Overblog
Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
El polvorín

Uruguay: UN GOBIERNO DEVALUADO POLÍTICA E IDEOLÓGICAMENTE.

14 Diciembre 2010 , Escrito por El polvorín Etiquetado en #Politica

 

UN GOBIERNO DEVALUADO POLÍTICA E IDEOLÓGICAMENTE


A.CHERONI Y H.SARTHOU ANALIZAN

DISCURSOS Y MEDIDAS DE MUJICA


Dos catedráticos analizan desde distintas ópticas la ideológica y la del derecho el comportamiento del gobierno y del Presidente José Mujica.

El conflicto social no se corrige con la represión ilegal e inconstitucional”, nos dice el ex senador de la República “Helios Sarthou”.

 

“Es notorio que en el tiempo reciente se ha desarrollado una conflictividad que ha afectado la visión normal de lo político social en el país. Pero el conflicto social se apaga con soluciones, no con la violencia desde el Estado y la represión utilizando mecanismos como la desocupación coactiva de los lugares de trabajo o la declaración de esencialidad de las actividades mediante las cuales se opera una intervención de las autoridades públicas en el hacer sindical”, precisa.


La socialdemocracia alemana fue la culpable del asenso de Hitler, no la izquierda”, afirma por su parte Alción Cheróni, docente de Epistemología de la FHCE y de la Facultad de Ingeniería, refutando al Presidente de la República.

 

“La afirmación de que Hitler llega al poder por la acción de la izquierda alemana, es peligrosa porque está dando pasto a la justificación de cualquier tipo de golpe fascista. La izquierda luchó contra el fascismo; quienes no lucharon contra el fascismo fueron las tendencias reformistas y oportunistas de la llamada izquierda europea, precisó al comentar las afirmaciones de Mujica”, explica.

MWSnap036.jpg

 

CREO QUE NO SOLAMENTE ES UN ERROR HISTÓRICO EN MUJICA


LA SOCIALDEMOCRACIA ALEMANA FUE

LA CULPABLE DEL ASENSO DE HITLER


*“La afirmación de que Hitler llega al poder por la acción de la izquierda alemana, es lo más grave”, afirmó el Prof. Alción Cheroni

* Esta afirmación es peligrosa porque está dando pasto a la justificación de cualquier tipo de golpe fascista.

La izquierda luchó contra el fascismo; quienes no lucharon contra el fascismo fueron las tendencias reformistas y oportunistas de la llamada izquierda europea, precisó al comentar las afirmaciones de Mujica

 

Una “izquierda amortiguadora” en este sentido es una izquierda que va devaluándose ya al nivel de lo que nosotros sabemos que pasa con los amortiguadores: que hay que ablandarlos. Y acá el amortiguador de esta izquierda lo están ablandando los blancos y los colorados, es un proceso de ablande de ese tipo”, afirmó el profesor Alción Cheroni al comentar algunas de las declaraciones del Presidente José Mujica el viernes 10.


Lo que sigue es la nota que Hernán Salina, le realizara este sábado 11 al profesor Alción Cheroni en CX36 sobre las afirmaciones que realizara José Mujica, presidente de la República en M24.

 

MWSnap035.jpg-Hernán: Dentro de todas las repercusiones o las líneas que hay para analizar y no dejar pasar sobre lo que planteó el presidente José Mujica el pasado viernes 10 en su audición de M 24 cuando hizo algunas referencias que tienen que ver con la historia de la izquierda a nivel internacional, que vale la pena profundizar.

Por eso quisimos tener esta mañana a alguien que nos pudiera ayudar a desentrañar la dimensión de lo que ha planteado Mujica y aquí está el Profesor Alción Cheroni, investigador, docente universitario, trabajador intelectual del área de la filosofía, epistemólogo.

Hay mucho para decir a propósito de lo que dijo el presidente Mujica que además de la mención concreta al sindicato de municipales de Montevideo, hizo referencia a la ultra izquierda e introdujo un concepto interesante porque definió al actual gobierno y a su partido Frente Amplio y aludiendo a la intención que tienen los militantes de ADEOM dijo: “el interés es sacar de la escena a la izquierda amortiguadora, a esta izquierda que quiere, con bonhomía que el país marche, que funcione.”

