Overblog
Seguir este blog Administration + Create my blog
El polvorín

politica

El origen de las guerras

13 Julio 2010 , Escrito por El polvorín Etiquetado en #Politica

reflexiones de fidel

Afirmé el 4 de julio que ni Estados Unidos cedería, ni tampoco Irán; “una, por el orgullo de los poderosos, y otra, por la resistencia al yugo y la capacidad para combatir, como ha ocurrido tantas veces en la historia…”

En casi todas las guerras una de las partes desea evitarla, y a veces, las dos. En esta ocasión se produciría, aunque una de las partes no lo desea, como sucedió en las dos guerras mundiales en 1914 y 1939, con solo 25 años de distancia entre el primer estallido y el segundo.

Las matanzas fueron espantosas, no se habrían desatado sin errores previos de cálculos. Las dos defendían intereses imperialistas, y creían que obtendrían sus objetivos sin el costo terrible que implicó.

En el caso que nos ocupa; una de ellas defiende intereses nacionales, absolutamente justos. La otra, persigue propósitos bastardos y groseros intereses materiales.

Si se analizan todas las guerras que han tenido lugar a partir de la historia conocida de nuestra especie, una de ellas ha buscado esos objetivos.

Son absolutamente vanas las ilusiones de que, en esta ocasión, tales objetivos se alcanzarán sin la más terrible de todas las guerras.

En uno de los mejores artículos publicados por el sitio Web Global Research, el jueves 1º de julio, suscrito por Rick Rozoff, este emplea abundantes elementos de juicio que son inapelables sobre los propósitos de Estados Unidos, que toda persona bien informada debe conocer.

“…Se puede vencer si un adversario sabe que es vulnerable a un ataque instantáneo e indetectable, abrumador y devastador, sin la posibilidad de defenderse o de tomar represalias.”, es lo que piensa Estados Unidos según el autor.

…Un país que aspira a seguir siendo el único Estado en la historia que ejerce la dominación militar de espectro completo en la tierra, en el aire, en los mares y en el espacio.”

“Que mantiene y extiende bases militares y tropas, grupos de batalla de portaaviones y bombarderos estratégicos sobre y en casi cada latitud y longitud. Que lo hace con un presupuesto de guerra récord posterior a la Segunda Guerra Mundial de 708.000 millones de dólares para el próximo año.”

Fue “…el primer país que desarrolló y utilizó armas atómicas…”

…EE.UU. conserva 1.550 ojivas nucleares desplegadas y 2.200 (según algunos cálculos 3.500) más almacenadas y una tríada de vehículos de lanzamiento terrestres, aéreos y submarinos.”

“El arsenal no nuclear utilizado para neutralizar y destruir las defensas aéreas y estratégicas, potencialmente todas las fuerzas militares importantes de otras naciones, consistirá en misiles balísticos intercontinentales, misiles balísticos adaptados a lanzamiento desde submarinos, misiles crucero y bombarderos hipersónicos, y bombarderos estratégicos “super-stealth” capaces de evitar la detección por radar y así evitar las defensas basadas en tierra y aire.”

Rozoff enumera las abundantes conferencias de prensa, reuniones y declaraciones en los últimos meses de los jefes del Estado Mayor Conjunto y los altos ejecutivos del gobierno de Estados Unidos.

Explica los compromisos con la OTAN, y la cooperación reforzada con los socios del Oriente Próximo, léase en primer lugar a Israel. Dice que: “EE.UU. también intensifica los programas de guerra espacial y cibernética con el potencial de paralizar los sistemas de vigilancia y comando militar, control, comunicaciones, informáticos y de inteligencia de otras naciones, llevándolas a la indefensión en todos los ámbitos, fuera del táctico más básico.”

Habla de la firma en Praga, el 8 de abril de este año, del nuevo Tratado START entre Rusia y Estados Unidos, que “‘…no contiene ninguna restricción sobre el potencial actual o planificado de ataque global inmediato convencional de EE.UU.’”

Refiere numerosas noticias en torno al tema, y grafica con un ejemplo anonadante los propósitos de Estados Unidos.

Señala que “…’El Departamento de Defensa explora actualmente toda la gama de tecnologías y sistemas para una capacidad de Ataque Global Inmediato Convencional que podría ofrecer al presidente opciones más verosímiles y técnicamente adecuadas para encarar amenazas nuevas y en desarrollo’.”

Sostengo el criterio de que ningún presidente, ni siquiera el más experto jefe militar, tendría un minuto para saber lo que debe hacerse si no estuviera ya programado en computadoras.

Rozoff, imperturbable, relata lo que afirma Global Security Network en un análisis titulado: “‘Coste de ensayar un misil estadounidense de ataque global podría llegar a 500 millones de dólares’” de Elaine Grossman.

“‘El gobierno de Obama ha solicitado 239.900 millones de dólares para investigación y desarrollo de ataque global inmediato por parte de los servicios militares en el año fiscal 2011… Si los niveles de financiamiento se mantienen como han sido anticipados en los próximos años, el Pentágono habrá gastado unos 2.000 millones de dólares en ataque global inmediato para fines del año fiscal 2015, según documentos presupuestarios presentados el mes pasado al Congreso’.”

“Un escenario horripilante comparable de los efectos de un ataque de PGS, éste de la versión basada en el mar, apareció hace tres años en Popular Mechanics:

“‘En el Pacífico, emerge un submarino nuclear de la clase Ohio, listo para la orden de lanzamiento del presidente. Cuando llega la orden, el submarino dispara hacia el cielo un misil Trident II de 65 toneladas. Dentro de 2 minutos, el misil vuela a más de 22.000 kilómetros por hora. Por sobre los océanos y fuera de la atmósfera acelera durante miles de kilómetros.

“‘En la cúspide de su parábola, en el espacio, las cuatro ojivas del Trident se separan y comienzan su descenso hacia el planeta.

“‘Volando a 21.000 km/h, las ojivas van repletas de barras de tungsteno con el doble de la resistencia del acero.

“‘Sobre el objetivo, las ojivas detonan, haciendo llover sobre el área miles de barras - cada una con 12 veces la fuerza destructora de una bala de calibre .50. Todo lo que se encuentra dentro de 279 metros cuadrados de esa vertiginosa tormenta metálica es aniquilado.’”

De inmediato Rozoff explica la declaración el 7 de abril del presente año del jefe del Estado Mayor Conjunto de las fuerzas armadas rusas, general Leonid Ivashov en una columna titulada “‘La sorpresa nuclear de Obama’.”

En el mismo hace referencia al discurso del Presidente de Estados Unidos el pasado año en Praga con las siguientes palabras: “‘La existencia de miles de armas nucleares es el legado más peligroso de la Guerra Fría’- y su firma del acuerdo START II en la misma ciudad el 8 de abril, el autor dijo:

“‘No se puede descubrir en la historia de EE.UU. durante el siglo pasado un solo ejemplo de servicio sacrificatorio de las elites estadounidenses para la humanidad o para los pueblos de otros países. ¿Sería realista esperar que la llegada de un presidente afro-estadounidense a la Casa Blanca cambie la filosofía política del país, orientada tradicionalmente a lograr la dominación global? Los que creen que algo semejante sea posible deberían tratar de comprender por qué EE.UU. -el país con un presupuesto militar mayor que los de todos los demás países del mundo en su conjunto- sigue gastando enormes sumas de dinero en preparativos para la guerra’.”

“…’El concepto de Ataque Global Inmediato prevé un ataque concentrado utilizando varios miles de armas convencionales de precisión en 2 a 4 horas que destruiría las infraestructuras críticas del país objetivo y así lo obligaría a capitular’.”

“‘El concepto del Ataque Global Inmediato tiene el propósito de asegurar el monopolio de EE.UU. en el campo militar y ampliar la brecha entre ese país y el resto del mundo. En combinación con el despliegue de defensa de misiles que supuestamente debería mantener a EE.UU. inmune contra ataques de represalias de Rusia y China, la iniciativa de Ataque Global Inmediato va a convertir a Washington en un dictador global de la era moderna’.”

“‘Esencialmente, la nueva doctrina nuclear de EE.UU. es un elemento de la nueva estrategia de seguridad de EE.UU. que sería descrita de modo más adecuado como la estrategia de impunidad total. EE.UU. aumenta su presupuesto militar, da rienda suelta a la OTAN como gendarme global, y planifica ejercicios en una situación real en Irán para probar la eficiencia en la práctica de la iniciativa de Ataque Global Inmediato. Al mismo tiempo, Washington habla de un mundo totalmente libre de armas nucleares’.”

En esencia, Obama pretende engañar al mundo hablando de una humanidad libre de armas nucleares, que serían sustituidas por otras sumamente destructivas, más idóneas para aterrorizar a los que dirigen a los Estados y lograr la nueva estrategia de impunidad total.

Los yankis creen que la rendición de Irán está ya próxima. Se espera que la Unión Europea informe un paquete de sanciones propias a firmar el 26 de julio.

El último encuentro del 5+1 se produjo el 2 de julio, después que el Presidente iraní Mahmud Ahmadineyad afirmara que “su país retornará a las conversaciones a fines de agosto con la participación de Brasil y Turquía”.

Un alto funcionario de la UE “advirtió que ni Brasil ni Turquía serán invitados a participar en las conversaciones, al menos no a esta altura”.

“El canciller iraní Manouchehr Mottaki, se declaraba a favor de desafiar las sanciones internacionales y continuar con el enriquecimiento de uranio”.

Desde el martes 5 de julio alegan, frente a la reiteración europea, de que promoverán medidas adicionales contra Irán, este ha respondido que hasta septiembre no negociará.

Cada día disminuyen más las posibilidades de sobrepasar el insalvable obstáculo.

Es tan evidente lo que va a ocurrir que se puede prever de forma casi exacta.

Por mi parte debo hacerme una autocrítica, cometí el error de afirmar en la Reflexión del 27 de junio que el jueves, viernes o a más tardar el sábado se desataría el conflicto. Era ya conocido que buques de guerra israelitas navegaban hacia ese objetivo junto a las fuerzas navales yankis. La orden de registro de los mercantes iraníes estaba ya dada.

No me di cuenta, sin embargo, que había un paso previo: la constancia de la negación del permiso para la inspección del mercante por parte de Irán. En el análisis del tortuoso lenguaje del Consejo de Seguridad, imponiendo sanciones contra ese país, no me percaté de ese detalle para que la orden de inspección adquiriera plena vigencia. Era lo único que faltaba.

El 8 de agosto se cumple el plazo de 60 días, dado por el Consejo de Seguridad el 9 de junio, para recibir la información sobre el cumplimiento de la Resolución.

