos, autoridades que estuvieran por encima del cambio que desempeñaban ¿fueron cambiados o hubo cambios en escalas superiores o esto fue de golpe?

Picabea: No, no. El asunto es este: en una oportunidad, cuando asumen en el año 2005 las nuevas autoridades, se pide una auditoría a la Auditoría interna de la Nación para el área de recursos humanos de la OPP. De esa auditoría, el informe final se archiva como que no se encontraron cosas que fueran pasibles de ser sancionadas.  Pero lo extraño de todo esto es que a pesar de que viene un organismo que es de contralor externo, verifica todos los procedimientos, todo lo que se ha hecho y no amerita, no encuentra grandes faltas… Hay que tener en cuenta que en una auditoría siempre se encuentran pequeñas cosas; cosas que no están bien asentadas, siempre se encuentran pequeños casos que pueden llegar a ser de atención pero no de sanción. Entonces en base a eso después se le hace a la funcionaria administrativa un sumario que se clausura y se archiva. Pero hete aquí que en el año 2009 aparece un nuevo sumario en base a todo aquello que se había archivado y le aplican un sumario a la funcionaria administrativa y a quien en su momento era la directora  de toda esta área. Y lo más notorio es que es un procedimiento que se dio en unas circunstancias muy raras, muy extrañas para la administración en cuanto a que terminado el sumario, se les da vista de lo que es la instrucción sumarial y después de ahí el sumario queda como en un estado de dormidera, como que nadie más sabe de él. Pero resulta que el expediente siguió funcionando, siguió andando por las diferentes unidades que pasaron a intervenir en él, en el más absoluto silencio y en el más absoluto desconocimiento de las sumariadas de lo que estaba sucediendo. Eso es lo que nosotros como asociación, porque además estas dos compañeras son socias de la asociación, denunciamos, porque no se les dio la oportunidad en todo el caminar de ese expediente de poder tomar conocimiento y de poder presentar descargos en su defensa por las medidas que la administración pensaba tomar. Cuando ellas quisieron presentar testigos en la etapa sumarial no se les permitió hacerlo. Los testigos eran para ratificar que de su foja de servicio se podía sacar una actuación en forma circunstancial apoyada en documentos  y a su vez testigos de todos los años en los que ellas prestaron servicios bajo jerarcas y otros compañeros de los mismos niveles jerárquicos dentro de la organización y no les permitieron presentar testigos para defenderse demostrando que lo que estaba en su legajo a su vez también era el concepto que se tenía a nivel general de ellas. Entonces es por eso que a nosotros nos llama la atención todo ese procedimiento y la falta de la garantía que tiene que tener cualquier persona cuando la administración quiere aplicarle una sanción de poder defenderse debidamente. Pero en esta oportunidad no fue posible porque terminada la primera etapa del sumario toda la restante se cursó en el más estricto silencio y como quien dice en etapas que no se diera a conocimiento que el expediente seguía funcionando. Porque hay una cosa que es gravísima en todo esto y es que el expediente se inició con un número y después de esa etapa que ellas tuvieron conocimiento, siguió funcionando con otro número, por lo tanto cuando las compañeras hacían el seguimiento veían que su expediente estaba quieto, pero estaba corriendo con otro número por el resto de la administración. Ellas pensaban que el asunto había quedado en nada, como estaba quieto, guardado supuestamente, y cada vez que preguntaban algo nadie les decía nada. Eso es parte de la gravedad del hecho.

Chury: Muy grave por cierto. Pero además encierra una suerte de misterio que es prácticamente insondable. Y hasta ahora, ¿han podido hacerse de algún argumento que manejen quienes llevaron adelante esto? Un argumento de decir bueno, esto ha sido motivado por tal cosa.

Picabea: En cómo fue llevado el procedimiento no, Por el momento lo único  que las compañeras han tenido oportunidad ahora es de notificarse hace menos de diez días de la resolución de destitución porque asimismo cuando se pide la destitución, la venia al Senado, ni siquiera se les notifica de eso. Se enteran en forma oficiosa de que el expediente fue rumbo a la Cámara de senadores como lo determina la Constitución de la República a solicitar venia de destitución. Ni siquiera en esa instancia se les notifica de la resolución de solicitud de venia. Y cuando ellas en forma oficiosa conocen esa situación, solicitan inmediatamente que les den vista de las actuaciones para poder saber por qué era esa solicitud de destitución y se la niegan. Solicitan a su vez que vuelva el expediente, que la presidencia pida a la Cámara de senadores que lo devuelva para poder tomar conocimiento y se les niega esa posibilidad también. Quiere decir que todo ese misterio que transcurrió desde el año 2009 hasta ahora, octubre del 2011, fue justamente un silencio total donde ellas nunca tuvieron oportunidad de poder argumentar su legítima defensa. Y después de notificadas de la resolución de destitución, la única alternativa que tienen es presentar recursos justamente contra la resolución de destitución que es una herramienta administrativa precisamente para cuando un administrado considera que ha sido lesionado en su derecho y también en su buen nombre porque la administración tiene la posibilidad de destituir a sus funcionarios cuando no cumplen o cuando realizan actos que van en contra de los intereses de la administración. Tiene derecho siempre y cuando se cumplan todas las reglas del debido proceso. Entonces cuando uno es destituido hasta la honorabilidad de uno queda en el entredicho de todos porque cuando la administración toma una decisión de esa índole es porque hay causales muy graves.