Otra referencia histórica que hizo fue donde menciona a la Revolución francesa y dice que Hitler llegó por culpa de la izquierda alemana.

Queremos escucharlo junto con usted y la audiencia:

Grabación de José Mujica:

Es una enfermedad muy vieja en la izquierda del mundo entero. Es la historia de la revolución francesa, es la historia del izquierdismo alemán, que terminó abriéndole las puertas a Hitler. Desde posiciones de izquierda aparentemente contundentes, se colabora para el avance de la derecha y en general de la peor derecha porque se piensa que con una sociedad radicalizada, sus posiciones políticas van a prosperar

 

-Hernán: Esto le queríamos hacer escuchar para pedirle que lo comentara

-Prof. Cheroni: En primer lugar creo que este es un viejo vicio de interpretaciones históricas, reprochándole a la izquierda, a la lucha de las izquierdas contra los regímenes capitalistas reaccionarios, etc., la culpabilidad de los efectos posteriores que tiene este desarrollo. Incluso en nuestro país lo vivimos con la teoría de los dos demonios en el fondo uno le podría responder entonces tienen razón aquellos que opinan que la dictadura uruguaya llegó por la acción del MLN, cosa que no es cierta, que carece totalmente de fundamento no sólo histórico sino social.

En cuanto a estas referencias de carácter general, esto requeriría un análisis mucho más profundo por supuesto, pero simplemente para apuntar dos o tres cosas que son hechos históricos muy concretos.

En el período de la Revolución Francesa lo que el señor presidente llama o señala como “ultra izquierda”, digamos que la Revolución Francesa era la izquierda jacobina y la izquierda jacobina lo único que hacía era acelerar el proceso revolucionario que ya estaba en marcha, enfrentándose a las contradicciones y antagonismos de la propia sociedad con la burguesía ascendente y con un proyecto además bonapartista, para destrozar la revolución. Es decir, lo que hace la izquierda es defender las conquistas revolucionarias obtenidas en esos procesos y tratar de avanzar sobre los mismos.

 

 

Lo que hace la derecha, la reacción, la burguesía, el capitalismo, es detenerlos y además suplir a los grupos de izquierda. Para mí el caso más grave en esta interpretación tiene que ver con la afirmación de que Hitler llega al poder por la acción de la izquierda alemana.

Hitler llega al poder a través de un proceso largo que comienza a partir del fin de la primera guerra mundial, que tiene que ver con la situación crítica de la sociedad europea en esos momentos; con el ascenso además después de la Revolución de Octubre, de la defensa de las masas, de los proyectos revolucionarios, etc. y con alguno de los fracasos y derrotas de estos movimientos. Previamente la derrota del movimiento espartaquista-comunista dirigido por Rosa Luxemburgo, en el cual la izquierda no tiene nada que ver como un proceso de desarrollo hacia una tendencia reaccionaria; al contrario, los que tuvieron que ver fueron los socialdemócratas en uno y otro período.

En el período del fin de la primera guerra mundial y en el primer ascenso de Hitler, el culpable del ascenso de la derecha, de la reacción, del fascismo, fue la social democracia alemana.

Eso es claro, hay que seguir la historia para darse cuenta de esto. Es decir, después de la derrota del espartaquismo, después de que la social democracia en el poder en el año 19 en Alemania derrota a los espartaquistas y los mata, asesinan a Rosa Luxemburgo, contando con las fuerzas militares de la reacción, luego viene el proceso del ascenso del fascismo y la lucha contra el fascismo y en la lucha contra el fascismo la izquierda lo que hizo fue sacrificarse.

Sacrificaron sus militantes, murieron en defensa de un proyecto democrático progresista en serio, tratando de detener el ascenso del fascismo. El fascismo ya estaba instalado en Italia, estaba instalado en Portugal: se estaba reinstalando en Francia y la lucha de la izquierda fue contra esto. Es decir, la izquierda luchó contra el fascismo; las que no lucharon contra el fascismo fueron las tendencias reformistas y oportunistas de la llamada izquierda europea.