Pero ocurría en realidad algo más lamentable. Yo trabajaba con el último material elaborado sobre el delicado tema por el Ministerio de Relaciones Exteriores de Cuba y dicho documento, no contenía dos párrafos claves que eran los últimos de dicha resolución y expresan textualmente:

“Solicita que, en un plazo de 90 días, el Director General del OIEA presente a la Junta de Gobernadores del OIEA y, paralelamente, al Consejo de Seguridad, para su examen, un informe en que se indique si el Irán ha llevado a cabo la suspensión completa y sostenida de todas las actividades mencionadas en la resolución 1737 (2006), y si está aplicando todas las medidas exigidas por la Junta de Gobernadores del OIEA y cumpliendo las demás disposiciones de las resoluciones 1737, 1747, 1803 y de la presente resolución;

“Afirma que examinará las acciones del Irán a la luz del informe mencionado en el párrafo 36, que deberá presentarse en un plazo de 90 días, y que:

a) suspenderá la aplicación de las medidas siempre que el Irán suspenda todas las actividades relacionadas con el enriquecimiento y el reprocesamiento, incluidas las de investigación y desarrollo, y mientras dure la suspensión, que verificará el OIEA, para permitir la celebración de negociaciones de buena fe a fin de llegar a un resultado pronto y mutuamente aceptable;

b) dejará de aplicar las medidas especificadas en los párrafos 3, 4, 5, 6, 7 y 12 de la resolución 1737, así como en los párrafos 2, 4, 5, 6 y 7 de la resolución 1747, en los párrafos 3, 5, 7, 8, 9, 10 y 11 de la resolución 1803 y en los párrafos 7, 8, 9, 10, 11, 12, 13, 14, 15, 16, 17, 18, 19, 21, 22, 23 y 24 de la presente resolución, tan pronto como determine, tras recibir el informe mencionado en el párrafo anterior, que el Irán ha cumplido cabalmente sus obligaciones en virtud de las resoluciones pertinentes del Consejo de Seguridad y los requisitos de la Junta de Gobernadores del OIEA, determinación que confirmará la propia Junta; y

c) en caso de que en el informe se indique que el Irán no ha cumplido lo dispuesto en las resoluciones 1737, 1747, 1803 y en la presente resolución, adoptará, con arreglo al Artículo 41 del Capítulo VII de la Carta de las Naciones Unidas, otras medidas apropiadas para persuadir al Irán de que cumpla lo dispuesto en dichas resoluciones y los requisitos del OIEA, y subraya que deberán adoptarse otras decisiones si es necesario tomar tales medidas adicionales…”

Algún compañero del Ministerio, tras el trabajo agotador de muchas horas en la máquina sacando copias de todos los documentos, se durmió. Mi afán de buscar información e intercambiar puntos de vista sobre estos delicados temas, me permitió descubrir esta omisión.

Desde mi punto de vista, Estados Unidos y sus aliados de la OTAN han dicho su última palabra. Dos estados poderosos con autoridad y prestigio no ejercieron su derecho a vetar la pérfida resolución de la ONU.

Era la única posibilidad de ganar tiempo para buscar alguna fórmula para salvar la paz, objetivo que les habría proporcionado mayor autoridad para seguir luchando por ella.

Hoy todo pende de un tenue hilo.

Mi propósito principal fue advertir a la opinión pública internacional de lo que estaba ocurriendo.

Lo he logrado en parte observando lo que sucedía, como dirigente político que fui durante largos años enfrentando al imperio, sus bloqueos y sus incalificables crímenes. Mas, no lo hago por venganza.

No vacilo en correr los riesgos de comprometer mi modesta autoridad moral.

Seguiré escribiendo Reflexiones sobre el tema. Serán varias más después de esta para seguir profundizando en julio y agosto, salvo que ocurra algún incidente que ponga a funcionar las mortíferas armas que hoy se apuntan unas a otras.

He disfrutado mucho los partidos finales de la Copa Mundial de Fútbol y los partidos de voleibol, donde nuestro valiente equipo marcha a la cabeza de su grupo en la Liga Mundial de ese deporte.

Fidel Castro Ruz
Julio 11 de 2010
8 y 14 p.m.

Leer más

Compartimos boletín de la Brigada Europea de Solidaridad con l@s Zapatistas 03

13 Julio 2010 , Escrito por El polvorín Etiquetado en #Politica

n617950154 1538870 9709


Boletín de prensa N° 3.

 10 de julio de 2010

 La Brigada Europea de Solidaridad con l@s Zapatistas, en su caminar, llega al Caracol de La Garrucha y es amablemente recibida por la Junta de Buen Gobierno de la Zona Selva Tzeltal.

La JBG les platica sobre los procesos de represión que están viviendo en esa zona, bien a través del hostigamiento hacia Bases de Apoyo Zapatistas por medio de grupos paramilitares como la OPDDIC, o bien con el intento constante de debilitar y dividir a las comunidades a través de programas de carácter asistencial que como a explicado la Junta, lejos de ir a la raíz de los problemas, más bien los incrementa.

En la platica con las autoridades rebeldes que mandan obedeciendo los acuerdos de sus pueblos, destacaron ante la Brigada que existe represión en diferentes lugares de los cuatro Municipios Autónomos de esa Zona. Por ejemplo, en las comunidades Peña Limonar y Amaitik, el gobierno intenta provocar “conflictos intracomunitarios” dando amparo a los paramilitares.

Esa misma estrategia se utiliza también en la comunidad de Arroyo Granizo. Los priístas han intentado arrebatar el ganado y los pastos colectivos a las bases de apoyo. El consejo del municipio, intenta entonces frenar una respuesta por parte de los campesinos que resultaron despojados para no caer en la provocación.

En los Montes Azules, reserva de la biosfera muy rica en recursos naturales y biodiversidad, cuenta  la Junta  que “el mal gobierno paga a indígenas para que abandonen sus tierras y así dar concesiones a transnacionales farmacéuticas”. Ademas dicen que en esta zona selvática existen grandes intereses para los poderosos inversionistas como son proyectos ecoturísticos, madereros, etc. Ya fue desalojada la comunidad de Laguna San Pedro por resistirse a esos proyectos, y corren serio peligro las comunidades en resistencia Laguna Suspiro y Laguna Paraíso.

Así mismo la Brigada pudo conocer los importantes avances en el proceso autónomo zapatista de la Zona Selva Tzeltal en las áreas de justicia, trabajo cooperativo, radios comunitarias y la educación.

Otra área en la que los pueblos zapatistas ponen mucho empeño es la salud. Los delegados y delegadas europeos no solo pudieron visitar la Clínica Municipal si no que ademas conocieron la Clínica de la Mujer “Comandanta Ramona” todo un referente en cuanto al derecho a la salud y los derechos de las mujeres. Inaugurada el 8 de Marzo del 2008 es llevada adelante por promotoras de salud no solo para llevar a la práctica el derecho a la salud sexual y reproductiva si no también para  reivindicar su derecho a participar en todos los niveles de la construcción de la autonomía de acuerdo a ley revolucionaria de las mujeres.

 

Brigada Europea de Solidaridad con l@s Zapatistas

Leer más

¿Accidente o atentado? Sospechosa venta de acciones de Goldman Sachs previa al desastre del golfo de México

13 Julio 2010 , Escrito por El polvorín Etiquetado en #Politica

 

Goldman Sachs es una de las corporaciones más poderosas del mundo, su injerencia sobre el gobierno norteamericano es extremadamente alta, muchos de los puestos clave gubernamentales vienen siendo ocupados por ex directivos de este Banco multinacional.
Fue el principal beneficiado con la crisis económca de EEUU y una de las responsables de la desaparición de los 700 mil millones de dólares que el Estado entregó para supuestamente salvar a los bancos. También es accionista del grupo Clarín, hasta hace dos años tenía casi la quinta parte, hoy tiene cerca del 10 % de las acciones….a nadie se le ocurra pensar que los intereses de Goldman puedan filtrarse en los contenidos periodísticos del multimedio…recuerden que ellos alegan hacer “periodismo independiente”










Goldman apostó en contra del Golfo de México un día antes del derrame; Peter Sutherland fue director de ambas empresas… ¿Podría ser esto una manipulación global para seguir la agenda de grupos como los Bilderberg o la Comisión Trilateral?


A
unque podría tratarse de una giantesca coincidencia, Goldman Sachs, más mafia que banco, beneficiado por la crisis económica, y postrado en los puestos más importantes del gabinete financiero de Estados Unidos, vendió el 43.7 de sus acciones de la empresa British Petroleum (BP) tres semanas antes del derrame petrolero del Golfo de México, lo que significó más de 266 millones de dólares. Goldman Sachs vendió sus acciones justamente 21 días antes del Día de la Tierra, que como parte de un oscuro humor cósmico resultó ser el día del derrame petrolero.

Ahora bien sabemos que Goldman Sachs usa softwares que se acercan a la inteligencia artificial para predecir el futuro del mercado, sin embargo los resultados de BP, que había tenido una ganancia de más de 6 mil millones de dólares en el primer cuarto del año, no parecen mostrar ningún tipo de tendencia contraria.

Si Goldman hubiera vendido hoy hubiera perdido 96 millones de dólares.

Esto no es sufiicente para convencernos que el derrame de petróleo fue planeado con anticipación. Sin embargo, existe más información.

Según reporta Andy Borowitz en el Huffinton Post el gobierno de EU obtuvo mails del empleado de Goldman Fabrice “Fabulous Fab” Tourre en los que le presumía a su novia un día antes del derrame que su compañía tomaba “una gran venta corta” como posición ante el Golfo. Básicamente apostaba en contra del petróleo en el Golfo de México.
“Una plataforma de petróleo se cae y vamos a estar revolcándonos en dinero”, escribio Tourre en un email .”Tragensela, pececitos y pajaritos”.
Estas palabras suenan demasiado ominosas. Ahora bien, eso no es todo. El director no-operativo de Goldman Sachs International (subsidiario británico del banco estadounidense) es Peter Sutherland, quien también fuera director no-operativo de BP y, como dice en su misma página de Wikipedia, es miembro del poderoso Grupo Bilderberg y de la Comisión Trilateral.
El sitio Zero Hedge reporta esta “serie afortunada de coincidencias” y analiza el extraño comportamiento en las acciones de BP de Goldman, que contradice, como es común, lo que Goldman estaba diciendo a sus clientes que debían hacer.
El 1 de enero se hace efectiva la renuncia Sutherlan a sus obligaciones para con los accionistas de BP; cuatro días antes Goldman cambia de Neutral a Comprar acciones de BP.
¿Tendrá que ver el derrame de petróleo con una estrategia financiera global, conforme a la agenda del Grupo Bilderberg que se reunió en España, y que, según el investigador Daniel Estulin, entre otros, busca precipitar la caída de las economías nacionales (y del dólar) para integrar una gran Corporación Planetaria?
Esto podría ser aleatorio pero el infame protagonista de este ecocidio, British Petroleum, es una compañía que se fusionó con Amoco Oil, antes Standard Oil, la compañía petrolera del imperio Rockefeller. Como se sabe David Rockefeller es el miembro clave de la Comisión Trilateral y parte importante de los Bilderberg, para algunos el hombre más poderoso del mundo.
Para añadir al cóctel de la sospecha:
Trabajadores contratados por BP para probar la fuerza de los cimientos de cemento en el pozo fueron envíados a cas 11 horas antes de la explosión del 20 de abril, saltándose la examinación que según un ejecutivo de una compañía de cemento ” es el único examen que puede en verdad determinar la efectividad con la que esta sellada el pozo”. (Nota en el Huffington Post).
Otro punto a considerarse es la negligencia a detener el derrame, a la vez utilizando un dispersante, el corexit, que es altamente tóxico para el ambiente y no está entre los 10 primeros más efectivos. Esto parece indicar que se busca extender el derrame de patróleo,¿ quizás para provocar una crisis alimenticia?
El poder y la laxa moral de Goldman Sachs ha sido denunciado por Matt Taibbi quien los ha llamado “un calamar vampiro asfixiando la humanidad”. Su injerencia en la política mundial ha sido demostrada en varias ocasiones, basta ver las posiciones que los hombres de Goldman tienen:
Robert Rubin: Fue Secreatrio del Tesoro de Bill Clinton después de trabajar más de 20 años en Goldman Sachs y ser presidente del banco. Se le considera una de las mentes más brillantes de Estados Unidos. También trabajó 8 años en Citigroup, por los que recibió 126 millones de dólares. Según Taibi, Rubin es la mente maestra detrás de la actual crisis fianciera, empujando la desregularización a voluntad durante el gobierno de Clinton.
Henry Paulson- Fue Secretario del Tesoro de 2006 a2008 durante el gobierno de George Bush, antes fue CEO de Goldman Sachs. Fue el encargado de orquestar el rescate financiero de 700 mil millones de dólares que rescato a bancos como Citigroup, al cual se le dio 300 mil milones de dólares y a Goldman Sachs que al transformarse en un holding accedió a 10 mil millones de dólares de los contribuyentes.
Lawrence Summers- Director del White House National Economic Council del gobierno de Obama, fue Secretario del Tesoro después de su mentor Robert Rubin, en 1999. Rubin es el responable de buena parte de los ascensos políticos de Summers. Según Taibi, Summers recibió 150 mil dólares por un discurso de 1 hora en Goldman Sachs, el año pasado. Ganó varios millones de dólares en Wall Street también en el 2008.
Mark Patterson- Nombrado irónicamente por Tim Geithner Treasury Chieff of Staff, al mismo tiempo que hablaba de reducir el papel del cabildeo (lobbying). Patterson trabajó cabildeando para Goldman Sachs.
Luego están los casos de Tim Geithner, quien trabajó con Robert Rubin, Joshua Bolten y Ed Liddy para quien quiera investigar más.
Al momento el derrame del peróleo se acerca a las playas de Florida, donde además de afectar a la industria camaronera podría afectar seriamente a la industria turística.Otra mala noticia según Científicos,
Calcularon la cantidad de petroleo que hay en Debajo y la Cantidad que sale por Segundo.
se Espera que para Principios de Enero del 2011 Termine de Derramarse





 

 

Leer más

Las partes de tu parte...

