Overblog
Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
El polvorín

Uruguay: Más transgénicos, más agrotóxicos, menos consultas

4 Agosto 2012 , Escrito por El polvorín Etiquetado en #Politica

mujica-20cortina.jpg

Nuevamente el Gabinete Nacional de Bioseguridad, división perteneciente al Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca, informó acerca de una consulta pública sobre la autorización de nuevas semillas transgénicas. Los interesados en participar de la misma tuvieron plazo hasta el 24 de este mes. La noticia figuraba en la sección del Gabinete Nacional de Bioseguridad, informando sobre: "Instancia de consulta a la ciudadanía sobre eventos en proceso avanzado de análisis". El solo hecho de ser anunciada de esta manera es suficiente para concluir que se consulta cuando ya está "todo el pescado vendido".

¿Qué significa realmente esta consulta pública?

Según el diccionario, consulta es el "parecer o dictamen que por escrito o de palabra se pide o se da acerca de una cosa", y es de suponer que los pareceres o dictámenes serán tomados en cuenta. Sin embargo, en el caso que nos ocupa la consulta es una burla para quien se tome el trabajo de opinar, ya que ni siquiera son tomadas en cuenta las opiniones de los miembros que participan en la Comisión para la Gestión del Riesgo (CGR) (1) mucho menos, las realizadas por organizaciones que se oponen a los cultivos transgénicos.

Con esta estratagema, el Gabinete Nacional de Bioseguridad "cumple" realizando una supuesta consulta a todos los actores, incluyendo a la sociedad civil, pero en realidad solamente atiende los argumentos de las compañías transnacionales productoras de los transgénicos.

La "consulta" pretendía recabar opinión sobre cinco nuevos "eventos", dos de semillas de soja y tres maíces transgénicos:

A. Soja MON89788XMON87708: con el objetivo de producción de semilla para exportación. Es una soja tolerante a los herbicidas en base a glifosato y en base a dicamba, características que se manifiestan en todos los tejidos y estados de desarrollo de la planta.

B. Soja BPS-CV-127-9: la aprobación se haría con objetivos comerciales. Esta soja es tolerante a la clase de herbicidas agrícolas denominados imidazolinonas.

C. Maíz MON89034XNK603: su autorización se haría para la investigación, lo que podría significar que en un corto periodo sea habilitado para su comercialización. Este maíz es resistente a ciertos lepidópteros y coleópteros y con tolerancia al glifosato.

D. Maíz TC1507XNK603: la aprobación se haría con objetivos comerciales. Posee resistencia específica a ciertos insectos Lepidópteros plaga, mientras los genes y tolerancia a los herbicidas glufosinato de amonio y glifosato, respectivamente.

E. Maíz MON89034XTC1507XNK603: su autorización se haría para ensayo, realizado por el Instituto Nacional de Semilla (INASE) y objetivos comerciales. Posee resistencia a

ciertos insectos Lepidópteros plaga y tolerancia a los herbicidas glufosinato de amonio y glifosato respectivamente.

Las semillas pertenecen a la trasnacional Monsanto, excepto la soja BPS-CV-127-9, que es de la también transnacional BASF, todas diseñadas para ser tolerantes a uno o en algunos casos a dos herbicidas.

Los herbicidas son: glifosato, glufosinato de amonio, imidazolinonas y dicamba. Este último es vendido junto al 2,4-D, herbicida utilizado en la guerra de Vietnam como uno de los ingredientes del Agente Naranja, altamente cancerígeno, que provoca efectos adversos reproductivos y del desarrollo y alteraciones endocrinas.

La aprobación de nuevos cultivos transgénicos, no toma y ni ha tomado en cuenta el riesgo de afectación ambiental de los ecosistemas naturales y los recursos hídricos, resultantes del paquete tecnológico, que está asociado a cada "evento" en particular.

Las autoridades correspondientes no han evaluado los impactos socio-ambientales ya que no tienen una visión integral de la gravedad de los provocados por estos cultivos. Sin embrago, las empresas sí han evaluado sus ganancias, en desmedro de nuestros ecosistemas y la salud de la población. Estos nuevos cultivos transgénicos traen como consecuencia que se acreciente aún más el uso de agrotóxicos y los impactos por ellos provocados.

A todo esto, consultas públicas como la realizada de nada sirven, pues se tratan de meros trámites burocráticos sin ningún sentido.

Los cultivos transgénicos no responden al "Uruguay Natural" que eligió la ciudadanía uruguaya. Por eso nuestro reclamo es simple y contundente: ¡No más transgénicos y no más seudoconsultas sin sentido!

Fuentes: (1) Ni consulta, ni pública (1) Evaluación de maíz transgénico con amplios cuestionamientos (1) Más transgénicos, con oposición

 

---

 

 

Agrotóxicos en el aire, riesgo para embarazadas y niños por nacer

En un estudio realizado en la frontera de Texas, EE.UU. en hogares de mujeres embarazadas se ha encontrado que las muestras de aire contienen múltiples plaguicidas domésticos y agrícolas que podrían dañar a los fetos y niños pequeños.