Entregaron el gobierno, sacrificaron, no salieron a pelear.

Y cuando sucedió lo que sucedió, los que pagaron caro ese proceso no fueron los reformistas etc. - que también posteriormente lo pagaron- sino que inicialmente fueron las izquierdas, los partidos comunistas, sus militantes, sus direcciones que terminaron muertos, terminaron enterrados en los campos de concentración, fusilados, etc., por lo tanto creo que no solamente es un error histórico sino que además es peligrosa esa afirmación porque está dándole pasto a la justificación de cualquier tipo de golpe fascista, de golpe reaccionario. Es decir que acá encontramos un culpable y a partir de esto actuamos.

 

-Hernán: Se puede decir que en el caso de Rosa Luxemburgo y Kart Liebknecht también que terminaron siendo asesinados, los tiraron a un río, por los que inicialmente fueron sus propios compañeros

-Prof. Cheroni: Por supuesto, porque se habían separado del partido socialdemócrata.

El presidente de la Alemania de esa época era un socialdemócrata Elbert, y el Ministro del interior era otro socialdemócrata.

Era un gobierno socialdemócrata, que además utilizó a las fuerzas armadas; las fuerzas armadas reaccionarias y las utilizaron para masacrar y matar a este grupo de izquierda, grupo marxista, grupo comunista.

Esas son cuestiones que históricamente están allí y cualquier persona que pueda tomar un libro de historia lo sabe. Las interpretaciones de este tipo son interpretaciones que vienen de parte del oportunismo, de las propias tendencias de interpretación históricas burguesas. Estos procesos de reaccionarismo, de ascenso del fascismo, se justifican además diciendo ah, los culpables son los izquierdistas, estos son los culpables. Así ha sucedido en América Latina: en Chile, en Argentina, etc. Y ha sucedido aquí en Uruguay también.

Yo digo que es una cuestión que está totalmente sancionada por la historia.

No es la izquierda la que provoca la reacción, es la reacción la que provoca que la izquierda tenga que defenderse, es al revés, esta interpretación es del mundo al revés, es la reducción de una complejidad económica, social y política a un elemento pequeño que justifica además que en nuestro país, quienes hayan justificado el golpe de Estado digan no, mire, esto fueron los tupamaros entonces por lo tanto está bien que se haga. Hay que tener mucho cuidado con estas cosas.

Lo que yo diría como elemento necesario, es que la gente estudie y no se deje llevar simplemente por estas afirmaciones totalmente sin fundamento que son como elementos que juegan porque como ustedes han dicho, esa interpretación de que ahora lo que gobierna en el Uruguay es una “izquierda amortiguadora” es una interpretación definitoria, siguiendo un poco con esa línea de decir vamos a hablar en vez de en términos conceptuales, correctos, de análisis profundo de los problemas, de los programas, etc., vamos entonces a lanzar consignas a diestra y siniestra sin otra limitación de que yo tengo un micrófono o tengo un aparato de difusión que me lo permite, puedo decir cualquier cosa, nadie me lo puede refutar.

Una “izquierda amortiguadora” en este sentido es una izquierda que va devaluándose ya al nivel de lo que nosotros sabemos que pasa con los amortiguadores: que hay que ablandarlos. Y acá el amortiguador de esta izquierda lo están ablandando los blancos y los colorados, es un proceso de ablande de ese tipo.- No es la izquierda o lo que éstos llaman -ilegítimamente además- ultraizquierda.

Porque ultra-izquierda no existe, existe la izquierda, existe la concepción marxista, la concepción leninista, la concepción clara de lo que es la izquierda; no otra cosa. Lo demás puede ser calificado, incluso y simplemente para evocar algo, Lenin en el año 20 escribió un texto famoso que se llama “El izquierdismo enfermedad infantil”, que analiza algunos problemas de carácter táctico en el proceso del desarrollo en un momento muy difícil de la revolución mundial. Entonces observa a aquellos que querían pasar a una etapa superior y no estaban en condición de pasarla, observa, analiza, critica fuertemente, pero nunca los insulta. Hay que leer el texto: nunca los insulta, al contrario, los trata como deben ser tratados, como compañeros que quieren avanzar en el proceso y analizando si en ese momento era posible o no, nada más. Es un texto valioso que habría que leerlo nuevamente, hay que analizarlo nuevamente. Y esto pasó en situaciones y procesos más graves.