13 Julio 2010 , Escrito por El polvorín Etiquetado en #Politica

Las partes de tu parte

 

http://miedoambiente.com/wp-content/uploads/2010/01/gaia.jpg

Si te dieran algo preciado para cuidar… ¿Pondrías todo tu esfuerzo en ello?

Si te dieran un soplo de vida y te dicen “esto es tuyo estoy seguro que sabrás que hacer con ello” ¿lo entenderías?... Si ponen en tus manos pedacitos de creación, unos a otros y ves como se manifiestan y se expresan ¿sabrías como ayudarlos a ser?...

Si de repente ves que alguien pone en peligro algunas de las partes que te fueron dadas ¿Qué harías?... ¿Y si experimentaras que esas partes son parte de tu parte que harían entonces?...

¿Y si ya al final entendieras que todas esas partes son parte de tu parte y fueron creadas para que tu... seas parte? ¿Seguirías mirando inmóvil a quien la destruye?...

Este maravilloso video habla de eso… de lo que hacemos… y lo que deberíamos hacer….

Un cordial saludo

Alejandro Romero

cambioclimaticohoy@gmail.com

 

Video, es maravilloso…:


Leer más

Honduras: Construirán base militar en isla de Guanaja

13 Julio 2010 , Escrito por El polvorín Etiquetado en #Politica

No se especificó el costo de la base militar ni la cantidad de elementos que estarían apostados en ella.

Guanaja es parte del departamento de Islas de la Bahía.
Guanaja es parte del departamento de Islas de la Bahía.

Tegucigalpa,Honduras

Honduras construirá una nueva base militar en el mar Caribe.

La información la dio a conocer el canciller Mario Canahuati, quien detalló que el destacamento se ubicará en la isla de Guanaja.

Esta es una de las tres islas que conforman el departamento insular del país, Islas de la Bahía. Las otras dos son Roatán y Utila.

La finalidad de esta nueva base militar será la de combatir el narcotráfico y el crimen organizado.

Con la base de Guanaja, Honduras pretende ejercer control en una parte del Caribe, pues hay que recordar que el país ya cuenta con una base en la laguna de Caratasca.

En esta nueva tarea también se tendrá el apoyo del gobierno de Estados Unidos, que también realiza operativos conjuntos con la base de Caratasca, en La Mosquitia.

"Es importante que se combatan estos flagelos que afectan tanto el desarrollo del país", apuntó Canahuati.

Honduras se ha convertido, durante las últimas décadas, en el puente obligado para la mayoría de la droga que procede de América del Sur y que busca como mercado principal Estados Unidos y México.

No se especificó el costo de la base militar ni la cantidad de elementos que estarían apostados en ella.

 

Tomado de El Heraldo. Honduras

Leer más

La teología del libre mercado de los Chicago Boys

12 Julio 2010 , Escrito por El polvorín Etiquetado en #Politica

Michael Hudson · · · · ·
 
11/07/10
 


 


 

 

Recientemente, muchos académicos recibieron una carta firmada por 111 miembros de la Universidad de Chicago en la que se relataba que “[la Universidad], sin comunicación previa alguna a quienes integran su comunidad, ha encargado la remodelación del edificio del Seminario de Teología de Chicago al despacho de arquitectos de Boston Ann Beha Architechts con el fin de convertirlo en la sede del Milton Friedman Institute for Research in Economics (MFIRE, Instituto de Investigación Económica Milton Friedman), a la vez que ha retomado con mayor brío la tarea de captación de fondos para este controvertido instituto”. 

Sería difícil encontrar una metáfora más adecuada que la de su presentación pública como “la conversión de un edificio de seminaristas en una templo de la teoría económica neoliberal”. Incluso el acrónimo MFIRE posee un simbolismo nada desdeñable. La M podría muy bien significar el dinero [Money] de la fórmula del profesor Friedman, MV = PT (Dinero x Velocidad = Precio x Transacciones). Y el fragmento FIRE engloba a las finanzas [Finance], seguros [Insurance] y bienes inmuebles [Real Estate], esto es, el sector que saca provecho de la actividad económica sin contrapartida alguna y cuyo enriquecimiento celebran los monetaristas de Chicago. 

Los economistas clásicos describieron las rentas e intereses acumulados por el sector FIRE como aquellos ingresos que no proceden del trabajo propio; entre estos ingresos ocupan un lugar preeminente las rentas de la tierra y las plusvalías por la compraventa de suelo (el “capital”), que John Stuart Mill describió como aquello que obtienen los terratenientes “mientras duermen”. En cambio, Milton Friedman insistió en que “no existe nada que pueda ser considerado una ganancia económica sin contrapartida” (como si la economía no tuviera absolutamente nada que ver con el asunto de los beneficios libres de cargas y sobre cómo apropiarse de los mismos). Y más aún si se tiene en cuenta que el procedimiento más utilizado para esta apropiación consiste en demoler el Estado y vender –eso sí: a crédito– el dominio público. 

Como dijo en broma Charles Baudelaire, el diablo se sale con la suya a partir del momento en el que nadie cree que existe. Parafraseándolo, podríamos decir que los rentistas de toda laya ganan la partida económica a partir del momento en el que los reguladores y economistas del sector público dejan de creer en la existencia de los beneficios que aquellos obtienen (los cuales, puesto que no existen, no tienen que ser gravados fiscalmente, ni regulados ni mitigados en modo alguno). 

Para los Chicago Boys la expresión  “mercado libre” significa dar vía libre al sector financiero; es exactamente lo contrario de la idea de los economistas clásicos de liberar a los mercados de las rentas y los intereses. Mientras la religión tradicional buscaba establecer preceptos regulativos, el Instituto Friedman fomentará la desregulación. Ocupar físicamente una escuela de teología para convertirla en un “templo de la teoría económica neoliberal” resulta de todo punto irónico si se tiene en cuenta que el castigo de la usura ha sido un rasgo común a todas las grandes religiones. El judaísmo exigía prestar sin interés alguno (Levítico, 25:35-37) y el cristianismo prohibió rotundamente el pago de intereses basándose en los preceptos del Éxodo y el Deuteronomio. 

De esta manera, los Chicago Boys han invertido el sentido de la teología tradicional. Recuérdese que en los siglos XVIII y XIX la enseñanza de la teoría económica como disciplina académica se empezó a impartir en forma de cursos de filosofía moral. La fundación de las principales universidades de la mayoría de países respondía a la voluntad de formar estudiantes para el servicio público. Los cursos de filosofía moral evolucionaron hasta tomar la forma de economía política, ocupándose básicamente de la reforma económica y de la fiscalidad sobre los ingresos que no procedían del trabajo propio y que daban lugar al enriquecimiento de quienes tenían intereses creados como resultado de un privilegio legal. La disciplina de la economía política se redujo a mera “economía” fundamentalmente para despojarla de análisis políticos y de la capacidad para realizar distinciones entre inversión productiva e improductiva, ingreso procedente del trabajo propio e ingreso procedente del trabajo ajeno, y valor y precio. 

Los economistas clásicos veían las rentas y los intereses como una transposición de la conquista de la tierra y la privatización del dinero y las finanzas de la Europa feudal a un sistema institucionalmente basado en la deuda y en los costes generales originados por las estructuras monopolistas. Los economistas clásicos buscaban el modo de gravar fiscalmente los ingresos que no procedían del propio trabajo, de regular los monopolios naturales o de transformarlos en dominio público. 

Huelga decir que esta historia del pensamiento económico no va a impartirse en el Centro Friedman. Lo primero que hicieron los Chicago Boys cuando se hicieron con el poder tras el golpe de Estado militar en Chile en 1973 fue clausurar todos los departamentos de teoría económica del país (y de hecho todos los departamentos de ciencias sociales ajenos a la Universidad Católica en los que tuvieran influencia). Se habían percatado de que unos “mercados libres” para el capital requerían disponer de un control completo del currículum educativo y de los medios de comunicación cultural en general. 

Los adalides del mercado libre caen en la cuenta de que sin una autoridad semejante a la de la Inquisición no pueden existir mercados libres “estables”. Esto es, un mercado libre para que los depredadores financieros campen a sus anchas; unos depredadores que supuestamente son considerados como los mayores donantes potenciales de fondos para el Centro Friedman de la Universidad de Chicago. Los monetaristas de la Escuela de Chicago han conseguido hacerse con el cargo de censores de los comités editoriales de las principales revistas de economía que cuentan con evaluadores externos; y no hay que olvidar que, actualmente, para un economista la publicación de sus artículos en estas revistas se ha convertido en una precondición para el progreso en su carrera académica. Todo esto ha tenido como consecuencia que la llamada ciencia económica se haya visto restringida a la mera exaltación de la teoría de la elección racional “libremercantilista” y a la propagación de la miope ideología del “análisis económico del derecho” como opuesta a las ideas de justicia moral y regulación económica que han constituido las bases de gran parte de la religión occidental. 

Tuve un anticipo de este espíritu inquisitorial cuando asistí a los cursos de la Laboratory School de la Universidad de Chicago. Recuerdo lo que rezaba el gran cartel que colgaba encima de la pizarra de la clase de ciencias sociales del Sr. Edgett en 1953: “Que todos sepan qué hicieron los Rosenberg” [1]. Cuando la Ley de Libertad de Información permitió conocer los contenidos de los archivos del FBI, mis compañeros de clase disfrutaron de lo lindo leyendo los informes que habían realizado sus profesores de la Universidad de Chicago, y los del Shimer College adjunto a la misma, acerca de sus comportamientos y puntos de vista políticos. 

¿Quién podría haber previsto en ese momento que la teoría económica acabaría volviéndose aún más derechista y autoritaria, más explícitamente opuesta a la idea misma de los derechos humanos y de la justicia distributiva que la mismísima teología? ¿O simplemente que la teología se trocaría en exactamente lo contrario de lo que había sido? Los economistas clásicos eran reformistas que, al fin y al cabo, pretendían liberar a los mercados de la existencia de rentas no generadas por el trabajo propio; ingresos exentos de cargas consistentes en las rentas de la tierra que se arrogaban las aristocracias hereditarias europeas y en las rentas monopolistas administradas por las sociedades comerciales coloniales creadas por los estados europeos para sufragar sus deudas de guerra. Pero los Chicago Boys pretenden desregular los monopolios y fulminar las leyes que restringen la usura, favoreciendo así a los rentistas en detrimento de la economía “real” del trabajo y el capital. Su objetivo primordial tiene que ver con las exigencias de propietarios y financieros de que se reduzcan los gravámenes fiscales sobre sus ingresos y activos garantizados: créditos bancarios, acciones y bonos. Y, con el fin de aumentar el volumen de actividad del mercado de compraventa de valores a crédito, los Chicago Boys defienden la privatización del dominio público, algo que empezaron a realizar en Chile a partir de 1973. 

