Overblog
Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
El polvorín

Uruguay: CARTA ABIERTA AL SELECCIONADO ORIENTAL

13 Julio 2010 , Escrito por El polvorín Etiquetado en #Politica



Ustedes, jóvenes orientales orgullosos de ser los exponentes del mejor fútbol latinoamericano, regresan de Sudáfrica abrazando el trofeo más preciado al que deberían aspirar quienes practican el deporte más popular de nuestro país.

Regresan recibiendo el afecto y el reconocimiento sinceros del pueblo oriental, lanzado a las calles para recibirlos y festejar, a pesar del frío y a pesar de que Uds. no traen consigo el trofeo metálico que se les otorga solamente a los supuestamente "mejores" cada cuatro años.


Regresan triunfantes pese a jueces y multinacionales que bastardean el fútbol en aras de ganancias y negociados que lo han convertido en su propia antítesis, en simple manipuleo mercantilista y en brutal desnaturalización cultural que perjudica especialmente a los mismos países y los mismos pueblos históricamente oprimidos y saqueados por el gran monopolio imperial que domina al planeta.


Ustedes, jóvenes orientales justificadamente honrados por haber dejado a nuestro pueblo a una altura moral y espiritual mucho más elevada que la de los mismos "campeones" y "estrellas" inventadas por el monopolio mediático internacional, vuelven a pisar suelo oriental en momentos en que ni el mismo mundial puede ocultarnos algo horrendo ocurrido hace apenas unas horas en una cárcel del departamento de Rocha:


Una docena de jóvenes también orientales, con suerte y oportunidades muy distintas a las vuestras, recluidos y hacinados en esa trampa de la muerte a la que llaman "cárceles" uruguayas, excluidos de condiciones de vida mínimamente humanas, perecieron quemados e intoxicados, porque la guardia carcelaria no abrió a tiempo las rejas del celdario, dominado por el fuego a raíz de un simple cortocircuito que se produjo en un edificio declarado oficialmente inhabitable desde hace mucho tiempo.



Doce vidas cortas como las de Uds., frustradas en sus potencialidades por condiciones sociales que condenan a la inmensa mayoría de la juventud a la desocupación, la marginalidad, la drogadicción y una vida delictiva casi inevitable, fueron rotas y convertidas en cenizas, por un sistema social que sigue castigando cada día más a los más pobres y más jóvenes, y que, lejos de "humanizarse" a pesar de la reiterada decisión ciudadana de romper con la opresión de los poderosos y la dependencia de las multinacionales, cada minuto que pasa, se hace más salvaje, más criminal y más hipócritamente impune en todas las esferas de la vida social.



Doce jóvenes orientales condenados de hecho a la pena de muerte, murieron ejecutados en una "cámara de fuego"; otros tantos están internados en situación delicada...


Y el presidente de la República manifiesta que ¡la masacre habría sido mayor si la guardia hubiese demorado más en abrir las puertas del infame celdario rochense!!!.


Nadie les pedirá a Uds. que se hagan cargo de revertir lo irreversible; nadie pretende que sean un par de docenas de jugadores de fútbol, los que asuman una responsabilidad que le compete a este mismo pueblo enorgullecido por vuestra performance sudafricana, pero al mismo tiempo mayoritariamente desmoralizado y de hecho insensibilizado en su indisimulable indiferencia respecto a esta espantosa agresión a personas y familias cuyas mismas vidas ya eran un impresionante castigo antes del encarcelamiento en condiciones que no sufrieron ni los más torturados y castigados por el terrorismo de Estado del "proceso cívico-militar".


Aunque la pretensión parezca un despropósito o un idealismo alejado de la realidad, no somos pocos los orientales que en estos momentos esperamos un simple gesto de humanidad venido desde quienes son hoy los que están en mejores condiciones que nadie de hacerlo público para que llegue a las mentes y los corazones de un pueblo que en su inmensa mayoría condena la impunidad de la dictadura, pero que no reacciona frente a la impunidad actual de una "democracia" que sólo puede colocarnos entre los cuatro mejores del mundo en fútbol, pero no en justicia social y respeto de los derechos humanos más elementales.


No somos pocos los que confiamos en que la veintena de jóvenes del seleccionado oriental, se posesione de la oportunidad que únicamente se les brinda a Uds., de repudiar y condenar abiertamente esta masacre de otra veintena de desgraciados jóvenes orientales que también hubieran participado de este hermoso recibimiento y festejo futbolero, aún estando sepultados en los centros de tortura del capitalismo subdesarrollado e inmoral.


Estarán a vuestro alcance los micrófonos, las cámaras y los estrados desde los cuales bastaría con unas palabras de dolor y reprobación, para que muchísima gente haga un paréntesis en su merecida fiesta, que sirva para asumir el espantoso drama popular y la preocupante amenaza contenidos en estas doce muertes que no son del "pasado reciente", sino del presente peligroso y acuciante.


Son Uds. -los co-autores de la hazaña sudafricana-, los únicos que en este momento histórico y dramático, pueden llegar al alma del pueblo para contrarrestar mínimamente los efectos de una maquinaria político, económica y cultural que viene imponiéndonos una visión de la vida tan pero tan ruin y cómplice, que, de seguir así, llegará el día, aquí también, en que muchos justificarán hasta el asesinato de un jugador de fútbol porque erró un penal o le hicieron un gol en un torneo internacional.


Parecerá antojadizo, pero en vuestro regreso triunfal hay también posibilidades de que Uds. hagan un aporte cultural extra, llamándole a las cosas por su nombre, expresando su pesar y condena a cosas que si las seguimos dejando pasar, serán el alimento del peor de los fascismos, del fascismo que nace en la euforia y el fanatismo del populismo ciego, donde todo lo bueno y justo sucumbe arrodillado a los pies del poder y donde la "democracia" y la "seguridad", se convierten en patoterismo y avasallamiento del más débil en manos de los más débiles.


Aprovechen este momento único.


Desafíen a ese poder mediático que también los usa a Uds. Digan sencillamente:


¡REPUDIO LA MASACRE DE LOS PRESOS DE ROCHA!!!.


Si lo hacen, serán más que buenos jugadores de fútbol.


¡Serán auténticos héroes populares!!!.


Un cálido abrazo a todos Uds., y disculpen el mangazo. Son un equipo que inspira confianza, aquella confianza sana y sincera que el pueblo le tuvo a los Schiaffino y los Obdulio Varela, muertos en el olvido de los poderosos y los hipócritas que hacen la guita con el fútbol y con la muerte de los más jodidos.


Gabriel Carbajales, Montevideo, 12 de julio


postaporteñ@______________

______________________

Compartir este post

Comentar este post