Un avance a veces hay que detenerlo pero hay que detenerlo en función de que ese avance necesario se detiene por razones tácticas, no se detiene porque esto vaya a conducir a una reacción terrible.

Además al Partido Bolchevique le pasó en julio del 17: la misma calificación que hace el señor presidente con respecto a la izquierda alemana que yo lo siento como sentimiento porque uno está hablando de gente que murió en defensa de la revolución, murió en defensa de los principios por parte de los reaccionarios fascistas, entonces eso también es enterrar la memoria histórica de la izquierda.

En julio del 17 pasó lo mismo en el proceso revolucionario ruso, a los bolcheviques los persiguieron, los pusieron fuera dela ley, Lenin tuvo que irse a Finlandia y empezaron a llevarlos presos diciendo que esa ultraizquierda era un gobierno socialdemócrata también, era el gobierno de Kerensky que era un gobierno socialdemócrata también, decían que esa izquierda lo que quería era derrocar a aquel gobierno para que viniera de nuevo el Zar.

Esa izquierda lo que quería era seguir el proceso revolucionario y avanzar sobre él, luego lo probó. Entonces esas cosas a veces a uno lo ponen demasiado irritado como para poder responder a ellas.

Hace falta un análisis de mayor envergadura, teniendo en claro el desarrollo histórico de esto, que es un desarrollo de más de cien años. No se puede lanzar así un “en la Revolución Francesa pasó lo mismo”.

En la Revolución Francesa no pasó lo mismo, es otra revolución, una revolución de carácter burguesa. Los análisis tienen que ser análisis correctos, hay que instruir a la gente. Esas son cosas importantes y los dirigentes deberían tener ese deber, tienen que tener ese deber: no confundir.

 

Hernán: Gracias Profesor Cheroni

Prof. Cheroni: Gracias a ustedes

 

OPINIÓN 

El conflicto social no se corrige con la represión ilegal e inconstitucional

 

MWSnap037.jpgEs notorio que en el tiempo reciente se ha desarrollado una conflictividad que ha afectado la visión normal de lo político social en el país. Pero el conflicto social se apaga con soluciones, no con la violencia desde el Estado y la represión utilizando mecanismos como la desocupación coactiva de los lugares de trabajo o la declaración de esencialidad de las actividades mediante las cuales se opera una intervención de las autoridades públicas en el hacer sindical, que ha sido excluido firmemente por el Convenio No.87 de OIT en su art.3º numeral 2. La desocupación coactiva aludida importa el desconocimiento de un instituto como el de la ocupación pacífica de los lugares de trabajo que siempre ha defendido y reconocido la Organización Internacional de Trabajo. En cuanto a la esencialidad en el caso del presente conflicto desarrollado con el personal de sindicato de Adeom y su personal se ha decretado violando con claridad en forma grave las normas constitucionales y legales aplicables al caso. El camino seguido equivocado nos retrotrae en la memoria a ciertos períodos en que se ha dado en llamar pachecato de crisis del orden jurídico protector de los trabajadores.

Nos enfocaremos primero en el análisis de la Resolución del Ministerio de Trabajo de 8 de diciembre de 2010 que declara la esencialidad de los servicios a cargo de un sector de los funcionarios de Adeom, para después analizar la normativa de desocupación por la fuerza de los trabajadores en huelga con ocupación pacífica de los lugares de trabajo en una próxima nota.

 

I

La ilegalidad e inconstitucionalidad de la esencialidad declarada.