De modo que no sólo se ha subvertido por completo la idea clásica de mercado libre, sino también el núcleo económico de la religión tradicional. Hoy, los Chicago Boys consideran que quienes merecen la salvación son las finanzas, los poseedores de bienes inmuebles y los monopolios, los cuales libran una cruzada que pretende desandar radicalmente la senda seguida en los últimos siete siglos de reformas económicas clásicas, al menos desde que en el siglo XIII los eclesiásticos debatieron acerca del problema de cómo definir el precio justo (los costes de producción socialmente necesarios) que podían reclamar los prestamistas a cambio de facilitar dinero. 

Parece que en el fondo se trata de un problema sobre cómo obtener fondos para financiar la institución, algo que es común a la mayor parte de organizaciones religiosas de hoy en día. La Universidad de Chicago había sido sufragada por John D. Rockefeller, hecho que llevó a Upton Sinclair a calificarla en su libro The Goose Step como “la Universidad de Standard Oil”. Cuando fui alumno de la Universidad de Chicago en la década de 1950, Lawrence Kimpton había sustituido a Rober Hutchins en el cargo de rector, y en 1961 se convirtió en gerente general de planificación (y posteriormente en director) de Standard Oil de Indiana [2]. Su actuación más sonada (además de supervisar el proyecto Manhattan de fabricación de la bomba atómica) fue la censura de un número de la publicación de The Chicago Review por contener fragmentos de la novela de William Burroughs The Naked Lunch. Significativamente, la razón que adujo fue que la publicación de ese número podría desincentivar las donaciones de fondos para la universidad [3]

Pero también hay que decir que el señor Rockefeller al menos había pagado su diezmo a “los más necesitados”. Revelando una actitud muy diferente, la esposa de Herman Kahn, Jane, me contó una vez lo que Milton Friedman había respondido a su sugerencia de que había que mejorar el bienestar público y la atención médica: “Señora Kahn, ¿a santo de qué desea usted subsidiar la producción de huérfanos y de enfermos?”. A esto no podría llamársele precisamente el espíritu clásico de la religión. 

El Instituto Friedman tiene un serio problema relacionado con la notoriedad que alcanzó en el periodo de Pinochet, el momento culminante de los Chicago Boys en Chile. La privatización de las empresas públicas, la “liberación” de todos los mercados respecto de las leyes que prohíben la usura y el fomento de la desregulación masiva son la antítesis de lo que predicaron casi todas las religiones, cuyo propósito fundamental al fin y cabo era el de socializar a sus miembros y crear un sistema sociopolítico moral. 

El monetarismo friedmaniano se ha caracterizado por ser una ideología postmoderna que, al igual que la religión, tiene sus propias vacas sagradas e ídolos (además de una Inquisición). Al igual que en el islam se obliga a los ateos a pagar el diezmo, ahora nos encontramos que en la religión del capital financiero los que tienen que pagar son los trabajadores, bajo amenaza de ser confinados extramuros. Como indica la nota de prensa: “el grueso de la protesta (…) se ha dirigido contra el fuerte sesgo ideológico del Instituto a favor del fundamentalismo del mercado libre de la tradición de Friedman. Por ésta y otras razones, su naturaleza es profundamente contraria a la tradición de la Universidad, basada en la libertad de investigación y en el debate libre de ataduras”. 

Bueno, no estoy muy seguro de que esa tradición de debate libre de ataduras sea muy reciente. Pero el comunicado incluye la siguiente nota: 

“Si se desea recibir más información, puede contactarse con: Robert Kendrick, profesor de música (rkendric@uchicago.edu) o Bruce Lincoln, profesor de historia de las religiones (blincoln@uchicago.edu)”. 


Notas del t.: [1]Julius y Ethel Rosenberg fueron comunistas estadounidenses ejecutados en 1953 acusados de espionaje. [2] The Goose Step: A Study of American Education, publicado en 1923, constituyó una reveladora investigación sobre las consecuencias del control que el capitalismo plutocrático ejercía sobre los institutos y universidades estadounidenses. Standard Oil de Indiana fue fundada en 1889 por John D. Rockefeller como parte del trust de Standard Oil, formado en 1870. [3] The Chicago Review era la revista estudiantil de la Universidad de Chicago. El texto de Burroughs, escrito en un estilo narrativo no lineal, entroncó con cierto tipo de contracultura y sufrió numerosos casos de censura, supuestamente por su temática desinhibida y su lenguaje obsceno. 


Michael Hudson trabajó como economista en Wall Street y actualmente es Distinguished Professor en la University of Misoury, Kansas City, y presidente del Institute for the Study of Long-Term Economic Trends (ISLET). Es autor de varios libros, entre los que destacan: Super Imperialism: The Economic Strategy of American Empire (nueva ed., Pluto Press, 2003) y Trade, Development and Foreign Debt: How Trade and Development Concentrate Economic Power in the Hands of Dominant Nations (ISLET, 2009).

Traducción para www.sinpermiso.info: Jordi Mundó

Tomado de Sin Permiso

Leer más

PRESIONAN A UNA VECINA DE GIRONA PARA QUE RETIRE UNA BANDERA DE PALESTINA DE SU BALCÓN

12 Julio 2010 , Escrito por El polvorín Etiquetado en #Politica

PRESIONAN A UNA VECINA DE GIRONA PARA QUE RETIRE UNA BANDERA DE PALESTINA DE SU BALCÓN

Al Alba y un grupo de personas dieron su apoyo a una vecina de Girona que ha recibido presiones, para retirar una bandera de Palestina de su balcón, con una pequeña acción en la calle. Delante mismo del Museo de los Judíos de Girona, tomamos té y unos pasteles, tal como hacen los Palestinos en señal de bienvenida.


Video de 4,34 minutos.

 


PRESSIONEN A UNA VEÏNA DE GIRONA PER RETIRAR UNA BANDERA PALESTINA DEL SEU BALCÓ

A l'Alba i un grup de persones van donar suport a una veïna de Girona que ha rebut pressions, per retirar una bandera de Palestina del seu balcó, amb una petita acció al carrer. Davant mateix del Museu del Jueus de Girona, vàrem prendre té i uns pastissos, tal i com fan els Palestins en senyal de benvinguda.

Vídeo de 4,34 minuts.

__________________________________________________________

 

http://estudiantes.rn.cl/files/2008/05/banderapalestina.jpeg

Leer más

Desmadre de Dios en minería peruana

12 Julio 2010 , Escrito por El polvorín Etiquetado en #Politica

 
Ver galería

Los seis muertos de Chala gatillaron el pedido del humalismo para derogar los decretos de urgencia. Pero el fujimorismo y Unidad Nacional le dieron la espalda.

Letal como el cianuro fue incubándose la protesta de los mineros informales peruanos contra el DU 012 promulgado el 18 de febrero de 2010, y que decreta el inicio del proceso de ordenamiento minero en Madre de Dios. Pero el chupo estalló en Chala, en la costa peruana.

El domingo en la madrugada, centenares de mineros acarreados en camiones desembarcaron en la somnolienta localidad desértica, y bloquearon la Carretera Panamericana Sur entre los kilómetros 610 y 650.

Según la periodista Silvia Núñez, de Radio Power de Chala, los mineros provenían de la vecina provincia ayacuchana de Páucar del Sara Sara, las zonas altoandinas de Chaparral y los centros mineros de Huanu Huanu, María, Capitana, Chorreadero y Reyes, entre otros.

Simultáneamente, la Policía envió 500 efectivos de refuerzo de la Dinoes y USE al mando del general Félix Murga, jefe de la Región Policial de Arequipa.

El tenso compás de espera se prolongó hasta el mediodía, en que estallaron, de acuerdo a la Policía, los primeros petardos de dinamita arrojados por los manifestantes contra las fuerzas del orden. Entonces empezó a correr bala.

 

 Al final de la luctuosa jornada, fueron muertos seis manifestantes y la posta médica, según los reportes periodísticos, atendió a decenas de heridos de bala.

El presidente Alan García justificó el uso de la fuerza. El martes 6 de marzo declaró que “ha llamado la atención que en Chala y Nazca, donde no hay ningún problema con el decreto que fue expedido para el reordenamiento de la minería informal en Madre de Dios, se ha producido esta interrupción del tránsito y este desorden, alentado por empresarios informales, por empresarios que yo he llamado salvajes de la minería que no quieren formalizarse”.

El lunes 5 de marzo, el jefe de la Policía Nacional, general Miguel Hidalgo, se trasladó a Chala y desayunó con su tropa en elocuente gesto de respaldo institucional.

La Carretera Panamericana permaneció bloqueada varios días. Unos 7,500 manifestantes se habían sentado sobre el pavimento. Mientras tanto, en Madre de Dios se acordaba una tregua del paro de 48 horas para abrir la negociación.
El sangriento saldo del operativo policial ha sido criticado desde varios frentes. En la noche del martes 6, el Partido Nacionalista presentó en el Congreso una moción de interpelación contra el premier Javier Velásquez Quesquén y el ministro del Interior, Octavio Salazar. Velásquez respondió que acudiría a responder el pliego de veinte preguntas “con el mayor respeto y firmeza”.

Ollanta Humala pasó de pedir la renuncia de todo el gabinete el lunes 5 a anunciar al día siguiente un pedido de vacancia presidencial por “incapacidad moral permanente”. El líder nacionalista dijo que su partido tramitaría la iniciativa en el Congreso. Pero esta vez Ollanta se quedó solo, como minero aluvional. Ni el fujimorismo ni Unidad Nacional apoyaron la derogatoria del decreto de urgencia, menos la estrambótica discusión sobre la vacancia.

El ex premier Jorge del Castillo resumió el enredo en el discurso del opositor. “El nacionalismo incluyó la defensa de la Amazonía dentro del discurso que utilizaron para apoyar las manifestaciones de Bagua”, declaró en el Congreso. “Sin embargo ahora que el gobierno quiere poner orden nos atacan. Esta es una doble moral”.

El ex premier Jorge del Castillo añadió que “los nacionalistas se meten en cada tema en función del desorden y aquí se contradicen en la esencia. Defienden a los patrones explotadores. ¿Cómo explican eso?”.

De los S/.3 mil millones del negocio informal del oro, S/.1,600 provienen de Madre de Dios.

A diferencia de lo ocurrido en Bagua, donde el pecado original que terminó en una terrible masacre de policías y la muerte de civiles fue la omisión del gobierno de consultar a los nativos amazónicos sobre legislación que los involucraba directamente, aquí el humalismo terminó por defender a un depredador sector de la economía negra, emparentado con actividades como el narcotráfico y la tala ilegal.



Peor si se recuerda las serias imputaciones contra la congresista nacionalista Nancy Obregón por narcotráfico.

Los suspicaces podrían tener carta libre para creer que Ollanta Humala defiende los intereses de los grandes mineros informales. Caso contrario, el humalismo demuestra de nuevo su incapacidad de diferenciar la paja del trigo y ratifica su condición de oposición tira-piedra, ocupada en mantener su electorado antisistema condenado a decrecer en cada proceso electoral, y sin aspiraciones reales de elevar su techo. Basta adentrarse en Chala y seguir su cordón umbilical con Madre de Dios para entenderlo.

Chala es una suerte de Gamarra de la producción minera informal. De todo el Perú transitan por las carreteras, burlando los controles policiales, toneladas de relaves provenientes desde Madre de Dios hasta Tambogrande en Piura.

Incluso de las serranías de Lima, en Canta, marcha el material rumbo a Chala y alrededores.

En la planta procesadora la roca es “picada” con cianuro, y transformada en “granallas” (billas) o lingotes. La joyería de Lima es uno de los principales destinos finales.

“En Chala hay ocho plantas procesadoras y todas compran mercadería ilegal”, describió Manuel Reynoso, presidente de la Sociedad Nacional de Minería en Pequeña Escala (Sonampe).