Chury: Ahora, digo yo que en algún momento tendrán que revelar las causales

Picabea: Usted sabe que la administración tiene tres causas graves; una de ellas es la omisión al cumplimiento de las obligaciones, otra es cuando uno no tiene buena disposición para cumplir con sus obligaciones o comete delitos dentro de la administración. Para ese tipo de incumplimiento de los funcionarios, dado el grado de incumplimiento también está el grado de la sanción a ser aplicada. En este momento nosotros como asociación no sabemos bien cuando se le dice omisión al deber funcional cuál fue la falta que cometieron porque justamente una de las faltas que pueden ser tipificadas a un funcionario para ser destituido como dije recién, es la omisión a sus deberes funcionales, pero es una definición muy amplia que hay que verificar bien cuál es la omisión al cumplimiento y dado el grado de incumplimiento cuál es la sanción a ser aplicada porque la sanción siempre tiene que estar en relación directa con la falta cometida.  Porque tiene que tener un fin no solamente de sancionar por la falta cometida sino de corregir el error cometido entonces hasta este momento nosotros como compañeros de las dos destituidas no tenemos conocimiento de cuál fue  la falta que se les comprobó para que  tengan ese tipo de sanción. Y todo es debido a la falta de conocimiento y de participación en la legítima defensa en el proceso, de las dos compañeras
Chury: Ana, en el tiempo que tú llevas trabajando en los últimos años, ¿ha ocurrido algo similar?

Picabea: Con estas características no, es la primera vez. Lamentablemente en mis casi 35 años de funcionaria pública he sido compañera de compañeros que han sido destituidos, pero tuvieron derecho y tuvieron la posibilidad de poderse defender como correspondía. Como también he sido compañera de compañeros que pasaron por procedimientos sumariales y como se les dieron las garantías de poder defenderse tuvieron algún tipo de sanciones pero nunca llegaron a la destitución porque justamente como decía, la sanción tiene que estar acorde a la falta cometida. Entonces los sumarios  no siempre terminan en destitución. Sí, puede haber sanciones como que el funcionario quede con días de descuento, que no puede ir a trabajar. Se le dice bueno, usted tiene 15 días, 20 días, un mes por la sanción para que se corrija en su actuación y después quedan como antecedentes a futuro. Pero siempre se les dio las posibilidades de poder defenderse, conocer todas las instancias del procedimiento, de poder presentar descargos, cosa que en esta situación no se dio.

Chury: Complejo realmente y además crea por lo menos hasta los que estamos fuera, una suerte no digo de temor pero sí de inseguridad en los demás funcionarios. Y no de los que están en presidencia sino de los que están escuchando y son funcionarios públicos.

Picabea: Por supuesto. Eso es lo que más nos preocupa a nosotros. Que una persona pueda sentirse que está desvalida frente a un poder, de que no tiene las garantías necesarias para poder defenderse y poder continuar con sus labores porque de la misma forma que este procedimiento fue en  un ámbito misterioso puede ser aplicado a cualquiera, en cualquier momento y en cualquier lugar y eso es lo que a nosotros nos preocupa como ciudadanos: que de la misma forma que se le ha aplicado a estas dos compañeras puede llegar el momento de ser aplicado a cualquier otro ciudadano de la República.