De algún modo se ha buscado satanizar la conducta de Adeom y de su personal en conjunto presentándolo como los responsables del fenómeno de acumulación de la basura al desatar el conflicto pero ocultando indebidamente que comparten con el gobierno la responsabilidad en la medida en que el Ministerio y en general el gobierno no cumplieron su deber preceptuado por la ley 18508 del 26 de junio de 2009 que dictaminó las normas para la negociación colectiva en el sector público. El Ministerio de Trabajo dejó avanzar la conflictividad sin cumplir obligaciones muy claras y muy definidas que le adjudicaban la responsabilidad de “prevenir el conflicto”.

La ley es clara en su art. 15 cuando bajo el nombre de prevención de conflictos expresa como obligación del Ministerio de Trabajo y del gobierno que “ante cualquier diferencia de naturaleza colectivo que pueda representar conflicto entre las partes se deberán buscar soluciones en el nivel del organismo, en caso de no lograr acuerdo la diferencia podrá ser planteada en la instancia superior atendiendo a las características o peculiaridades del ámbito de negociación que se trabaje…”

.Claro está sin perjuicio de las competencias específicas del Ministerio de Trabajo.

Esto quiere decir que el Poder Ejecutivo no solo el Ministerio de Trabajo han estado inertes para operar las potestades exigidas por el art.15 y que para nada es un régimen simple de pura comunicación sino una forma sistemática en los arts. 2º de la misma ley bajo el término participación, consulta y colaboración fija distintas instancias de conciliación en el sector público de que se trata pero además al estudiar la estructura del sistema de negociación colectiva obligaba al gobierno a tres niveles de negociación colectiva previstos en los arts. 11, 12 y 13. Inclusive el superior de negociación colectiva hasta incluía ocho representantes de las organizaciones sindicales más representativas para integrar el Consejo Superior de negociación Colectiva del Sector Público.

A usted uruguayo que se ha molestado con razón de los perjuicios por la acumulación de los residuos le parece que habiendo este mismo gobierno implantado este régimen complejo de niveles distintos, de órganos en funcionamiento no utilizó ninguno de estos mecanismos para enclavar el conflicto en un ámbito de negociación y dejó acumular la basura para sin duda utilizar el riesgo creado como un pretexto para la desocupación coactiva de los lugares de trabajo primero y después para esa esencialidad . ¿Se omitió la negociación en paz para generar la posterior represión?.

Nadie ha dicho nada para justificar la conducta del gobierno.¿La ley no existe?, ¿O resolvieron derogarla sin que se sepa? O simplemente no les importaba que se supiera porque ya estaba planificada la imputación de responsabilidad exclusiva de Adeom presentada ante la ciudadanía como los causantes exclusivos de esa circunstancia adversa en lo que tenía que ver con la situación de la población.

En conclusión la pasividad es también causa y no lo olvide ciudadano de que a usted pudiera molestarle la visión de los contenedores desbordados. Y para nada queremos decir que esta conducta es bastante excepcional y anómala para un gobierno que tiene una tradición de izquierda. Tal vez solo una tradición.

¿El riesgo de la salud no le impone la diligencia al Poder Ejecutivo para hacer todos los esfuerzos de impedir que se llegue al conflicto en lugar de cruzarse de brazos?. Sin duda ya tenían pensado encarar los elementos represivos entre ellos la declaración de esencialidad tal vez tomando en cuenta más que el efecto mismo sobre el ámbito del conflicto su proyección intimidatorio sobre otros conflictos que aún están pendientes como el de la Banca, que evidentemente no servía para aplicar el mismo efecto a nivel popular.

Sería bueno que el uruguayo que se viera perjudicado viera con claridad donde están los malos de la película.

 

II

Pero no solo omitieron la ley dictada por el propio gobierno que le imponía tres instancias de negociación minuciosas y desarrolladas ampliamente en la ley sino que además incumplen también un cometido también impuesto por una norma internacional como lo es el Convenio No.151 de OIT .

Este gobierno y los comentaristas que se dedican al ataque de Adeom y de los trabajadores en conflicto en general deberían tomar en cuenta el art. 8º del Convenio No. 151 que es de aplicación especial para las personas empleadas para la Administración Pública.