Miguel Santillana, analista del Instituto del Perú de la Universidad de San Martín de Porres, calculó que el negocio informal del oro genera más de S/. 3,000 millones anuales en el Perú, de los cuales S/. 1,600 millones se producen en Madre de Dios.

La informalidad es moneda corriente. El año pasado el canon minero de Madre de Dios apenas fue S/. 41,000. Según el ministro del Ambiente, Antonio Brack Egg, debió ser del orden de los S/. 50 millones. La producción “negra” abastece las precarias plantas procesadoras en Chala.

La minería de oro en Madre de Dios se concentra en las cuencas de los ríos Inambari y Colorado. El ministro del Ambiente describió la devastación en la zona “como si hubiera entrado una jauría de huanganas”. Dijo que ya son 18,000 hectáreas las arrasadas.

¿Cumple el nacionalismo algún papel en ese contexto? Según la información recabada, la mayoría de quienes trabajan en la minería informal son reservistas y provienen de zonas altoandinas, sobre todo del Cusco.

El dirigente Luis Valdivia, denunciado por el incendio de la sede del gobierno regional en julio del 2008, solía describirse como representante de Ollanta Humala.

Pero el nacionalismo no las tiene todas consigo. El martes 6 los mineros que protestaban en la Plaza de Armas de Madre de Dios echaron a un grupo de reservistas seguidores de Antauro Humala. Es más, el consejero Jorge Medina Salazar, del Partido Nacionalista, está a favor de la formalización de la minería informal, y así lo hizo conocer en la sesión ordinaria del gobierno regional.

El DU 012 delimitó el Mapa de Exclusión Minera en Madre de Dios, limitando la búsqueda de oro en las cuencas de los ríos Inambari y Colorado, un total de 613,000 hectáreas o 7% del territorio de Madre de Dios.

Suspendió los petitorios mineros y prohibió el uso de dragas hidráulicas, autorizando a la Dirección de Capitanía de Puertos (Dicapi) a intervenirlas y destruirlas, pisando callos inesperados.

Solo hay 15 de estas dragas industriales en Madre de Dios, pero el alcalde de Puerto Maldonado, Luis Bocángel, es propietario de dos, y su hermano también. Según Brack, una draga hidráulica puede producir hasta S/. 20,000 de oro diarios. El alcalde Bocángel no pitea por el ínfimo canon minero que percibe, y ahora se entiende por qué.

           

Draga hidráulica prohibida por el DU 012. El alcalde de Madre de Dios es propietario de dos “balsa gringo” o “carancheras”,

La norma no ha prohibido el uso de dragas más pequeñas, conocidas como “balsa gringo” y “carancheras”, de las cuales pululan cerca de medio millar en la zona. El MINEM se limitó a prohibir el “refogado” del mercurio a bordo.

“El DU 012 solo es el inicio de un largo proceso de formalización, que dura entre dos y tres años”, explicó el ministro del Medio Ambiente. “A nadie se le va a quitar las concesiones durante ese periodo”, aseguró.

La formalización pasa por la obtención del certificado ambiental de las operaciones, como condición primera. Brack sostuvo que se abrirá una Oficina de Formalización en Madre de Dios para asistir a los mineros en el tránsito a la formalidad.

          

 Devastación del bosque amazonico en Huayputuhe en Madre de Dios

Será una tarea de hormigas. En Madre de Dios son 1,600 denuncios mineros y 1,100 petitorios. Apenas 16 han sido declarados formales, con estudios de impacto ambiental en regla, RUC y el reconocimiento de derechos laborales.

                 

Embarcaciones de dragado de oro en Madre de Dios: actualmente prohibidas... siguen operando, el alcalde de la zona tiene varias de estas dañinas carancheras


 

En el resto de Madre de Dios impera la ley de la jungla.

“El objetivo moderno del Perú es cuidar el medio ambiente, su Amazonía y contribuir al oxígeno del mundo, evitar el narcotráfico; es por eso que enfrentamos la minería salvaje”, sostuvo el presidente García.

En marzo de 2007, AGP denunció a “esos empresarios ganaderos, mineros y a esos pablitos (Escobar) que lavan dinero”.

Un año después, el presidente ordenaría el inicio de la megainvestigación al clan Sánchez Paredes.

“El oro que se extrae en Madre de Dios es un oro en pepa, se puede meter al bolsillo, llevar al exterior, y usar el oro como forma perversa de lavar dinero”, coincidió Ricardo Briceño, presidente de CONFIEP.

Pero el problema ha estado soterrado por mucho tiempo.

El presidente de la Sociedad Nacional de Minería, Petróleo y Energía (SNMPE), Hans Flury, recuerda haberle preguntado a un director del Banco Central de Reserva (BCR): “¿cuál es la actividad económica que más le preocupa en cuanto a lavado de dinero?”.

“¡Los restaurantes!”, respondió.

“No tenía el tema ni en el radar”, expresó su sorpresa Flury.
La punta de lanza de la protesta minera es la Federación de Mineros de Madre de Dios (Fedemin), presidida por Amado Romero, y la Federación Nacional de Mineros Artesanales del Perú (Fenamarpe), encabezada por Teódulo Medina, asentado en la zona de Nazca, Chala y Ocoña.

Resulta que Medina postuló por el partido de Ollanta Humala en las elecciones municipales del 2006 por el distrito de Ica, reveló el diario Perú.21 esta semana.

El grito de guerra es la derogatoria del DU 012.

El Fedemin y la Fenamarpe habrían ofrecido a los informales exigir al gobierno revierta los derechos mineros de concesiones invadidas, y que consideran ociosas.

En la minería artesanal existen formales, informales y abiertamente ilegales. Estos últimos explotan yacimientos sobre los cuales no tienen título alguno.

La cotización del oro sobre los US$ 1,100 la onza atiza la fiebre aurífera en costa, sierra y selva.

Sin embargo, el caos, abuso y contaminación de la minería artesanal, exacerbado en los últimos días, ha calado hondo.

El próximo 19 de abril se realizará en Islay la consulta popular sobre el megaproyecto cuprífero Tía María. “La población empieza a tomar conciencia que es mejor la minería formal que la informal”, sostuvo Guillermo Vidalón, de Southern Perú.

Recordó que no solo el oro, sino el cobre, ha sido materia de febril actividad artesanal cuando el metal rojo superó los US$ 4 la libra. Esta semana, el metal rojo cotizó por encima de los US$ 3.50.

“Teódulo Medina habla sin conocer la ley”, sostuvo Manuel Reynoso, de la Sociedad Nacional de Minería en Pequeña Escala (Sonape). El camanejo, accionista de Minera La Victoria, en Arequipa, sostuvo que la Ley de Formalización y Promoción de la Pequeña Minería (Ley 27651) promulgada en 2002, es buena. Él mismo se acogió a ella.

“Hasta ha criticado el decreto 1040, promovido por nosotros, que evitó que las grandes empresas mineras se metan en la pequeña minería”, explicó. Aquí también hay grandes ilegales enfrentados a pequeños formales.

10 imágenes disponibles  Versión facsimilar de nota impresa 

 


malcolm.allison@gmail.com

 

Leer más

"Soy celeste": racismo, xenofobia, excepcionalidad e identidad uruguaya

12 Julio 2010 , Escrito por El polvorín Etiquetado en #Politica

El vichadero

 




El pueblo uruguayo está eufórico por el éxito del seleccionado de fútbol en el mundial sudafricano. Y es esa misma euforia la que permite conocer aspectos no muy loables de nuestra identidad nacional hegemónica, de su proceso de construcción y de su manipulación política.


1. El estado y su efecto-nación

La autopercepción colectiva determina no sólo narraciones míticas y prejuicios sobre nosotros como colectivo-nación (por nuestra parte y por la parte de otros) sino nuestra percepción del mundo. Nacida entre guerras independentistas y traiciones multidireccionales, la nación uruguaya es una construcción estatal: es el efecto de sentido del discurso del poder estatal en su intento (desde 1830 hasta 1904, por lo menos) de consolidar lo que le define: el monopolio del uso de la violencia legítima en su territorio. Poco distingue a los uruguayos del sur y del oeste de los argentinos, y poco distingue a los uruguayos del noreste de los brasileños del sur. El estado como sistema político en un territorio realiza operaciones de autopoiesis para mantener esas diferencias, acentuarlas, y suscitar así la obediencia de los ciudadanos. El estado deviene así cultura y psiquis nacionalizada y nacionalizante: pautas simbólicas (identificaciones cromáticas, leyendas patrias) pero también sentimientos compartidos y cierta neurosis común (que algunos semiólogos llaman, para el caso uruguayo, "mito de David", algunos sociólogos "tradición de sitio" y nosotros "paranoia nacionalista" por la agresividad y debilidad irresoluble de la identidad local). Pero que quede claro: no se trata de pura represión, sino de algo más bien productivo: producción de cultura e inconsciente, la generación de un "nosotros" uruguayo. Claro que implica negaciones y opresiones: reducir la "identidad" a lo hispanohablante implica violentar las culturas lusoparlantes del norte -esto es, violentar seres humanos concretos que portan esa cultura-, por poner un ejemplo; pero sobre todo implica producción. Al trazar la diferencia, es decir al producir el concepto "uruguayo" o "identidad nacional", se dibuja una línea, un límite entre lo que es nuestro y lo que no lo es, y eso que es nuestro es realzado, amplificado e irradiado por todas las antenas posibles. No se trata de un Plan, aunque muchas veces asume la forma maquiavélica de las estrategias oportunistas del poder -ya nos referiremos a las últimas, pero el lector estará familiarizado con el dictador Latorre y su educador en jefe Varela-, sino más bien una operación funcional, algo que debe hacerse para que el estado no se disuelva por indiferenciación. ¿Qué producciones implica? Implica producciones artísticas (musicales, literarias), científicas (pocas decisiones son tan políticas como escribir libros sobre "historia del Uruguay" o analizar la "hidrografía del Uruguay"), deportivas, institucionales, publicitarias y markéticas. En resumen: nacido como Estado Oriental del Uruguay -un país sin nombre, ha dicho alguno, o un país cuyo nombre es "estado que está en la margen este del río tal"- por un breve período de paz entre Argentina y Brasil -luego de luchas independentistas ante este último pero con la clara intención de anexarse al primero (1), no lográndolo por la presión brasileña y la mediación de la estrategia balcanizadora del Imperio Británico- el Uruguay se consolidó como estado independiente de facto. Luego de décadas de guerra civil, construyó un relato nacionalista a fines del siglo XIX (cosa que coincide con el período romántico y con el naciente nacionalismo europeo y americano) y se ha vuelto, en términos de discursos estatales y públicos, y en términos de su efecto de sentido: el "sentido común" (común por hegemónico y compartido, no por lógico) un celoso guardián de su "identidad".