Chury: Claro. Hoy te hice la pregunta basado en mi experiencia en las empresas privadas, que generalmente cuando viene un gerente nuevo como tiene que hacerse notar, algo hace y puede ser echar una persona, cambiar las cosas, el estilo. En Estados Unidos también saben que los gerentes se echan cuando tienen un año de trabajo.
Por eso decía que tal vez cuando hay cambios de autoridades en el gobierno tal vez para hacerse notar que vino una autoridad nueva toma lo primero que se le ocurre y lo hace funcionar aunque sea a despecho de que está afectando el sentimiento, la moral, el sentimiento de carrera que alguien tenga.                                                                 Elida llama preguntando por qué las echaron. Se ve que no estaba escuchando porque es de lo que venimos hablando.
Picabea:  Lo que se les tipifica es omisión a deberes funcionales. No sabemos qué tipo de omisión ni a qué deberes se refieren. Es lo que puedo decirle a Elida y todos los escuchas.
Chury: Miguel pregunta por qué el sindicato no hizo un seguimiento del tema

Picabea: Es una buena pregunta y se lo agradezco mucho a Miguel. Porque las compañeras sumariadas nunca dieron conocimiento al sindicato. Y eso parece extraño pero ellas estaban tan tranquilas en su actuación que nunca percibieron la gravedad de lo que se venía porque lo único que ellas tenían como conocimiento de la irregularidad del procedimiento fue que no les permitieron presentar testigos. Pero después de ahí el silencio fue tan grande que como dije hace un momento, al expediente le cambiaron el número para seguirlo.  Entonces ellas miraban el expediente electrónico mediante el que se puede hacer un seguimiento por Internet, no viendo adentro del expediente, pero sí viendo los diferentes pasos que va dando. Cuando ellas miraban por el número del expediente el expediente estaba quieto, guardado. Pero sucedió que corría con otro número. Entonces este año cuando fue la solicitud de venia de destitución al senado es cuando ellas vinieron a hablar con nosotros para decirnos que el sumario había resultado con destituciones. Dijimos ¿Cómo es eso si cada vez que nosotros le preguntábamos a ustedes decían que estaba todo quieto? Esto comenzó en el 2009 y terminó en el 2011. Ellas recién cuando va el expediente rumbo al Senado es cuando saben que el número había sido cambiado porque oficiosamente se enteran de la salida del expediente y ahí se dan cuenta que el número es otro.
Chury: Es decir que de la movilidad del expediente recién se enteraron en el 201.
Picabea:  En el 2011. Entonces como ellas veían que el expediente estaba quieto nunca vinieron a decirle a la asociación de funcionarios, a su sindicato, que estaban preocupadas por su situación porque consideraban que como estaba supuestamente archivado aunque nunca había habido una resolución de clausura. Ellas decían que más vale dejarlo así que eso iba a caer por su propio peso. Nosotros en la interna de nuestro sindicato si un compañero no quiere, se rehúsa a que nos presentemos ante los jerarcas por situaciones personales nosotros respetamos eso porque nuestra intención es siempre tratar de buscar ambientes que sean lo más saludables posible y estas compañeras no quisieron que nos introdujéramos porque tenían sus abogados que también intervenían en este proceso entonces solamente recurrieron a nosotros cuando efectivamente se realizó esto.                                            Entiendo la preocupación de Miguel y fue lo que justamente a nosotros nos dolió y muy profundamente porque en varias oportunidades se les preguntó cómo estaban las cosas, cómo estaba el procedimiento y ellas decían está todo quieto, más vale no tocarlo. Como en una primera instancia y luego en una segunda el expediente había sido archivado ellas pensaron que en una tercera también pasaría lo mismo. Y no estaba nada quieto, solamente habían cambiado el número del expediente. 
Chury: Está también el temor -y está justificado-   que si quedó quieto más vale no tocarlo. Porque la propia inseguridad que se ha dado desde arriba a los funcionarios públicos amenazándolos  con todo tipo de posibilidad de echarlos o de no tomarlos o una cantidad de cosas yo creo que en una misma situación uno diría si está quieto dejálo seguir durmiendo
Picabea: Claro, esa fue la posición que ellas tomaron. No quisieron que nosotros ingresáramos en este campo porque decían bueno, si está quieto va a quedar ahí y no nos va a pasar nada. Lamentablemente no fue así. Y llorar sobre la leche derramada no Nosotros siempre hemos tratado de defender lo mejor posible a los compañeros ante arbitrariedades de jerarcas y bueno, estamos en esto.
Chury: En la dirección de asuntos internos del Ministerio del interior se trasladó a la mayoría del personal, cuando está prohibido por ley. ¿Por qué nadie investiga, por qué nadie denuncia?  Es Miguel otra vez
Picabea:  Yo del Ministerio del Interior no tengo conocimiento. Lo lamento mucho pero no puedo opinar sobre eso. Seguramente es otro caso más.
Chury:   Milano dice que esto pasa hace años en las empresas privadas dejando gente tirada luego de años de servicio y que lo peor de todo muchas veces, criando familia