Bajo el título solución de conflictos impone “…se deberá tratar de lograr de manera apropiada a las condiciones nacionales por medio de la negociación entre las parte so mediante procedimientos independientes e imparciales tales como la mediación, la conciliación y el arbitraje establecido de modo que inspire la confianza de los interesados.”

Me parece difícil que pueda considerarse el decreto de desocupación o la resolución de esencialidad un procedimiento de mediación, conciliación y arbitraje que inspiren confianza a los interesados como es lo que exige la norma internacional.

Claro que el que ejerce el poder no da cuenta a nadie.

 

III

No hay dos sin tres.

La resolución de esencialidad del 8 de diciembre se justifica y se argumenta en su validez jurídica en la ley 13720 o mejor dicho en los restos de la misma que son los arts.3, 4, y 5 puesto que los otros habían sido derogados.

Utilizar esa ley es aplicar una norma que especialmente el propio gobierno ha considerado que era ilegítima.

En efecto, en la ley No. 18596 de fecha 18 de setiembre de 2009 , publicada en el Diario Oficial de 29 de octubre de 2009 con el No.27838, establece como título de la ley “Actuación Ilegítima del Estado entre el 13 de junio de 1968 y el 28 de febrero de 1985.”.

Como se ve este propio gobierno reconoce que la ley 13720 que fue dictada el 16 de diciembre de 1968 está comprendida en el período de actuación ilegítima del Estado uruguayo fijado ente el 13 de junio de 1968 y el 28 de febrero de 1985 en forma legal.

Se da cuenta usted uruguayo conmovido por la presencia de los residuos que la ley en que se basa el decreto de esencialidad es ilegítimo declarada por la ley.

Aparece bastante claro que este sería un argumento poderoso para que por vía recursiva se tramitara la anulación de la ley.

 

IV

Pero además la ley ilegítima 13720 es la que ha respaldado la arbitrariedad de sustituir a los funcionarios por militares para recoger la basura, cuando no es su cometido constitucional. Me parece que los frentistas deberían haber consultado al respecto al general Lisandro.

Ni siquiera esa misma ley 13720 habilitaba la notificación personal de carácter intimidatorio ejecutado por la autoridad pública que está prohibida por el Convenio No.87 de la OIT que en su art. 3º establece el impedimento absoluto de las autoridades públicas para incidir en las actividades sindicales. Ni siquiera la ley 13720 autoriza a esa notificación. Aún la ley 13720 con todos sus vicios solo autoriza, respetando la Constitución la indicación de los servicios esenciales que el mismo sindicato debe mantener.

Cabe señalar que salvo la fijación de turnos de emergencia todas las demás previsiones de la ley 13720 ilegítima son a la vez inconstitucionales porque lesionan el derecho de huelga previsto en el art. 57 de la Constitución de la República que especialmente prohíbe afectar el derecho de huelga por vía de reglamentación.

 

V

Resta un aspecto aparentemente relativo o menor pero de alcance desde el punto de vista de la participación en una decisión respaldada por el Poder Ejecutivo.

El efecto, la esencialidad en este caso se hace a través de una Resolución exclusiva del Ministerio de Trabajo cuando en una resolución de un tema trascendente como el presente sería lógico que se tuviera en cuenta el art. 149 de la Constitución que establece que el Poder Ejecutivo se ejercita por el Presidente de la República actuando con el Ministro o Ministros respectivos, o con el Consejo de Ministros. En consecuencia esta grave medida no fue tomada por el Poder Ejecutivo, por lo menos como aparece ante la opinión pública que presenta una Resolución solo dictada por el Ministro de Trabajo.

La no inclusión de otros Ministerios y de una Resolución del Poder Ejecutivo abre la duda si realmente existió conformidad en el acto que emitió el Ministerio de Trabajo y de Seguridad Social a pedido de la Intendenta de Montevideo.

Como en las Mil y Una Noches, otro relato relativo a la desocupación forzada por el poder público de los trabajadores podrá admitir otra nota en caso de hospitalidad del periódico.


DR. HELIOS SARTHOU

13 DE DICIEMBRE DE 2010

 

Tomado de Diario La Juventud

imagen1

www.diariolajuventud.com.uy

Compartir este post

Comentar este post