2. La identidad jerárquica

Esa "identidad uruguaya" quiso justificarse en un sentimiento de autonomía de los orientales frente al centralismo porteño (de Buenos Aires), en la tradición historiológica romántica y nacionalista vernácula. Sin embargo, la Banda Oriental del Uruguay fue un dominio español -una zona de producción y extracción de materias primas y de correlativo e inmisericorde genocidio indígena y uso de personas del África en calidad de esclavas- que, al igual que las otras futuras Provincias Unidas, no tuvo identidad como tal. Las investigaciones historiográficas más recientes, sobre todo en Argentina, pero también aquí, muestran a partir del análisis de documentos, que la auto-percepción, es decir la identidad de aquellos humanos jamás fue de "orientales" o "entrerrianos" sino que estuvo más bien ligada a cada pueblo concreto (por ejemplo: Soriano, Maldonado, Montevideo...), su cabildo, sus ricos y sus pobres, sus estancias y sus iglesias. Por eso los documentos del héroe de la independencia hablan a "los pueblos" de la independizada Provincia Oriental, y algo similar ocurría en Entre Ríos, Paraná y las otras provincias argentinas, es decir, del Río de la Plata. (2) Esto es mucho más coherente con la organización feudal medieval, es decir, es mucho más probable que el agenciamiento sociedad-cultura-psiquis generara este tipo de identidad local que se refería a un territorio concreto e inmediato, a una autoridad concreta e inmediata (gobernador, cabildantes) y de un salto al Rey y a Dios, y no a una Provincia Oriental o a unas Provincias Unidas, recién creadas sobre un modelo republicano ajeno a la tradición colonial. Pero algunos quieren seguir poniendo la carreta delante de los bueyes, y sobre todo, el sentido común así lo cree y solicita, luego de siglos de construcción discursiva desde el estado y sus aparatos culturales. La construcción de una "identidad nacional" luego de la guerra independentista implicará el barrido parcial del localismo, la unificación sobre la base de las lanzas con punta de tijera, que atravesarán esta nueva construcción con una línea claramente centralista y jerárquica. Porque si el héroe nacional quería una región federada, también quería un federalismo en la interna de cada provincia, eso podría desprenderse de sus documentos, siempre respetuoso de la autonomía de cada cabildo y de "los pueblos" orientales, pero eso no parece haber sido leído así (esto es una broma, nadie en la acción política lee nada buscando un sentido original, de existencia metafísicamente cuestionable, sino más bien apropiándose del texto para legitimar sus intenciones actuales) y el Uruguay se construyó como un país radicalmente unitario, es decir, centralista, macrocefálico, con una ciudad puerto que extrae los recursos y se apropia de las ganancias de todo el territorio nacional, que es su "afuera", su coto de caza y expolio. Entonces: la identidad nacional está atravesada por esas jerarquizaciones territoriales y del poder. Lo uruguayo es, en buena medida, y casi siempre, lo montevideano. Costó mucho desprecio que la intendencia de Montevideo aceptara que las escolas de samba son también uruguayas, aunque canten en portugués, y les permitiera desfilar por sus calles en carnaval.


3. Una anécdota paraguaya

Con la mayor humildad le recomendaría al lector la lectura de algún libro de historia del Paraguay. Es decir, un libro científico que corresponda a la construcción de una historia de esa entidad-estado y a su legitimación, o un libro científico no nacionalista, que la tome como entidad de facto, por su existencia política, cultural y mental, pero sin pretender legitimarla como producto de un designio histórico. La lucha "del pueblo paraguayo" es signada por la independencia frente a España, Portugal, y el CENTRALISMO BONAERENSE Y MONTEVIDEANO. Es decir que el relato del malévolo centralismo porteño conque maestros y profesores de secundaria, basados en miríadas de libros de historia "nacional" justificaban el secesionismo artiguista en realidad tiene alguna gran fisura. Y digo el relato, porque las acciones bélicas y políticas del héroe Artigas, escogido por la construcción romántica del siglo XIX (la "leyenda patria") tienen más coherencia que este relato manipulador: Montevideo siempre estuvo ante sus ojos como bastión enemigo. Las mismas clases sociales (los oligarcas del comercio portuario importador, succionadores de los recursos de la región merced a su onerosa intermediación ante el comercio exterior) en Montevideo y Buenos Aires pretendían un sistema unitario y centralizado, jerárquico y concentrador de recursos. Esta anécdota de lectura es para ilustrar que esa construcción identitaria está signada por las jerarquías de los espacios institucionales que dieron lugar a al emergencia del discurso nacionalista que constituyó simbólicamente esa identidad. Lo que es "justo" como reivindicación anti-bonaerense en la eterna "rivalidad de puertos" entre Montevideo y Buenos Aires, no tiene por qué ser justo -en cualquier sentido de la justicia- para otros actores del antiguo virreinato español. Pero la historia tiene sus mínimas venganzas e ironías, y es un dato curioso y significativo que muchos habitantes del interior del Uruguay llamen "porteños" a los montevideanos, enunciando así no sólo la sumisión cultural en espejo de Montevideo frente a Buenos Aires, sino la percepción de una territorialización del país como factoría colonial, en la cual los recursos económicos y culturales se concentran de modo escandaloso en una ciudad que alberga a las clases dominantes, a la actividad comercial portuaria, la escasa industria y por arrastre a la mitad de la población. El "nosotros" uruguayo es una construcción identitaria que aplana las diferencias en una santa alianza de clases sociales, géneros, minorías étnicas, raciales y generaciones en beneficio de los sectores dominantes de cada uno de esos cortes analíticos. Los relatores del fútbol del campeonato mundial en Sudáfrica de este año, hablaban una y otra vez de "los emocionantes festejos en Montevideo", reproduciendo esta exclusión humillante y jerarquizante de territorios y poblaciones.


4. Xenofobia

Dijo un comentarista de TV que Maradona, jugador argentino que después del brasileño Pelé fue el mejor jugador de la historia del fútbol mundial, "ninguneó" al Uruguay, porque se le preguntó por la selección de fútbol de nuestro país y contestó "¿Juega Uruguay?". Días después el canal de TV aclaró que los dichos del comentaristas fueron "sacados de contexto" porque se referían a una declaración de Maradona previa a la clasificación del cuadro uruguayo para el campeonato mundial de fútbol. En el ínterin el rumor se esparció por el Uruguay, y cuando la selección de Argentina es derrotada por Alemania, cientos de uruguayos salen a las calles a festejar, con pirotecnia incluída, la derrota del cuadro de fútbol de nuestros vecinos. Pero la xenofobia contra los argentinos, identificados con los bonaerenses o "porteños" viene de más atrás. A corto plazo se identifica un punto de concentración en el conflicto por la instalación del lado uruguayo de una peligrosa mega-planta (la mayor del mundo) de elaboración de pulpa de celulosa, sobre la base del blanqueo de papel con dióxido de cloro, una sustancia altamente persistente en el ambiente. Dicha instalación motivó la resistencia legítima de la población de Gualeguaychú, ciudad de Entre Ríos, Argentina, a través de una medida cuestionable por sus efectos políticos y económicos: el corte de un puente internacional Argentina-Uruguay. El gobierno uruguayo del momento, que autorizó la instalación de la peligrosa industria sin un estudio serio de su impacto ambiental (la construcción se autorizó de modo previo a la presentación de un informe DE PARTE DE LA EMPRESA, según obliga la bochornosa ley ambiental uruguaya, y el presidente uruguayo del momento, Vázquez, dijo haberse convencido a partir de un "informe científico Noruego" que no era otra cosa que un texto producido por una empresa vinculada al aparato de marketing de un conglomerado celulósico europeo...) y que ocultó deliberadamente información al gobierno argentino, fomentó de modo irresponsable la xenofobia contra nuestros vecinos, lo cual incluyó, entre otras perlas, una medida casi suicida: la movilización de militares en la frontera para evitar que los manifestantes argentinos cruzaran al territorio uruguayo. El discurso anti-argentino, el ensalzamiento de nuestra "dignidad nacional" (dignidad para firmar un tratado neo-colonial con el país de origen de la empresa, Finlandia, y para defender a la empresa cada vez que liberaba gases tóxicos a la atmósfera provocando vómitos y desmayos de un lado y otro del río) y la obstrucción de la negociación, generaron -lo cual es una consecuencia política de manual politológico maquiavélico que conoce cualquier gobernante- una adhesión unánime detrás del liderazgo gubernamental uruguayo. Éramos "nosotros" los débiles y humildes que queríamos desarrollarnos (vaya forma, produciendo pasta de celulosa a partir de monocultivos de eucaliptus, pero bien...) contra "ellos", los porteños prepotentes de siempre. David contra Goliat. En última instancia la xenofobia contra Argentina se nutre del pasado histórico remoto y las ficciones nacionalistas fundacionales, ya que supuestamente fueron solo los gobernantes porteños quienes allá por 1816 -cuando florecía el bando federalista de Artigas afianzado territorialmente en la Provincia Oriental, hoy Uruguay- pidieron al gobierno portugués en Río de Janeiro que invadiera dicha provincia díscola al poder bonaerense. Digo ficción porque se refiere a los orígenes de un modo selectivo; por ejemplo omite o no resalta suficientemente que fueron también las clases altas montevideanas y sus representantes políticos quienes solicitaron la invasión, y que los altos generales orientales se pasaron graciosamente al servicio de los portugueses unos y de los porteños otros apenas Artigas empezaba a ser derrotado. Pero la historia dará al "centralismo porteño" la exclusividad de la posición traidora. Esas lejanas líneas de procedencia de la xenofobia anti-argentina están siempre prestas a emerger y basta que haya alguna oportunidad (y oportunismo) y algún agente que se proponga aprovecharla en su beneficio político y económico. La xenofobia como prejuicio es injusta en este caso como en pocos, ya que, por dar dos ejemplos evidentes, son cientos de miles los uruguayos que viven en Buenos Aires y allí formaron sus familias y trabajan sin que se les exijan documentos, siendo tenidos en alta estima por los lugareños, y fueron decenas de miles los que huyeron en los años de la guerra sucia del estado uruguayo contra la izquierda y buscaron refugio primero en Buenos Aires.


6. Racismo

"Negros de mierda", "Negros hijos de puta" gritaban muchos uruguayos en la Plaza Independencia mirando la pantalla gigante oportunamente colocada por el gobierno de izquierda (?) el día que la selección uruguaya derrotó azarosamente a la de Ghana. Que no se diga que fue en el fragor de la expectación del juego, ya que no es excusa, y se sabe que es precisamente en esos momentos en que la conciencia racional se debilita y se disuelve en la masa que emergen los prejuicios que la buena conciencia aconseja reprimir, disimular y en el mejor caso callar. Hay prejuicios raciales extendidos en la población uruguaya como en posiblemente todas las poblaciones mundiales si se toma como unidad de análisis el estado como construcción política. Sería injusto decir "los uruguayos son racistas", ya que en todo caso lo que corresponde es decir "muchos uruguayos son racistas", es decir, atribuyen valores superiores o inferiores según la percepción que tienen de la "raza" (lo que sea se entienda por tal cosa de imposible definición en el continuum fenotípico humano y la casi identidad genética). Habitualmente se le atribuye a los europeos valores superiores; sus características físicas "caucásicas" (pelo amarillo, tez rosa-blancuzco, alta talla, etc.) son más abundantes entre las clases dominantes en Uruguay, que se jactan siempre de su origen ancestral europeo. Esto tiene una explicación histórica: fueron europeos quienes conquistaron estos territorios, hicieron el genocidio de la población indígena y trajeron esclavos del áfrica. La elite oligárquica que encabezó la guerra independentista contra Europa a partir de 1810 se identifica con sus valores culturales y con sus características físicas. Del mismo modo, la población indígena y africana fue esclavizada, y aún después de su emancipación, sometida hasta el presente a los lugares más bajos de la escala social, no sólo en lo económico sino en términos de prejuicios y percepción negativa. El mote de "negro" e "indio" pueden resultar cariñosos entre los uruguayos, así como la referencia a nuestra selección de fútbol como los "charrúas" (nombre que los españoles daban a los indígenas patagónicos cazadores y recolectores del lugar), pero eso no significa que no haya racismo. La población de origen indígena en el Uruguay y la población de origen africano siguen sin que haya disposiciones de discriminación positiva que los lleve a situaciones de menor desigualdad, al menos para las generaciones jóvenes. ¿Cuántos negros ha visto el lector en la Universidad de la República? ¿Y en el gobierno? No muchos, ¿verdad? Pero volvamos al partido Uruguay - Ghana apenas para decir que ningún medio de prensa dio cuenta de los insultos racistas.