Picabea: Sí, es grave pero hay que entender y entiendo que los trabajadores privados tienen una inseguridad laboral quizás más grave, más fuerte que la de los funcionarios públicos. Pero nosotros como funcionarios tenemos una legislación que se nos aplica, procedimientos legales, sobre cómo trabajar. Tenemos derechos y obligaciones. Los funcionarios públicos podemos hacer todo lo que la ley nos permite entonces la relación entre funcionarios públicos y administradores públicos es diferente a la legislación aplicable entre los trabajadores privados y los empresarios. Justamente nosotros tratamos como funcionarios públicos que se nos aplique como tiene que aplicarse la legislación vigente en todo lo que son los procedimientos administrativos ya sea para avanzar en las estructuras y avanzar en modificación de procedimientos para ser más ágiles, eficaces y eficientes, como también para la defensa ante posibles arbitrariedades.
Chury: Ana, y ustedes como gremio, ¿en qué etapa están de la solidaridad y la defensa de estas compañeras?
Picabea:  La solidaridad se les ha brindado en asamblea en forma de apoyo moral hacia ellas. Hay un reconocimiento de todos los compañeros de que han sido sancionadas en forma arbitraria con una sanción más alá de lo que podría haber llegado a ser según nuestro entender. Y a su vez apoyo para su defensa de aquí en más en toda la presentación de los recursos que tengan que presentar y también presentación de testigos sobre la actuación de ellas en los últimos 30 años.
Chury: ¿Contactos con el Ministerio de trabajo?
Picabea: Vamos a presentar  justamente la denuncia ante la Dirección nacional del trabajo sobre esta destitución y también sobre otras situaciones de otros compañeros porque la destitución de estas dos compañeras en cierta forma está enrabada toda también con problemas con muchos más compañeros que no han sido sumariados pero que sí están siendo perseguidos minuciosamente.
Chury: ¿Pueden ser dos globos sonda estos casos? Eso pensaba del principio y me asalta la idea, no sé si no estamos inaugurando una nueva metodología para con los funcionarios del estado que está aplicando el sistema. Esperemos un tiempo que quizás terminará dándonos o no la razón. Los periodistas tenemos el derecho a la sospecha por tanto lo ejercemos. Siguen teniendo sus abogados estas compañeras
Picabea: Son dos globos sonda a mi entender. Y sí, siguen teniendo sus abogados y nosotros también las apoyamos económicamente para el pago de sus abogados porque ellas ahora quedaron sin salario y en el caso de una de ellas ni siquiera tiene edad para jubilarse. Una por haber sido docente de la Universidad podría llegar a jubilarse por toda su carrera docente y como funcionaria del estado pero la otra compañera no tenía otro sustento más que su salario.                                                                                                                    Una cosa que es muy significativa también es que mientras fueron sumariadas concurrieron a trabajar todos los días, solamente una de ellas, la funcionaria administrativa, fue separada del cargo pero la separación creo que no duró ni un mes. Quiere decir que durante todo el período siguieron trabajando como todos los días. Y a su vez la compañera que es profesional seguía asesorando a los jerarcas en temas que son propios de ella. Por eso ha llamado tanto la atención. Nunca fue separada del cargo, nunca fue sancionada, se siguió requiriendo de sus servicios como profesional asesorando en los temas que son propios de la oficina.                                                Como todas las cosas tienen su pequeños detalles, otro detalle importante fue que la Cámara de senadores otorgó la venia de destitución no por unanimidad sino por una mayoría, el 11 de agosto del 2011. La resolución de destitución es del 14 de octubre del 2011 lo que quiere decir que entre que llegó la comunicación el 11 de agosto hasta el 14 de octubre, seguían yendo a trabajar como si nunca hubiera pasado nada, todo siguió. Ellas todos los días iban a su trabajo, cumplían con sus tareas y percibían el sueldo como los últimos 30 años. Si la sanción es destitución, ¿usted va a demorar tanto en destituir a un funcionario que es tan incompetente que no cumple con sus tareas o las cumple mal? Porque si es tan grave lo que cometieron las personas, ¿usted demora más de dos años en destituirlas y les paga el sueldo durante todo ese período?
Chury: Ah, no, no hay que preocuparse, la política puede modificar hasta el calendario gregoriano, ya no el juliano
Picabea: Ya superamos el juliano.
Chury: Políticamente se puede.                                                                               De manera que lo que queda en este caso es seguir reclamando y planteando qué pasó realmente porque creo que además tiene un aditivo esto. Me parece que va más lejos de estas dos funcionarias de la asociación de funcionarios. A mí me parece que este es un problema de todos los funcionarios públicos. Tarde o temprano cosas parecidas veredes.
Picabea: Ya las estamos viendo lamentablemente.
Chury: Ana Picabea yo te agradezco mucho que hayas venido a charlar con nosotros.

