Overblog
Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
El polvorín

Uruguay: Mujica visitó a un militar condenado por delitos de lesa humanidad

23 Marzo 2011 , Escrito por El polvorín Etiquetado en #Politica

El mandatario se entrevistó con el general Miguel Dalmao, quien cumple su sentencia en un hospital. Desde el gobierno explicaron que quería "interiorizarse sobre su salud"

Crédito foto: AP

 

La inesperada visita duró unos 40 minutos. Fue para conocer en detalle los padecimientos que sufre el militar, sometido recientemente a una angioplastia por una obstrucción coronaria.

 

La decisión de Mujica se da en momentos en que el Congreso debate una norma interpretativa de la ley de impunidad. Esta ley perdonó a militares y policías que violaron sistemáticamente los derechos humanos durante la última dictadura (1973-1985).

 

Pese a la vigencia de esa norma, desde 1986 el artículo 4 habilitó al Ejecutivo a promover investigaciones de algunos crímenes, como el secuestro de bebés, robos y asesinatos.

 

La actual administración y su predecesora, liderada por Tabaré Vázquez, recurrieron a esa disposición para que la Justicia civil reabra casos. Eso permitió la detención de varios militares y policías que fueron ubicados en una cárcel especial, en los alrededores de Montevideo.

 

El encuentro de Mujica y Dalmao se produce, además, en medio de una polémica sobre la presunta existencia de un video con amenazas a políticos y magistrados civiles. En él se advierte sobre la toma de acciones comando para rescatar a esos reclusos.

 

El general, ex jefe de la División de Ejército IV, se encuentra en la sala de recuperación del hospital. Hasta ahora es el único alto militar en actividad que fue condenado por su responsabilidad en la muerte de la joven Nibia Sabalsagaray, en junio de 1974.

 

Sabalsagaray era profesora de literatura en Nueva Helvecia, departamento de Colonia, al oeste de Montevideo, y fue detenida en su domicilio. Falleció en el cuartel. La versión oficial de los militares fue que se había suicidado, lo que fue rechazado siempre por sus familiares y por sus abogados defensores.

 

Fuente: DPA
Infobae

Compartir este post

Comentar este post

Néstor 03/23/2011 21:46



No es posible "aprender" a no darle bola a estos "señores" o "señoras", que solamente intentan justificar cuanta infamia anda dando vueltas en nuestro planeta.


Nos indigna leerlos, y por lo tanto saltamos indignados ante la poca sesera o la mala intención puesta en sus comentarios.


Pero bueno, creo que seguiremos adelante, pensando y actuando como hasta ahora, "genio y figura hasta la sepultura"........un abrazo.....



Néstor 03/23/2011 19:37



Bueno día tras día, nuestro presidente me sorprende cada vez más.


Tenemos el tema del "video" o no sé que ostias será, que lo vió el solo..., que no le dice nada a nadie..., que sus ministros de defensa e interior tampoco saben nada..., misterio..., misterio...
y más misterio...


Ahora le dió por visitar a un asesino, pero porque no va a visitar a la familia de Nibia Sabalsagaray para ver si es que los puede ayudar en algo por esas cosas de la vida tal vez les venga bien
sentirse apoyados por el presidente de la república, creo yo que es mejor apoyar a los familiares de la víctima y no ir a ver si "le duele o se siente mejor"al victimario.


Pero bueno, hace poco también fué a visitar al Dr. Gozalo Fernández, para brindarle su apoyo, mejor hubiera apoyado la causa de los damnificados ahorristas, de los bancos que fundieron los
delincuentes de los PEIRANO y no al abogado que arteramente hizo (haciendose el pelotudo)derogar una ley, en beneficio de estos "ladrones de guante blanco"


Créanme que cada día que pasa, nuestro presidente tiene la cualidad de ponerme al borde de una calentura mayúscula con su continuo "cantinfleo", la conducta errática, su postura seudofilosófica,
etc. etc. 


Y lo peor...faltan todavía 4 años más!!!



El polvorín 03/23/2011 20:23



Te leí en Kaos Néstor. Muchas gracias.


Tengo que aprender a no darle bola a ese tipo de cosas. ..pero aveces logran sacarme de quicio.