7. Una anécdota presidencial

En el invierno de 2008, una cumbre de jefes de estado del MERCOSUR fue escenario de un interesante chiste fallido del presidente uruguayo de entonces (Tabaré Vázquez, Frente Amplio, izquierda neoliberal). Uno de los temas en debate era el de la creciente xenofobia contra latinoamericanos que iban a Europa huyendo de la pobreza en nuestro continente, para encontrar allí duras respuestas represivas de los estados. Intentando señalar el carácter aluvional de la sociedad uruguaya, el presidente citó una frase del sentido común histórico local: "los uruguayos descienden de los barcos" y para ello se puso como referente, señalando que su abuelo y abuela paternos eran de Galicia, su abuelo materno de Italia y su abuela materna de Francia. Hasta aquí la cosa tenía sentido, pero luego agregó en lo que suponemos quiso ser un chiste republicano-democrático por la risa que esbozó y luego debió reprimir rápidamente, que de algún modo se sentía "representante de la ONU" y luego, mirando la cara seria del presidente venezolano, que reivindica su condición de negro, y la del presidente boliviano, un indígena aymará, solucionó la situación empeorándola: "bueno, por lo menos representante de la Comunidad Europea". La función del chiste es dejar fluir la energía reprimida del inconsciente, y esta es una noción psicoanalítica elemental que el lector seguramente conoce. ¿Pero qué dejó aflorar el presidente uruguayo? Lejos estamos de acusarlo de racismo o xenofobia. Al contrario: ¡el hombre estaba intentando enviar un mensaje mundial pidiendo por el trato humano a nuestros compatriotas latinoamericanos, maltratados como delincuentes en el viejo continente! Pero lo que afloró, afloró: una percepción de la etnicidad uruguaya estrictamente eurocéntrica. Ya desde el último cuarto del siglo XIX la Iglesia Católica, hasta entonces única y encargada del registro bautismal (que equivalía a la casi totalidad de la población nacida en esta territorialización uruguaya), dejó de hacer el registro de raza. Esto coincide además con la modernización del estado (nuevamente de la mano del capital del Imperio Británico), la delimitación de las propiedades rurales, la escolarización masiva y obligatoria de la población, la esclavización, encarcelamiento o asesinato de los hombres libres del campo. Un estado moderno, de pretensión universalista se hace cargo de los registros de nacimientos en el territorio nacional, dejando de lado la vieja costumbre de identificar (en el sentido de adscribir una identidad, una marca) racialmente a los ciudadanos. Una medida que tuvo efectos contradictorios: por un lado disminuye el racismo explícito y cruento en la nominación, y por otro borra las trazas de las minorías raciales, especialmente indígenas patagónicos e hijos y nietos de esclavos africanos. La población se blanquea en su registro. Cualquiera que vaya al Cerro o al Casabó, barrios de Montevideo, o que vaya a mi natal Tacuarembó, no tendrá dificultades en descubrir características físicas típicas de los indígenas patagónicos; más hacia Paysandú encontrará razgos típicamente guaraníes. Sin embargo la construcción de nuestra identidad nacional pasó por el blanqueo de la población, lo cual se tradujo en una sobrevaloración de la incidencia aluvional europea inicial (del siglo XVIII sobre todo) y tardía (siglos XIX y XX). Algunas políticas concretas en el primer cuarto del siglo XX incluso prohibieron la llegada de inmigrantes de países "culturalmente ajenos" a nosotros (asiáticos, africanos...), consolidando este blanqueamiento e impidiendo su "contaminación". Las matanzas mayores de indígenas locales ocurrieron en el siglo XVIII durante la colonización española, y el incidente más recordado -por su componente de traición y desprecio por las tribus indígenas que ayudaron a los revolucionarios independentistas- será durante los primeros gobiernos "independientes", siendo en 1835 el hito de Salsipuedes. Se exterminó a la mayoría de los indígenas varones adultos y se permitió la vida de mujeres no combatientes y niños, utilizados como esclavos por las familias montevideanas de origen europeo. La primer medida contra la humanidad de estos nóveles esclavos fue prohibirles su idioma. Las comunidades de africanos traídas a Montevideo, puerto esclavista del sur Atlántico español, también perdieron su idioma, aunque conservaron elementos rítmicos musicales que, muy tamizados por la influencia europea, sobreviven hasta hoy, teniendo gran influencia en la música popular del sur del Uruguay. Así, con genocidios, supresiones de la memoria oficial, silenciamiento de la voz nativa, cristianización compulsiva y otras medidas, como la imposición de una escolarización europeizante, se logró alterar de tal modo la identidad uruguaya, que la diversidad se redujo dramáticamente y se grabó la autopercepción hoy hegemónica de "la sociedad más europea de América". Recién con las horribles dictaduras de los años 1970s y el empobrecimiento de la población en las crisis de los 1980s, 1990s y 2000, los uruguayos pudieron entender que no eran un país europeo injertado en Latinoamérica, sino un país más de la región, incluso en condiciones bastante peores que la de sus vecinos en varios aspectos. Pero la auto-percepción "blanca" y eurocéntrica continúa y domina la identidad nacional.


8 - Soy celeste

Uruguay es un país que se desangra. La emigración económica de población expulsada por la pobreza -o más estrictamente por la guerra de clases desatada por los gobiernos neoliberales de derecha e izuierda- no ha cesado desde 2002. El ascenso de la izquierda histórica al poder gubernamental se hizo a partir de artimañas: discurso socializante para convencer a los trabajadores, discurso moderado para convencer a las clases medias bajas, discurso pro-capitalista para convencer a los empresarios y luego, una vez en el podio, una práctica económica ortodoxa, neoliberal, que desde el manejo artificioso del tipo de cambio (con un peso sobrevaluado a partir de la contratación de deuda pública que paga toda la ciudadanía) hasta la imposición de un sistema tributario vergonzosamente regresivo (el IRPF que si bien grava más al asalariado que gana más que al que gana menos, es más benevolente con la especulación inmobiliaria, más aún con la inversión empresarial, más aún con la especulación financiera, y exonerante de obligaciones para los tenedores de deuda pública y las grandes empresas trasnacionales ubicadas en las zonas francas, que son zonas liberadas para el capitalismo, concesiones del estado para con el gran capital trasnacional y local), muestra una clara decisión de generar un equilibrio económico sobre la base de la concentración de la riqueza en las clases altas. Más allá del despliegue de políticas sociales de contención de la pobreza extrema (que hay que decir que sacaron del hambre a cientos y cientos de familias pobres), y sobre todo del despliegue de un aparato propagandístico y manipulador extraordinario (que incluye mecanismos de pseudo-participación directa de la población como los debates educativos o los consejos de ministros abiertos), la situación básica de la mayoría de los uruguayos no ha variado, porque las principales decisiones económicas son, dijimos, ortodoxas, neoliberales. A la vez que hay una gran emigración, el número de suicidios no ha dejado de crecer, sobre todo en varones jóvenes y adolescentes, así como es enorme la cifra de accidentes de tránsito y el deterior de la salud mental de la población tensionada por la rudeza de la competencia capitalista.

En este contexto de esperanzas y desazón simultáneas, el seleccionado de fútbol uruguayo, realiza una actuación, una performance deportiva en el campeonato mundial de Sudáfrica que es extraordinariamente buena. Como hacía 40 ó 50 años, un cuadro uruguayo no lograba llegar a las semifinales de una copa del mundo, en la cual el dinero manda por las condiciones materiales y de entrenamiento con que llegan los equipos de los países pobres y los de los países ricos, sino por la evidente influencia de ese capital diferencial en el comportamiento de muchos árbitros de fútbol. Y el seleccionado de fútbol del Uruguay araña la copa mundial. Posiblemente el fútbol sea el principal rito civil con un perfil religioso tan definido, capaz de hacer comulgar en su misa a la mayoría abrumadora de la población. El seleccionado de fútbol uruguayo cuando actúa genera una empatía inigualable en la población, y refuerza claramente el sentimiento de identidad.

Lo que decimos en este artículo es que ese refuerzo de la identidad, que roza el fanatismo, es una buena ocasión para conocernos. Esa intensificación del "nosotros", de la fe en torno a "nuestros" jugadores, en un juego en el que participamos todos como hinchas o como espectadores, permite ver lo mejor y lo peor de nosotros mismos. Muchas veces la tarea del sociólogo es ingrata para quienes quieren ver sólamente loas a "nuestros héroes". Ocurre que el fanatismo generado en torno al fútbol vuelve evientes algunos mecanismos de construcción de nuestra identidad que no debieran enorgullecernos: la xenofobia y el racismo, antes que nada. Y luego la sensación de ser especiales, una excepción, un David maravilloso en el concierto de Latinoamérica, que vive soñando con su "pase a Europa", que vive soñando con ser Europa, reconocido y respetado mundialmente, pendiente siempre de ser mencionado y distinguido. El "triunfo celeste" de la selección uruguaya de fútbol reproduce el mito de nuestro especial origen y designio y nos introduce en una euforia que limita nuestra capacidad cognitiva, se agencia con estrategias de propaganda gubernamental -bastante visibles para el análisis- en la ocultación de la realidad y nos hace vulnerables. Las masas eufóricas, decía Le Bon, adolecen de "sugestibilidad". Lo que escribo no pretende quitar un ápice del mérito humano y deportivo a los jugadores del seleccionado uruguayo de fútbol; al contrario, es una alerta acerca de su mal uso político y de la locura nacionalista que se manifiesta en torno al culto del fútbol. Pronto volverán los gloriosos jugadores celestes y se tomarán fotos con el presidente de la república, cerrando un círculo virtuoso de autoafirmación identitaria y autoengaño masivo.


Notas
(1) Le recomiendo al lector que lea la Declaratoria de la Independencia de 1825 en su versión completa en http://es.wikisource.org/wiki/Declaraci%C3%B3n_de_Independencia_de_Uruguay Allí encontrará frases como: "La H. Sala de Representantes de la Provincia Oriental del Río de la Plata en virtud de la soberanía ordinaria y extraordinaria que legalmente reviste para resolver y sancionar todo cuanto tienda a la felicidad de ella, declara: que su voto general, constante, solemne y decidido es, y debe ser, por la unidad con las demás Provincias Argentinas a que siempre perteneció por los vínculos mas sagrados que el mundo conoce." La proclama con que se congregó y arengó a los revolucionarios para guerrear contra los brasileños que dominaban este territorio rezaba (el resaltado en mayúscula es mío): "¡ARGENTINOS ORIENTALES! Aquellos compatriotas nuestros, en cuyos pechos arde inexhausto el fuego sagrado del amor patrio... no ha podido mirar con indiferencia el triste cuadro que ofrece nuestro desdichado país bajo el yugo ominoso del déspota del Brasil". Según la versión de este último documento (la proclama revolucionaria de Lavalleja), ¡había una coma entre "Argentinos" y "orientales": "¡ARGENTINOS, ORIENTALES!" y así puede apreciarse en documentos creados durante la última dictadura militar como este de Luis Arcos Ferrand, del Ministerio de Educación y Cultura de 1976: http://letras-uruguay.espaciolatino.com/arcos/cruzada_33.htm Esa separación entre "argentinos" (es decir: "del Río de la Plata") y "orientales" es absolutamente ahistórica.
(2) FREGA, Ana, Pueblos y soberanía en la revolución artiguista. La región de Santo Domingo Soriano desde fines de la colonia ala ocupación portuguesa.. Ed. 2, Montevideo, Banda Oriental, 2007, v. 1, p. 400, ISBN: 9974-1-0456
(3) Fragmentos del discurso de Vázquez en http://www.rnv.gov.ve/noticias/?act=ST&f=&t=72281
Leer más

El día que Catalunya dictó su sentencia

12 Julio 2010 , Escrito por El polvorín Etiquetado en #Politica


Gerardo Pisarello · Daniel Raventós · · · ·
 
11/07/10
 



 

 

La manifestación del 10 de julio en Barcelona con el lema “Som una nació, nosaltres decidim” (somos una nación, nosotros decidimos), convocada en reacción a la sentencia del Tribunal Constitucional sobre el Estatuto de Autonomía de Catalunya, tuvo una participación ciudadana que desbordó incluso las previsiones más optimistas. Más allá del consabido baile de cifras, incluso la prensa más conservadora y centralista se ha visto obligada a asumir la valoración general: una manifestación inmensa, una de las principales desde el fin del franquismo y la más importante en la historia del catalanismo (1).