Picabea: No, muchísimas gracias a ustedes porque la difusión es también proteger a los demás. Que la información esta la tomen y que cada uno después resuelva. Pero que todo el mundo tenga acceso a conocer lo que está sucediendo.

Adjuntamos comunicado enviado a la radio por la Asociación de Funcionarios del Inciso Presidencia de la República:
 

 

 

ASOCIACION DE FUNCIONARIOS DEL INCISO
PRESIDENCIA DE LA REPUBLICA

 

                                                                                        Montevideo, 20 de octubre de 2011

 

La Asociación de Funcionarios del Inciso Presidencia de la República (A.F.IN.P.RE), denuncia que se ha hecho efectiva la destitución de dos compañeras, funcionarias de la Oficina de Planeamiento y Presupuesto, mediante un procedimiento que no contó con las debidas garantías procesales.

Nuestra intención no es entrar en los detalles del procedimiento administrativo (que para la mayoría de la población es desconocido y hasta complejo de entender), sino que deseamos ser lo más claros posibles: no se les brindó las mínimas garantías de poder ejercer su derecho de legítima defensa; tanto es así que nunca fueron notificadas de la culminación del sumario ni del resultado del mismo.  Tomaron conocimiento recién ahora cuando las notificaron que han sido destituidas.

Esto ha sido un claro caso de persecución y hostigamiento hacia estas dos compañeras.  Lo sostenemos ya que, durante todo el período que insumió esta persecución, ambas concurrieron diariamente al cumplimiento de sus tareas.  Un dato importante: las dos compañeras son funcionarias públicas con más de 30 años de servicio con una foja de servicios en donde no figuran  observaciones ni sanciones de ninguna índole y con altas calificaciones por su desempeño. 

Además, ¡qué paradoja!: si las pruebas que encontró la Administración fueron tan contundentes que determinaron la destitución de estas dos compañeras por la causa de omisión a sus deberes funcionales, ¿cómo es posible que demorara cinco años en tomar una resolución?, demora que ocasionó pérdidas en la administración de los dineros aportados por los contribuyentes porque se les pagó regularmente sus sueldos. En base a ésto, es previsible preguntarse: ¿qué sanciones debieren aplicarse a los responsables de la “pérdida que se le ocasionó al tesoro público” por continuar abonando el sueldo mensualmente durante todo este período a estas dos “presuntas malas funcionarias”? 

Sobran palabras para categorizar este hecho, pero lo que sí ha quedado demostrado, es que ambas son víctimas de un ensañamiento que era desconocido en el Inciso 02 “Presidencia de la República” y que,

 

 

- 2 -

 

 

lamentablemente, se han ido convirtiendo en habituales (desconocimiento de la carrera administrativa de los funcionarios lograda por concurso, ocupación de puestos de carrera por personal no perteneciente al Inciso, maltrato verbal por parte de allegados a las autoridades).

Los funcionarios de la Presidencia de la República venimos siendo víctimas desde hace ya años (7 aproximadamente) de maltrato como personas, no somos recibidos como se debe por las autoridades porque desconocen la etapa de negociación; no son contemplados los reclamos de mejoras que se pueden hacer y no se realizan;  aún después de dos años de estar instalados en la nueva sede, los espacios no son apropiados para el cumplimiento de cierto tipo de tareas, exponiendo en algunos casos la salud de compañeros; se han impuesto medidas de control, tanto a la entrada como a la salida, similares a los centros correccionales, con ello presumen actitudes que son ajenas al comportamiento histórico de los funcionarios

¿Para los funcionarios de la Presidencia de la República, no son aplicables los DERECHOS HUMANOS?

Nos hacemos una última pregunta, ¿lo sucedido, no es una “medida aleccionadora”  y arbitraria? ¿No es una manera de sembrar el temor entre todos los funcionarios de la Presidencia de la República para que no tengan la osadía de manifestar sus opiniones?

Otro capítulo aparte lo constituye la contratación de cerca de 170 personas, sin llamado público, con sueldos muy superiores a los percibidos por los funcionarios propios del Organismo y la gran mayoría de ellos son allegados, ya sea por vía de parentesco o de amistad, a autoridades (basta entrar a la página de Presidencia de la República, resolución del 28 de abril de 2011 y comprobarlo).

¡TOMEMOS CONCIENCIA DE QUE ESTO ESTA PASANDO EN DEMOCRACIA!

Agradecemos la difusión que se pueda dar y aprovechamos la oportunidad para saludar muy atentamente,
AFINPRE

 

Compartir este post

Repost 0

Comentar este post