Este es el primer estudio de este tipo llevado a cabo por la Escuela de Medicina de la Universidad de Texas, Health Science Center de San Antonio. Se detectaron en los hogares residuos de agrotóxicos que se han relacionado con el autismo, alteración que produce en los/as niños/as trastornos de comunicación emocional con otras personas y en la organización de la conducta en su vida diaria. Otro trastorno relacionado a estas sustancias es el déficit de atención con hiperactividad, que altera el comportamiento caracterizado por distracción moderada a grave, períodos de atención breve, inquietud motora, inestabilidad emocional y conductas impulsivas.

Los investigadores tomaron muestras de aire en 25 hogares, encontrando por lo menos 5 plaguicidas en un 60 % de las viviendas. Otros 9 plaguicidas se identificaron en al menos 1/3 de los hogares. Todas las mujeres estaban en la última etapa de su embarazo, período en que el cerebro del feto experimenta un mayor crecimiento.

Numerosos son los estudios donde se ha documentado defectos congénitos y problemas de desarrollo cuando los fetos y los bebés están expuestos a plaguicidas, en especial las exposiciones que inciden negativamente en el desarrollo mental y motriz durante la infancia y la niñez.

El estudio realizado en la Universidad de Texas, encontró 92 % de las muestras de aire contenían o-fenilfenol, que se utiliza como funguicida, bactericida y desinfectante en el hogar, mientras que el 80 % de las muestras contenían clorpirifos, utilizado en la agricultura y para matar los mosquitos y otros insectos.

Existe una amplia documentación sobre el clorpirifos y los riesgos que presenta para los bebés expuestos antes de nacer y la asociación de las anormalidades en el cerebro después del nacimiento, por ser éste, un insecticida extremadamente tóxico para el sistema nervioso. También se encontró en un 72 % de los hogares el insecticida diazinon, y el herbicida trifluralin en un 60 % El 12 % de los hogares encuestados contenían trazas de agrótóxicos utilizados en la agricultura.

Dada la proximidad de los campos a los hogares de las participantes, las mediciones de muestras de aire se realizaron con múltiples agrotóxicos. Los investigadores preguntaron a las mujeres sobre el uso de plaguicidas, exposición, proximidad a los campos agrícolas, frecuencia de las fumigaciones y la detección de olores de agrotóxicos por deriva.

La co-autora del estudio Claudia S. Miller, M.D., M.S., profesora de medicina ambiental y ocupacional del Departamento de Familia y Medicina Comunitaria dijo que:"Cada vez más, la exposición a plaguicidas se ha vinculado a los trastornos del neurodesarrollo como el autismo y déficit de atención e hiperactividad." y agrega que: "La planificación de un embarazo hoy en día no solo debe incluir una buena dieta, sino también evitar los

plaguicidas potencialmente peligrosas. En el hogar, se deben utilizar métodos no tóxicos para el control de plagas y hacer un manejo Integrado de plagas. "

Uruguay, exposición a agrotóxicos

A pesar de numerosas intoxicaciones y mortandad de animales (terneros, peces, aves, perros, etc.) en nuestro país se siguen vendiendo y aplicando masivamente sustancias tan tóxicas como las del estudio mencionado, el herbicida Trifluralin y los insecticidas Diazinon y clorpirifos. Este último es ampliamente utilizado en varios cultivos agrícolas entre los que se encuentra la soja transgénica. Durante la zafra 2011- 2012 ha superado el millón de hectáreas y como resultado en este millón de hectáreas se aplicaron venenos. En Uruguay existe la prohibición de aplicaciones aéreas en las cercanías de las escuelas rurales, zona urbana o suburbana y centro poblado a una distancia inferior a 500 metros y aplicaciones terrestres mecanizadas a 300 metros. Sin embargo estas restricciones no se cumplen ya que los cultivos de soja transgénica están en los bordes de las escuelas y de las casas. Si en Uruguay se llevase a cabo la investigación realizada en la Universidad de Texas, las cifras de contaminación tal vez superarían las del estudio. La exposición a agrotóxicos de muchas poblaciones, y en especial de mujeres y niños pequeños, en algunos casos, llega a los hogares y a los salones de clase de las escuelas rurales.

Los impactos en la salud de los niños en las cercanías de los cultivos, fundamentalmente de soja ya han aparecido. Es responsabilidad de las autoridades competentes comprobar si estas son causadas por los agrotóxicos o no.

Lo que sí está claro y desde hace largos años se conoce, son los impactos que estas sustancias provocan tanto en el ambiente como en el ser humano.

Articulo basado en: Pesticides in Air a Risk To Pregnant Women, Unborn Children RAPAL Uruguay

Compartir este post

Comentar este post