El camino recorrido hasta llegar a esta manifestación del 10 de julio convocada por Òmnium Cultural y a la que se adhirieron más de 500 entidades entre las que hay que contar a los partidos que forman el 88% del parlamento catalán (los únicos partidos parlamentarios que no apoyaron la manifestación fueron el Partido Popular, que solamente tiene 14 diputados, y Ciudadanos que tiene 3) y los principales sindicatos de clase de Catalunya (CCOO, UGT) junto a otros como USOC e Intersindical, así como el sindicato campesino Unió de Pagesos, puede ser resumido en las siguientes importantes etapas. 

En 2003, y en un contexto de fuertes agresiones centralistas por parte del gobierno del PP de José María Aznar, el Partit dels Socialistes de Catalunya, Esquerra Republicana de Catalunya e Iniciativa per Catalunya Els Verds-EUiA se comprometieron a conformar un gobierno “de izquierdas y catalanista”. Uno de los objetivos de ese gobierno era impulsar una reforma del Estatut que permitiera, en el marco de una lectura “abierta” de la Constitución española, profundizar en el autogobierno y en el reconocimiento de la identidad singular de Catalunya (2).

En el año 2005, y siendo presidente de la Generalitat Pasqual Maragall, se realizó un primer borrador de la reforma del Estatut. El entonces nuevo presidente del gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, se comprometió entonces a apoyar el Estatut que saliera del Parlamento de Catalunya. Pocos meses después, el Estatut fue aprobado en el Parlamento catalán por una amplia mayoría que incluyó a la formación nacionalista conservadora Convergència i Unió. El 5 de octubre del mismo año, el Estatut entró en el Congreso español. Como ya había ocurrido con el Estatut de Núria de 1932, durante la República española, fue sensiblemente recortado con el supuesto propósito de “ajustarlo” a la Constitución (3). El 30 de marzo de 2006 el Estatut reformado (“cepillado”, en palabras del diputado actual del PSOE y vicepresidente de los gobiernos presididos por Felipe González, Alfonso Guerra) fue aprobado por las Cortes. El 18 de junio de aquel año la población catalana fue convocada a un referéndum para votar sobre el texto final. A pesar del creciente desencanto respecto de los recortes y de la manipulación partidista del texto, la mayoría ratificó el nuevo contenido.

Inmediatamente después, el 31 de julio, el PP presentó un recurso de inconstitucionalidad contra 114 artículos y 12 disposiciones del Estatut, argumentando que se trataba de una “reforma constitucional encubierta” y de una “constitución paralela”. A pesar de que el texto había sido aprobado por dos parlamentos, el catalán y el español, y por un referéndum popular, sólo un magistrado de los doce que integran el TC, Eugeni Gay Montalvo, se pronunció contra la admisión a trámite del recurso. Una vez admitido, el PP recusó de manera jurídicamente discutible a uno de los magistrados del TC, lo cual propició un escenario de bloqueo y de instrumentalización partidista del texto. Con varios magistrados con sus mandatos ya caducados y sin que se produjera renovación alguna, comenzaron a filtrarse a la prensa diferentes proyectos de sentencia en los que el Estatut resultaba recortado en aspectos sustanciales vinculados al autogobierno y al reconocimiento nacional de Catalunya.

Finalmente, tras cuatro años de incidentes múltiples y en un contexto de crisis económica rampante, el llamado sector “progresista” del TC, encabezado por la presidenta María Emilia Casas, conseguía convencer al magistrado Manuel Aragón y a algún magistrado del sector “conservador” para alcanzar una decisión común, a cambio de marcar una serie de líneas rojas al tono federalizante y pluralista del Estatut.

El 28 de junio de 2010 el TC dio a conocer el fallo de su sentencia. En él, se declaran inconstitucionales, total o parcialmente, 14 artículos del texto aprobado por las Cortes y ratificado en referéndum. Buena parte de estas nulidades aparecen vinculadas a cuestiones que resultarían perfectamente asumibles en un régimen con genuina vocación federalista, como la eventual desconcentración del Poder Judicial, la consolidación de un Consejo de Garantías Estatutarias capaz de emitir decisiones vinculantes, la limitación a la legislación básica invasiva por parte del Estado central o el establecimiento de un sistema de financiación solidario pero a la vez, transparente y equitativo. Otras suponen una auténtica cortapisa a exigencias identitarias hace tiempos consagradas legislativamente, como la superación del menoscabo histórico padecido por el idioma catalán y su consolidación como lengua propia.

Aunque el fallo del TC supone un rechazo de la mayoría de reclamos de inconstitucionalidad planteados por el PP, no es de extrañar que su publicidad haya caldeado aún más los ánimos entre la población catalana (4). Y es que junto a los 14 artículos o preceptos declarados inconstitucionales, el voto mayoritario del TC entiende que hay 27 preceptos más que sólo podrán ser considerados constitucionales en la medida en que se ajusten a la interpretación, casi siempre restrictiva, que de ellos realiza el propio TC. Así ocurre, por ejemplo, con las obligaciones en materia de inversiones que el Estado adquiere respecto de Catalunya, relegadas a una mera sugerencia al legislador. O con los derechos y deberes lingüísticos. O con el reconocimiento, en fin, de Catalunya como nación; un reconocimiento democrático al que machaconamente se insiste en privar de virtualidad jurídica y de subordinar a la “indisoluble unidad” de la “Nación española” (mencionada  con mayúsculas por el propio TC en reiteradas e innecesarias ocasiones) (5).

Ciertamente, el voto mayoritario no refleja las posiciones granespañolistas más recalcitrantes. De hecho, los magistrados más conservadores, en sintonía con algunos dirigentes del PP, han dedicado votos particulares a dejar claro que el Estatuto “colapsa el Estado”; que intenta “imponer un idioma” desde “la radicalidad” y que conceptos aprobados por el Parlamento catalán y por las Cortes como los de “nación” catalana o “derechos históricos” directamente deberían haber desaparecido del texto.

Dicho esto, es imposible no ver en la sentencia mayoritaria un reflejo del sentido común medio dominante en el PSOE y PP en materia territorial. Este sentido común, a más de treinta años de muerto Franco, continúa anclado en la defensa obsesiva de la indisoluble unidad “española”,  siendo extraordinariamente hostil a cualquier lectura federalizante y pluralista de la Constitución española.

Aunque habrá que dilucidar qué instituciones o políticas se ven afectadas por las decisiones del TC y cuáles pueden seguir negociándose con el Estado central, el sentimiento de un progresivo agotamiento de la vía constitucional como vía de garantía del autogobierno es cada vez más extenso. Los partidos situados más a la izquierda en el arco parlamentario catalán −Esquerra Republicana e Iniciativa per Catalunya Verds− lo han reconocido explícitamente. Y aunque todavía no ha sido aceptado por otros como Convergència i Unió o el Partit dels Socialistes de Catalunya, será un factor de indudable tensión, cuando no de desestabilización política a lo largo de los próximos años.

Desde una perspectiva de izquierdas, es evidente que el pueblo de Catalunya, como cualquier otro, está atravesado por diversos intereses políticos y culturales, así como por diferentes conflictos de clase. Para las clases trabajadoras y para los sectores populares catalanes, muchos de esos intereses son comunes a los de las clases trabajadoras del resto del Estado y de Europa. De hecho, a juzgar por la numerosa presencia de sindicalistas y organizaciones de izquierdas en las calles de Barcelona, es muy probable que muchos de los que marcharon juntos el 10 de julio vean enfrentados sus intereses en la huelga general del próximo 29 de septiembre (6).

Lo cierto, sin embargo, es que la burda manipulación del Estatut por parte de los dos grandes partidos españoles y, a resultas de ello, del propio TC, ha sido suficiente para juntar, en una manifestación sin precedentes, a federalistas, independentistas, autonomistas y, en general, a muchas personas unidas por el reclamo de respeto a una aspiración nacional democrática y pacíficamente expresada. Cuando la única vía admisible para canalizar esa aspiración democrática es la reforma de una Constitución pensada para ser irreformable, no debería sorprender que las posiciones independentistas crezcan, incluso entre quienes no se considerarían nacionalistas. Durante los siglos XVII, XIX y XX, sentimientos y razones similares a los expresados este 10 de julio en Barcelona inspiraron a quienes, una y otra vez, defendieron el horizonte de una república catalana. A menos que la tan mentada “segunda transición” sea un hecho efectivo –lo cual, como mínimo, exigiría el concurso fraterno de las izquierdas y de las gentes democráticas fuera y dentro de Catalunya− nada hace pensar que esos sentimientos y esas razones vayan a remitir.

Notas: (1) Además de la manifestación celebrada en Barcelona, otras similares tuvieron lugar en Donosti, Berlín, Buenos Aires, Londres, Irlanda, o Nueva York. Los organizadores del acto han calculado la asistencia en un millón y medio de personas (Catalunya tiene unos siete millones de habitantes). La policía municipal ha rebajado esa cifra a un millón. La prensa moderada y conservadora –desde la Vanguardia a ABC- han dado por buena esa cantidad. Una excepción llamativa es la del diario El País. A pesar de reconocer la importancia de la manifestación, recoge los datos de la Agencia EFE y de una empresa de medición llamada Lynce, según la cual los asistentes no habrían pasado de 56.000. Según sus propios directivos, uno de los objetivos de Lynce es probar que “en España nunca ha habido manifestaciones millonarias”. Más allá de la fiabilidad de sus instrumentos de medición, lo que llama la atención es que es una de las primeras ocasiones en el que el Grupo Prisa apela a los datos de esta empresa para medir el alcance de una manifestación. Incluso en 2009, cuando el Partido Popular convocó a una manifestación anti-abortista en Madrid, y Lynce dijo que habían asistido 55.000 personas, El País optó por decir que el total de asistentes había rondado los 265.000. (2) La defensa del propio autogobierno no era una cuestión menor. Baste recordar que durante la última legislatura del gobierno Aznar las Cortes españolas ni siquiera admitieron a trámite el proyecto de reforma del Estatuto vasco (el llamado Plan Ibarretxe) al tiempo que se modificó el código penal para tipificar como delito la convocatoria de referendos. (3) El Estatut de Núria fue plebiscitado ante la ciudadanía catalana en 1931. Con un 75% de participación, obtuvo una aprobación del 99%  de los votantes. Una de las reacciones a la propuesta fue el fallido golpe de Estado del general Sanjurjo. Aplacado el golpe, el Estatut, a pesar de su abrumadora legitimidad de origen, fue recortado y aprobado en las Cortes. Para evitar que este efecto se repitiera, la Constitución española previó que el referéndum aprobatorio se realice una vez que el texto pase por las Cortes y no antes, con lo que se conseguía limitar su legitimidad de origen y se forzaba a la población de la Comunidad Autónoma a asumir la lógica del “mal menor”. (4) No puede extrañar que hasta un periódico tan moderado como La Vanguardia titulase en grandes letras de portada el mismo 10 de julio: “Provocación”. (5) Algunos importantes constitucionalistas andaluces, como Javier Pérez Royo o Francisco Balaguer, también han cuestionado el innecesario afán restrictivo de algunas de las interpretaciones del TC. Ello no es casual, si se tiene en cuenta que muchas de ellas pueden afectar a otros Estatutos de Autonomía, comenzando por el andaluz. (6) Estas contradicciones podrían extenderse a otros ámbitos. Muchas de las asociaciones vecinales y movimientos sociales que se manifestaron contra los recortes al autogobierno, vincularon sus reivindicaciones a una crítica sin ambages de la dirigencia política que ha permitido, también en Catalunya, la irrupción de sonados casos de corrupción como los derivados del llamado caso Millet.

Gerardo Pisarello y Daniel Raventós son miembros del Comité de Redacción de SinPermiso

Tomado de Sin Permiso

Leer más